publicidad
Seguidores de Chávez con una imagen del expresidente

Nicolás Maduro revive a Chávez para tratar de ganar las elecciones

Nicolás Maduro revive a Chávez para tratar de ganar las elecciones

Una de las banderas del oficialismo para las elecciones parlamentarias del 6 de diciembre es resguardar el legado del fallecido presidente venezolano.

Seguidores de Chávez con una imagen del expresidente
Seguidores de Chávez con una imagen del expresidente

Por Juan Pablo Arocha (@JPArocha) desde Caracas

Hugo Chávez está vivo. Al menos en la campaña que lanzó el gobierno venezolano para promover el voto a su favor en las elecciones parlamentarias del próximo 6 de diciembre.

“Quien traiciona el legado de Chávez se seca. Ese es un decreto que está escrito en el cielo. Queda solita, solito, y sequita, sequito”, dijo el presidente Nicolás Maduro la noche del martes en un acto político público donde pidió a trabajadores de alcaldías y gobernaciones entregar listas con datos de posibles electores para concretar su movilización a las urnas de votación.

Ante la caída en la popularidad de Maduro –que en noviembre disminuyó 5,7 puntos y se ubicó en apenas 24%, de acuerdo a la firma Datanálisis–,   el oficialismo ha jugado una carta hasta ahora infalible: el legado de Chávez.



El rostro del fallecido mandatario se replicó en las últimas semanas en vallas en toda Caracas, mientras que los videos que promueven a sus candidatos los presentan como herederos escogidos por el jefe de Estado, quien murió en 2013.

“Tienen que levantar el mito, la lealtad, el agradecimiento. Es parte del clientelismo. En cierta forma porque las estructuras personalizadas, como lo es el chavismo, no tienen propuestas claras. Además, el rechazo a Maduro es muy grande, por eso tienen que apoyarse en Chávez”, analiza la socióloga Mercedes Pulido.

Maduro, quien en 2013 ganó la presidencia por estrecho margen al candidato opositor Henrique Capriles Radonski, ha visto caer su popularidad de forma acelerada. 

La encuestadora Datanálisis dice que ha perdido casi 29 puntos porcentuales en poco más de dos años de mandato, en medio de una profunda crisis económica que ha elevado los niveles de escasez de productos básicos por encima de 60% en 2015.

publicidad

Lea también:  Cómo el pollo en brasas explica la inflación más alta del mundo 

“Es irresponsable, por parte de quienes dicen defender la imagen de Chávez, convertirlo en el gran elector y hacerle pagar la incapacidad que tiene esta Asamblea Nacional de poder defenderse con sus propios méritos”, protesta el politólogo Nicmer Evans, integrante de la plataforma Marea Socialista, un grupo partidista integrado por disidentes del gubernamental Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV).

El portaviones 

Fallecido Hugo Chávez en marzo de 2013, el chavismo reforzó la imagen del mandatario en sus símbolos partidistas. 

Sumaron una gráfica con los ojos del expresidente a la tarjeta que identifica al PSUV y aprovecharon los largos discursos que pronunció durante sus casi tres lustros en el poder para crear cortos de propaganda que sensibilizaran a sus electores.


 

“Hay una renta electoral que pretende ser inagotable, el Gobierno cree que es eterna la explotación de la imagen de Chávez en torno a la campaña electoral”, dice Evans, quien cuestiona que recorrido casi tres años de la administración de Maduro es difícil predecir si el difunto jefe de Estado apoyaría la lista de abanderados del PSUV.

Chávez tradicionalmente asumía el liderazgo de todas las campañas electorales en Venezuela, promovía giras por todo el país y levantaba los brazos de los candidatos de su preferencia. Maduro no ha asumido ese rol, incluso ha estado ausente: apenas el viernes retornó de una visita por Arabia Saudita y ya anunció que la próxima semana se verá con su homólogo de Rusia, Vladimir Putin en Irán.

“Estados Unidos hablando de la transparencia de las elecciones venezolanas afirma que las relaciones entre nuestras naciones dependerán de los resultados de las elecciones. Se disgustarán, pero el 6D gana Chávez”, dijo la semana pasada Diosdado Cabello, vicepresidente del PSUV y presidente actual de la Asamblea Nacional.

 

Cabello y Maduro, los dos hombres fuertes del chavismo, han remarcado a sus seguidores la necesidad de resguardar el legado de Chávez. 

"Seamos como el comandante Chávez que jamás le falló a su pueblo y a la juventud. Los que amamos a Chávez, jamás le fallaremos a la revolución bolivariana", ratificó a inicio de noviembre el presidente de la Asamblea.

Aunque para Evans la administración de Maduro se ha alejado de la propuesta del difunto Hugo Chávez, para el periodista Earle Herrera, candidato a la reelección como diputado por el estado Anzoátegui (Oriente), el resultado del 6D será una ofrenda para el expresidente: 

“Ese es el regalo que le vamos a dar al comandante Chávez porque ese mismo él gano por primera vez el poder, un 6 de diciembre de 1998, y ese mismo día nosotros vamos a rectificar esa victoria conquistando la mayoría de la Asamblea Nacional”.    

publicidad


publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad