publicidad

Cierra la última mina de carbón en profundidad de Gran Bretaña

Cierra la última mina de carbón en profundidad de Gran Bretaña

La clausura de Kellingley es todo un símbolo en un momento en el que cae el consumo de este combustible a escala global.

Cierra la última mina de carbón en profundidad de Gran Bretaña GettyImag...

Hoy viernes cerró la última mina de carbón en profundidad de Gran Bretaña, todo un símbolo de la caída de un sector que propició en este país la revolución industrial que cambió el mundo. No se trata de un hecho aislado, sino una muestra más de los apuros por los que atraviesa a escala global este combustible señalado como el enemigo número 1 del clima del planeta, como mostró de forma reciente el último informe sobre carbón del Instituto de Análisis Económicos y Financieros (IEEFA).

Mineros con casco y con su ropa de trabajo naranja subieron cientos de metros para hacer por última vez el viaje de vuelta a la superficie en la mina Kellingley, en Yorkshire. Algunos de ellos se abrazaban y otros simplemente se daban la mano. Así acababa en este país toda una era.

publicidad

“Nunca pensé que vería este día llegar, pero llegó, los tiempos avanzan, y nosotros debemos hacerlo ahora, y ya está”, dijo a la agencia Afp Stephen Walker, empleado de 50 años que llevaba bajando a la mina desde 1988.

“Hemos perdido una industria entera, hemos perdido un modo de vida. Comunidades enteras han sido devastadas en los últimos 30 años y no se han recuperado”, comentó.

Kellingley llegó a tener 2,000 empleados, pero en sus últimos días este número había bajado a 450, al mismo tiempo que Gran Bretaña iba incrementando las importaciones de carbón barato desde países como Rusia o Colombia.

Cierra la última mina de carbón en profundidad de Gran Bretaña GettyImag...

Señalado como el combustible fósil más sucio, el carbón es el gran perjudicado de la lucha contra el cambio climático. El Acuerdo de París conseguido la semana pasada con el apoyo de casi 200 países del mundo deja pocas opciones para este sector.

“Me siento destrozado, como todos los demás”, comentó otro de los mineros, Tony Carter, de 52 años, el día anterior a la clausura. “Es el fin de una era. Esta semana seremos historia, la última mina de Inglaterra. Nuestro país fue construido con carbón, la Revolución Industrial”, incidió.

El Gobierno británico planea ir cerrando las plantas más contaminantes de carbón para 2025, marcando el final de una industria que alimentó el motor del Imperio británico y su crecimiento industrial.

publicidad

“El cierre de la mina de carbón de Kellingley marca el final de un increíble periodo muy significativo en la historia social y económica de nuestro país”, dijo Philip Lawrence, director ejecutivo de la British Coal Autority.

El último informe sobre carbón del IEEFA muestra una caída generalizada del uso de de este combustible en todo el mundo. Según incide este trabajo, se calcula que el consumo de carbón llegó a su pico en China en 2013, produciéndose desde entonces un descenso récord en este país (que consume el 50% del carbón en el mundo). En lo que llevamos de 2015, las importaciones chinas de carbón cayeron un 30% y las de India un 12%. Esto mismo se repite en Estados Unidos, donde el consumo de este combustible bajó un 10%. “El mercado global de la industria del carbón está en apuros”, incidió Tim Bucklety, director de Estudios Financieros de Energía de la IEEFA.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad