publicidad
Cazandra Rebollar es una de las becarias del programa Golden Door Scholars.

Amplían programa de becas para estudiantes indocumentados

Amplían programa de becas para estudiantes indocumentados

Golden Door Scholars becará a 50 dreamers para que logren su educación universitaria

Cazandra Rebollar es una de las becarias del programa Golden Door Scholars.
Cazandra Rebollar es una de las becarias del programa Golden Door Scholars.

Por Carmen Graciela Díaz @carmen7graciela

Cazandra Rebollar es la primera de su familia en ir a la universidad. Desde pequeña sus padres le inculcaron el valor de la educación y muy pronto ella entendió que obtener un grado universitario sería el mejor modo de hacer que el sacrificio de ellos valiera el esfuerzo. Cazandra nació en México y llegó a Estados Unidos cuando tenía 4 años. 

Pero estudiantes indocumentados, como ella, no tienen derecho a recibir ayuda federal aunque sí pueden ser elegibles a subvenciones del estado, la universidad y ciertos programas de becas de organizaciones privadas o sin fines de lucro, como estipula la oficina Federal Student Aid del Departamento de Educación.

La organización sin fines de lucro Golden Door Scholars, al becarla en 2013, le cambió el panorama. Cuenta Cazandra que la beca, aparte de cubrirle sus estudios universitarios, le ha permitido conocer otros becarios que comparten su determinación de alcanzar la educación superior pese a los obstáculos financieros. 

“Ya no me siento sola en esto. Sin la beca no sería lo que soy hoy día: una ‘junior’ estudiando psicología en una universidad ‘top’, Wake Forest University. Mi identidad como estudiante indocumentada ha sido desafiante pero con el apoyo que he encontrado a través del camino, también se ha convertido en una fuente de orgullo”, expresa Cazandra.

publicidad

Golden Door Scholars apoya a estudiantes indocumentados, de alto rendimiento académico, para que puedan completar estudios universitarios de cuatro años. El programa brinda becas y asesoramiento profesional con oportunidades como internados a “dreamers”, jóvenes que llegaron a Estados Unidos siendo pequeños y tienen el cobijo de la Acción Diferida para los Llegados en la Infancia (DACA). Dicha acción de la administración Obama les otorga a los "soñadores" un permiso temporal para permanecer en EEUU durante dos años y la posibilidad de calificar para recibir autorización de trabajo.

Para el año académico 2016-2017, el programa Golden Door Scholars entregará 50 becas a estudiantes graduados de high school, especialmente a aquellos provenientes de estados que todavía no tienen equidad de matrícula. 

Los estudiantes indocumentados no cualifican de la matrícula reducida para los residentes del estado y por ello deben pagar una matrícula extremadamente cara de “no residente del estado” (out-of-state tuition) como estudiantes internacionales. Tal medida -que imposibilita que paguen matrícula como residentes del estado y tengan ayuda económica- hace que la educación postsecundaria esté económicamente fuera del alcance de muchos estudiantes y sus familias pues casi 40% de ellos viven bajo el umbral de la pobreza, según el American Immigration Council.

publicidad

Sin embargo, de acuerdo con el portal de Federal Student Aid, en algunos estados los estudiantes indocumentados, o específicamente los estudiantes DACA, tienen derecho a recibir una matrícula para residentes del estado.

En Estados Unidos, según el National Conference of State Legislatures, 20 estados -sea a través de acciones legislativas o de sistemas universitarios del estado- les han dado a estudiantes indocumentados el derecho de matrícula como residentes del estado si cumplen con ciertos requisitos que pueden variar pero generalmente requieren que estos se hayan graduado de high schools del estado y hayan sido aceptados en un college o universidad del estado.  

“El éxito de los 45 becarios que hemos tenido nos ha dado ánimo para redoblar nuestros esfuerzos y ayudar aún más a los jóvenes de talento excepcional que se quedan atrás por las normas actuales y por la burocracia. Este no es un asunto político: es un asunto de derechos humanos”, sostiene Ric Elias, fundador de Golden Door Scholars y director ejecutivo de la compañía de marketing y ventas Red Ventures. 

Desde su primera clase en 2013, dicho programa ha concedido 15 becas por año. A tres años de establecerse y asociado a distintas universidades, Golden Door Scholars otorgará 50 becas que, como explica Elias, cubren los cuatro años de la carrera universitaria de estudiantes que mantengan un promedio de, al menos, 3.0 por semestre. Actualmente los becarios de Golden Door cursan estudios en instituciones como Emory University, Davidson College, Wake Forest University y Oberlin College.

publicidad


“Este país tiene una situación muy grave. Tiene 5.5 millones de personas, entre 16 y 24 años, que están fuera de colegios y trabajo. Es una generación gigante que tiene muchos grupos, y mientras muchos vivimos en el ‘highway’, ellos están en el ‘service lane’”, plantea Elias, quien a través de Golden Door Scholars ha querido apoyar “a aquellos que no se pueden ayudar a sí mismos o que necesitan un empuje para lograr sus metas”, específicamente los estudiantes indocumentados en esa población.

Cada año, aproximadamente 65,000 estudiantes indocumentados se gradúan de high school. Pero según el American Immigration Council, apenas entre 5% y 10% de los estudiantes indocumentados van a la universidad. El resto, desalentados porque la universidad está fuera de su alcance financiero, quedan en los márgenes educativos y profesionales. 

El programa Golden Door Scholars, según Elias, tiene como motor darles la oportunidad a muchos en ese grupo. Parte de esa aspiración se encuentra, a su vez, en la filosofía de "pagar el favor" (“pay it forward”) a través del que los becarios se comprometen a ayudar a costear becas después que se gradúen. “Es un compromiso emocional”, señala Elias. “La expectativa es crear en los becarios una actitud de 'sign a pledge' de que cuando logres tus metas en la vida, los ayudes a ellos también”. 

publicidad

La expectativa de Elias es que la convocatoria de la beca contribuya a que la conversación sobre inmigración y el acceso igualitario a la educación superior continúe escalando para que se incrementen las oportunidades educativas y profesionales de miles de estudiantes indocumentados en Estados Unidos. 

El plazo para solicitar la beca de Golden Door Scholars para el año académico 2016-2017 vence el 27 de octubre. Para información del programa como elegibilidad y otros detalles para solicitar la beca, accede a Golden Door Scholars

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad