publicidad

¿Cómo afecta a Puerto Rico desaparición de buque 'el Faro'?

¿Cómo afecta a Puerto Rico desaparición de buque 'el Faro'?

El Faro cargaba con productos de Sam’s, Walmart y Amigo, entre otros por lo que podría representar un problema de suministro de alimentos en la Isla.

Las repercusiones del hundimiento de El Faro Univision Puerto Rico

El hundimiento en aguas de Bahamas del carguero "El Faro", que se dirigía a San Juan con mercancía, ha revivido la inquietud en Puerto Rico ante posibles problemas de suministro de alimentos y el debate sobre su fuerte dependencia de las importaciones.

Críticos con la situación actual señalaron entonces que el problema es consecuencia de la Ley de Cabotaje de Puerto Rico, que impide la entrada de barcos que no sean de tripulación, bandera y fabricación estadounidense.

Más del 90 % de la mercancía que llega a Puerto Rico tiene como origen el Puerto de Jacksonville (Florida), desde donde zarpó "El Faro", una región que puede sufrir huracanes al igual que Puerto Rico.

La Ley de Cabotaje se aplica en Puerto Rico desde 1900, cuando el Congreso de EE.II. aprobó la primera ley orgánica, la Ley Foraker.

El  presidente de la comisión de  Agricultura, Sustentabilidad y Seguridad Alimentaria del Senado, Ramón Ruiz Nieves, afirmó que la Ley Jones, conocida como las leyes federales de cabotaje, son una amenaza a la seguridad alimentaria y aumentan el costo de los productos que llegan a la isla. 

“Las leyes federales  de cabotaje  son una amenaza a la seguridad alimentaria y, a la vez, encarecen el costo de los productos que llegan a la isla. Lo cierto es que encarecen todo lo que llega y sale  de nuestro país”, dijo Ruiz Nieves. 

publicidad

Agregó que “está evidenciado que los productos en la isla están más caros y eso es irrefutable”. 

Ruiz Nieves declaró que trasladar un vagón de alimentos y mercancía  del el puerto de Jacksonville, en la Florida, a San Juan, puede costar como 7,500 dólares por la aplicabilidad de las leyes de cabotaje.  

“Lo cierto es que todos los productos y alientos se encarecen y eso  lo vemos cuando un furgón que no es de la marina mercante de los Estados Unidos llega a un puerto del Caribe e islas vecinas”, sentenció Ruiz Nieves.  

Reconoció que las normas federales de cabotaje son “adversas y un obstáculo” al desarrollo pleno del Puerto de las Américas “Rafael Cordero Santiago”, como instalación de trasbordo, carga doméstica, zona libre  y valor añadido.    . 

“Para el éxito  de esta facilidad portuaria, tenemos que crear la consciencia del efecto negativo que tiene este estatuto federal en el desarrollo pleno del Puerto de las Américas 'Rafael Cordero Santiago'. Tenemos que eximir esta facilidad de las leyes federales de cabotaje”, añadió.    

Insistió en que la aplicabilidad del estatuto federal ha tenido un efecto negativo en la isla de unos 32 billones desde 1971 al presente, a razón de 710  millones al año. 

Ruiz Nieves criticó el efecto adverso de las leyes federales de cabotaje, que impiden la entrada de barcos que no sean de tripulación, bandera y fabricación estadounidense.

publicidad

Alimentos no llegarán a PR por dos semanas

El presidente de la Asociación de Agricultores de Puerto Rico, Héctor Iván Cordero, hizo un llamado para atender la seguridad alimentaria del país tras el hundimiento del buque “El Faro” en el Atlántico, que transportaba ciertos alimentos que no llegarán a la Isla por dos semanas.

“Nuevamente se pone de manifiesto el tema de la dependencia que tiene Puerto Rico de la importación de alimentos, que ya alcanza un 85 por ciento y que junto a la salida de la línea de transporte marítimo Horizon Line a principios de año, comprueba una vez más la necesidad de dejar de meramente hablar del problema”, expresó Cordero, quien reconoció que cuentan con las tierras, el conocimiento y la tecnología para llevar del 15 al 25 por ciento en la producción nacional.

Cordero indicó que lo único que necesitan es el espacio y la oportunidad para participar de manera justa en el mercado nacional, con el compromiso de todos los componentes de la industria de alimentos de trabajar juntos para alcanzar las metas que se propongan.

En marzo pasado la naviera Horizon Lines dejó de operar en la isla, iniciativa justificada por la compañía por la supuesta falta de perspectivas del negocio y un panorama económico incierto en Puerto Rico.

La salida de Horizon Lines dejó el servicio de transporte de mercancías entre EE.UU. y Puerto Rico en manos de las compañías Crowley, Sea Star Line, Trailer Bridge lo que complica la llegada de alimentos a la Isla. 

publicidad

En el buque habían unos 294 trailers y vagones de autos, 391 contendores en la cubierta superior. De estos, muchos llevaban artículos perecederos que llegarían a las principales empresas de la Isla.

Encuentran salvavidas y cuerpo sin vida de tripulante

La búsqueda del buque “el Faro” continúa por mar y aire y no se pierden las esperanzas de dar con los tripulantes. Según informó el contramaestre Jon-Paul Ríos, tanto la Guardia Costera como el dueño del buque llegaron a la conclusión el lunes que el carguero El Faro, de 240 metros (790 pies), se hundió en medio de los fuertes vientos y el mar embravecido del huracán Joaquín.

La noticia llega después de que los equipos de la Guardia Costera de Estados Unidos informó sobre la detección de un campo de escombros de 223 millas cuadradas de espuma de poli estireno, madera, carga y otros elementos cerca de la última posición de la nave de carga.

Además, se encontró un bote salvavidas pertenecientes a "el Faro" así como  el cadáver de un tripulante, dijeron los guardacostas. Se presume que el buque carguero que se hundió frente a las Bahamas, informó la Guardia Costera.

Según señalaron en un comunicado, el salvavidas fue hallado a unos 190 kilómetros del noreste de la isla Crooked, en el archipiélago de las Bahamas, que constituye la última posición conocida de la embarcación hasta que perdió comunicación.

publicidad

"Decididamente, estamos buscando sobrevivientes", dijo Ríos. "Es una operación de búsqueda y rescate en marcha".

Según portavoces de la Guardia Costera, el carguero, con 28 estadounidenses y 5 polacos a bordo, habría entrado en contacto con el huracán Joaquín cerca de la isla Crooked, en el oriente de las islas Bahamas, tras zarpar el pasado día 29 de la ciudad de Jacksonville, en el norte de Florida.

La mañana del jueves el buque lofró reportar que perdía propulsión, entre otros problemas y se perdió comunicación con ellos. En las últimas comunicaciones con el buque, la tribulación señaló que trataba de controlar una inundación y hacía esfuerzos para evacuar el agua con bombas portátiles.

El buque había perdido potencia y se inclinaba 15 grados, pero aseguraban que la situación era "manejable", según el armador TOTE Maritime Puerto Rico. Esta fue la última comunicación que se tuvo.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad