publicidad

Ponle picante a tu cena de Thanksgiving

Ponle picante a tu cena de Thanksgiving

¿Quieres condimentar mejor tu cena de Thanksgiving? Agrega picantes. Te decimos cómo.

Ponle picante a tu cena de Thanksgiving.

Por Luis Alberto Marsan

Millones de personas no podemos vivir en el error: la vida es mejor con un poquito de picante. Y si el picante se añade a platos con sabor dulzón, el resultado es el mejor posible.

Eso sí: necesitas entender que las combinaciones tienen su arte. El pavo con gravy, puré de camote y pico de gallo no son amigos. Hay casos en que la mezcla no da.

Aquí te damos algunas ideas para que tu cena fusión de Thanksgiving, con los platillos más tradicionales en el país, quede aderezada con una adecuada dosis de picante.

Para el pavo

No queremos reinventar la tradición, no. Digamos que en la mesa de Thanksgiving estarán presentes el pavo horneado, un gravy hecho con el jugo del ave, un relleno de pan con apio y otras hierbas, jalea de arándano y puré de camote. Así se ha celebrado siempre y estamos felices de acompañar esa tradición…

Pero, ¿qué tal un poco de chile para darle un twist de sabor? Buena idea, ¿no? Puedes ir desde una idea muy sencilla de una salsa (apenas) picante para remojar un poco tu pavo.

También puedes cocinar tu pavo con un adobo al estilo criollo, donde usarás el picante desde el horneado mismo.

Y, naturalmente, hay una infinidad de maneras de condimentar con picante el pavo cuando ya se ha vuelto una sobra. Una idea muy sencilla, por si eres de esos espíritus revolucionarios comprometidos con la reinterpretación de la cena tradicional: ¿qué tal unos tacos de pavo aderezados de chile piquín

publicidad


Ajís y chiles

Los peruanos y los mexicanos son los reyes latinoamericanos del picante; los primeros más sutiles que los segundos, que parecen tener un paladar ya diseñado para el fuego.

Como sea, el rocoto peruano y el serrano y el habanero mexicanos son alternativas ideales para acompañar tu pavo. En el caso del rocoto, basta con hacerlo un poco cremoso para tener un toque ideal como acompañamiento. El serrano se puede asar en el fuego, con cebollas y jitomates, y simplemente licuar para tener una salsa muy mexicana que puede darte una dimensión muy distinta al acompañar la carne blanca del pavo. Para no enchilarte, basta con retirarle las semillas a los chiles que le pongas a la salsa y de preferencia no usar más de dos de éstos.

En el serrano este cuidado es optativo, pero si quieres algo más intenso, con un sabor especial, elige un par de habaneros, donde sí se vuelve obligatorio retirar las semillas, pues estamos hablando del chile con uno de los mayores índices de picante del mundo. Lo cierto es que el habanero tiene un retrogusto ligeramente dulzón que, dicen, se vuelve tenazmente adictivo. Se recomienda cortarlo en trozos muy pequeños y agregarle jugo de naranja o de limón amarillo y un poco de cebolla morada para darle a tu cena de Thanksgiving un sabor deliciosamente memorable.

#chiles #chilehabanero #frutos #huerto #picante

Una foto publicada por Jechuz Castillo (@jechuz) el

publicidad
publicidad
El chef Miguel Rebolledo se enfrentó a un reto culinario: preparar una receta con solo 3 ingredientes y con 7 minutos para cocinarla. ¡Y el resultado fue esta exquisita tortilla española!
Nuestro chef Gustavo Chávez 'El Chile Mayor' nos compartió sus secretos para preparar de manera perfecta unos tradicionales y picantes tacos dorados mexicanos.
¿Para qué sirven estos curiosos instrumentos de cocina? Nuestros Cocineros Latinos ponen a prueba lo último en inventos para preparar tu receta de manera más fácil.
La chef Lorena García revela su truco para cortar un aguacate perfectamente con todo y su gran semilla. Además, compartió su secreto para hacerlos madurar más rápido.
publicidad