publicidad
Toma de refugio de Oregon

Se rinden los últimos cuatro ocupantes del refugio natural en Oregon

Se rinden los últimos cuatro ocupantes del refugio natural en Oregon

Luego de 41 días se entregaron sin disparos ni heridos

Toma de refugio de Oregon
Toma de refugio de Oregon

Los últimos cuatro ocupantes armados que quedaban en el refugio de vida silvestre Malheur, en Oregon, se entregaron este jueves, y conocerán los cargos por los que son acusados este viernes ante un juzgado de Portland.

"Nadie fue herido y no hubo disparos", dijo el FBI en un comunicado difundido en su web justo después de las detenciones.

Fueron el último grupo de activistas que ocupó el Refugio Nacional Malheur desde principios de enero, exigiendo que el gobierno entregase los terrenos a los residentes locales y pusiera en libertad a dos rancheros arrestados por provocar incendios.

La ocupación duró así 41 días.

Entretanto, Cliven Bundy, quien fue el cabecilla de un alzamiento similar en el 2014 en su finca en el estado occidental de Nevada, fue arrestado la noche del miércoles en Portland tras animar a los seguidores de Oregon a resistir. Bundy es el padre de Ammon Bundy, el líder encarcelado de la ocupación reciente en Oregon.

El jueves, Bundy padre fue encausado en un tribunal por los hechos del 2014. Las autoridades probablemente temían que la presencia de Bundy animaría a los simpatizantes de los alzados a defenderlos en Oregon.

La rendición fue transmitida por medio de un llamado telefónico en una línea abierta cargada en vivo en internet por un allegado al ocupante David Fry, quien demoró su salida del refugio después de afirmar que los otros tres se habían ido.

publicidad

Fry, residente en Ohio, dijo que declaraba "la guerra contra el gobierno federal".

"Libertad o muerte, asumo esa posición", afirmó. Los resistentes y otros doce conectados con la ocupación han sido acusados de confabularse para interferir con trabajadores federales.

Más tarde dijo que se apuntaba una pistola a la cabeza.

La situación el miércoles llegó a un extremo en el que "se necesitaba actuar" para asegurar la seguridad de todos los involucrados, afirmó Greg Bretzing, agente especial a cargo del FBI en Oregon.

Inicialmente, los cuatro se habían negado a salir aún después de que Ammon Bundy y otros fueron arrestados en un camino remoto cerca del refugio el 26 de enero. En el incidente la policía mató a un ranchero de Arizona, que según el FBI trató de extraer un arma. Después de ese episodio, la mayoría de los ocupantes salió del refugio.

En distintas imágenes de la detención de este jueves, puede verse a otros opositores del gobierno federal, entre ellos familias, que aparecieron en el lugar ondeando la bandera de Estados Unidos.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad