publicidad

Astrid Silva, la joven que le pone un rostro a la acción ejecutiva de Obama

Astrid Silva, la joven que le pone un rostro a la acción ejecutiva de Obama

El presidente Obama la puso como ejemplo cuando hizo su anuncio migratorio. El viernes lo acompaña en Las Vegas.

Astrid Silva la joven que Obama usó como ejemplo en su discurso sobre inmigración Univision

Por Jorge L. Mota

Cuando el presidente Obama presentó el jueves ante la nación su acción ejecutiva pro inmigrante, contó la historia de una joven del estado de Nevada que en silencio ganó el corazón de los poderosos en Washington, convirtiéndose así en el rostro y símbolo de los inmigrantes en los Estados Unidos.

Astrid Silva fue traída a este país de manera ilegal por su madre, atravesando el río Bravo en una balsa hecha con una llanta, y cuando apenas tenía cuatro años de edad.

Su familia vivió en Las Vegas, donde su padre trabajó como jardinero. Ella fue a la escuela, aprendió el inglés y se convirtió en una de las mejores estudiantes con la esperanza de algún día llegar a ser arquitecta.

Pero no tenía un número de seguro social, y esto limitó tanto sus opciones universitarias como sus posibilidades de conseguir un trabajo legal.

“¿Somos una nación que echa a un inmigrante esperanzado que se esfuerza como Astrid o somos una nación que encuentra una manera de darle la bienvenida?”, preguntó Obama en su discurso del jueves.

Silva, ahora de 26 años, escuchó el discurso del presidente desde una reunión de inmigrantes y activistas que ella ayudó a organizar en Las Vegas.

“No escuché cuando el presidente dijo mi nombre porque todos estaban aplaudiendo y yo también hasta que caí y fue muy emocionante”, confesó luego la joven a Univision.

publicidad

Astrid e convirtió en una organizadora de la agencia pro inmigrante PLAN. Allí comenzó de voluntaria y tras recibir el estatus migratorio conocido como DACA, se convirtió en empleada.

Astrid es una líder de los dreamers en Nevada y es cofundadora de la organización DREAM Big Vegas. Es graduada de la Academia de Tecnología Avanzadas y obtuvo dos títulos en el Colegio de Nevada del Sur. Este viernes acompañará a Obama cuando de detalles de su acción ejecutiva en la escuela Del Sol de Las Vegas.

Antes de convertirse en dreamer o soñadora había trabajado como niñera y se sentía frustrada con las limitaciones que le imponía su limbo legal.

Algunos años atrás decidió escribir varias cartas sobre su situación y pudo hacerlas llegar al líder de la mayoría del Senado, Harry Reid.

Al principio Reid pensó que las cartas eran un fastidio, pero entonces las leyó, y así comenzó una de las más inusuales relaciones en Washington, una amistad que ayudó a darle forma al debate migratorio.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad