publicidad

Estudiando sin documentos

Estudiando sin documentos

No tener papeles es un gran obstáculo para estudiar en la universidad, pero personas como José Reza demuestran que con talento y esfuerzo es posible romper esa barrera. Una vez adentro, sin embargo, tendrá que superar muchos otros retos.

Jose 9

Cómo lidiar con el rechazo de las universidades


Cuando te rechazan de una universidad, ¿qué hacer? Univision

Si acabas de recibir una carta de rechazo de la universidad en la que pretendías inscribirte, ¡relájate! Si te sirve de consuelo, incluso el genio Albert Einstein, el escritor Stephen King, la famosa presentadora de TV Oprah Winfrey, entre otras personalidades, han experimentado el sabor amargo del rechazo cuando apenas se disponían a volar con alas propias. Y tú ya sabes cómo terminaron las vidas de estas ilustres personalidades.

publicidad

El rechazo no es malo, es incluso saludable. ¿Te imaginas ser siempre aceptado, incluído y comprendido? A parte de aburrido, sería hasta cruel que la vida no te muestre lo que siente un ser humano al ser repudiado. Los mejores proyectos de mi corta vida los he emprendido justo después de haber sido despedido del que pensé era el trabajo de mi vida. Ahora bien, una cosa es asimilar el rechazo con criterio formado y otra muy distinta es hacerlo cuando apenas eres un bachiller.

Varios expertos coinciden en que el rechazo escolar en la adolescencia puede desencadenar en una disminución del rendimiento intelectual de los involucrados y en los casos más graves, a parte de causar aislamiento social y empatía, puede incluso influenciar en el consumo de drogas - así de serio es este drama.

Ser aceptado por una universidad o por varias al mismo tiempo sin duda sube el autoestima y motiva a cualquiera, pero si en la carta se lee todo lo contrario a lo que esperabas tienes que afrontar esos sentimientos y sacarles provecho.

He aquí varios consejos para que no sufras en vano:

- Llora, zapatea y permítete sentirte decepcionado pero no por muchos días.

- Frases como, "No sirvo para nada", "Debo aspirar a algo de menos categoría", o "Por qué a mí", no ayudarán en nada. No tomes el rechazo de admisión de manera personal, de hecho los estudiantes más destacados son también rechazados de las universidades.

publicidad

- No te aisles: conversa, busca ayuda, sobre todo con tus familiares o amigos mas cercanos.

- Un consejero escolar es clave para decidir cuál será el próximo paso.

- Recuerda que hay muchas opciones, pero depende del empeño que pongas para encontrarlas.

- Admite que no será la universidad la que te de el éxito profesional sino mas bien tu creatividad y talento.

- Reconsidera tus opciones: una universidad comunitaria podría ser una opción interesante.

- Apela el rechazo, exige una reconsideración.

- Tómate un año sabático y viaja, viaja todo lo que puedas y jamás pienses que escoger esta opción será perder tiempo de estudio. Esta aventura podría cambiar tu vida.

  • Compartir esta evaluación:

Dime qué título profesional tienes y te diré qué oportunidades tienes

¿Cuál es la diferencia entre un college de dos años y una universidad de cuatro? Univision

En tan sólo dos años de estudio un grado asociado podría darte ingresos semanales de 800 dólares mientras que un título universitario unos 1,200.

¿A quién no le gustaría obtener un diploma profesional en tiempo record? Pues, ponga mucha atención porque lo que ahorra en tiempo de estudio lo puede perder en el campo laboral.

La diferencia básica entre un título asociado o más conocido como 'associate's degree' y un universitario o 'bachelor's degree' es que para obtener el primero sólo tendrás que quemarte las pestañas estudiando dos años y no cuatro, que es lo que exige un programa de licenciatura.

Por supuesto lo que dura menos es más económico, según datos del College Board de 2010, el costo de dos años de estudio en un college comunitario ( community college) es de 2,544 dólares, mientras que el de un sólo año en una universidad puede costar mínimo 9,000 doláres.

En Iola, Kansas el mexicano José Reza estudia biología en Allen Community College, un college comunitario que le otorgaría el título asociado de biólogo. Pero si se enfrenta al mercado laboral solamente con esta credencial podría aspirar a ser asistente de biólogo.

José estudia en un college de dos años, pero sabe que lo mejor es estudi...
José estudia en un college de dos años, pero sabe que lo mejor es estudiar en una universidad de cuatro. Los costos sin embargo son un obstáculo.

Por eso es importante que el estudiante se informe y pueda acumular los créditos necesarios para transferirlos a una universidad que ofrezca un programa de licenciatura en esa profesión.

publicidad

"En este comunity college puedo agarrar 64 créditos que es lo que una universidad acepta”, me dijo José. “Si agarro más de 64 créditos no me los van a aceptar, pero en esos 64 créditos deben estar las materias esenciales: ciencias, matemáticas e inglés"

Analía Almada es consejera escolar en la escuela pública Wakefield High School de Arlington, Virginia. Ella asegura que el "associate's degree" es un título intermedio que te abre las puertas a la universidad de cuatro años.

Las profesiones que más se acoplan a un nivel de grado asociado están relacionadas con el arte, negocios, comunicación, animación digital, higiene dental, artes culinarias, reparación automotriz, la electrónica, entre otras.

Reza piensa que en el mundo tan competitivo que vivimos hoy en día quedarse solamente con el grado de asociado es una limitación y un error, pero obviamente es una decisión personal ya que cada estudiante es un mundo aparte con diferente drama social y económico.

Los consejeros escolares están allí para ayudar a los estudiantes a cons...
Los consejeros escolares están allí para ayudar a los estudiantes a considerar todas las opciones para su futuro educacional.

Cualquiera que sea el tipo de título profesional que usted escoja es importante que antes de tomar una decisión explore el ambiente de trabajo en la industria en la cual se piensa involucrar para evitarse en el futuro cualquier contratiempo.

  • Compartir esta evaluación:

Acorralado, sin salida y al borde de la auto deportación


José Reza considera la autodeportación desde que su madre decidió regresar a México Univision

Muchos pensarían que abandonar la universidad teniendo una beca a cuestas es una locura, pero antes de que usted juzgue la opción de 'auto deportarse' que está considerando José Reza es importante que se ponga en sus zapatos.

Por un lado, este joven mexicano que aspira a ser biólogo a pesar de su estatus de indocumentado tiene cubierto el costo parcial de sus estudios y hospedaje en Allen Community College, una universidad en Iola, Kansas. También tiene a su favor el título de 'estudiante inmigrante del año del estado de la Florida en 2016' y una destacada trayectoria como atleta. Pero por el otro, y en palabras simples, su familia no tiene dinero para financiar los gastos extras que nunca faltan.

Cuando me refiero a su familia no estoy hablando de una numerosa parentela sino todo lo contrario: la única persona que puede ayudar a José es Guillermina, su madre, pero ella vive literalmente aterrada porque reside en Immokalee, Florida, una de las ciudades en donde el miedo a una deportación está alterando la vida de sus habitantes.

publicidad

"Inmigración va tan seguido al pueblo que ellos tienen mucho temor, tienen que poner seguro en las puertas porque no saben si ellos van a entrar a la casa. Es muy difícil para mí que ella esté muy sola, que no cuente con nadie", comentó José durante nuestro último encuentro.

En efecto, Guillermina trabaja 12 horas diarias en una procesadora de alimentos y sostiene que el salario que gana no le alcanza para sostener las aspiraciones universitarias de su hijo y, cansada de vivir en las sombras, ha decidido 'autodeportarse'.

La 'autodeportación' no es otra cosa que obligarse a uno mismo a abandonar un país debido a que las leyes establecidas en determinados territorios no le permiten a un individuo vivir y transitar libremente. Generalmente estas medidas pretenden dejar al indocumentado sin trabajo, sin vivienda, sin movilidad y con mucho miedo para reclamar derechos de salud o asistencia judicial, entre otros.

Usando el sentido común cabe preguntarse: Si la madre de José se 'autodeporta', ¿quién podrá defender económicamente a su hijo?

Para José la respuesta es obvia: Nadie. Eso significa que está acorralado entre un sueño universitario que no puede financiar y la alternativa de regresar voluntariamente a Tejupilco para emprender una vida que ya no le corresponde.

Educación

La vida como estudiante indocumentado

Puede que no tengas documentos, pero eso no te ha quitado las ganas de estudiar. Aquí encontrarás información para navegar el sistema de educación desde tu situación particular.

Si soy indocumentado, ¿aún puedo ir a la universidad?

Esto depende del estado, y de la institución donde quieras ingresar.

Tres estados no te permiten inscribirte sin documentación: George, Carolina del Sur y Alabama.

Estos sin embargo son la excepción. La mayoría de estados permiten estudiar e incluso ofrecen ayudas financieras.

¿En qué estados es más fácil estudiar como indocumentado?

Hay muchas maneras en las que un estado o condado o universidad particular puede hacerle la vida más fácil o más difícil a un estudiante indocumentado.

Hay varios estados, por ejemplo, que le permiten a estudiantes sin documentos pagar la matrícula como un residente del estado, lo cual la hace significativamente más barata.

Estos estados son: Texas, California, Utah, Nueva York, Washington, Oklahoma, Illinois, Kansas, Nuevo México, Nebraska, Maryland, Connecticut, Rhode Island, Oregon, Colorado, Hawaii, Minnesota, Nueva Jersey, Florida.

De estos, solo un puñado ofrecen ayuda financiera para estudiar: Texas, California, Washington, Nuevo México, Oregon y Colorado.

¿Las escuelas tienen derecho a preguntar por el estatus migratorio de los estudiantes?

Ni los profesores ni funcionarios del colegio tienen derecho a preguntarle a ningún miembro de la familia, sean los padres o los estudiantes, sobre el estatus migratorio de un estudiante, explica el director de educación migrante de las escuelas públicas de Las Cruces, Nuevo México, Roberto Lozano.

“Si por alguna razón alguien del colegio se entera, es además contra la ley denunciar esta información a agencias migratorias como ICE” añade Lozano.

¿Qué opciones de ayuda financiera tiene un estudiante indocumentado?

La página Myundocumentedlife.org contiene información útil para personas sin documentos, sobre todo una lista de hasta 14 becas distintas disponibles para estudiantes indocumentados. Estas se especializan en diferentes temas o grupos de personas, como jóvenes latinas, para quienes buscan un doctorado, un diploma en derecho, medicina, etc.

Otra página, Maldef.org, tiene una lista de más de una docena de becas distintas para indocumentados, disponibles a estudiantes en todo el país.

Estas páginas web también tienen otros recursos para estudiantes sin documentos:

¿Qué es una universidad santuario?

Al igual que ocurre con las ciudades o condados santuario, no hay una definición legal, y la que se usa conmunmente es ambigua.

Cómo se define un campus santuario está directamente relacionado a lo que pidan los estudiantes y hasta qué punto las universidades acceden. Algunos estudiantes piden a las universidades que declaren públicamente su apoyo a los estudiantes indocumentados, como ocurrió con la Universidad de New York.

Otros piden garantías de que la escuela no dará información sobre el estatus migratorio de los estudiantes y que las fuerzas policiales universitarias no se unirán a los federales en las incursiones de deportación, como es el caso de la Universidad de Columbia.

¿Qué tipo de protecciones puede ofrecer un campus santuario?

Al aceptar la etiqueta de campus santuario las universidades se pueden comprometer, por ejemplo, a no cooperar con la Oficina para el Control de Inmigración y Aduanas (ICE) ni dejar entrar a los recintos universitarios a agentes en busca de indocumentados.

Otras universidades se pueden comprometer a no compartir información de sus estudiantes con las autoridades.

Otras, incluso, establecen fondos para ayudar a inmigrantes con sus gastos legales.

Algo concreto con que las universidades pueden cumplir es comprometerse a no dar información a agencias federales voluntariamente. La Universidad Wesleyan, por ejemplo, una de las primeras en declararse santuario, creó dos cláusulas que explican que no ayudaría, bajo su propia voluntad, con los esfuerzos del gobierno de deportar a estudiantes, profesores ni personal indocumentados.

  • Compartir esta evaluación:

Viviendo en una burbuja


El miedo a las nuevas políticas migratorias encierra a estudiantes indocumentados en una burbuja Univision

Algo tan simple como ir al supermercado podría ser fatal para universitarios indocumentados si se aplican leyes anti-inmigrantes al pie de la letra

El panorama se muestra sombrío para cualquier inmigrante que vive sin documentos en Estados Unidos. Aún si gozan de algún alivio migratorio nada esta dicho. A juzgar por los hechos todos parecen ser deportables.

Dos detenciones realizadas por ICE en los últimos días son una muestra del alcance de las nuevas órdenes del Presidente Donald Trump en materia de inmigración. El primer arresto cuestionado es el de Daniel Ramirez Medina de 23 años en Tacoma, Washington. A pesar de que recibió un permiso para permanecer en EEUU bajo el programa de acción diferida conocida como DACA hoy continúa sin libertad en el Centro de Detención de Northwest, acusado de ser pandillero.

Relacionado
El tatuaje que para ICE es evidencia de que Daniel Ramírez es pandillero.
ICE vincula al 'dreamer' arrestado en Seattle con pandilleros del sur de California por tatuaje que dice 'La Paz BCS'
El tatuaje en el brazo del joven beneficiado con DACA hace referencia a la ciudad mexicana donde nació, en Baja California Sur, pero para las autoridades se trata de evidencia que lo asocia a los 'sureños'.


Otro drama que causa consternación en la comunidad inmigrante es el arresto de una mujer transgénero víctima de violencia doméstica. La mujer fue sorprendida por agentes de inmigración justo cuando se disponía a obtener una orden de restricción en contra del supuesto abusador en una corte del Condado de Paso, Texas.

Relacionado
Video muestra la detención de un transgénero en Texas tras salir de una...
"Esto manda un mensaje horrible": ICE arresta en la corte a una indocumentada que denunciaba a su novio por violencia de género
La víctima, una transgénero de origen mexicano, permanece bajo arresto en la prisión del condado de El Paso, en Texas. Varios funcionarios desmienten la versión de los agentes de inmigración, que aseguran que la detuvieron en el exterior del edificio.


Si tomamos en cuenta que Trump prometió deportar sólo a los indocumentados con antecedentes criminales, en ambos casos no hay pruebas contundentes de que los involucrados hayan cometido un delito. Sin embargo su libertad en suelo estadounidense ya se terminó, por el momento.

Ahora que, según la Associated Press, la nueva administración está considerando la movilización de la Guardia Nacional para apoyar las redadas contra indocumentados, y que en el Congreso ya existe una propuesta republicana que busca reducir en 50% la inmigración ilegal en el país, hay razones suficientes para que los indocumentados tiemblen dentro de las burbujas en las que viven.

Nuestras cámaras llevan ocho meses siguiéndole los pasos a José Reza, un universitario que como miles de soñadores aspira a un título profesional. Gracias a su excelente rendimiento académico obtuvo una beca en Allen Community College en Iola, Kansas. Actualmente la sola posibilidad de que los departamentos de policía puedan compartir información con las agencias de inmigración lo mantienen en ascuas y encerrado en su propia burbuja.

José Reza, izq, en un aula de clases, uno de los pocos lugares donde aún...
José Reza, izq, en un aula de clases, uno de los pocos lugares donde aún se siente seguro, tras las políticas anti-inmigratorias de la nueva administración.


Como no calificó para ningún alivio migratorio debido a que llegó al país después de 2012, José no tiene licencia de conducir, número de seguro social, y peor aún, un permiso de trabajo. Todo esto en una ciudad en donde el que no conduce está técnicamente aislado.

"Desde que Donald Trump fue electo como presidente he estado muy pendiente de las noticias... No le gustan los inmigrantes y está haciendo lo imposible para hacernos la vida difícil", dice José mientras nos invita a pasar al interior de su habitación en la residencia estudiantil de su universidad.

José Reza en su dormitorio universitario, en Iola, Kansas.
José Reza en su dormitorio universitario, en Iola, Kansas.

Si un universitario es sorprendido conduciendo sin licencia puede correr el riesgo de ser arrestado y posteriormente deportado si los policías llegaran a cumplir las órdenes de Trump al pie de la letra.

Entonces cabe preguntarse, ¿cómo hace un estudiante indocumentado para ir a la biblioteca pública sin arriesgarse a ser arrestado?

¿Cómo se las arregla para llegar hasta el supermercado para comprar lo que le hace falta? ¿Con qué confianza puede exigir en una corte de justicia que lo protejan de cualquier situación cuando es probable que allí mismo puedan esposarlo?

La respuesta es cruel, dramática, pero es la realidad: por ahora, vivir en una burbuja es la mejor opción en el camino.

  • Compartir esta evaluación:

Los latinos están de moda


Sueños y frustraciones de un indocumentado en su primer año de college Univision

Lo que menos espera uno es encontrar en Iola, Kansas, a un grupo de estudiantes –en su mayoría blancos–
escuchando música ranchera en la sala de juegos de su universidad, el Allen Community College (ACC). Es algo así como encontrar gente escuchando música country en los pasillos de la Universidad Autónoma de México. Sin duda no es algo imposible, pero cuando lo ves con tus propios ojos tienes que documentarlo porque es la prueba más evidente de que algo en este pueblo está cambiando.

Para que entiendan un poco el porqué de mi sorpresa, Iola es una ciudad localizada al sureste del estado de Kansas donde la población no llega a 6,000 habitantes. Aquí no es habitual encontrar latinos caminando por las calles, como sucede en Nueva York, Miami o Los Ángeles.

publicidad

Según el censo de 2010, apenas el 3.1% de los habitantes de la ciudad son de origen hispano. Los pocos restaurantes donde venden tacos están administrados por anglosajones. El color blanco de la piel es el que predomina y si de encontrar a gente que hable español se trata hay que ir a ACC.

Tracy Lee, la profesora de inglés, nos dice, esbozando una sonrisa, que “durante los últimos años se ha notado un incremento de estudiantes latinos en la universidad, y todos nos estamos divirtiendo”.

En el salón de juegos de la universidad nos encontramos con jóvenes nacidos en Japlan, Missouri; Houston, Texas; Garden City, Kansas…, en fin, casi todos colorados y con ojos claros. Pero también encontramos jóvenes de piel mestiza, mulata y canela, que han llegado de Cuba, México y Centroamérica, con diversas historias de vida.

El cubano Alian Barrera, por ejemplo, obtuvo una beca para poder jugar en el equipo de soccer de la universidad. El mexicano José Viera asegura que su madre tiene dos empleos para costear sus estudios, ya que la beca que obtuvo no le cubre el cien por ciento de sus gastos.

El caso de José Reza es peculiar. Noticias Univision lleva siete meses documentando su aventura universitaria, desde que se graduó del high school en Emmokalee, Florida, hasta su llegada a Iola para enfrentar el reto de convertirse en biólogo, pese a ser indocumentado.

Cuando lo sorprendimos en el comedor nos comentó que la subvención que recibe del gobierno le permite, además de costear sus estudios, pagar por la alimentación. “Cada día nos tocan tres comidas y eso está pagado, no me tengo que preocupar”, dijo el joven de 19 años.

publicidad

La transición a la vida universitaria no ha sido fácil para estos jóvenes. Lee asegura que balancear sus vidas no es sencillo, porque para la mayoría de ellos es la primera vez que están lejos de casa. Y ahora enfrentan responsabilidades académicas y preocupaciones económicas.

José es miembro del equipo de cross country de la universidad y dedica varias horas del día a su entrenamiento. Pertenecer al equipo de deportistas élite de la universidad no es cualquier cosa. Aparte de la presión intelectual, tienen que demostrar de que están hechos sobre la pista.

Los estudiantes estadounidenses aseguran disfrutar de esta diversidad. Aparte de la música ranchera que llegó con estos extranjeros, están contentos con el rendimiento de sus equipos deportivos, en los que participan muchos de ellos.

El equipo de cross country, por ejemplo, ha logrado obtener el primer lugar en la competencia anual que reúne a todas las universidades del este de Kansas. Lastimosamente, José no pudo participar, por estar lesionado. En lo que no ha fallado es en sus estudios. Al fin y al cabo, sacarlos adelante es su verdadera meta.

  • Compartir esta evaluación:

Unas navidades llenas de incertidumbre


La llegada de Trump cambia los planes navideños de miles de soñadores Univision

Abrir la puerta y encontrarse al hijo que regresa a casa luego de terminar su primer semestre en la universidad es una sorpresa que Guillermina Maya no se imaginaba. Por primera vez en seis años recibirá el año nuevo en compañía de José Reza, su hijo de 19 años que desafiando el sistema migratorio ha logrado acceder a la educación superior en Estados Unidos.

Noticias Univision lleva cinco meses documentando la vida de este joven mexicano que gracias a su talento y a sus habilidades deportivas se ganó una beca en Allen Community College, en Iola, Kansas.

Vía Internet, la reunión familiar se completa con Elena, la hermana de J...
Vía Internet, la reunión familiar se completa con Elena, la hermana de José que vive en México.

Lo conocimos en agosto, cuando nos recibió por primera vez en su humilde vivienda en Immokalee, Florida. En ese entonces recolectaba donaciones puerta a puerta para financiar sus estudios. Luego abrió una cuenta en el sitio Gofundme, en la que ha logrado recolectar cerca de 10,000 dólares.

Nuestras cámaras presenciaron la despedida de su madre y el primer beso que José le dio a su novia. También estuvimos presentes cuando el equipo de cross country de la universidad a la que representa logró el primer lugar en el campeonato regional. En aquella ocasión José no pudo competir debido a una lesión en uno de sus tobillos, pero no le faltó energía para echarle porras a los miembros de su equipo.

Pero no todo ha sido color de rosa en estos meses. Los temores asociados con su estatus migratorio, que se habían ido desvaneciendo, regresaron cuando Donald Trump ganó la presidencia. Trump ha prometido acabar con DACA, la acción diferida que protege a cerca de 800,000 jóvenes llegados al país sin papeles siendo niños, y deportar a millones de indocumentados.

Relacionado
Una joven 'dreamer' lucha para poder seguir sus estudios universitarios
Grandes retos para estudiantes indocumentados
Muchos estudiantes indocumentados asumen que no pueden asistir a la universidad después de graduarse de secundaria por su estatus legal. Sin embargo esto varía dependiendo del estado.

José no calificó para el alivio migratorio, pero el hecho de haber logrado entrar becado a una institución de educación superior le deba una esperanza. Ahora teme que una orden presidencial pueda acabar con todo lo que ha logrado en estos meses.

A nivel nacional, los estudiantes se están organizando y junto con sus profesores exigen que los campus universitarios se conviertan en santuarios para los indocumentados. Pero la nueva administración ha amenazado con restringir fondos federales para ciudades que apoyen esta forma de protección.

Por todo esto, la Navidad de José no ha sido la más feliz.

  • Compartir esta evaluación:

Trump: una pesadilla para los dreamers


La elección de Trump es una pesadilla para los soñadores Univision

La noche del 8 de Noviembre en Iola-Kansas hizo mucho frío y una brillante luna alumbraba el sendero hacia una de las residencias estudiantiles de 'Allen Community College' (ACC). Mientras caminaba en esa dirección, pude ver que algunos universitarios arengaban en español a sus compañeros para que se reunieran en el vestíbulo del edificio con el fin de enterarse de lo que sucedía: Trump estaba arrasando en casi todas las proyecciones que se emitían por la televisión. Con el inminente triunfo del magnate las risas de estos jóvenes comenzaron a cambiar por gestos de preocupación.

"Estoy nervioso más que nada por mis padres. Yo nací aquí, pero ellos vienen de México. Estoy preocupado por si llega a ganar Trump", comentó Eduardo Herrera, un estudiante que dice temer que sus padres formen parte del grupo de 11 millones de indocumentados que el presidente electo prometió deportar apenas asuma el cargo de Comandante en Jefe.

Relacionado
Gaby Pacheco, una de las dreamers que ha compartido su experiencia
DACA cambió la vida de estos dreamers para bien; ahora Trump podría cambiarla para mal
Cientos de miles de jóvenes indocumentados se benefician de la Acción Diferida (DACA) que impulsó Obama en 2012, un programa que Trump ha prometido eliminar.

"Yo quisiera que gane Hillary porque Trump sacaría a muchos de mis familiares de aquí", dijo Kimberly Rodríguez, una estudiante de enfermería que no tuvo empacho en gritar a viva voz el nombre de la candidata de su preferencia.

A pesar de que el Partido Demócrata no ha podido concretar una reforma migratoria en los últimos ocho años, la preferencia que estos estudiantes tienen por Hillary Clinton se explica en que ella es la única candidata que tiene un discurso pro-inmigrante. La otra opción significa para ellos un salto a lo desconocido.

Para entender el miedo que aqueja a esta comunidad de universitarios por el triunfo de Donald Trump hay que ponerse por un momento en sus zapatos.

José Reza, por ejemplo, goza del privilegio de vivir en las instalaciones de la universidad debido a que obtuvo una beca por ser un estudiante brillante. Forma parte además del equipo de deportistas de élite de ACC. Su dilema es que es indocumentado.

Relacionado
La activista Erika Andiola junto a un grupo de dreamers durante una mani...
Reaccionan los dreamers: hay miedo a las deportaciones, pero se preparan para combatirlas
El presidente electo prometió durante su campaña que cancelará las acciones ejecutivas migratorias del presidente Barack Obama y deportará a los 11 millones de inmigrantes indocumentados en un plazo de 18 meses.

La beca cubre parcialmente los costos de sus estudios y el resto se lo financia con donaciones que recibe por internet o individuos generosos que apoyan su causa. Su madre, que vive en Emmokalee, Florida, podría ser deportada si Trump cumple sus promesas de campaña.

Todo nuevo Presidente tiene que cumplir con sus ofrecimientos si aspira a una reelección. En el caso de Trump, la construcción del muro fronterizo y la deportación de indocumentados son promesas que sus votantes quieren ver materializadas con hechos. De ahí que, para muchos analistas, una de las primeras órdenes que el magnate inmobiliario emitirá desde el despacho oval será detener y anular cualquier alivio migratorio que su antecesor haya emprendido. Esto dejaría a soñadores como José sin la posibilidad de continuar sus estudios para convertirse en biólogo.

publicidad

"La verdad, nunca pensé que fuera terminar así, pero no hay nada más que yo pueda hacer. Solo orar y que pase lo que Dios quiera", fué lo primero que atinó a decir José apenas escuchó a través del monitor del televisor que el candidato que más temía logró llegar a donde muchos jamás imaginaron.

  • Compartir esta evaluación:

De colegial a universitario: una compleja transición


De colegial a universitario: una compleja transición para un indocumentado Univision

Con cada milla que recorren conduciendo el Ford Explorer que compraron para esta aventura José Reza y sus dos mejores amigos van dejando atrás la adolescencia que vivieron en la Florida para convertirse en universitarios en Kansas.

El automóvil va repleto maletas, libros y, sobretodo, de sueños. Cada uno de estos jóvenes ha tenido que vencer serios obstáculos para emprender este nueva etapa en sus vidas.

“So, I come. Lord, I come!”, reza el coro de la canción 'Running in circles' que los muchachos van entonando a viva voz mientras avanzan por la carretera.

“Es una canción Cristiana porque nada es posible sin él (God)”, dice José mientras que Alejandro Ruíz mira atento el horizonte sin descuidar el volante y su amigo haitiano Adonet Thermidor busca acomodarse en el asiento trasero para tomar una siesta.

publicidad

Luego de 26 horas de viaje Iola les da la bienvenida. Es una pequeña ciudad localizada al sureste de Kansas, en donde solo un 3% de la población es de origen hispano.

Durante sus años de colegio, para José era muy común encontrar latinos en Immokalee, Florida, y en particular en su escuela: “...el español era uno de los idiomas extranjeros que más se escuchaban y nunca fui víctima de discriminación por mi origen latino”.

Pero José está consciente de que la vida universitaria podría traerle sorpresas, sobre todo en una población en donde es raro que alguien hable español.

After a long journey, Allen Community College in Iola, Kansas, welcomes...
After a long journey, Allen Community College in Iola, Kansas, welcomes Jose and his friends.

El Allen Community College presume en su portal de estar comprometido “con una política de no discriminación por raza, color de la piel, sexo, nacionalidad, religión o edad”.

Pero estos jóvenes saben de antemano que la transición de colegial a universitario en un ambiente totalmente distinto al suyo va a ser un reto.

“Esta es predominantemente una comunidad de gente blanca, pero en los últimos diez años ha comenzado a ser más diversa”, dice Nicole Peters, la consejera educativa que tendrá que supervisar el proceso de cambio en la vida de estos soñadores.

Al cruzar la puerta José, Alejandro y Adonet no pueden creer que están pisando la que será su habitación hasta que logren obtener su título profesional.

publicidad

Puedo ver en sus ojos la emoción. En cada uno de sus apurados movimientos para tratar de organizar todas sus pertenencias en el pequeño dormitorio es evidente cómo fluye la adrenalina.

Más aún cuando reciben una advertencia por parte del encargado de la residencia estudiantil: “Aquí ustedes son los únicos responsables de sus actos”.

“Estamos muy a gusto, están grandes los cuartos y a lo que vinimos es a estudiar y trabajar duro”, murmura José mientras va sacando de una caja de cartón los recuerdos que trajo del hogar para adornar su veladora.

“I'm just ready to sleep!”, grita de repente Alejandro al tiempo que, de un solo brinco, logra acostarse en la angosta cama que velará sus angustias y sus aspiraciones.

Alejandro tiene la fortuna de que sus padres, oriundos de México, costean sus gastos universitarios, y ese no será un motivo de desvelo: “Vivir aquí cuesta 2,500 dólares el semestre, y eso te cubre la luz y el agua. De lo único de lo que tienes que preocuparte es de tus cosas personales”.

José accommodates his belongings in the dorm, in which he says he feels...
José accommodates his belongings in the dorm, in which he says he feels very comfortable.

Pero José no cuenta con la misma suerte. Cuando grabamos este reportaje su madre estaba desempleada. La beca y las donaciones que recibe por internet son por el momento su forma de sustento.

“Tengo la página de GoFundme y otros maestros donándome dinero, donándome ropa y cosas así... todo lo que yo tengo aquí [en el bolsillo] es por donaciones. De hecho en unos minutos tengo que pagar antes de que me digan que ya no puedo estar aquí”, dice José.

Peters nos aclara que si bien es cierto que un estudiante indocumentado no califica para ayuda federal también es verdad que existen otras alternativas: "Todavía califica para nuestra pensión de bajo costo como estudiante y también para una beca de participación que le cubre la enseñanza y los libros”.

publicidad

José es la prueba de que un estudiante sobresaliente, que es a la vez un deportista de élite, puede lograr la ansiada educación superior a pesar de su estatus migratorio. Aunque para ello tenga que superar muchos retos.

Ingresar es apenas el primero. Lo que viene ahora para José y para sus amigos es un desafío aún mayor: adaptarse a la vida universitaria. Una vida en donde tendrán que hacer derroche de su estabilidad emocional y de su talento intelectual. Nosotros estaremos aquí para documentarlo.

Educación

La vida como estudiante indocumentado

Puede que no tengas documentos, pero eso no te ha quitado las ganas de estudiar. Aquí encontrarás información para navegar el sistema de educación desde tu situación particular.

Si soy indocumentado, ¿aún puedo ir a la universidad?

Esto depende del estado, y de la institución donde quieras ingresar.

Tres estados no te permiten inscribirte sin documentación: George, Carolina del Sur y Alabama.

Estos sin embargo son la excepción. La mayoría de estados permiten estudiar e incluso ofrecen ayudas financieras.

¿En qué estados es más fácil estudiar como indocumentado?

Hay muchas maneras en las que un estado o condado o universidad particular puede hacerle la vida más fácil o más difícil a un estudiante indocumentado.

Hay varios estados, por ejemplo, que le permiten a estudiantes sin documentos pagar la matrícula como un residente del estado, lo cual la hace significativamente más barata.

Estos estados son: Texas, California, Utah, Nueva York, Washington, Oklahoma, Illinois, Kansas, Nuevo México, Nebraska, Maryland, Connecticut, Rhode Island, Oregon, Colorado, Hawaii, Minnesota, Nueva Jersey, Florida.

De estos, solo un puñado ofrecen ayuda financiera para estudiar: Texas, California, Washington, Nuevo México, Oregon y Colorado.

¿Las escuelas tienen derecho a preguntar por el estatus migratorio de los estudiantes?

Ni los profesores ni funcionarios del colegio tienen derecho a preguntarle a ningún miembro de la familia, sean los padres o los estudiantes, sobre el estatus migratorio de un estudiante, explica el director de educación migrante de las escuelas públicas de Las Cruces, Nuevo México, Roberto Lozano.

“Si por alguna razón alguien del colegio se entera, es además contra la ley denunciar esta información a agencias migratorias como ICE” añade Lozano.

¿Qué opciones de ayuda financiera tiene un estudiante indocumentado?

La página Myundocumentedlife.org contiene información útil para personas sin documentos, sobre todo una lista de hasta 14 becas distintas disponibles para estudiantes indocumentados. Estas se especializan en diferentes temas o grupos de personas, como jóvenes latinas, para quienes buscan un doctorado, un diploma en derecho, medicina, etc.

Otra página, Maldef.org, tiene una lista de más de una docena de becas distintas para indocumentados, disponibles a estudiantes en todo el país.

Estas páginas web también tienen otros recursos para estudiantes sin documentos:

¿Qué es una universidad santuario?

Al igual que ocurre con las ciudades o condados santuario, no hay una definición legal, y la que se usa conmunmente es ambigua.

Cómo se define un campus santuario está directamente relacionado a lo que pidan los estudiantes y hasta qué punto las universidades acceden. Algunos estudiantes piden a las universidades que declaren públicamente su apoyo a los estudiantes indocumentados, como ocurrió con la Universidad de New York.

Otros piden garantías de que la escuela no dará información sobre el estatus migratorio de los estudiantes y que las fuerzas policiales universitarias no se unirán a los federales en las incursiones de deportación, como es el caso de la Universidad de Columbia.

¿Qué tipo de protecciones puede ofrecer un campus santuario?

Al aceptar la etiqueta de campus santuario las universidades se pueden comprometer, por ejemplo, a no cooperar con la Oficina para el Control de Inmigración y Aduanas (ICE) ni dejar entrar a los recintos universitarios a agentes en busca de indocumentados.

Otras universidades se pueden comprometer a no compartir información de sus estudiantes con las autoridades.

Otras, incluso, establecen fondos para ayudar a inmigrantes con sus gastos legales.

Algo concreto con que las universidades pueden cumplir es comprometerse a no dar información a agencias federales voluntariamente. La Universidad Wesleyan, por ejemplo, una de las primeras en declararse santuario, creó dos cláusulas que explican que no ayudaría, bajo su propia voluntad, con los esfuerzos del gobierno de deportar a estudiantes, profesores ni personal indocumentados.

  • Compartir esta evaluación:

Cuando un hijo emprende el vuelo


Por su talento José Reza llega a la universidad a pesar de ser indocumentado Univision

“Dale a tus hijos la oportunidad de vivir sus vidas, no la tuya”, reza un viejo proverbio popular. Y aunque Guillermina Maya no quería ha llegado el momento en que su hijo, José Reza, emprende el vuelo.

“Que Diosito te cuide y la Santísima Virgen también, yo sé que vas a estar bien", atina a decir esta madre mexicana a su hijo de 19 años mientras se abrazan fuertemente delante de nuestras cámaras.

Es un abrazo que cierra una etapa en la vida de José. A partir de este momento deja de ser el consentido de mamá para convertirse en un universitario independiente y responsable de sus propios actos.

“Que Diosito te cuide y la Santísima Virgen también, yo se que vas a est...
“Que Diosito te cuide y la Santísima Virgen también, yo se que vas a estar bien", le dice su mamá a José al despedirlo.

La historia de cómo logró este joven inmigrante mexicano acceder a la educación superior es poco convencional. José es indocumentado y no calificó para ningún alivio migratorio en Estados Unidos.

Pero gracias a sus excelentes calificaciones –su GPA es de 4.6–, se hizo merecedor de una beca que cubrirá parcialmente sus gastos universitarios en el Allen Community College, en Iola-Kansas.


Para financiar su viaje desde Florida hasta Kansas y costear su alimentación, hospedaje y otros gastos que nunca faltan, José tomó una decisión muy peculiar: escribió una carta en la que cuenta la historia de su corta vida.

“Relato mi odisea cuando llegué de México junto a mi madre y cómo casi ella me pierde en medio del desierto cuando cruzamos la frontera, y termino diciendo que no me resigno a que mi condición de indocumentado me deje sumido en el desconocimiento”, nos dice.

publicidad

En vísperas de su viaje recorre todos los negocios de su vecindario en espera de que su comunidad se sensibilice y le done algo de dinero. Uno de ellos es el restaurante ‘Mi ranchito’, de propiedad de Juana María Trejo.

"Ojalá pueda agarrar la ayuda que necesita, porque tiene un sueño. Como toda madre, lo que deseamos es que nuestros hijos hagan realidad sus aspiraciones", comentó Trejo.

Internet es también una herramienta muy importante para este soñador que busca financiar su nueva vida universitaria. En el sitio gofundme creó una página que en cuestión de tres meses había recaudado 4,560 dólares.

José abrió una página web en gofundme que en cuestión de tres meses habí...
José abrió una página web en gofundme que en cuestión de tres meses había recaudado 4,560 dólares.

Tammy Ortiz, una de las donantes, comentó: “Cuando leí tu biografía estuve a punto de llorar. Tenía prevista una venta de garaje pero nunca pude realizarla debido al calor. Ahora 7/17/16 vendí aproximadamente $30 USD y los donaré para financiar la educación de José Reza”.

José está lleno de mora. A pesar de que esta campaña no le ha solucionado su problema financiero le ha permitido mantener su frente en alto.

“Usted sabe que el tiempo pasa de volada. Dos años no son nada, pero sí van a ser mucho para mi porque van a cambiar no sólo mi vida sino también la de usted", le dice a su madre mientras ella no deja de abrazarlo.

Ha llegado el momento de decir adiós. José y dos de sus mejores amigos, que lo esperan afuera de su casa, están listos para emprender un viaje de 1,400 millas que los llevará desde Florida hasta Kansas.

publicidad

El recorrido lo harán en un vehículo de medio uso, adquirido con ese propósito. Sobre esas cuatro ruedas comenzarán a escribir un capítulo que recordarán toda la vida.

Educación

El ingreso a la universidad

Ingresar a la universidad es cosa seria. Sigue nuestra guía y no lo hagas a ciegas.

¿Cómo debo prepararme para entrar a la universidad?

Estas son algunas de las cosas que debes tener en cuenta si piensas ingresar a la universidad.

  • Un GPA alto (por encima de 3.5) es la mejor medida del éxito académico de un estudiantes y así lo valoran todas las universidades.
  • Es muy importante tomar desde temprano materias avanzadas (honors).
  • Los cursos AP (Advanced Placement) ofrecidos por la mayoría de los high schools a sus alumnos mejor preparados, son una medida fundamental de los retos académicos que está dispuesto a asumir un estudiante y por ello es importante tomar todos los AP que sea posible.
  • Una buena preparación para los exámenes estandarizados a nivel estatal ayuda a solidificar el prestigio de la escuela y es una buena señal de la capacidad académica del estudiante.
  • Obtener un buen puntaje en el PSAT (preparado por el College Board y la National Merit Scholarship Corporation) puede ser para un estudiante el activo más valioso de sus años en el high school, ya que muchos colegios ofrecen becas generosas a los estudiantes que obtienen los mejores resultados.
  • Prepararse a conciencia para el SAT o el ACT es muy importante, porque todos los colleges tienen sus puntajes como referencia a la hora de escoger a sus estudiantes. El tomar un curso preparatorio o practicar con las pruebas de ensayo que están disponibles en la página web del SAT, puede ayudar a familiarizarse con la prueba y contribuir a obtener mejores puntajes.

¿Qué debo tener en cuenta a la hora de elegir una universidad?

  • Hay que tener muy en cuenta los intereses personales. No todas las universidades ofrecen los mismos majors. Y no todos los ambientes son iguales. Lo importante a la hora de escoger es tener los merecimientos académicos.
  • Puede ser útil informarse sobre las diferentes carreras y sobre las opciones laborales que las mismas ofrecen. Para hacerlo, es bueno conversar con el consejero del high school. Hay también recursos en línea que ofrecen información útil.
  • Hay diferentes instituciones (incluidos muchos high schools) que ofrecen la oportunidad de conocer las mejores universidades del país. Es una oportunidad que no se puede rechazar, pensando que no es posible llegar a ellas. Todas las universidades tienen páginas en internet, en las que es posible saber qué se estudia en las mismas.
  • Aunque existen programas que permiten aplicar gratis a muchas universidades, por lo general las aplicaciones tienen un costo. Por eso es importante seleccionar un buen portafolio de colleges. Comenzando por el college de los sueños (haciéndole toda la fuerza y pensando que “sí se puede”).
  • Si tus antecedentes académicos no son los mejores, incluye de todas maneras un par de las llamadas “reach schools” (aquellas que exigen, en promedio, un poco más de lo que has logrado). Muchos de los estudiantes que aplican a las reach schools son aceptados.
  • Incluye también algunas de las llamadas “match schools” (aquellas que están a la altura de tus resultados) y no dejes de aplicar a una “safety school” (aquella en la que estés seguro de que te aceptarán).

¿Qué diferencia hay entre un college y una universidad?

Un college es una institución de educación terciaria que ofrece estudios de pregrado generalmente de cuatro años, y que al final otorga un título de Bachelor. Dentro de los colleges están los community colleges, que otorgan el título de Associate después de dos años de estudios de pregrado.

Aunque los colleges son considerados instituciones universitarias, y aunque las palabras college y “universidad” suelen ser empleadas intercambiablemente, la universidad es oficialmente una institución que ofrece programas de estudios tanto de pregrado como de posgrado. Por esto, un college puede ser parte de una universidad.

Medicina, administración empresarial y derecho son algunas carreras que requieren estudios más allá del college como entrenamiento.

¿Qué se necesita para entrar a la universidad?

Esto varía mucho de universidad a universidad y de la calidad de esta, pero por lo general se necesitan estos documentos claves:

  • Formulario de aplicación (application form).
  • Pagar una tarifa de aplicación (application fee).
  • Calificaciones (academic documents or transcripts). Esta es la pieza más importante de todo el paquete de aplicación. Debe tener un carácter oficial, o sea, estar impreso en un papel donde figure el nombre de la escuela o del Ministerio. Y estar firmado por un oficial de la misma o del Ministerio (director o semejante) y tiene que estar sellado con el sello oficial de la escuela o Ministerio.
  • Exámenes (SAT, ACT, IELTS, TOEFL). Muchas universidades sólo requieren que se tome el SAT o el ACT si eres un estudiante nacional, los estudiantes internacionales están exentos. Un ensayo (essay).
  • Cartas de recomendación (letters of recommendation). Estas usualmente vienen de profesores, consejeros, líderes comunitarios o adultos que conozcan al estudiante en una capacidad más académica o profesional.
  • Formularios de la escuela en la que se ha estudiado el equivalente al high school (school forms).
  • Una lista de actividades extracurriculares.
  • Otros (depende de la universidad, pueden ser una entrevista, un portafolio, un video, récords deportivos, etc.).

Una universidad puede, por ejemplo, exigir un promedio o GPA de más de 3.0, un número mínimo de horas comunitarias, o un puntaje mínimo en el SAT o en el ACT.

¿Qué actividades extracurriculares son importantes?

La participación en las actividades escolares es un factor al que la mayoría de los colleges le dan un gran valor. Estas son algunas de las más importantes:

  • Pertenecer a un club (literario, o de ciencias, por ejemplo) es una manera muy importante de darse a conocer por fuera de la clase. Llegar a presidir alguno de los clubes o fundar un club en la escuela es una señal de liderazgo.
  • Aunque el high school no ofrezca deportes a nivel competitivo, o el desempeño deportivo no sea el mayor atributo del estudiante, pertenecer a un equipo puede ser muy importante. Ser capitán de un equipo, en cualquier deporte, es una importante señal de liderazgo.
  • Ser elegido para participar en una “sociedad honoraria” (Honors Society) agrega muchos puntos a la historia personal.
  • Establecer una relación de amistad con uno o más profesores del área de interés profesional del estudiante puede llegar a ser muy importante a la hora de conseguir una buena recomendación para el college.
  • Los consejeros escolares, son muy importantes a la hora de tener claros los pasos que se necesitan para llegar a la universidad. Es importante establecer una buena relación y visitar con frecuencia al consejero/a de la escuela desde el primer año de high school. Si no los hay, es bueno buscar ayuda de una de las múltiples organizaciones creadas para brindar ese tipo de asesoría.

¿Cómo se gestionan las horas comunitarias?

Los colleges y las universidades valoran mucho el servicio comunitario a la hora de seleccionar a a sus estudiantes y ofrecerles ayudas financieras.

Muchos high schools exigen un mínimo de horas de servicio comunitario. Hay que hacerlas, aún si la escuela no las pide. Mientras más se tengan, mejor. Algunas sociedades académicas (Honors Societies) valoran mucho el servicio comunitario e instan a sus miembros a realizarlo.

Algunos colleges, prefieren el llamado “Service Learning”, en el que el estudiante desarrolla habilidades relacionadas con su área de interés. En general, valoran mucho la experiencia ganada en este servicio.

Algunos high schools ayudan a sus estudiantes de último año a conseguir un internship relacionado con la carrera que hayan elegido cursar en la universidad. El participar en un internship, durante uno o dos veranos, es una forma excelente de desarrollar competencias académicas, de conocer más sobre un área de estudios y de desarrollar una relación con un supervisor que pueda escribir una carta de recomendación para incluir con los materiales de solicitud de admisión a la universidad.

¿Cuáles son los errores más comunes a la hora de aplicar a la universidad?

Uno de los errores más comunes, dice Juan García del ACT, uno de los dos exámenes estandarizados para entrar a la universidad, es usar una dirección de correo electrónico demasiado informal. Esto está bien para uso personal, pero todo estudiante debe tener una dirección formal que use para propósitos académicos y profesionales.

Otro error que cometen los estudiantes en su aplicación ocurre cuando alguien que no es el estudiante llena la aplicación y escribe su propia información en vez de la del estudiante, comenta García.

Una de las cosas más importantes en las que fallan los estudiantes es en pasarse de las fechas límites que exigen las universidades para entregarles los documentos de la aplicación.

¿Qué posibilidades tengo de estudiar en una universidad de élite?

Muchos estudiantes no aplican a las universidades más selectivas porque creen que no las pueden pagar. Con las ayudas financieras, sin embargo, su costo puede ser muy bajo. Para que los estudiantes que van a ingresar a la universidad tengan una idea de cuánto les pueden costar sus estudios, el gobierno exigió que todas las entidades de educación superior desplieguen en sus páginas de internet una “calculadora de precio neto”.

El “precio neto” es la cantidad que deben pagar los estudiantes para atender una institución de educación superior en un año académico después de descontar las ayudas financieras que ofrece la institución y las becas conseguidas por el estudiante, dentro o fuera de la universidad.

Antes de desanimarte por el costo de la universidad en la que has puesto tus ojos, consulta la “calculadora de precio neto” que hay en su página web.

El Departamento de Educación tiene una página en internet (en inglés) que explica en qué consisten las “calculadoras de precio neto” y te ofrece un buscador para encontrar las calculadoras de las universidades de tu elección.

  • Compartir esta evaluación:

****

publicidad