publicidad
El más reciente número de Charlie Hebdo comenzó a circular este miércoles.

Charlie Hebdo brinda por los caídos durante los ataques de París

Charlie Hebdo brinda por los caídos durante los ataques de París

Todo el personal de la revista trabaja bajo un régimen de protección, fuera de la sede que fue atacada en enero por los yihadistas.

El más reciente número de Charlie Hebdo comenzó a c...
El más reciente número de Charlie Hebdo comenzó a circular este miércoles.

Por Saraí Suárez @suarezs desde París

El trazo irreverente dibuja un hombre cosido a balazos, que baila mientras apura una copa de espumoso. De los orificios que abrieron los proyectiles, salen chorros dorados y burbujeantes.  Ellos tienen las armas, que se jodan, nosotros tenemos la champaña”, dice en grandes letras el titular que envuelve el dibujo.

Es la más reciente portada de la revista Charlie Hebdo, que comenzó a circular este miércoles, y su forma de rendir homenaje a las víctimas de los atentados ocurridos el 13 de noviembre en París.

La caricaturista Corinne Rey, conocida como Coco, es quien firma la primera página. Sobreviviente del ataque terrorista perpetrado contra la redacción del semanario el 7 de enero de este mismo año, Coco opta por una caricatura irónicamente festiva y llena de orgullo nacional.

Charlie Hebdo brinda por los caídos durante los ataques de París /Univision

 
El tributo de Charlie Hebdo a los caídos bajo el fuego de los yihadistas estuvo precedido de un comunicado, difundido en su página web al día siguiente de la masacre. Allí, la redacción en pleno expresaba su “indignación y repulsión” por los atentados: “La revista condena, una vez más, esta violencia terrorista al servicio de la ideología totalitaria islámica, cuyo único objetivo es destruir los valores de la democracia y la república”.
 
El equipo de la revista está bajo un programa de protección especial, sometido a medidas de seguridad extremas. A la salida de este número, que se publica cinco días después de los atentados, ninguno de sus dibujantes, periodistas o editores dio declaración alguna. El lugar donde se encuentran se mantiene bajo la más estricta confidencialidad.

publicidad


 
Coco, una sobreviviente

Algunos de ellos, como la autora de la portada, vivieron en carne propia la brutalidad de los extremistas islámicos. La caricaturista francesa, de 33 años de edad, fue tomada como rehén por los hermanos Kahouachi, autores del asalto contra Charlie Hebdo. Ellos la forzaron a conducirles a la sede de la publicación para luego asesinar a parte de sus compañeros de redacción.
 
Nuestra revista va a vivir, sin ustedes no será lo mismo, será otra revista pero no nos dejaremos vencer”, dijo Coco en el entierro de Tignous (Bernard Verlhac), también dibujante de Charlie Hebdo, muerto en el atentado.  

"Nunca cederemos en nuestras libertades", traduce esta viñeta del número...
"Nunca cederemos en nuestras libertades", traduce esta viñeta del número actual.

Con su trabajo en la última portada, la caricaturista mantiene su promesa. “Hemos puesto mucho de nosotros en este número. No cederemos ni un momento”, insistía desde su cuenta de Twitter, agradeciendo los mensajes de apoyo que ha recibido.

Corinne Rey colabora para varios medios, entre ellos, Psikopat, Vigousse, Les Inrockuptibles, L'Humanité y Le Ravi. Es además profesora de dibujo en la Escuela de Alsacia.
 
El próximo atentado será différente  

El trabajo de Coco se acompaña de un editorial, titulado “Una noche que recordaremos por mucho tiempo”, que describe cómo el equipo de redacción supo de los atentados. Ese viernes, los amigos de Charlie se encontraban en un bistrot y, como es habitual, su conversación acabó girando alrededor de los ataques del 7 de enero.

publicidad

Según escribe Riss ( Laurent Sourisseau), autor del texto, el policía que les escolta de forma permanente preguntó si tenían pensado quedarse en el bar mucho tiempo. Y acto seguido agregó: “En este momento hay un ataque en el Estadio de Francia”. Pagaron la cuenta precipitadamente y corrieron a sus casas “para sentarse frente a la televisión, amurallados, y protegerse así de los lobos que acababan de llegar a París”.  

Tras la muerte de sus compañeros, una espera resignada los mantenía alerta. “No teníamos dudas de que a los ataques de enero seguirían otros (...), el error fue creer que se reproducirían. Pero no, nada se reproduce idénticamente. Ataques simultáneos, cinturones bomba, cosas nunca vistas en Francia. La próxima vez será diferente también. Puede que sea un camión lleno de explosivos o algo que ni siquiera la policía logra imaginar todavía. Uno tiene la impresión de estar retrasado frente a la perversidad que pueden alcanzar los terroristas. La imaginación criminal de la gente libre es muy débil comparada a la de unos asesinos alienados por una ideología”, señala el editorial.

"El show debe continuar", dicen los trazos del caricaturista Juin.
"El show debe continuar", dicen los trazos del caricaturista Juin.

Igualmente, rechaza los análisis que exhiben un discurso culpabilizador y terminan incriminando a las víctimas. “ Los franceses son culpables de tomar partido, de comprometerse, o simplemente de existir. En realidad, para estos criminales no hay principio ni fin en las responsabilidades de Francia. Los derechos humanos, la libertad de expresión, la laicidad. A ellos les bastan esos valores para legitimar sus crímenes”, señala el editorial.  

Charlie Hebdo carga también contra la religión y sostiene que la sola mención del término es un estorbo. “Nadie osa decirlo, pero todos saben que es la religión lo que motiva a estos asesinos y no consideraciones geopolíticas sin sentido”, dice el texto, que apunta hacia otra palabra difícil de pronunciar: Islam. “Los musulmanes de Francia –observa– no deben sentirse muy cómodos al ver estas masacres cometidas en nombre de su religión y a la vez sentir que la sospecha se instala a su alrededor”.

publicidad

Los únicos interesados en ver a los franceses pelear entre ellos son los terroristas, opina Riss. “Quieren que la rabia se apodere de los ciudadanos así como ésta se apoderó de sus cerebros”, asevera, para terminar defendiendo las libertades fundamentales y en particular la libertad que tanto le gusta a Charlie: criticar los dogmas de la fe.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
Los jóvenes dreamers dicen que con la situación que vive EEUU y la nuevas políticas del presidente Donald Trump, temen pedir ayuda de dinero para poder realizar sus estudios, pues les preocupa que esto les pueda costar su estadía en el país.
Representantes y senadores del partido republicano han sido confrontados, cuestionados y abucheados en los últimos días en asambleas populares celebradas en sus estados. Trump señala a "activistas progresistas" de organizar las protestas.
Juan García del ACT, uno de los dos exámenes estandarizados, nos habla de las cosas que se deben evitar a la hora de llenar la admisión universitaria.
El gobierno mexicano aseguró que no dudará en acudir a las Naciones Unidas para defender a los inmigrantes. Las declaraciones del secretario de relaciones exteriores mexicano hizo la advertencia antes de la reunión que tendrá esta semana con altos funcionarios estadounidenses.
publicidad