publicidad
El príncipe Harry tenía 12 años cuando su madre, Lady Diana, falleció en un trágico accidente vehicular en París, Francia.

El príncipe Harry quedó marcado por algo que lo obligaron a hacer en el sepelio de Lady Diana

El príncipe Harry quedó marcado por algo que lo obligaron a hacer en el sepelio de Lady Diana

En una reveladora entrevista con la revista Newsweek, el que fuera hace unos años el rebelde de la casa real británica relató espantado a lo que fue expuesto hace 20 años.

El príncipe Harry rompe el silencio y confiesa los problemas que tuvo tras la muerte de su madre Univision

"A ningún niño se le debe pedir algo igual". Han pasado 20 años del sepelio de su madre, Lady Diana Spencer, y todavía el príncipe Harry, su hijo menor, resiente que lo obligaran a caminar detrás de su atúd.

Como si el dolor de haberla perdido a los 12 años, de forma trágica y sin poder despedirse no hubiese sido suficiente, el príncipe Harry, según relató en una entrevista íntima con la revista Newsweek, fue obligado a caminar "un largo trecho detrás de su ataúd, rodeado de miles de personas que me observaban, mientras que otros millones de personas seguían la transmisión por televisión. No creo que a un niño, sin importar las circunstancias, se le deba pedir que haga algo igual".

publicidad

En estos días, el príncipe Harry está seguro de que algo así "no ocurriría".

El príncipe Harry y Meghan Markle juntos en Jamaica

En otros temas, el soltero de 32 años dijo a la revista que su propósito es vivir una vida como le enseñó su madre, de la forma más normal posible. Aseguró que hace sus compras sus solo, incluso las del supermercado.

Si algún día, por azares del destino, tuviera que fungir como rey, "aún así haría mis compras", se juró.

Defendió la existencia de la realeza y se enfocó en aprovechar la entrevista para destacar las causas sociales con las que está comprometido y las satisfacciones que le brindan, no sólo a él sino a sus familiares, incluida su adorada abuela Isabel II.

Sobre su hermano William y su cuñada Kate Midleton, habló muy poco. Destacó que gracias a su único hermano fue que buscó ayuda para manejar sus emociones y traumas. De igual forma exaltó a su cuñada, a quien ve como una hermana. Tanto así que la futura reina de Inglaterra le cocina y su plato favorito es el pollo asado.

publicidad

De quienes no habló fue de su padre, el príncipe Carlos y de su madrastra, Camilla Parker-Bowles.

Las fotos nunca vistas de Lady Di en un paseo de cacería

Mira también:

"Trampa mortal", así era el auto en que murió Lady Di
publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad