Estimulando la concentración de mis hijos logro que aprendan más y mejor

EL USO DE LAS NUEVAS TECNOLOGÍAS Y LAS DIFICULTADES DE APRENDIZAJE EN LOS NIÑOS El hecho de que desde edades muy tempranas los niños se hayan convertido en usuarios potenciales de las nuevas tecnologías y pasen gran parte de su tiempo libre manejando móviles, tabletas y videojuegos, ha dado lugar a que muchos pequeños presenten …
Univision
16 Abr | 2:53 PM EDT

EL USO DE LAS NUEVAS TECNOLOGÍAS Y LAS DIFICULTADES DE APRENDIZAJE EN LOS NIÑOS

El hecho de que desde edades muy tempranas los niños se hayan convertido en usuarios potenciales de las nuevas tecnologías y pasen gran parte de su tiempo libre manejando móviles, tabletas y videojuegos, ha dado lugar a que muchos pequeños presenten dificultades de aprendizaje, especialmente relacionadas con su capacidad de concentración durante el desempeño de actividades escolares como la lectura, escritura y resolución de problemas.

Se trata de una realidad que diariamente vivo como madre y como maestra. Cada vez es más difícil sorprender y motivar a los niños para que logren aprender algo nuevo. Están tan acostumbrados a la hiperestimulación sensorial tecnológica que se aburren y se distraen con facilidad cuando realizan tareas como armar un puzzle, leer un cuento o escuchar a los demás.

LA CONCENTRACIÓN: ACTIVIDADES Y JUEGOS PARA POTENCIARLA

Un requisito indispensable para que el niño aprenda consiste en que éste sea capaz de mantener un cierto grado de concentración en las actividades que realiza. Los niños que presentan problemas de atención suelen tener un menor rendimiento escolar y, como consecuencia, resultados académicos menos satisfactorios.

Afortunadamente esto se puede trabajar y reforzar a través de actividades motivadoras que ayuden a los niños a regular su conducta.

Mis hijos eran bastante inquietos y se distraían con facilidad. Les costaba mantenerse sentados durante el tiempo que coloreaban un dibujo; si no estaba continuamente pendiente de ellos, se entretenían jugando; cambiaban constantemente de juegos y actividad y cada vez que les leía algún cuento me interrumpían o simplemente no escuchaban.

Después de observar y analizar sus conductas, llegué a la conclusión de que presentaban dificultades para concentrarse. Comencé, por tanto, a trabajar con ellos siguiendo unas pautas, juegos y actividades. Aquí las tienes:

  1. Lugar de estudio libre de distractores. El cuarto de tu hijo debe estar libre de juguetes y dispositivos tecnológicos que dispersen su atención durante el estudio.
  2. Alimentación sana y equilibrada. Una dieta rica en carbohidratos, fósforo, ácidos grasos esenciales Omega 3, calcio, hierro y zinc, potenciará la concentración de tu hijo.
  3. Descansar. Los niños que no duermen bien no descansan lo suficiente y, por tanto, manifiestan problemas de atención y bajo rendimiento académico. Es recomendable que los pequeños en edad escolar duerman aproximadamente de 10 a 12 horas diarias.
  4. El deporte. La práctica de ejercicio diario no solamente repercute beneficiosamente en la salud física, sino también en la mental. Si tienes la posibilidad de apuntar a tu hijo en algún deporte de su interés (tenis, natación, fútbol), hazlo.
  5. Hacer yoga. Esta actividad es maravillosa, pues puede ayudar a tu hijo a tomar conciencia de su propio cuerpo y de sus posibilidades motrices, liberarlo del estrés y despejar su mente.
  6. Actividades y juegos que estimularán el enfoque de tu hijo:
  • Jugar a buscar a Waldo (Wally)
  • Jugar con juegos interactivos online que estimulen su atención
  • Armar un puzzle
  • Armar un cubo de Rubik
  • Trabajar un cuaderno de actividades para potenciar la atención que puedes encontrar en la web: Imágenes Educativas de su creador “ACRBIO”
  • Jugar a juegos de mesa como el parchís, la oca y el dominó
  • Jugar a clasificar objetos por tamaño, color y forma
  • Ve con tu hijo al campo, bosque, playa o parque, y pídele que mire alrededor durante un minuto. Después ha de cerrar los ojos e intentar recordar todas las cosas que ha visto.
  • Con tus dedos escribe palabras sencillas o haz dibujos simples sobre la espalda de tu hijo y pídele que los adivine.
  • Aprender los pasos de un baile sencillo de su canción favorita
  • Leer un cuento y responder preguntas de comprensión lectora
  • Cántale a tu hijo una canción que conozca pero con la letra cambiada. Debe decirte dónde está el error.
  • Dale a tu hijo una receta muy sencilla para que la lea durante un tiempo. Después pídele que la elabore sin tener delante el papel.
  • Durante un minuto enséñale a tu niño un dibujo en el que aparezcan varios elementos. Retírale la imagen y pídele que reproduzca el dibujo.
  • Llévate a tu hijo a alguna estancia de la casa y pídele que la observe con atención. Posteriormente, tápale los ojos, cambia varios objetos de lugar y esconde otros. Cuando abra los ojos deberá decir qué cosas han cambiado y colocarlas como estaban al principio.
  • Jugar a hacer parejas- Imprime en cartulina 50 parejas de dibujos pequeños que sean iguales (dos limones, dos coches…). Desordena las tarjetas y colócalas sobre una mesa. Tu hijo deberá formar parejas.
  • Juego del tacto- Mete en una bolsa los objetos que quieras y pídele a tu hijo que coja un objeto determinado. Solamente podrá valerse del tacto.

Como ves, son muchas las actividades que estimulan la concentración. ¿Cómo ayudas tú a tu hijo? Cuéntanoslo.