null: nullpx
Cargando Video...

Y Mañana Será Otro Día Capítulo 56

Univision23 Nov 2019 – 12:00 AM EST

Comparte

...

locutor: televisa presenta...

>> ¿a lo mejor ya le hizo

justicia a la revolución?

meche: no...no.

más bien, yo estoy en deuda

con la vida y eso no merece

ningún reconocimiento.

cometí tantos errores

y, aunque he pagado muy caro

mis equivocaciones,

la vida no me alcanza

para pagar lo que hice.

>> doña meche,

no se ponga triste.

mire, si quiere, yo hablo

con la señora alcántara

y le digo que mejor no le mueva

y que ya no se pare aquí.

diana: son mis galletas

preferidas desde niña.

chabe: sí, mi amor,

tu mamá me pidió

que te las hiciera

y que te las trajera,

creo que quiere hacerte recordar

todos los momentos lindos que

viviste de niña a su lado

para que no la dejes de querer.

diana: nana, me pongo

en sus zapatos y sí, es lógico

que se sienta así.

por eso va a ser mejor

que no sepa que ya encontré

a mi madre biológica.

chabe: ¿ya la encontraste?

diana: ya sé dónde está.

en unos días, si ella

lo permite, la voy a ir

a conocer.

¿cómo será?

chabe: no tengo idea.

pero no te hagas demasiadas

expectativas, por favor.

diana: es imposible no

hacérmelas. mira, he pensado

en todos los escenarios,

desde que es la madre más

cariñosa y linda del mundo,

hasta que es una bruja que

me rechaza y que no quiere

saber nada de ti.

chabe: dianita, no sé

para qué te expones

a un desaire, mi vida,

aún estás a tiempo de olvidarte

de quien te dio la vida,

como lo hizo laura.

diana: no, ya empecé y no

voy a parar.

mira, hasta ahorita lo único que

sé de ella es que se llama

mercedes y vive en un asilo.

me muero de curiosidad

de saberlo todo.

>> ya, dime si me crees.

nicolás: a ver, a ver.

sí, no tienes cara de mala.

>> nico,

me tienes que guardarme

un secreto, si la bruja sabe que

estoy aquí, me va a volver

a fregar la vida a mí

y a mi hermano porque él también

puede perder su chamba.

nicolás: está bien, no voy

a decirle nada a nadie, aparte

de que tengo tantos

secretos guardados

y no se los digo a nadie.

>> ay, ven acá.

gracias, chiquito, te adoro.

nicolás: y aparte me tienes que

contar todos los cuentos

de luchadora que te sepas.

>> y te voy a hacer unas--

nicolás: ay, me duele, me duele.

¿verdad?

>> ¡ay! te voy a enseñar a volar

desde la tercera cuerda.

¿eh? y hacer la urraca. ¡vamos!

nicolás: ¡otra, otra, otra!

paloma: ¿y cuándo quieres que

te lleve la joyería?

claro, mañana mismo puedo

hacerlo, no hay problema.

sólo dame tu dirección.

ok, anoto.

sí, permíteme, sí, sí.

perfecto, ya la tengo.

nos vemos mañana por ahí.

muchas, muchas gracias.

[celular]

alo.

mauricio: ey, no me vayas

a colgar, soy mauricio,

te llamo de este otro teléfono

porque sigues teniendo

bloqueado mi celular.

paloma: vaya, si me llamas

estando de luna de miel es que

algo muy grave te debe estar

pasando.

mauricio: no, no, lo que me está

pasando por tu culpa, así que

no finjas y te exijo que dejes

de hacerme brujería, vudú y todo

lo que me estás haciendo

porque, si querías arruinar

mi luna de miel, ya lo lograste.

paloma: ¿brujería y vudú?

mauricio: sí, ya te descubrí,

no lo niegues.

paloma: ¿qué fue

lo que descubriste?

mauricio: que gracias a ti

no le puedo cumplir a bárbara.

paloma: [ríe]

germán: pasa.

bárbara: hola, gracias,

con permiso.

germán: bienvenida, fue una

suerte que tuviera

una cancelación

y que pudiera atenderte

porque me dijo mi secretaria

que te urgía verme.

bárbara: sí, doctor botero,

así es.

germán: puedes llamarme germán.

bárbara: gracias.

mira, germán, me voy a ser

sincera, me hubiera gustado que

fueras mujer para sentirme más

en confianza con esto, pero,

la verdad estoy desesperada

y pues tenía tus datos

y te llamé.

germán: te entiendo, trataré

de inspirarte tanta confianza

que puedas olvidarte que estás

tratando con un hombre y sólo

me veas terapeuta.

bárbara: sí, ojalá lo logremos.

lo que pasa es que es

muy delicado por lo que estoy

aquí y no quisiera que

nadie se enterara, nadie.

germán: todo lo que tratemos

aquí, aquí se queda

así que no te preocupes y

siéntete en la libertad

de contarme cualquier cosa.

bárbara: sí, sí, como si

fuera fácil.

germán: sé que no lo es,

pero mi única función aquí es

tratar de ayudarte.

empecemos con qué es lo que

te trae por aquí y con tanta

urgencia.

mauricio: no, no, no, no,

no te rías y quítame esta

maldición ya o si no--

paloma: si no, ¿qué?

mauricio: te va a pesar,

te juro que te va a pesar.

paloma: no me amenaces porque

la brujería que te hice te va

a atacar más fuerte.

[ríe]

mauricio: ¿qué, más?

no inventes, por favor,

quítame lo que me hiciste,

te prometo que hago

lo que me pidas, pero si no

puedo cumplirle a barbi,

todo por lo que he luchado,

va a valer gorro.

paloma: me lo imagino porque

una mujer insatisfecha puede

llegar a ser peor

que la brujería.

mauricio: por favor, ayúdame.

paloma: lo siento, pero

te advertí que te ibas a acordar

de mí cuando te quisieras

acostar con tu virgencita.

mauricio: paloma.

[gruñe]

bárbara: ¿y qué puedes hacer

por mi marido?

germán: por él nada.

bárbara: y entonces...

¿para qué pasé la pena de

contarte todo esto?

germán: porque para ayudarlo

a él, él tendría que estar aquí.

bárbara: entonces sólo perdí

el tiempo contigo y encima

te tengo que pagar, claro,

por supuesto.

germán: bárbara,

¿por qué no respiras y me das

un segundo?,

siéntate, por favor.

el trabajo con un psicólogo

es directo y voluntario.

tu marido debería querer estar

aquí para yo poder ayudarlo.

en este momento por él

no puedo hacer nada, pero

por ti sí.

bárbara: yo...

pablo: debo reconocer que

la curación te quedó muy bien.

mónica: perdón por la histeria,

así me pongo por la sangre,

pero como verás, de que aprendí

en el curso, aprendí.

pablo: deberíamos tomar todos

un curso de primeros auxilios.

mónica: es muy buena idea.

oye, si yo, que sólo soy

tu amiga me puse mal, imagínate

cómo reaccionaría alguien que

te quisiera mucho más.

pabo: no, regina no puede

recibir emociones fuertes.

mónica: no, no, no,

se la sueltas con cuidadito,

pero avísale lo que te pasó

y a ver qué hace.

pablo: es un buen consejo.

mónica: en la guerra

y el amor todo vale.

pablo: me encanta regina,

me trae babeando.

mónica: ¿en serio?

bárbara: a ver, ¿estás situando

que yo soy la culpable de que

a él no se le--

bueno, que no me cumpla como

hombre.

germán: lo que te estoy tratando

de decir es que puedo ayudarte

a enfrentar por lo que pasas

y a que manejes ese enojo

frustración que traes.

bárbara: no, doctor, yo lo que

espero es que me dé la solución

ya, ahorita.

no me siento completa conmigo.

germán: no es así como

funciona la terapia, no existe

una varita mágica para arreglar

los problemas,

pero te ofrezco que juntos

descubramos el camino a seguir

para ti, más allá de lo que haga

o quiera tu esposo.

¿qué dices?

margarita: sí, la pasé muy bien

en la boda de tu hermana, aunque

hubiera preferido que pasaras

más tiempo conmigo en lugar

de estar bailando con pablo.

mira, honestamente, creo que

no deberías tener ojos para

un romance en este momento.

regina: prefiero no hablar

de este tema, yo ya tomé

la decisión de no ver a pablo

y no quiero que me preguntes

más.

margarita: ah, perfecto,

me parece muy bien,

aplaudo tu decisión

porque tu bebé, nuestro bebé,

te necesita concentrada en él

en el momentos.

regina: ¿y nada más viniste

a decirme esto?

margarita: eh, no.

¿por qué no me contestas

mis llamadas?,

porque he estado llamando

y siempre manda al buzón,

o no está disponible o está

apagado o--

regina: se me rompió el celular

y mi papá no me quiere comprar

otro porque

dice que mis hermanos

y yo somos unos irresponsables,

que no sabemos cuidar las cosas,

ya sabes, entonces estoy

incomunicada, es lo que pasa.

margarita: ah, es por eso,

de verdad, yo pensé que

no me querías contestar, pero

veo que no fue así, ¿verdad?

ok.

luis: no inventes,

falto un día-- bueno, medio día

y aquí pasa de todo.

pobre pablo y qué gacho

lo de rafa y su proyecto.

nora: bueno, pero

afortunadamente tú nos vas

a ayudar a investigar quién es

el tipejo este que quiso

atropellar a pablo, aunque,

con lo de la bronca de la lana

de aquí, yo no sé quién podrá

ayudarnos.

luis: ¿tú crees que pueda

haber recorte de personal y--

nora: bueno, quizá, armando

me dijo que las cosas están más

gruesas de lo que parecen.

luis: no le hagas.

¿y habrá algo que podemos hacer?

nora: mira, yo estuve pensando

que tal vez mauricio pueda tener

una solución y también estuve

pensando que sería bueno

marcarle.

luis: no, no, te va a matar si

lo interrumpes su luna de miel.

nora: muerta voy a estar

si pierdo mi trabajo.

luis: yo creo que deberías

esperar a que regresen,

no corras el riesgo

de hacerlo enojar y,

en una de esas, hasta te quedas

sin trabajo por eso.

nora: ¿tú crees

que sea para tanto?

a ver, ¿tú cómo reaccionarías si

yo te interrumpiera

en tu luna de miel?

luis: no,

eso no podría suceder.

nora: ¿cómo por qué no?

luis: porque mi luna de miel

la pasaría contigo.

nora: óyeme, ¿qué te pasa?

¿por quién me tomas?

yo jamás me atrevería a hacer

la otra, ni en tu vida,

ni en la de nadie.

luis: no, no, no, norita,

no me malinterpretes, norita.

[música]

[música]

[mauricio] nora.

¿qué pasó?

no, no inventes.

yo sabía que rafael iba a causar

problemas, pero jamás imaginé

que pusiera

la emprensa en riesgo.

sí, gracias por avisarme y tú

no te preocupes, voy a pensar

en una solución.

nora: muchas gracias

porque, de verdad, no me quiero

quedar sin chamba.

mauricio: no, tranquila,

mientras yo lo pueda evitar, eso

no va a suceder,

pero bueno,

te dejo para pensar una solución

para media link.

bye.

damián,

¿qué crees?, ya explotó

la bomba en media link, así que

llegó la hora de darle

el siguiente golpe al panita

ese, te aviso en el momento

exacto de hacerlo.

rafael: papá, qué bueno

que llegaste porque te tengo

una solución ya.

camilo: ¿cuál?

rafael: que aceptes a un socio

inversionista que le inyecte

dinero a la empresa.

camilo: ¿y quién

sería ese socio?

rafael: iñaki de la masa,

ya hablé con él y está dispuesto

a ser tu socio.

camilo: qué bueno que lo esté,

pero yo no estoy dispuesto.

rafael: ¿pero por qué?

camilo: yo estoy buscando la

solución sin tener que recurrir

a ningún socio.

rafael: pero un socio sería

la solución perfecta, además no

sería un socio capitalista,

no se metería

en la toma de decisiones,

ni en nada que tenga--

camilo: a ver, olvídalo,

quiero que te quede claro que

el dinero del gran empresario

iñaki de la masa no es una

opción en mi negocio.

[celular]

regina: bueno.

mónica: qué bueno que

contestaste tú porque quiero

hablar contigo.

soy mónica, por favor, no me

vayas a colgar, tengo algo muy

importante que decirte.

regina: no, no te voy a colgar.

digo, no me gusta lo que

ha pasado contigo, pero

me ayudaste a sacar a pablo

de la cárcel y eso te lo voy

a agradecer siempre.

dime por qué me llamaste.

mónica: tiene que ver con pablo

precisamente, es tu amigo

y quizá sepas si tiene algún

enemigo.

reginna: ¿por qué me preguntas

eso?

mónica: porque hoy intentaron

atropellarlo.

regina: ¿qué le pasó?,

¿está bien?

mónica: afortunadamente, está

bien, sí, pero el pobre está

muy sacado de onda y necesita

la ayuda de todos sus amigos.

>> gracias.

laura: aquí te los dejo.

hija.

paloma: ya supe que andabas

besuqueándote con rafa.

por eso nico te chantajeaba,

no entiendo cuál fue

tu intención al ir a reclamar

unos besos.

laura: ¿te lo dijo?

paloma: claro,

¿o qué esperabas de mi novio,

que me ocultara la verdad,

como sueles hacerlo tú?

laura: no, no, claro que no

y yo, la verdad, no sé qué

esperaba cuando le fui

a reclamar, pero me tomó

por sorpresa y no reaccioné

muy bien que digamos.

>> no, no.

cristóbal: perdón, perdón,

perdón, perdón, tardé, no vuelve

a pasar, perdón perdón.

>> bueno, voy a la cabina

para ver si puedo salvar algo

o si tenemos

que ir desde arriba.

cristóbal: sí, perdóname.

>> ey, para relajarse.

eso.

>> ¿qué onda, qué pasó?

>> pues se metió un ruidito,

no sé qué--

>> ¿y no hay forma de salvarla?

>> no, se perdió toda, hay que

repetirla.

>> okay.

>> ni modo.

>> oigan, no, no hay forma

de rescatar, hay que volver

a empezar.

cristóbal: okay.

>> vamos a poner una pista

de batería, ingeniero y ustedes

atentos, porfa, al tiempo.

¿qué haces, por qué traes

un chicle en la boca?

tíralo, tienes que estar

concentrado, en buena onda.

venga, a ver, vamos.

un, dos, tres, cuatro.

[canta]

paloma: ya sé lo que hubo

entre ustedes, no hay bronca.

laura: ¿de verdad?

paloma: sí, mamá.

a pesar de todo, me gustaría que

encontrarás una persona que

te haga feliz.

obvio,alguien que vaya más

contigo porque tú y rafa

no tienen nada que ver,

pero en fin.

laura: entonces sí te importo

y a pesar de mis errores,

me perdonas.

paloma: lo que quiero es vivir

en paz y sin resentimientos.

no sé si ya te perdoné, te diría

mentiras si te digo que

ya lo hice.

tú viste lo mal que la pasé

cuando llegué aquí y que moría

de ganas por regresarme

a brasil,

ni siquiera tuviste el valor

de decirme la verdad.

laura: yo, te juro que--

paloma: ya, por favor,

vamos a darle tiempo al tiempo,

¿sí?

me voy.

[música]

[música]

regina: nora, ¿y pablo?

nora: ¿ya supiste

lo que le pasó?

regina: ¿por qué crees

que estoy aquí, dónde está él?

nora: está en su cubículo,

le pedimos que se fuera

a descansar y no quiso

porque es muy cabezón

y entonces-- pero.

ay, qué hostil.

"o sea, norita, gracias

por la información.

no, no, de nada, regina,

lo supe por casualidad".

mónica: tómate

el desinflamatorio

y el analgésico

para el dolor, por favor.

ambas: hola.

mónica: bueno, me voy que

todavía me tengo que

ir a cambiar para ir a la cena

con grajeda.

pablo: tú con tanta

broncas y ayudándome.

mónica: claro que sí.

bueno, bye.

pablo: gracias.

regina: moni me contó lo que

te pasó.

pablo: sí, estoy bien, me da

gusto que hayas venido y verte.

regina: no vayas a creer que

nada más por ti, vine a ver

a mi papá también, pero creo que

no está.

pablo: no, no, yo no creí nada,

pero me da gusto verte porque

hay algo que quiero que sepas.

ven, siéntate.

me quedé pensando en lo que

te dije y me di cuenta que

la regué.

estaba muy confundido y no sé

ni siquiera por qué te pedí que

fueras mi novia.

regina: ¿cómo?

pablo: sí, me dejé llevar

y se me hizo muy fácil decirte

que anduviéramos.

pero, en serio, no sabes,

no sabes el peso que me quitaste

de encima cuando me dijiste

que no, porque me di cuenta

te quiero muchísimo,

pero sólo como amiga.

regina: ¿como amiga?

pablo: sí, sí, como eso

y nada más y perdóname

porque hasta después me cayó

el veinte,

así que, por favor, olvida todo

lo que te dije y haz de cuenta

que nunca te hable de amor

porque ese amor no existe.

>> ¿pero por qué crees y camilo

no quiere el dinero de iñaki,

por celos o qué?

mónica: ¿se puede?

solo vengo a ver

si se les ofrece algo

porque ya me voy.

rafael: ¿tienes cinco minutos?

mónica: sí, claro.

rafael: le propuse a camilo

que iñaki entrara de socio

capitalista a media link

para salir del problema

y lo rechazó, lo rechazó

de manera definitiva.

mónica: ¿cómo?

¿pero por qué?, a mí me parece

que es una excelente solución.

y bueno, un detallazo de iñaki.

rafael: sí, a mí también,

pero así están las cosas.

>> yo le decía rafa que tal vez

camilo se niega por celos.

mónica: ¿celos?

¿cómo, o sea, cómo?

>> sí, sí, los dos quieren

a rafa como hijo y es obvio que

rivalizan entre ellos por él,

por eso yo creo que camilo

se niega a que iñaki sea

el salvador de la empresa

y del proyecto de rafa.

rafael: puede que vaya por ahí,

¿no?

mónica: sí, pero podría ser

también por otro

tipo de rivalidad.

y quizá camilo e iñaki estén

rivalizando por mi culpa.

ximena: pues sí, sería lógico

que lo hicieran, acuérdate cómo

se puso camilo cuando te fuiste

a cenar con iñaki.

amiga, es que le diste prioridad

a tu vida personal, por fin.

mónica: sí, pero la verdad

es que a lo mejor la causante

de que camilo no acepte

la ayuda de iñaki soy yo

y no rafa, te imaginas.

ximena: pueden ser las dos

cosas.

mónica: bueno y si camilo

está furioso conmigo y me trató

horrible por haber solapado

a rafael, imagínate cómo me va

a tratar si por mi culpa

no puede aceptar a iñaki

como su socio.

ximena: pues más vale que

no te trate mal, porque

se las va a ver conmigo.

amiga, es que camilo

es un gruñón, es un terco, ay--

yo no entiendo

por qué querer tanto,

es obsesión.

mónica: amiga, porque

en el corazón no se manda.

ay, amiga, te juro que

si no fuera porque tengo

que ir a esa cena,

nos iríamos a celebrar tu

ascenso.

ximena: oh, no te preocupes,

ya habrá tiempo de celebrar.

mónica: antes de venir para acá,

me fui corriendo a una plaza,

y esto es para ti.

ximena: ¡no!

mónica: ¡sí!

ximena: esto huele a caro,

a fino.

como yo.

ambas: [ríen]

ximena: ay, guau.

iñaki: no lo entiendo.

no entiendo la negativa de

camilo a que yo sea su socio.

rafael: es evidente que

no te quiere en su vida.

y lo peor es que yo ya no sé si

esto es por mí o es por mónica.

o por mi mamá.

no me queda claro.

iñaki: por lo que sea,

pero camilo está reaccionando

de manera visceral,

sin pensar en lo que es bueno

para su empresa.

y al final, eso va a perjudicar

a todo medialink.

rafael: él dice que va a buscar

una solución, y sinceramente,

espero que la consiga.

porque me siento impotente ante

todo lo que está pasando.

yo no quiero sonar a que soy una

víctima, pero a mí se me hace

que hay un boicot en mi contra.

para que yo quede mal ante

camilo, porque te juro

que mi proyecto era

sustentable.

iñaki: a ver,

cuéntame paso por paso

cómo se manejó tu proyecto.

porque tal vez esté ahí

el asunto.

ximena: a ver, a ver.

mónica: es un reloj,

es algo simbólico, porque

no sabes como valoro cada hora

y cada segundo que hemos

compartido, amiga.

ximena: ay, me vas a hacer

llorar.

mónica: ay, cállate,

ni me digas porque voy

a empezar a echar la lágrima

y no quiero que se me eche

a perder el maquillaje.

ya me tengo que ir,

porque si no,

voy a llegar tarde a la cita

que me mandó camilo.

ximena: gracias.

mónica: sabes que me fascina

nuestra amistad, ¿verdad?

sí, sabes.

ximena: claro que sí.

y tú eres lo mejor que me ha

pasado en mi vida.

mónica: qué bueno que eres

mi mejor amiga.

ximena: ay, mi hermanita,

mi niña tan linda.

mónica alberto. suerte.

mónica: no me digas así.

gracias.

ximena: [ríe]

gracias, amiga.

mónica: te quiero, amiga.

ximena: yo a ti, deja ver

cómo me queda.

[música]

laura: ¿adrián?

¿vas a cenar con mi hermana

aquí?

adrián: ¿con diana?

laura: sí, me dijo que iba

a cenar contigo.

adrián: sí, camilo me pidió que

por favor, olvidé que tenía hoy

un compromiso.

laura: ¿y con quién es tu

compromiso?

adrián: ay, una cita.

¿y tú?

laura: vine a cenar con alguien,

un amigo.

adrián: ¿y tu marido?

>> buenas noches. bienvenidos.

diana: buenas noches,

¿la reservación del señor adrián

sarmiento?

>> deme un segundo.

carlos, ¿puedes acompañar

a la señora a la mesa siete?

carlos: claro que sí, por aquí

por favor.

>> adelante, bienvenida.

carlos: bienvenida.

diana: ¿esa es mi mesa?

carlos: sí, señora, el señor

sarmiento especificó que le

diéramos esta.

diana: está bien, gracias.

carlos: ¿gusta tomar algo?

diana: sí, tráigame una limonada

con agua mineral y mucho hielo,

por favor.

carlos: ok, muchas gracias.

>> ¿a nombre de quién está su

reservación?

laura: ¿me puede dar aquella

mesa, por favor?

adrián: y a mí esta.

>> disculpen, pensé que venían

juntos.

laura: no, pensó mal.

>> permítame, primero voy

a atender a la señora.

adrián: gracias.

laura: bueno, que disfrutes

la noche.

adrián: igualmente.

>> ¿le voy pidiendo algo

de tomar?

laura: no, gracias.

en cuanto llegue mi cita,

me voy a ir a otro lugar.

no sabía que iba a encontrarme

cierta persona.

>> bien.

¿me acompaña, por favor?

adrián: gracias.

>> ¿le voy pidiendo algo

de tomar?

adrián: no, gracias.

en cuanto llegue mi cita,

me voy a ir a otro lugar.

no sabía que iba a encontrarme

a cierta persona.

>> bien.

>> bienvenida.

mónica: gracias.

>> adelante, señorita,

esta es su mesa.

mónica: perdón, yo creo que se

equivocó porque yo vengo a ver

a un cliente, no a la señora.

diana: yo quedé de verme con mi

cuñado.

no con ella.

mónica: haga el favor

de chequear la reservación

o deme cualquier otra mesa.

diana: lo mismo digo.

hago lo que sea con tal de no

estar cerca de esta mujer.

camilo: ¿de verdad?

porque me imagino que no se

llevaban tal mal cuando se

pusieron de acuerdo para hacer

su trato y decidir entre ustedes

el destino de mi vida.

[mensaje]

>> gracias por contactar a tu

servicio.

¿cómo puedo ayudarte?

laura: aún no ha llegado

mi cita.

>> permíteme un segundo,

estamos checando tu problema.

adrián: ¿cómo que ya llegó?

si aquí no hay nadie.

>> permíteme un segundo,

estamos checando tu problema.

laura: es más, aquí no hay nadie

que pueda ser el hombre

que yo busco.

>> lamentablemente, estamos

reportando lo que nos arroja el

sistema.

laura: valiente sistema.

adrián: si dices que está aquí,

dame un dato más

para reconocerla.

>> voy a enviarte un mensaje con

la descripción de tu prospecto

amoroso para que sepas cómo

va a vestida.

adrián: [balbucea]

laura: ¿un mensaje para ver

cómo viene vestido?

gracias, espero.

mónica: ¿de qué estás hablando?

diana: no entiendo nada.

camilo: basta,

no quiero más mentiras.

siéntate.

ya sé del plan que armaron.

¿no me creíste capaz de cuidar

a mis hijos, ni a mi mismo

si tú te morías?

¿tan estúpido y poco hombre

soy para ti?

y tú, ¿no encontraste otra

manera de escalar en medialink

que fingir que eras mi

incondicional y que me amabas?

diana: camilo...

mónica: hay una explicación,

camilo.

camilo: aquí la única maldita

explicación es que se

entretuvieron jugando

con mi vida.

me vieron como una pieza

de ajedrez.

como un títere.

que podían manejar a su antojo.

mónica: pero eso no es cierto.

diana: nosotras...

camilo: ¡vaya!

por fin dices "nosotras".

eso es reconocer la porquería

que me hicieron juntas.

pero ya no es tiempo de dar

explicaciones.

a las dos le di ayer

la oportunidad de hablar.

de sincerarse y no lo hicieron.

qué estúpido,

tenía la esperanza de que me

dijeran la verdad.

pero no, al no hacerlo,

me decepcionaron aún más.

mataron de un solo golpe

lo que yo sentía por cada

una de ustedes.

diana: no digas eso.

mónica: ya, por favor,

déjanos explicarte.

las cosas no fueron como crees.

camilo: estuvieron a punto

de volverme loco.

de dolor y de culpa.

yo creí que lo que sentía

por ustedes, y la confusión

que eso me provocaba era sólo

producto de mis acciones.

buenas o malas.

pero mías, pero no.

ahora resulta que caí en la

trampa que me pusieron

las dos mujeres más importantes

que ha habido en mi vida.

diana: entiéndeme.

mónica: perdónanos.

camilo: ¿cómo?

¿cómo?

de alguna manera puse todo

lo que soy en sus manos.

y me traicionaron.

¿cómo se perdona eso?

díganme, ¿cómo?

ambos: ¿qué cómo vengo vestido?

laura: falda gris...

adrián: saco a cuadros.

camisa negra, cuello mao.

[mensaje]

ambos: ¡no!

[ríen]

adrián: ¿con que un amigo?

laura: ¿y tú qué?

¿una cita?

ambos: [ríen]

diana: no estás viendo

las cosas claras por tu enojo.

mi amor.

camilo: no me digas, "mi amor".

que si lo fuera,

no me habrías engañado.

diana: déjame hablar, por favor.

estaba desesperada cuando supe

que tenía cáncer.

porque pensé que me iba a morir,

y sólo pensé en dejarte

protegido.

a ti, a mis hijos,

en dejarles un mundo menos

complicado en mi ausencia,

por eso decidí renunciar a ti.

hacer que te desilusionaras

tanto de mí, que te pudieras

fijar en otra mujer.

en alguien que sí pudiera estar

a tu lado el resto de tu vida.

fue un acto de amor,

a mónica le consta.

camilo: ¿y qué me va a decir

mónica? si son cómplices?

no, diana, si me hubieras amado,

habrías confiado en mí.

esto fue una manipulación.

diana: tenía miedo.

camilo: pero me tenías a mí

para compartirlo.

para tratar de hacerte sentir

mejor.

pero te adelantaste

a los hechos, te rendiste desde

un principio.

diana: no pude pensar

claramente.

camilo: por supuesto que podías,

tal es así, que se te ocurrió

este maldito plan.

y mientes, no pensaste

en mí nunca.

se te olvidó el hombre

que he sido siempre junto a ti.

ese hombre que compartió cada

segundo a tu lado,

hasta que decidiste excluirlo.

y me trataste como si

no te importara.

me trataste como si fuera

un idiota.

al que le podías controlar

el destino.

diana: ya no sigas,

no te hagas más daño.

camilo: pero el daño

me lo hiciste tú.

me anulaste como hombre,

como esposo.

como padre.

me creíste tan incapaz,

tan imbécil,

que incluso tuviste que decidir

a quién tenía que amar.

diana: quise dejarte

al lado de una buena persona.

entiéndelo, por favor.

al lado de una mujer que valiera

la pena.

camilo: nadie que acepte

un trato así puede ser una buena

persona.

mónica: eso no es cierto.

camilo, te amo.

y te he amado por 20 años.

eso no puedes dudarlo.

[música]

[música]

[t.v.]

mauricio: me llamó nora.

dice que hay un broncón

en medialink.

bárbara: ¿y ahora qué pasó?

mauricio: ¿qué pasó?

que tu hermanito metió las

cuatro, obviamente.

bárbara: ¿rafael?

mauricio: sí, te dije que era un

peligro para medialink.

su proyecto fue un fiasco

y ahora tiene todo el dinero

de la empresa comprometido.

bárbara: es el colmo.

mauricio: tú comprenderás que

en una crisis como esta,

me necesitan en medialink,

bebé.

además es la oportunidad ideal

para regresar sin despertar

sospechas.

bárbara: pero, mi amor,

¿y qué vamos...?

mauricio: si quieres, regreso

solo porque también va a servir

para que tu papá me valore.

y tengamos una mejor relación.

bárbara: no, está bien,

regreso contigo, ¿para qué me

quedo encerrada aquí?

prométeme que vas a buscar

ayudita para resolver tu

problemita.

mauricio: ¿problema?

te lo juro, en cuanto el

monstruo reaccione

y todo se solucione,

te llevo a miami, a las bahamas,

a dónde tú quieras, mi amor.

y te recompenso por todo lo que

te he fallado.

empieza a empacar tus cosas que

esta noche dormimos en el depa.

bárbara: ajá.

[carraspea]

adrián: ¿y tú qué andas haciendo

buscando pareja si todavía

le estás dando alas

a patricio?

laura: dale con eso,

el beso que viste no tuvo

ninguna importancia.

patricio ya se regresa a brasil,

me pidió el divorcio,

mi matrimonio ya no existe,

ya fue.

adrián: ¿y aquí en tu corazón?

¿también ya fue?

laura: ahí desde hace mucho,

mucho antes.

y ahora, respóndeme algo que me

tiene muy intrigada.

adrián: ajá.

laura: ¿qué sentiste cuando

nos viste?

reaccionaste de lo más extraño.

y no quiero imaginarme cosas.

camilo: ¿te estás escuchando?

suenas tan falsa.

mónica: lo dices porque tienes

coraje.

pero piensa en todos los años.

camilo: ¿qué?

¿que estuviste como un alacrán

en mi espalda?

mónica: yo no soy ningún

alacrán.

camilo: no, eres peor.

eres una arribista

que esperó el momento justo

para cobrarse en grande

su lealtad.

mónica: ¿ya se te olvidó que

estuve contigo cuando empezaste

tu empresa?

camilo: y cuando la viste

crecer, ¿qué pasó?

¿te ganó la ambición?

y viste tu oportunidad

en la enfermedad de diana.

te aprovechaste de su

vulnerabilidad para llegar

hasta donde querías.

a la gerencia ejecutiva.

mónica: ay, por favor,

el puesto me lo diste tú.

y todo lo que me he ganado

en tu empresa, lo he trabajado.

el dinero me importa un demonio.

yo lo único que quería

era estar cerca de ti.

primero sin ninguna esperanza.

camilo: y luego, sacando

la mejor tajada.

no me vas a convencer,

digas lo que digas.

a ti te movieron la ambición

y las ganas de escalar.

¿no te acuerdas lo que me

pediste cuando te ofrecí

la gerencia?

¿no te acuerdas?

un gran brindis para que todos

estuvieran enterados de tu

ascenso.

mónica: no fue por eso.

camilo: ¿ah, no?

mónica: por supuesto que no,

no soy una mujer fría

y sin escrúpulos

que se aprovechó de la desgracia

de diana, ella sabe que yo

siempre dudé, que yo siempre

estuve esperando

que se recuperara.

y yo te quise decir la verdad,

es más, te dije la verdad.

te dije que diana y yo teníamos

un acuerdo.

camilo: ¿cuándo me lo dijiste?

mónica: el día que te desmayaste

en el elevador.

por eso ya no seguimos hablando.

camilo: ¿y por qué no me

lo dijiste después?

¿eh? ¿por qué?

mónica: porque hicimos el amor.

porque hicimos el amor.

adrián: me gustas mucho, laura.

laura: ¿y te gusto cómo?

adrián: como alguien que me hace

sentir feliz si ella está

alegre.

que me preocupa, si ella está

triste.

y como una mujer que sueño

todas las noches y a veces

imagino con los ojos abiertos.

laura: ¿de verdad sientes todo

eso por mí?

adrián: y como pensé que nunca

iba a ocupar un lugar en tu

vida, tontamente me inscribí

a este sistema de encontrar

parejas.

y mira, pedí alguien como tú

y me mandaron a la original

en mi primera cita.

laura: ¿esta es tu primera cita?

adrián: y la última.

pero, obvio, tú no pediste

a alguien como yo.

laura: bueno, pues,

pedí un hombre guapo de buenos

sentimientos.

con sentido del humor.

cariñoso.

chance y sí eres tú.

ambos: chance.

mónica: eso cambió todo entre

nosotros.

por primera vez sentí

que de verdad te interesaba

y no quise perderte.

decidí luchar por ti.

después de eso, ya no me importó

que diana estuviera mejorando,

ni que me hubiera pedido

dar marcha atrás.

yo te necesitaba, camilo.

yo te amo.

por eso fui con ella.

y le conté todo,

y le dije que no iba a dejar

de luchar por ti.

camilo: diana, ¿tú sabías eso?

¿tú sabías que mónica y yo

hicimos el amor?

diana: yo le había pedido que no

se metiera a la cama contigo

hasta que yo me hubiera muerto.

pero, las cosas se dieron

de otro modo.

camilo: no puedo creerlo.

laura: hay veces que uno no ve

lo que tiene en frente.

pero sí me gustas.

y me pesaron muchísimo

estos días que estabas

tan indiferente.

es fácil encariñarse contigo.

adrián: ¿y quererme?

laura: le tengo miedo a fracasar

otra vez.

adrián: ¿y quién te dice que va

a ser así de nuevo?

eso sólo lo vamos a saber si nos

arriesgamos.

laura: podríamos empezar poco

a poco.

sin decirle nada a nadie.

yo creo que a nuestra edad,

ya es darle demasiada

importancia a la gente.

pero no te voy a presionar,

cuando te decidas a hacerlo,

de frente y sin ninguna duda,

me lo dices y lo intentamos,

mientras, seguimos como siempre,

y como amigos.

laura: amigos.

camilo: qué manera tan asquerosa

de meterse en mi intimidad.

humillante.

se pusieron de acuerdo hasta

en eso.

ahora resulta que tener

relaciones o no, era decisión

de ustedes, qué, ¿tenían un

calendario?

se iban contando

hasta dónde llegaban cada día.

si creen que eso es amor,

debería darles vergüenza.

mónica: para mí ya no era un

plan.

era luchar por ti.

diana: mónica y yo rompimos

el acuerdo cuando supe que no me

iba a morir.

y ahora estaba luchando

por recuperarte.

camilo: por mí,

ya pueden dejar de luchar, ¿eh?

mónica: ¿las dos?

camilo: claro, las dos.

mónica: ¿qué quieres decir

con eso?

diana: explícanos.

¿no nos estarás diciendo...?

camilo: sí, sí, eso,

lo estoy diciendo.

por mí, se pueden ir al demonio

las dos.

mónica: ¡camilo!

diana: no te vayas, camilo.

camilo: ¿qué pasa?

[música]

[mús

Cargando Playlist...