null: nullpx
Cargando Video...

Y Mañana Será Otro Día Capítulo 42

Univision5 Nov 2019 – 12:00 AM EST

Comparte

...

locutor: televisa presenta...

chabela: ¿laurita?

pues ¿qué pasó?

[resuella]

laura: ¿es cierto lo que me dijo

paloma?

contéstame.

dice que no eres mi mamá.

eugenia: laura--

laura: cuando menos,

ten el valor de decírmelo

de frente.

para que ya deje de pensar

que deberías tratarnos parejo

a diana y a mí.

cuando la que sobra aquí

soy yo.

chabela: no digas eso, hija,

no--

laura: ten tantita compasión

y quítame la duda.

así dejo de hacerme daño

pensando por qué siempre

me hiciste sentir como si yo

no fuera parte de tu familia.

como si yo fuera un patito feo

que estorbaba.

eugenia: las cosas no son así,

laura.

chabela: eugenia, de una vez

mejor habla.

eugenia: está bien.

es verdad, laura,

yo no te traje al mundo.

lidia: no, cocinera no,

se me quema el agua.

no, mecánica, pues--

ah, se solicita muchacha

de buena presentación

para atender clínica de masajes.

ay, ya parece que voy a andar

dando masajes.

no, hombre,

luego se les antoja otra cosa.

luis: ok, péinate.

lidia: ¿qué?

luis: se me hace que ya

tienes chamba.

[ríen]

lidia: me conseguiste algo

en media link.

luis: no, pero casi.

vas a ayudar en la casa

del licenciado.

lidia: ¿ayudar en qué?

luis: pues en labores del hogar

y con el hijo más chico

del patrón.

lidia: ay, güero,

ese no es mi fuerte.

luis: estás viendo la procesión

y no te incas, lidia.

lidia: pues tienes razón,

¿verdad? chamba es chamba.

¿y qué? ¿cuándo empiezo?

¿adónde vamos?

luis: mira, te acompaño

a la casa y me regreso

al trabajo.

la señora se llama diana

y es superbuena gente.

y nico,

nicolás te va a encantar.

[ríen]

eugenia: paloma no debió

haberte dicho nada.

laura: ¿por qué?

chabela: para no ponerte

a sufrir tanto, mi vida.

no debía de ser.

laura: como si este fuera

el único momento

en el que he sufrido

por mi mamá.

eugenia: ay, ya,

basta de drama.

yo no seré la madre

que tú hubieras querido.

pero tampoco

hay padres perfectos.

laura: no entiendo

por qué si tú me escogiste a mí,

¿por qué me tratas

como si no me quisieras?

eugenia: no exageres, por favor.

laura: sabes perfectamente bien

que no lo hago.

¿cómo funciona?

de repente llegaste a un hogar

lleno de bebes rechazados

y escogiste la menos fregada

sin saber en lo que podría

llegar a convertirse.

eugenia: no digas tonterías.

laura: no son tonterías.

y seguro cuando viste que no--

que no era lo que tú esperabas,

renegaste una y mil veces

el día que me adoptaste, ¿o no?

eugenia: sí, sí renegué.

pero porque nunca me hacías

caso.

a pesar de que yo me empeñaba

en hacerte una mujer de bien

como tu hermana diana.

laura: mi hermana,

la que sí lleva tu sangre.

y por eso la amas

y la quieres tanto.

regina: mira, es todo el trabajo

de pablo por el movimiento

ecologista.

él quería que los borrara

de media link,

pero no me atreví.

manuel: no, no, a ver.

¿me estás diciendo que el tonto

de pablo utilizó computadoras

de media link en sus delitos?

regina: protestas.

manuel: a ver, como sea.

si metió a la empresa

de tu papá en esto, regina,

no es conmigo con quien tienes

que hablar.

es con tu papá.

y va a ser muy complicado

que se lo cuentes

sin echarte de cabeza.

regina: no me importa.

lo único que quiero

es que pablo salga libre.

manuel: no estoy tan seguro

que se lo merezca.

eugenia: las dos son mis hijas,

a las dos las crie

y las vi crecer.

entiende, por favor,

aquí no ha cambiado nada.

y si te enteraste de la verdad,

fue por puro accidente.

laura: por accidente,

tienes razón.

porque eso es lo que soy.

por accidente se embarazó

mi madre,

por accidente no me quiso,

y por accidente vine a parar

aquí a esta familia.

soy un mal accidente, ¿no crees?

chabela: no digas eso, niña.

no te lastimes así, mi amor.

tú eres una buena persona.

laura: pero no tan buena

como ella quería que fuera.

ni tan buena como mi hermana

la perfecta.

eugenia: diana no es perfecta.

laura: pero al menos

es mejor que yo, ¿no?

hiciste tantas diferencias

entre nosotras,

que yo, yo debería odiarla,

pero no, adoro a mi hermana.

eugenia: ¿ves?

entonces, mírale el lado

positivo a todo esto.

velo con madurez.

y ya dejemos este tema

por la paz, por favor.

laura: como si fuera tan fácil,

señora.

eugenia: ¿adónde vas?

¿laura?

laura, espérate, laura, laura.

regina: no exagero, mira,

son muchísimos archivos.

búscalos y te vas a dar cuenta.

no son cosas malas.

mira, él es vegano,

él quiere ayudar.

manuel: bueno, si quiere

ayudar, hay formas, hay modos.

regina: ¿sabes qué?

si no quieres apoyarme,

lo entiendo, gracias por venir.

manuel: a ver, regina, no.

espera--espérate, espérate.

siéntate.

¿en qué quieres que te apoye?

regina: retira los cargos

en su contra.

vamos a hablar con mi papá

para que no lo corra

cuando se entere de esto.

porque no puedo ocultárselo.

manuel: tú sabes lo que yo

pienso de pablo.

y no creo que tu papá

tenga ganas de escucharme.

pero te propongo algo.

ya que vas a destapar todo esto,

lo voy a llamar a adrián,

puede ser que tengamos mejores

posibilidades con tu papá

si él nos echa la mano.

chabela: dale tiempo.

eugenia: chabela,

yo no quiero que diana

se entere de su origen,

así que tiene que prometerme

que si ella pregunta,

tú le vas a decir que ella sí

es mi hija de sangre,

¿me entendiste?

chabela: de mi parte

ni lo sueñes.

no voy a abrir mi bocota,

de acuerdo.

pero si dianita me pregunta,

yo no voy a mentir más.

eugenia: chabela, tienes que

hacerlo.

chabela: no te hagas ilusiones,

eugenia.

es inevitable que todo

salga a la luz.

y si no quieres que tus hijas

en verdad terminen odiándote,

mejor que seas tú

quien les diga toda la verdad.

diana: no tenía ni idea

de que luis tuviera una hermana.

lidia: no se preocupe,

yo tampoco hablo mucho de él.

diana: pues mira, el trabajo

es de entrada por salida.

y ya te dije cuánto ofrezco

al día.

lidia: está muy bien.

diana: entonces, lidia,

¿cómo ves? ¿te late?

lidia: bueno, pues a mí sí,

pero a la que le tiene que latir

es a usted.

mire, si le soy sincera,

yo trabajo en una fonda,

en las luchas,

pero nunca en una casa.

diana: ¿en las luchas? ¿cómo?

lidia: luchadora, como todas

las mujeres mexicanas.

de la vida diaria, ya sabe,

uno lucha para sobrevivir.

y trata de aprender de todo.

no siempre uno lo logra,

¿verdad?

diana: no, sí es cierto.

pero mira, este trabajo

no es difícil.

si algo se te atora,

yo te enseño.

solo hay que lavar, planchar,

cocinar, encargarte de nicolás.

¿cómo ves?

empiezas mañana.

lidia: órale.

sí, señora.

diana: oye, estás bien fuerte.

eugenia: no, es que lo que me

pides es muy complicado,

chabela.

imagínate cuando toda la familia

me empiece a hacer preguntas.

chabela: pues les das

las respuestas y ya.

tú formaste a esas muchachas.

y ellas, a la vez, a sus hijos.

y aunque ninguno salió

perfecto, porque en esta vida

perfecto solamente mi dios, ¿eh?

es mucho más lo que ellas

te deben.

eugenia: ¿y si no lo ven así?

mira la reacción que tuvo laura,

¿eh?

chabela: pero porque con ella

te pasaste apretándole

la cuerda.

y las dos sabemos por qué.

eugenia: ay, ya, ya, ya.

ya párale, me estás mareando

con tanta palabrería.

yo lo que necesito es pensar.

[celular]

ay, no, no es posible.

chabela: ¿y ahora qué?

eugenia: es del banco.

paloma ya cobró el cheque.

chabela: o sea que--

eugenia: esa muchachita

bien que la supo hacer.

ahora resulta que perdí

mi dinero y también perdí

a mi hija.

mónica: "actitudes generales",

ok.

"conexión móvil y tablet.

hacer el amor contigo

sí fue algo importante.

¿hacer el amor contigo

sí fue algo importante?".

ay.

paloma: con esto pago el boleto.

y sobra un poco.

papá, te he estado llamando,

pero no he podido localizarte.

voy a regresar a río.

necesito tu ayuda para conseguir

un lugar dónde vivir.

ya entendí que no tengo

que meterme en los problemas

entre mi mamá y tú.

así que en cuanto me digas

que tienes algo para mí,

compro mi boleto y me voy.

espero tu respuesta.

al fin.

rafa,

ya le dije

toda la verdad

a mi mamá.

y también cambié

el cheque.

mónica: camilo.

camilo: eres del 5 %

de las mujeres extraordinarias

que te cambian la vida

con un beso.

y 7.63 % que te vuelve loco

con un abrazo.

y de 15.8--

mónica: ay, ya, ya, camilo.

¿por qué no dejas

las estadísticas y me besas?

diana: porque yo sigo aquí,

mónica.

yo soy el 100 % de la realidad

de camilo.

ven, mi amor, ven con tu 100 %.

camilo: lo siento, mónica.

soy del 95 % de los hombres

que piensa mucho, pero mucho

antes de hacer un cambio.

mónica: ay, dios mío.

[resuella]

luis, ¿sí me puedes imprimir

la de actitudes generales,

por favor?

[música]

[música]

bárbara: la verdad

sí hacía falta quién ayudara

en la casa.

y bueno, si dices que es

la hermana de luis,

pues qué bueno.

diana: se ve buena gente.

y mira, si es tan trabajadora

y honrada como su hermano,

nos va a ayudar mucho.

sobre todo a mí,

me urge terminar el libro.

[timbre]

yo abro.

¿quién es?

laura, pásale.

pero ¿qué tienes?

traes una cara.

ay, ya, laura,

habla de una vez.

no quiero estresarme.

laura: me quiero morir, diana.

es lo único que quiero.

diana: pero ¿qué pasó?

laura: me engañaron,

me mintieron toda la vida.

diana: ay, laura,

me estás poniendo peor.

lo que sea, dilo de una vez.

laura: no soy hija de eugenia

ni de mi papá.

soy adoptada.

rafael: es que yo no puedo

negarte que fue muy extraño

tenerlos juntos, pa.

a ti y a mi mamá.

camilo: no, bueno,

imagínate lo que fue para mí.

rafael: sí, se te juntaron, ¿eh?

diana, mónica y ella también.

camilo: no, no.

rafael: lo bueno es que solo

viene por una corta temporada,

¿eh?

camilo: sí, lo sé.

pero sinceramente me dio

mucho gusto verla.

me hizo recordar muchos momentos

que vivimos juntos.

rafael: ¿qué hubiera pasado

si te hubieras enterado

que estaba embarazada?

camilo: yo quise mucho

a tu madre.

así que seguramente la historia

hubiera sido diferente.

me hubiera casado con ella.

rafael: es increíble

como una decisión

puede cambiarlo todo, ¿no?

camilo: sí, claro.

es por eso que me siento

tan confundido ahora.

y la verdad, hijo,

no quiero equivocarme.

rafael: yo no quisiera estar

en tus zapatos, pa.

pero bueno, ya,

te dejo porque voy a seguir

con mi trabajo.

[celular]

dime, adrián.

diana: mira, entiendo

que a veces quieras

llamar la atención.

pero eso no te lo cree nadie,

laura.

laura: te lo juro,

te lo juro, diana, soy adoptada.

diana: por dios,

ya déjate de tonterías.

bárbara: ay, sí, tía,

por favor ya.

¿por qué estás diciendo eso?

laura: pero es que es la verdad.

ella misma me lo dijo.

fui a hablar con ella,

porque paloma lo escuchó.

pero chabe y adrián

también lo saben.

me han mentido toda la vida.

yo ni siquiera soy tu hermana.

diana: barbi, por favor,

ve tú por nicolás y regina

al colegio, ¿sí?

bárbara: sí.

tía, no sé ni qué decirte,

pero te quiero.

diana: a ver, tranquilízate.

quiero que vayamos a hablar

con mi mamá.

que ella nos lo confirme.

laura: no, ve tú si quieres.

yo vengo de ahí

y no quiero verla otra vez.

yo ya sé que me adoptaron

para que fuera

tu dama de compañía solo

para que tú no te aburrieras.

luis: aquí están las copias

que me pediste, moni.

mónica: ay, gracias.

oye, luis, ¿qué pasó

con tu hermana?

no la trajiste al brindis

y estuviste muy poco tiempo.

luis: no, mi hermana sí vino.

pero nos salió un imprevisto

y nos tuvimos que ir

bien temprano, ¿tú crees?

mónica: me hubiera gustado mucho

conocerla.

luis: ya te la presentaré.

mónica: que conste, ¿eh?

oye, ¿cómo vas con tus estudios

nocturnos?

luis: no muy bien,

los tuve que suspender.

de pronto me pedían

muchos trabajos que podía

cumplir por tanta chamba

que tengo aquí.

mónica: ay, es una lástima.

digo, me imagino que es pesado,

pero no lo dejes.

igual y ahora con mi nuevo

puesto te puedo ayudar

para que tus horarios

sean un poco más flexibles

y puedas seguir estudiando.

luis: ¿de veras?

¿tú harías eso por mí?

mónica: ay, claro.

yo le apuesto a la educación

y a la superación, luisito.

y si en algo te puedo echar

la mano, me encantaría hacerlo.

luis: gracias, moni,

eres muy buena onda.

en cuanto se abran

las inscripciones

del siguiente semestre

te aviso.

y vemos cómo nos organizamos

y todo.

mónica: sí, va, cerrado.

luis: gracias.

[celular]

¿qué pasó, ximena?

ximena: amiga, ya estoy

aquí afuerita esperándote.

mónica: bueno, pero nada más

vamos a la plaza que está

aquí cerca y rapidito,

por favor, porque tengo

trabajo para varios años.

va, sí, ahorita te veo, bye.

>> cristóbal.

[bullicio]

cristóbal: ¿qué onda?

>> ¿qué onda?

cristóbal: pubertos.

¿qué haces aquí?

>> vine a buscar un buen músico.

cristóbal: ¿y vive por aquí o--?

>> no, tonto, tú.

mi tecladista ya de plano

no pudo continuar

por sus broncas de salud.

y se dio de baja,

así que hay lugar

para alguien con talento

para grabar un disco.

cristóbal: ¿me estás hablando

en serio?

>> yo siempre.

nada más que hay un detalle,

las grabaciones

son de tiempo completo.

y hay que estar en el estudio

diario.

no sé si puedas por el colegio,

las tocadas, todo eso.

cristóbal: no hay bronca.

>> ¿seguro?

porque no quiero que te metas

en ningún problema

por echarme la mano.

puedo buscar a alguien más y--

cristóbal: no, no, no,

a mí me va muy bien aquí.

y si pido cualquier permiso,

no me lo van a negar.

aparte, con lo de las tocadas

en el bar, ya veremos.

cualquiera de la banda

me puede sustituir.

entonces...

>> pues bienvenido

al nuevo trabajo.

cristóbal: aparte me van

a pagar.

>> claro, júntese conmigo.

[ríen]

mónica: ¿y ahora?

¿ese será everardo?

era en serio.

ay, pobre luis, se va a morir.

[resuella]

ay, pobrecito luis.

ay, nora, ya sabía yo.

ya sabía yo que no podíamos

confiar en ti.

qué gacha.

[música]

[música]

nicolás: ¿te gustó la cobija

que le hice al bebé de regis?

y también te puedo

tejer una a ti, ¿eh?

elisa: ¿de verdad?

nicolás: sí, y de tu tamaño.

¿cuál es tu color favorito?

elisa: adivina.

nicolás: rosa.

¿morado?

sí, y si no, una igualita

a la que le hiciste.

¿qué es? ¿niña o niño?

nicolás: no sé.

bárbara: hola.

nicolás: hola, ¿y mi mamá?

bárbara: se quedó en la casa.

nicolás: oye, ¿y podemos

invitar a eli a comer?

bárbara: el día que quieras,

bueno, si le dan permiso.

nicolás: bueno.

es que te quiero enseñar

mi cuarto y mis juguetes.

elisa: le voy a preguntar

a mi mamá y luego te digo, ¿va?

nicolás: sí, vale.

elisa: adiós.

nicolás: adiós.

bárbara: adiós, eli.

oye, ¿y regina?

nicolás: salió, se fue.

bárbara: ¿cómo que salió?

¿adónde?

nicolás: no lo sé,

y no entró al colegio.

ximena: moni, aquí empezamos.

buenas tardes.

mónica: no, yo creo

que aquí acabamos, amiga.

porque me acaba de llegar

un mensajes que tengo que checar

un mail que me mandaron

urgentísimo.

te dije que ando

con mucho trabajo, amiga.

ahí te ves.

ximena: a ver, a ver, a ver,

espérate, espérate, mamacita.

porque tú ya eres

gerente ejecutiva,

dueña de todo tu tiempo.

mónica: sí, ¿cómo no?

si lo que tengo

son mil responsabilidades más

por si no te cayó el 20.

ximena: bueno, ¿traje a mi amiga

o a mi mamá, eh?

mira, si tienes muchísima prisa,

menos plática y más acción.

ándale, mamita.

vámonos por este lado,

porque está lo más colorido.

adrián: ay, rafaelito,

rafaelito.

qué linda es la venganza

y qué dulce sabor tiene.

disfruta tus últimos días aquí,

panita.

ximena: este no lo quiero.

este sí, este me lo dejas aquí.

este obvio que sí.

y esta si tienes una faldita,

para qué lo dudas, ¿eh?

ay, no se vale, mónica.

compramos bien poquito.

oye, todavía quiero ver más.

mónica: no, ximena,

perdóname, pero ahora sí

me tengo que ir.

mira, si quieres,

te dejo el coche, las cosas

y tú decides, ¿va?

ximena: perfecto, qué linda.

yo te cuido.

gracias, amiga.

mónica: bye, bye.

ximena: aunque sea sola,

pero de que te modernizo,

te modernizo, mi reina.

señorita.

señorita, quiero hacer

un cambio de prendas.

regina: te buscamos

para que nos ayudaras

y nada más estás haciendo

este rollo más grande,

mientras, el pobre

de pablo está preso.

adrián: pues lo siento, regis,

pero si las cosas llegaron

hasta este nivel,

no lo vamos a resolver

ni manuel ni yo.

regina: y rafael sí,

por supuesto.

adrián: es un asunto

de la empresa.

él va a tener más posibilidades

de convencer a tu papá

que nosotros.

él sabe cómo se mueven las cosas

ahí adentro.

manuel: ahí viene.

rafael: no me dijiste que

estabas con regina y con manuel.

¿qué pasó?

adrián: siéntate.

queremos que veas algo,

necesitamos tu ayuda.

mónica: luis.

luis: ¿qué pasó, jefecita?

mónica: acabo de ver a nora

con el tal everardo.

luis: ¿que qué?

mónica: lo siento, luis.

mónica: ¿y cómo--cómo es

ese tal everardo?

luis: ah, no.

es su primo dodo.

mónica: ¿su primo?

luis: sí, everardo dodo, dodo.

mónica: ah, everardo dodo.

ay, luis, no sabes el peso

que me quitaste de encima.

ya estaba sufriendo por ti.

luis: y a mí.

eso demuestra lo buena

amiga que eres.

mónica: de todos modos,

creo que es mejor

que cambies de estrategia

para conquistar a nora.

no sé qué tan lejano

sea ese primo everardo dodo,

pero será acaso que--

luis: no, no, no, no, cállate.

ni lo digas.

eso sí mi corazón

no lo resistiría.

mónica: pues entonces, cambia.

[música]

[música]

mauricio: sigo pensando

que estás exagerando, mónica.

todo iba corriendo perfectamente

cuando te fuiste.

no va a cambiar

en un par de días.

mónica: perdóname, pero yo

siento que me fui una eternidad.

mauricio: ¿no será por el salto

este que diste?

todo me imaginé menos que fueras

a quedarte tú con la gerencia.

mónica: ¿por qué?

¿pensaste que sería para ti?

mauricio: sí, en parte.

digo, porque no me vas a negar

que el cambio fue

un poco extremo.

pero claro, han pasado cosas.

supongo que te merecías

un premio.

mónica: sí, han pasado cosas

durante más de 20 años,

mauricio.

yo ya estaba aquí cuando tú

estabas terminando la primaria.

he trabajado mucho para estar

donde estoy.

así que puedes quitarle

la doble intención

a lo que estás diciendo.

mauricio: no, por favor, moni,

era un comentario nada más.

no estoy cuestionando

tu nombramiento.

digo, camilo es libre de hacer

y deshacer con su empresa

lo que quiera.

y me incluyo, porque yo perdí

y recuperé el trabajo

en un par de días.

pero bueno, cualquier cosa

me avisas y yo estoy

para servirle,

mi señorita gerente.

qué linda.

mónica: gracias.

>> ay, esmérate, niña,

porque tengo una cita

muy importante.

dicen que los viejos amores

no se olvidan

y yo acabo de reencontrarme

con el mío.

¿tú qué harías en mi lugar?

>> pues depende

de lo que sienta él.

>> ¿no has oído decir

que donde hubo fuego,

cenizas quedan?

>> sí, mi abuela siempre

decía eso.

>> oye, ¿qué?

¿me estás diciendo vieja o qué?

>> ¿cómo cree?

usted está muy guapa y joven.

>> gracias, mi niña.

es que quiero que me vea

y que piense que está viendo

a la misma mujer que conoció

y a la que amaba tanto.

eso quiero.

[teléfono]

mónica: ¿bueno?

camilo: moni, ¿puedes venir

ahora mismo?

mónica: sí, claro ahora voy.

mauricio: damián, ya está hecho.

muy pronto rafita va a valer.

camilo: sigue siendo costeable

contratar a itt y a market phone

para que nos apoyen

en las encuestas telefónicas.

nosotros tendríamos que tener

nuestro propio callcenter

para no estar dependiendo

de ellos.

mónica: sí, esa sería

una muy buena inversión

y se recuperaría pronto.

camilo: sí, pero para ello--

adrián: hermano,

tenemos que hablar.

camilo: no, necesito terminar--

regina: papá,

tenemos que hablar--

anoche pasó algo y necesito

contártelo.

camilo: ¿qué hiciste, regina,

ahora?

mónica: yo mejor los dejo.

rafael: no, mónica, tú quédate

porque lo que pasó tiene que ver

con media link y tú,

como nueva gerente, tienes

que estar al tanto de todo.

camilo: hablen antes

de que me dé algo.

cristóbal: oye, dile a mamá

que no puedo llegar a comer,

estoy haciendo un trabajo

en equipo, ¿ok?

ok.

bye.

>> ¿listo, cristóbal?

cristóbal: muy emocionado

y listo.

>> oye, pero sin cel.

cristóbal: sí.

>> ok, ¿listos?

ok, vamos a darle.

ok.

ajá.

camilo: ¿pablo?

¿el de aquí?

rafael: sí, el mismo, pa.

manuel: pablo es parte

de un movimiento ecologista.

mónica: bueno, yo también

me considero ecologista.

adrián: bueno, pero pablo

es de los ecologistas radicales.

ha estado preso varias veces

por diferentes atentados.

regina: no son atentados.

manuel: bueno,

para los afectados sí lo son.

camilo: a ver, sigo sin entender

qué tenemos que ver con eso.

rafael: que pablo estuvo usando

el servidor y las computadoras

de media link

para sus operaciones ilícitas.

camilo: ¿mi servidor,

mis computadoras?

rafael: sí, papá.

y al parecer,

implicó a media link,

porque unos agentes de la unidad

contra delitos cibernéticos

han estado viniendo a la empresa

a buscarte.

camilo: ¿por qué nadie

me había dicho nada?

>> o sea, ahí están,

las notas están.

solamente lo quiero

como más fluido, como más...

ve, sígueme.

¿cómo es?

>> a ver, hazlo, ¿ok?

[tararea]

¿dale?

>> eso, ahí está.

vientos.

qué bueno que no es video

porque deberías de ver tu cara.

cristóbal: sí, cantas increíble.

>> espero que tú toques igual.

ya no tardan en llegar

los demás, así que venga.

>> listo, dale.

[tararea]

>> ♪ cada vez

te vuelvo a mirar ♪

camilo: me siento como un idiota

con tantas cosas pasando

a mis espaldas.

rafael: yo no te dije

porque no quería preocuparte.

manuel: adrián y yo tampoco

queríamos preocuparte.

regina: yo menos.

camilo: a ver, tú mejor no digas

nada, regina.

regina: papá, acepto

lo que me digan,

el castigo que quieran,

pero, por favor, ayuden a pablo.

él es un súper chavo y--

camilo: a ver, no entiendo qué

demonios tiene pablo

en la cabeza.

regina: tiene ganas

de que nuestro mundo sea mejor.

por eso estaba ayudándolo,

¿y sabes qué?

que me siento muy orgullosa

de lo que hacemos.

camilo: ¿qué?

¿hacemos?

laura: ¿te das cuenta?

no tenemos la misma sangre.

diana: ¿y eso a quién

le importa, laura?

mira, desde que me dejaban

cargarte así de chiquita,

te llamaba hermana.

crecimos juntas,

te cuidé, me cuidaste,

te guardé tus secretos,

fuiste mi confidente.

te fuiste, te extrañé muchísimo.

y ahora que estás aquí,

me preocupo muchísimo por ti.

como siempre que te veo sufrir,

daría lo que fuera porque no

estuvieras pasando este dolor.

laura: yo no quiero que cambie

nada entre nosotras.

diana: y no va a pasar eso,

te lo prometo.

camilo: contraté a pablo

recién salido de la universidad.

le di la oportunidad de su vida,

¿y cómo me paga?

involucrando a mi empresa

en un problemón.

rafael: mira, ya tiene rato

que los agentes no aparecen.

y no dijeron que tuvieran

algo en concreto

contra la empresa.

solo querían nuestro apoyo

y ya.

manuel: claro, y en todo caso,

quedaría claro que pablo

actuó por su cuenta.

regina: quiero que lo ayuden--

adrián: tranquilízate,

por favor.

a ti te hace daño el estrés,

por favor.

camilo: bueno, por eso,

no entiendo cómo se te ocurrió

meterte en este lío.

tú tendrías que estar tranquila

en reposo.

obvio, pablo te encandiló.

regina: lo único que hizo pablo

fue abrirme los ojos.

esto es un trabajo importante

y alguien tiene que hacerlo.

adrián: sí, pero ponerte cerca

de los químicos,

eso es una inconsciencia.

regina: pablo nunca hubiera

dejado que me pasara nada.

camilo: a ver, ¿y que te

detuvieran no cuenta?

imagínate.

si hubiera robado otra camioneta

que no fuera marido a domicilio.

adrián: ahorita estarías en un

tutelar para menores.

mónica: sí, licenciado,

pablo está detenido

y necesitamos su asesoría legal

para ver qué podemos

hacer por él.

diana: y tampoco con mamá

tendría que ser diferente.

laura: no, bueno, eso es aparte.

yo no dejo de pensar

en las diferencias que hizo

siempre entre nosotras.

no, yo sé que muchas veces

piensas que exagero,

pero ahí está la explicación

que yo necesitaba,

aunque me esté doliendo.

yo no quiero regresar a su casa.

diana: puedes quedarte aquí

el tiempo que quieras.

laura: gracias.

¿quién será mi mamá?

¿será chabe?

ella siempre ha sido

muy linda conmigo.

diana: ¿será?

laura: por favor, averígualo,

diana.

camilo: lo siento, regina,

pero no podemos hacer

absolutamente nada por pablo.

regina: eres muy injusto, papá.

¿o qué?

¿ya se te olvidó que me contaste

que cuando eras joven también

luchabas por tus ideales?

camilo: sí, pero yo no usaba

un pasamontañas ni jugaba a ser

estrella de internet.

regina: porque el internet

no existía, papá.

y si pablo usa un pasamontañas,

no sé, sus razones tendrá.

pero tú eras un soñador como él.

tú hacías marchas--

adrián: y también pintaba bardas

y se peleaba porque la gente

escuchaba todo lo que quería.

regina: ¿lo ves?

veme a los ojos, papá.

tú siempre me dijiste que yo

soy la más parecida a ti.

¿y qué?

¿ahora me vas a decir

que estoy mal?

camilo: hablas como si robarse

unos potes de pesticida

pudiera salvar al mundo,

mi amor.

regina: papá, yo tengo todas

las pruebas de que él se está

arriesgando porque quiere hacer

consciencia en la gente

para que tengamos

un mundo mejor.

camilo: mi amor, por favor.

regina: mira, por favor,

revisa esto.

camilo: ¿qué es eso?

regina: ve por ti mismo

de lo que te estoy hablando.

camilo: regina.

a ver, regina,

no seas caprichosa.

manuel: camilo, camilo.

bueno, en eso regina

sí tiene razón.

perdón, pero lo de pablo

no es un capricho,

no lo hace para lucirse.

yo ya vi el material.

rafael: sí, yo también lo vi.

y pablo, pa, es un soñador.

es un luchador,

no es una mala persona.

solo que sí se equivocó

en la forma de expresarse.

mónica: ya tengo la solución.

[música]

[música]

[timbre]

diana: hola, chabe, ¿y mamá?

laura ya me contó,

necesito que hablemos.

tita: ¿podrías dejarnos solas?

diana: no, no, espérate, chabe.

tú has vivido aquí

desde que yo me acuerdo,

seguro sabes todo.

¿por qué nunca le dijiste

la verdad a mi hermana?

¿a quién querías proteger?

tita: a ella.

chabe: eugenia.

diana: mamá, ya, por favor.

quiero la verdad.

¿estabas protegiendo a laura

o a su verdadera madre?

porque tú eres la mamá

de laura, ¿verdad?

chabe: ¿qué más quisiera,

mi vida? pero no.

diana: entonces, ¿quién es?

ya, ¿qué es lo que ocultan

las dos?

chabe: eugenia, dile toda

la verdad a diana.

no es justo que esté pensando

lo que no es.

diana: exactamente, por eso,

les exijo a las dos que me digan

la verdad.

chabe: yo no soy la mamá

de laurita.

diana: júramelo.

tita: chabela no es la mamá

de laura ni tampoco la tuya.

diana: ¿la mía?

¿tú no eres mi mamá?

tita: a ti también te adopté,

hija.

>> uno, dos, tres, cuatro.

>> ♪ cada vez--♪

>> otra vez.

>> tranquilo, ¿qué dice?

venga, otra vez.

>> un, dos, tres, cuatro.

>> ♪ cada vez

te vuelvo a mirar

cada vez

te vuelvo a mirar

cada vez

te vuelvo a mirar

cada vez

te vuelvo a mirar ♪

diana: mamá, ¿por qué

no nos habías dicho?

tita: ¿para qué?

si hubiera sido por mí,

jamás se hubieran enterado.

chabela: antes era así, mi vida,

esas cosas no se hablaban.

diana: yo necesito

un vaso de agua.

tengo la boca seca.

tita: diana, hija.

no te vayas a enojar tú también

conmigo como lo hizo laura.

diana: mamá, mira, se supone

que yo soy una mujer

con imaginación, pero créeme

que esto no se me hubiera

ocurrido jamás.

claro, ahora entiendo por qué

chabe se puso nerviosa

cuando le pregunté si tú

nos habías amamantado

a laura y a mí.

o como las dos insistían

en que el fantasma del cáncer

en la familia no era importante

en mi enfermedad.

tita: diana, estos días han sido

los más difíciles de mi vida.

no sabes la angustia

que he pasado, hija.

diana: mamá, laura cree

que todas las diferencias

que hacías entre nosotras,

era porque la adoptada era ella.

ahora que sepa que las dos

lo somos, no sé cómo va

a reaccionar.

tita: tú como madre sabes

muy bien que no siempre

nos llevamos igual con todos

nuestros hijos.

diana: sí, mamá, pero tú

te fuiste al extremo

con mi hermana.

tiene que haber otra razón

para que hicieras tantas

diferencias entre nosotras

si ninguna de las dos

llevábamos tu sangre.

tita: claro que la hay.

el carácter y la rebeldía

de laura fue lo que me hizo

preferirte a ti.

diana: mamá, por favor.

esa no es una razón

para tratarla como lo hiciste

porque mi papá jamás

hizo diferencias.

siempre nos trató

con amor a las dos.

y laura era igual de rebelde

con él que contigo.

tita: francisco siempre fue

muy débil de carácter.

ustedes mismas decían

que las reglas las ponía yo.

él nada más les daba gustos

y yo las eduqué.

ay, por una vez en la vida

deja de estar de metiche

y déjame hablar a solas

con mi hija, caramba.

diana: ma, no te desquites

con chabe.

ella siempre nos ha querido

y ha visto por nosotras.

por eso laura y yo llegamos

a pensar que ella podría

ser su madre.

chabe: sí, siempre las he

querido a las dos.

¿qué más hubiera yo querido

que ser madre de ustedes?

pero no, mi vida, no,

yo no soy madre de ninguna

de las dos.

camilo: me sorprende la manera

en la que te movilizaste

para ayudar a pablo.

mónica: me cae muy bien.

pero más bien lo hice pensando

en regina y en ti.

regina puede ser todo

lo atrabancada que quiera,

pero es muy orgullosa

como alguien que yo conozco.

alguien que no sabe pedir ayuda

hasta que de plano

no encuentra cómo.

camilo: creo

que la conoces bien.

mónica: casi tanto como al papá.

que se la pasa diciendo

"es igualita a mí".

pero regina estaba desesperada

por escuchar

un "no te preocupes,

lo vamos a solucionar".

camilo: y yo la regañé.

pero no fue cualquier cosa

lo que hizo.

el 66% de los papás hubiéramos

reaccionado así.

de la misma manera.

mónica: sé que al final hubieras

encontrado una solución.

pero a veces la forma en

la que se reacciona es

la más importante,

porque se corre el riesgo

de que se pierdan la confianza.

camilo: ah, ahora vas a ser

el grillo de mi consciencia.

pepita grillo.

mónica: fíjate que los grillos

no me encantan.

no, más bien me gustan más

las catarinas.

camilo: pero suena horrible.

mi monicata.

mónica: monicata,

suena japonés.

monicata.

camilo: cata.

tita: yo nada más quise darles

un hogar.

y si no lo logré, pues lo siento

en el alma, de veras.

diana: no tengo nada qué

reprocharte, mamá.

tita: porque tú siempre

has sido más juiciosa.

ahí está la respuesta

que quieres.

tú estás escuchándome,

pero laura se fue echa

una furia.

diana: quizás esté reaccionando

así por lo que está pasando

con regina.

no sé.

pero ¿sabes qué, ma?

hoy puedo ver la adopción

como un acto de amor.

tita: por lo que sea, mi hijita.

pero me entiendes,

no me reclamas, no me juzgas.

en cambio, laura sí.

y por eso no quería

que supieran nada.

yo no sabía cómo iban

a reaccionar y me dio

miedo que no reconocieran

lo difícil que fue para mí

llegar a ser su madre.

mónica: ¿y no tienes una foto

de esa época en que eras jipi

y defendías causas justas?

camilo: sí, la tengo,

claro que la tengo.

pero jamás te la voy a enseñar

porque o te burlas

o te desencantas.

mónica: eso nunca me pasaría

contigo.

camilo: voy a pedir otro café,

¿quieres?

tita: no soy perfecta, diana.

pero tampoco creo que tenga

que pedir perdón por tratar

de darles un hogar, hija.

diana: no, mamá,

claro que no.

tita: nada ha cambiado.

para mí es como si yo

las hubiera traído

a este mundo, de veras.

diana: yo estoy

muy desconcertada, pero creo

que con la que tienes que hablar

lo antes posible

es con mi hermana.

tita: sí, voy a hacerlo,

para que deje de pensar

lo que no debe.

y te prometo que voy a hacer

un esfuerzo para llevarme

mejor con ella.

diana: oye, mamá,

¿tú sabes quién es o quién fue

mi madre biológica?

tita: ¿y por qué

quieres saberlo?

diana: porque yo necesito saber

de dónde vengo.

quiero conocer mi origen.

Cargando Playlist...