null: nullpx
Cargando Video...

Tenías Que Ser Tú Capítulo 56

Univision4 Abr 2019 – 12:00 AM EDT

Comparte

locutor: televisa presenta... [música]

tadeo: ¿y, lorenza? lorenza: tadeo...

no, no, no, no, te dije que no, te dije que no.

tadeo: es que no sabes cuánto extrañaba tus besos, tu pelo,

tus ojos, tu ombligo. lorenza: ¿mi ombligo?

tadeo: sí. lorenza...

lorenza: tadeo... [resuella]

tadeo, tadeo. tadeo: ¿tan mal estuve anoche

que ni siquiera me merezco un besito?

lorenza: nos quedamos dormidos, no.

tadeo: ah, golosa. lo que quieres es un round

mañanero, ¿verdad? vente para acá.

lorenza: no seas idiota. bruno: imamá!

lorenza: no, no, quítate, quítate, quítate de aquí.

escóndete rápido. no quiero que los niños

te vayan a ver. tadeo: pero ¿por qué?

si yo soy su papá. lorenza: no me importa,

porque no quiero problemas. tadeo: pero yo soy el papá

de ellos. lorenza: no me importa.

tadeo: yo les di la vida. pero...

pero si yo soy su papá. lorenza: cállate, que te metas.

y no rezongues. ¿entendiste lo que te estoy

diciendo? sí, ¿qué pasó, bruno?

bruno: mamá, otra vez estás hablando sola.

lorenza: no, no. bruno: estás como ansiosa.

lorenza: no, no, no, estoy perfectamente bien.

bruno: ¿y cómo te fue en el antro de mi papá?

se puso bueno. llegaste bien tarde.

imamá! lorenza: ¿qué?

bruno: dale, vámonos. tadeo: pero, oye, lo que--

lorenza: no, sí, bueno. mi amor, ¿por qué no bajas

a prepararle el desayuno a lucy mientras me arreglo?

bruno: ¿yo? ay, no, mamá. es que lucy se pone

bien exigente. lorenza: no me tardo ni cinco

minutos. bruno: bueno, pero no te vayas

a tardar. lorenza: te lo juro que no.

gracias, te amo. tú te quedas aquí y no sales

hasta que los niños se hayan ido al colegio,

¿me oíste? tadeo: pero es que yo pensé

que aquí podemos hacer cositas, lorenza.

nicole: listo, ya terminé. voy por mi mochila.

marisa: ay, sí, mi amor, apúrate, porque ya no tarda

en llegar miky por ti. nena: ay, hija, tranquilízate,

que estás muy nerviosa. marisa: ay, ya lo sé, mamá,

pero es que no lo puedo evitar. hoy es mi primer día a cargo

de la empresa. a ver cómo me va.

nena: te va a ir muy bien, mi amor, lo que tienes

que hacer es relajarte. nicole: listo, mami, ya bajé.

marisa: vámonos, vámonos afuera a esperar a miky.

nena: mi amor, la lonchera, ¿eh? no lo olvides.

marisa: rezas por mí. nena: sí, mi vida.

dios las bendiga. nicole: toma, mami, tu bolso.

marisa: vamos, vamos. tino: les debo una disculpa.

la neta, la regué. la regué muy gacho el otro día

y no tendría por qué haberlos molestado.

ni simona ni ustedes se lo merecían.

y al fin entendí, lesly es libre de hacer

lo que ella quiere. bruno: bueno, por mí,

no hay bronca. lesly: y por mí tampoco.

simona: ¿qué? ¿pasó algo? lesly: no, todo bien.

tino solamente se disculpaba con nosotros.

bruno: pues... vámonos, ojitos.

lesly: sí. bruno: nos vemos.

oye, espérate. ¿ya viste que tu papá no está?

lesly: bueno, debe de estar hablando con algún maestro,

porque siempre está aquí, ¿no? bruno: oye, ¿y si nos vamos

de pinta? lesly: ¿qué, estás loco?

bruno: nadie se va a dar cuenta. es que quiero estar contigo

tranquilo, tú y yo solos. olga: ¿querías que le encontrara

mugre a marisa? pues creo que te tengo algo.

amaranta: ¿tan pronto? pero si acaba de llegar,

¿qué hizo? olga: su primera acción

fue recontratar a lorenza. amaranta: ah, eso ya lo sabía,

me lo dijo marcelo. olga: ¿también te contó

que le autorizó un aumento del 50% de sueldo?

amaranta: ¿qué? olga: como lo oyes, un 50.

amaranta: pero eso es una tranza, es demasiado.

olga: no sé, pero te apuesto lo que quieras que esto

el licenciado no lo sabe. amaranta: pues se va a enterar.

ven acá. maestra: cuando terminen

sus dibujos, los mandan a imprimir con su nombre,

por favor. tienen solamente diez minutos

más en lo que yo pongo en la pantalla los siguientes

ejercicios que vamos a hacer, ¿ok?

vamos. nicole: lucy, ¿por qué le

escribes un corazón a santi? lucy: eh...

[suspira] nicole: perdón, es que dijimos

que ya no nos iba a gustar. lucy: ya sé, pero...

es que el otro día santi me mandó un mensajito

con un corazón diciéndome que me quería mucho.

maestra: ey, a ver, nicole, lucy, ya dejen de platicar,

periquitas, y pónganse a hacer su dibujo.

lucy: sí. nicole: [bufa]

olga: pues yo que tú le hablaba al licenciado y le decía

que marisa le está dando un sueldazo a su prima.

amaranta: no, no puede llegarle por mí.

voy a quedar como una chismosa. yo lo que quiero es que él crea

que de verdad estoy apoyando a marisa.

olga: ¿y entonces? amaranta: tú te llevas bien

con el contador tapia, ¿no? ay, ya.

olga: sí, muy bien. amaranta: pues ve con él.

cuéntale lo mismo que me acabas de decir,

pero que no suene como chisme, por favor, algo así casual.

como que no quiere la cosa le preguntas si es cierto

lo del 50% de aumento. olga: y seguramente el contador

se lo va a contar al licenciado. amaranta: exacto.

porque, aunque marcelo se hace el que no le importa, siempre

está contando pesos y centavos. estoy segura que va a mantener

vigilada a marisa. olga: ¿crees que la corra

cuando se entere? amaranta: no, eso no va a pasar.

no le va a gustar, pero se le va a pasar.

olga: y entonces, ¿de qué nos sirve?

amaranta: vamos a empezar a sembrar la duda

sobre su integridad, ¿sabes? para que, cuando nos vayamos

en contra de ella, a marcelo no le va a caber ninguna duda

de lo tranza que es. nicole: lucy, ¿no estás feliz

de que mis papás ya casi sean novios?

lucy: pues, sí, sí estoy feliz, pero no estoy feliz

de que tus papás estén juntos y los míos no.

nicole: lucy, ya te dije que vamos a pensar en algo.

lucy: pues sí, pero no has pensado en nada, no has hecho

nada. de todo lo que hablas es

de tu mamá y de tu papá y-- nicole: ¿cómo que no he pensado

en nada, lucy? lucy: pues sí.

cuando querías encontrar a tu papá, yo te ayudé en todo

lo que pude. ¿tú qué has hecho por mí? dime.

nicole: yo he hecho todo. lucy: ¿todo qué?

nicole: ay, lucy, ¿cómo que--? lucy: es que no me has ayudado.

y no se me hace justo que me estés presionando--

nicole: ya, lucy. santi: mira lo que encontré,

lucy. lucy: ¿qué?

santi: es un anuncio de internet para juntar parejas.

lucy: ¿"poner incienso debajo de la cama"?

¿y dónde vamos a conseguir incienso?

santi: pues, lo vamos a tener que ir a comprar.

nicole: eh, yo sé. yo creo que jaquie tiene.

la he visto ponerlo en la cocina.

santi: a ver, ¿y tú crees que eso sirva?

nicole: sí. santi: es que no quiero ver

a lucy triste. lucy: pues, según madam

antonieta, sí sirve. nicole: ¿y ahora quién es

madam antonieta? lucy: esta de aquí.

santi: ay, nicole, es la que te da todos los consejos

de las parejas. y ella dice que es 100%

efectivo. lucy: sí.

pero mejor le preguntamos a bruno, él sí sabe

de estas cosas. santi: lucy...

yo voy a hacer todo lo posible para siempre verte feliz.

lucy: gracias, santi. olga: bueno, ¿y cuándo te vas

a lanzar sobre el licenciado? la verdad, no va a ser

mucho sacrificio, porque está guapísimo.

amaranta: todavía no llega el momento.

olga: ¿y si te batea? con eso de que anda tan

enamorado de marisa, capaz y es uno de esos hombres fieles.

amaranta: ahora sí me hiciste reír, olga.

esos ya no existen. olga: pues yo he visto unos

que son muy bien portados. amaranta: son excepciones.

y marcelo no es de esos. olga: pareces muy segura.

amaranta: lo conozco yo creo que él mismo.

olga: ¿tú crees? amaranta: totalmente.

y la infidelidad está en sus genes.

bruno: ¿tú cómo te ves en diez años?

lesly: estudiando. cuando termine la carrera,

quiero hacer un máster y un doctorado.

bruno: ok, eso está muy bien, pero ¿y la diversión qué,

lesly? a ver, ¿que no te quieres

aventar del paracaídas, viajar? no sé, hay que vivir un poco,

tener aventuras. lesly: oye, para mí, esto,

el irme de pinta, ya es toda una aventura.

y, por lo pronto, me conformo con que mi papá no nos vaya

a cachar. [ríe]

bruno: ten. lesly: dame.

bruno: hola, profe. profesor: ¿se puede saber

qué están haciendo aquí fuera del colegio a esta hora?

[tema musical] ezequiel: hija, quiero pensar

que te saliste por una muy buena razón.

como una emergencia, o como...

lesly: no, no, papá. me fui de pinta.

ezequiel: entonces, queda claro que el culpable de todo esto

eres tú, ¿verdad? eres tú, bruno, porque mi hija

no había hecho nada así. tadeo: te recuerdo que mi hijo

tiene una conducta intachable en este colegio.

nunca se había ido de pinta. bruno: papá, ya me fui una vez.

ezequiel: claro está que el único responsable aquí

es tu hijo. no tiene normas, no tiene

límites. lesly: no, pero yo también soy

responsable. bruno: no, yo fui el de la idea

y me hago completamente responsable.

tadeo: nótese el valor civil que tiene mi hijo.

además, es un estudiante verdaderamente sobresaliente.

bruno: pa, no tanto. directora: bueno, ya,

ya escuché suficiente. debería suspenderlos.

ezequiel: señora directora. lesly: estamos empezando

semestrales, yo le prometo que no vuelve a suceder.

directora: bueno, entonces se van a quedar sin descansos

por una semana. tadeo: iesto es un atropello!

un ataque a las libertades individuales de--

bruno: pa, pa, ya, no me ayudes, por favor.

estoy yo totalmente de acuerdo. tadeo: es que se están pasando

de estrictos. ¿a poco ustedes nunca se fueron

de pinta? ezequiel: no nos cuestiones.

yo nunca fui a la escuela. lesly: papá...

ezequiel: es broma, hombre. tadeo: y gracias por todo,

señora directora. si se anima, tengo un espacio

para gente como nosotros. bruno: ay, papá.

perdón, ¿eh? [ríe]

lorenza: ¿como que los mandaron llamar a la dirección

y a mí nadie me dijo nada? paulina: porque bruno dijo que

tú estabas enferma, entonces que no podías ir, y por eso

le hablaron a don tadeo. lorenza: ay, sí, claro,

como su papá le solapa todo, pues, claro, sí.

paulina: pero, por favor, no le vayas a decir que yo te dije

porque se va a enojar conmigo. lorenza: no, no,

no te preocupes. paulina: yo estoy preocupada

por bruno, nunca lo había visto así.

deberías de hablar con él. mira, aparte hay otra cosa.

lorenza: ay, no, no me asustes. paulina: siéntate.

lorenza: ¿qué pasó, pau? paulina: el otro día lo escuché

diciendo que se iba a tomar un año sabático para dedicarse

a hacer un voluntariado ahí en un pueblo indígena,

no sé. lorenza: ¿que qué qué?

paulina: ajá. y, mira, la gente luego se clava

en esas cosas y no hay forma de que vuelvan a ser normales.

a mí se me hace que esas ideas se las está metiendo lesly.

miky: haces la tarea, ¿eh? y te portas bien.

igracias, jaquie! [bocina]

la ratoncito ya está en casa. marisa: gracias.

te quería pedir un favor. que estés muy atento con ella

por si la ves decaída por lo de su papá.

es que no le hemos dicho nada, pero es mucho más grave

de lo que pensábamos. miky: ah, lo siento mucho.

marisa: sí, son de esas cosas que nadie espera y que son

difíciles de creer pero pasan. miky: bueno, si necesitas algo,

yo te puedo ayudar. marisa: pues, en estar

al pendiente de ella. nicole te quiere mucho,

confía en ti. así que, si habla contigo--

miky: mira, marisa, es que yo no sé si voy a seguir aquí

mucho tiempo. las cosas están complicadas

en mi matrimonio. jeny se quiere ir a san miguel.

marisa: claro. tienes que hacer tu vida.

está bien, si me avisas con tiempo, yo me organizo.

miky: bueno, todavía tenemos que resolver algunas cosas

jeny y yo. marisa: miky, yo...

quiero pedirte perdón por todo lo que te he complicado,

por los problemas que te he causado.

miky: oye, no. yo también te he ocasionado

problemas. para tal caso, también

discúlpame tú a mí. me encantaría, pero los dos

sabemos que esto no está bien. marisa: discúlpame.

miky: tú a mí también. yo me tengo que ir.

marisa: cuídate mucho. miky: tú también, cuídate.

[música] lorenza: cuéntame, ¿cómo te fue

en el colegio? bruno: bien.

lorenza: no seas mentiroso, bruno.

dime por qué te fuiste de pinta con esa escuincla.

lesly: ya te dije, papá, la regué.

lo siento, papá, te juro que no lo vuelvo a repetir.

ezequiel: ¿el te obligó? bruno: [ríe]

¿cómo se te ocurre que lesly me va a obligar, mamá?

lorenza: porque esa niña te trae loquito.

¿qué más quiere, eh? bruno: ¿por qué dices eso?

lorenza: mi amor, no seas tan inocente.

las niñas como lesly se las saben de todas todas.

y en un dos por tres quedan embarazadas.

y, ya, se te fastidió la vida. bruno: híjole, no manches.

tú no conoces a lesly, en lo absoluto.

ezequiel: ni lo quiero conocer. y menos con todas las cosas

que has hecho en estos días. me queda muy claro que bruno

para ti es una mala influencia. lesly: pero lo mismo decías

de tino. todos te parecen una mala

influencia. por eso me tuve que salir

a escondidas. ezequiel: ah, ahora resulta

que yo soy el responsable. ¿tengo la culpa de todo eso?

lesly: tal vez no deberías ser tan estricto conmigo.

yo no me lo merezco, papá. ezequiel: ni me pongas esos

ojos, por favor, que ahora sí no van a funcionar.

las reglas las pongo yo, no tú.

y no voy a permitir que un júnior sin oficio

ni beneficio te lleve a la perdición.

bruno: ¿cuál perdición? estás mal, mamá.

lesly es mi novia. y lo único que importa

es que me guste a mí nada más. lesly: lo siento, papá.

bruno me gusta, y no lo voy a dejar de ver.

ezequiel y lorenza: y no vuelve a poner un pie en esta casa,

¿está claro? ulises: conozco un lugar,

de esos balnearios que están techados y te hacen masajes y--

nena: ah, un spa. ulises: andale, uno de esos.

conozco uno a todo mecate en acapulco.

vámonos para allá y allá nos quedamos.

nena: ¿acapulco? ay, no, no puedo.

tengo que cuidar a mi nieta, y a lo mejor mi hija

me necesita. además, está edi.

ulises: no, hombre... por ese charán ni te preocupes.

yo lo mando a juárez. allá hay un buen spa

para que le pongan unas plastas de lodo.

nena: [ríe] me caes muy bien, eres terrible.

ulises: y con relación a la borreguilla

y a la chamaquita, no importa, la echamos en la troca

y cabemos todos. nena: no, no, no.

gracias por la invitación, pero es muy pronto

para que tú y yo hagamos un viaje de placer.

ulises: pues hagamos uno de negocios.

nena: bueno, qué terco eres. no, acuérdate que no somos

nada más que amigos todavía. nada de viajes por ahora.

tal vez en un futuro, si resultas electo

como candidato oficial, pues... ulises: está bueno, está bueno.

ya entendí, no se hace lo del spa.

pero yo soy un hombre tradicional, así que te voy

a decir una cosa. más vale que me presentes

a tu familia. aunque sea como tu precandidato,

pero me la presentas ya. >> este es el estado de cuenta

de este mes de mi papá. ¿estás segura de abrirlo?

antígona: segurísima. >> vamos.

antígona: vamos. ambas: dios mío.

>> no puede ser. antígona: mi papá ha gastado

un dineral. >> mira, restaurantes, flores,

regalos. antígona: se ha comprado

mucha ropa nueva. y todo lo está haciendo

para impresionar a la vieja esa que de "nena" no tiene nada.

>> antígona, no solo perdimos a nuestra madre, ya lo perdimos

también a él. antígona: a este paso, le va

a dejar todo nuestro patrimonio a esa vieja.

>> no, no, es que esa vieja tascara seguramente va por todo.

es la típica lagartona que se engatusa a los hombres

para quedarse con todo. antígona: inos va a dejar

en la calle! >> ni a poco nos vamos a quedar

con los brazos cruzados. antígona: tenemos que tomar

medidas drásticas. >> ¿y tienes alguna idea?

antígona: sí. marbella: quiero buscar un local

para poner mi pastelería. tino: ¿en serio, madrina?

marbella: sí. estuve leyendo, y puedo rentar

un local y partir de cero. o de plano, buscamos algo

para comprarlo, ¿no? necesito que me acompañen a ver.

igual, pues, vemos algo que valga la pena.

pero se me mueven, porque es para hoy, ¿sale?

miky: espérate, a ver, mamá, espérate, tranquila, tranquila.

¿por qué tanta prisa? marbella: necesito tener

mi mente ocupada y enfocarme a mi negocio.

si no, voy a seguir aferrada queriendo desenmascarar

a amanda, maribel, en su red de mentiras, y, la verdad,

¿saben qué? ya me siento mal, ya--

miky: ¿no serás que estás haciendo todo esto

porque te quieres olvidar de alguien en particular?

tino: yo creo que más bien por ahí va la cosa.

miky: ¿verdad? marbella: ¿se me nota mucho?

tino: ah, ahí está, lo reconoció, ial fin!

miky: te dije que era cuestión de tiempo.

tino: todavía quiere a ezequiel, y lo dijo.

marbella: no, no, yo nunca-- no, no dije que lo quiero.

tino: ¿por qué, madrina? marbella: pero fueron

muchos años. miky: y tres matrimonios.

tino: fallidos. ambos: [ríen]

marbella: no se burlen. yo creo que olvidarse

de alguien de un día para otro es muy difícil.

yo estoy en un duelo. tino: pero con amanda,

y a muerte, definitivamente. marbella: no seas payaso.

ay, ¿no ves que sí estoy muy mal?

miky: y si en lugar de sufrir de a gratis y tratar

de olvidarte de ezequiel, ¿te rifas por él?

aviéntate. marbella: ¿están locos?

miky: ¿por qué? marbella: el ya está loco

por esa impostora. muy enamorado ahí.

tino: yo estoy seguro que tú todavía le gustas a ezequiel.

nada más hay que ver cómo te mira, cómo--

[suspira] miky: sí, te aseguro

que, si tú le dices que quieres regresar, ahí va a estar

pero más puesto que un calcetín. tino: juégatela.

es ahora o nunca. miky: lánzate, ma, con todo.

tino: nada más vas, sabes lo que tienes que hacer.

miky: sí lo sabes. tino: vas.

amanda: no me importa. de todas maneras yo voy a ir

por mis exámenes. ezequiel: no es

para que te pongas así. amanda: no me digas cómo

me pongo o no. ezequiel: amanda, en serio,

no es necesario que vayas por tus exámenes.

yo te creo. amanda: mira, déjame.

déjame, o no respondo. déjame, déjame.

suéltame, suéltame. mira, te voy a atropellar.

ezequiel: ah, bueno, si me atropellas, vamos a quedar

los dos en silla de ruedas. y eso no nos conviene.

¿quién nos va a cuidar? amanda: [solloza]

es que yo nunca me había sentido tan humillada.

ezequiel: por favor, amanda, no llores.

ey. ¿una sonrisita?

eso. así te ves mucho más bonita.

amanda: ezequiel, ¿qué tengo que hacer para que me creas?

ezequiel: nada. ya te dije que yo te creo.

¿eh? te creo.

te creo. amanda: ¿me crees?

ezequiel: te creo. amanda: ¿me crees?

¿sí es cierto? marisa: ¿qué haces, mi amor?

nicole: mi tarea. marisa: ¿qué te pasa?

nicole: es que se trata de lucy y de santi.

marisa: ¿y qué pasa con ellos? nicole: es que yo creo que ellos

se gustan. habíamos prometido que no

nos íbamos a gustar, pero... creo que ellos no van a cumplir.

marisa: ¿y ya hablaste con ellos esto?

nicole: no, es que me da pena con lucy.

con sus papás ahora, que se están peleando así,

ni modo de reclamarle ahorita. marisa: es un gesto muy noble

de tu parte. pero, más allá de eso,

uno no puede prometer que alguien no te va a gustar.

eso no siempre depende de ti, ¿me entiendes?

nicole: bueno, es que yo también estoy haciendo trampa,

porque a mí también me gusta santi.

marisa: no, no es trampa. pero, bueno, el punto es que,

si lucy y santi se gustan, pues no hay mucho que tú

puedas hacer. nicole: ¿como a ti te pasaba

con miky? marisa: bueno, eso es diferente,

porque miky y yo solamente somos amigos.

nicole: oye, ¿crees que pueda seguir siendo amiga de lucy

y de santi? marisa: no veo por qué no.

nicole: mamá. hace tiempo que no hacemos

planes con miky. ¿crees que lo podamos invitar

al cine o a tomar un helado? solo nosotras y él.

marisa: mmm... miky: no fuiste a trabajar.

jeny: no tengo ganas. miky: oye, no te hace bien

quedarte en la cama. ¿hay algo que pueda hacer

para que te sientas mejor? jeny, si tú estás celosa

y crees que yo me voy a ir corriendo detrás de la señora

marisa, déjame decirte que estás muy equivocada.

jeny: ¿porque no quieres o porque no puedes?

miky: ¿cómo? jeny: sí.

si la señora marisa no estuviera con don marcelo, ¿qué harías?

miky: jeny, ¿cómo te pones a pensar en esas cosas?

el está enfermo, tiene un tumor en la cabeza y parece que es

grave. jeny: ¿y?

ahora tú tienes que apoyarla y acompañarla mientras sufre.

miky: yo no tengo nada que ver con eso, no digas eso, ¿sí?

lo único que quiero que sepas es que esa gente se la está

pasando mal, y tú te estás preocupando por tonterías.

jeny: para mí, tú eres lo único y lo más importante para mí.

y la única cosa para que yo me quede tranquila es

que tú me prometas que no la-- que no la vas a volver a ver.

miky: perdóname, pero no puedo prometerte eso.

jeny: ¿por? miky: estoy casado contigo.

pero eso... o sea, no te da derecho,

no puede pasar que decidas con quién hablo y con quién no.

eso no es normal, jeny. jeny: lo que no es normal

es que no me puedas dar gusto en algo tan básico.

de verdad, te lo juro que yo trato de poner

lo mejor de mí, pero es que ya no doy más.

miky: sí, yo también. yo también.

y tampoco doy más. jeny: ¿vas a tirar la toalla?

entonces, ¿para qué perdemos el tiempo, no?

anda, córrele, seguramente te mueres por ir a consolar

a la vieja esa. anda.

miky: no, ya, párale ya. ¿qué te pasa?

jeny: que no quiero que la veas más, no quiero, no la quiero

cerca de ti. ¿tanto te cuesta entenderme?

se metió entre nosotros esa mujer, y tú lo permitiste.

por favor. cada vez que pienso en ella,

me vuelvo loca. te lo pido.

si de verdad sientes un poquito de amor por mí, por favor,

no la vuelvas a ver. te lo suplico.

por favor. por favor...

miky: te prometo que no me voy a acercar a ella.

jeny: ¿me lo juras? ¿por nosotros?

miky: sí. te lo juro, no me voy a acercar.

no me voy a acercar. [música]

miky: mírame. te amo.

eso es de lo único que yo estoy seguro, que te amo.

jeny: yo solamente quiero que estemos bien.

miky: yo también. marisa: mi amor, pues, yo no

creo que sea buena idea que yo me vea así con miky

de manera personal. nicole: pero dijiste que él

seguía siendo tu amigo. marisa: sí, claro.

nicole: miky también es mi amigo, y yo no veo

que tenga nada de malo que los amigos vayan a tomar

un helado o vayan al cine. marisa: supongo que no,

pero te repito que yo creo que es mejor que no salgamos

los tres. ya deja de hacerte bola

con esas cosas de adultos, y tú a lo tuyo, que es hacer

la tarea, porque no has avanzado nada por andar de preguntona.

nicole: sí, mamá. amanda: eso te pasa por fisgona.

marbella: simplemente iba pasando y los vi.

ezequiel: no, no, no, no es lo que te estás imaginando, ¿eh?

amanda: sí es, ezito. no te me achicopales.

marbella sabe perfectamente cómo es nuestra relación

de apasionada. sabe que somos amantes, amigos,

enfermeros. marbella: mejor me voy a mi casa

para que platiquen con calma. yo no tengo por qué enterarme

de sus cosas. amanda: chau, marbi.

uy, no, de plano que esta mujer está chiflada.

[suspira] ezequiel: ¿viste la cara

que puso cuando nos vio besándonos?

amanda: ay, no, no, ¿no me digas que ya te

arrepentiste del besote que nos dimos?

ezequiel: no, no estoy arrepentido, pero...

amanda: pero nada, nada nada. vamos a dejar el tema por la paz

y consiénteme con un masajito, porque me está doliendo

la espalda. ay, con el besito que me diste,

me dieron ganas de que me truenen los huesitos.

ezequiel: no, no, mejor cuando venga jeny

que te los truene ella, porque en términos masajísticos

ella es la especialista. amanda: yo no estaba hablando

en términos masajísticos. ezequiel: no te voy a lastimar

más la espalda, yo la verdad-- amanda: lo que me lastima

es el látigo de tu indiferencia, ezequiel.

lucy: qué rico, papi. trajiste pura comida chatarra.

tadeo: sí. lucy: ¿nos la podemos comer

viendo una película? tadeo: seguro.

lorenza: no, no, lucy, por dios, eso a ti te hace daño.

¿qué es todo esto? tadeo: es la prueba irrefutable

de mi éxito. ahora que mi antro está

redituando, pues traje algunas cosillas para la casa.

con eso de que tú dices que yo no apoquino.

lucy: y algunas de esas cosillas son para ti.

tadeo: muchas. lorenza: ajá.

tadeo: y también te traje estos chocolates belgas

que tanto te gustan. los podrías disfrutar

esta noche acompañada. lucy: isí, qué rico!

lorenza: ilucy! usted no se meta,

porque estamos hablando entre adultos.

lucy: ¿los chocolates son cosa de adultos? no sabía.

tadeo: depende. lorenza: ¿se puede saber cuándo

me ibas a decir lo de la pinta de bruno?

lucy: ¿bruno se fue de pinta? lorenza: lucy.

acuérdate que los niños están conmigo, no contigo.

tadeo: sí, ya lo sé, pero yo sigo siendo su padre.

además, si alguien pidió que me localizaran a mí,

fue por algo, ¿no? bruno dijo eso.

lorenza: ¿qué te pasa? tadeo: a mí me dijo eso, punto.

lucy: ¿ya se van a empezar a pelear otra vez?

qué flojera. lorenza: ey, ey, ey, ey.

los chocolates, señorita. a su cuarto, adiós.

tadeo: entonces, ¿qué? ¿le damos fondo a esta champaña

debajo de las cobijas? lorenza: ay, por favor, tadeo,

ya párale. lo que pasó fue un error, ¿ok?

tadeo: sí, pero un error delicioso.

y eso significa que entre tú y yo la llama de la pasión

sigue viva, lorenza. el amor aún puede renacer.

lorenza: no, renacer no. no te hagas películas

en la cabeza, porque lo de anoche fue...

pues, fue una cosa meramente carnal, para mí no significó

absolutamente nada. tadeo: entonces de echar

para atrás lo del divorcio pues ya ni hablamos.

lorenza: no, no, ni hablamos, ni hablamos.

tadeo: ¿me juras por nuestros hijos que ya no me amas?

lorenza: te lo juro por ellos, por tu mamita santa,

y por la mía, por quien tú quieras.

nena: tú sé paciente, porque no voy a presentarle

a mi familia a ningún galán hasta que alguno de ustedes dos

gane la contienda. ulises: ¿y cuánto falta

para eso, mujer? la vida se nos va como agua.

nena: ya veremos. tú aplícate.

y deja que edi haga su luchita. y una vez que yo determine

al ganador, entonces, sí, lo voy a presentar

como mi novio oficial ante marisa y mi nieta.

¿qué te parece? ulises: pues, ni hablar, mujer.

traes puñal. nena: [ríe]

tadeo: ¿sabes qué? no te creo. lo que vivimos anoche

es lo más bonito que nos ha pasado en mucho tiempo.

¿cómo puedes decir que no significó nada para ti?

lorenza: piensa lo que quieras, es la verdad.

y baja la voz, porque no quiero que nos escuchen.

tadeo: mi mamita siempre me dijo que eras una mujer fría

y calculadora, pero eres bien hermosa.

pero estás vacía por dentro. lorenza: mira, no te voy a negar

que anoche la pasamos muy bien. hay química en lo sexual.

bueno, hasta tú mismo me propusiste que fuéramos

amigos con derechos. tadeo: sí...

pero no, lorenza, eso es denigrante, y yo no soy

un cualquiera. o todo, o nada.

lorenza: pues, entonces, nada. tadeo: perversa.

estás mal de tu bóveda craneana. lorenza: bóveda craneana.

tino: no te me bajonees. marbella: ¿cómo quieres

que esté? estuve como tonta viendo

cómo la aprovechada de amanda intercambiaba microbios

con el ezequiel a lenguetazos. tino: bueno, al menos

no le reclamaste nada ahí. marbella: gracias a dios

no le dije a ese libertino que no lo puedo olvidar.

¿tú te imaginas qué oso? tino: bueno, por lo menos

ya sabes que ezequiel pues sí anda con ella.

sabes, ahora tienes que darle vuelta a la página, seguir

con tu vida para que tú seas feliz.

marbella: tan bueno para dar consejos, ¿eh?

a ver si aplicas lo que me estás diciendo.

porque tú andas en las mismas. tino: ya, ya sé.

otro. miky: ¿otro qué?

tino: pues otro que la está pasando de la fregada.

marbella: ¿por qué traes esa cara, mi hijo?

miky: nada, mamá, estoy bien. marbella: no, no es cierto.

traes cara de tragedia otra vez. de seguro ya te peleaste

otra vez con la jeny. miky: no fue bronca,

pero, pues, sí, aclaramos varios puntos.

yo espero que a partir de ahora las cosas vayan,

pues, mejor entre nosotros. jamás pensé que estar casado

fuera tan difícil. tino: bueno, a lo mejor

te cuesta trabajo porque en el fondo no estás enamorado

de jeny como tú crees-- marbella: [chista]

no digas tonterías, te va a oír.

por supuesto que el miky está muy enamorado de la jeny,

¿verdad? tino: bueno, ¿qué?

¿no habíamos quedado de ir a ver tu pastelería?

miky: sí, ¿no? pero creo que mi mamá quería ir

a ver algo de ezequiel, ¿o sí? tino: uy, uy, uy, no, no...

marbella: mira, hijo, ya. el ezequiel murió para mí.

miky: ¿cómo, por qué? tino: lo apañó besándose

con amanda. marbella: y no quiero

que se hable más del tema. porque a partir de hoy empieza

una nueva vida. miky: ahora sí.

marbella: se acabó la marbella sufrida, ya no me voy

a preocupar por los demás. voy a ser la nueva marbella,

la microempresario. bueno, y entonces,

¿por el precio que me dijo incluye todo?

hombre: todo, máquinas, mesas, refrigeradores.

es una ganga. tiene mucha clientela cautiva.

el negocio está puesto y funcionando al cien.

marbella: muy bien. ¿me deja platicarlo?

ivengan! ¿cómo ven?

tino: pues, a mí me gusta el lugar, ¿no?

está bien chido, todo está en buen estado, puede ser.

miky: sí, mamá. bueno, la última palabra

la tienes tú porque tú eres la que va a trabajar aquí

y este es tu sueño. marbella: mi propia pastelería,

¿se imaginan? miky: pero ¿qué?

no te lo imagines, puede ser una realidad a partir de hoy.

marbella: si te dan el crédito, mi hijo.

miky: me estuve cuidando de no tener deudas para algún

día poder cumplir tu sueño. tino: ni lo pienses.

marbella: ay, mi hijo. es que es demasiado dinero,

y yo no quiero comprometer al miky.

tino: bueno, pero con lo que vas a sacar de este negociazo,

se va a pagar solo. miky: dile al señor que sí.

marbella: ¿sí? miky: isí!

marbella: ay, mi hijo, estoy chinita.

estoy chinita. miky: dile, dile.

marbella: a ver, joven, ¿cuánto me dijo que quiere?

y me va a ser un descuentito, ¿no?

hombre: claro. marbella: entonces, vamos

a tratar de arreglarnos. [música]

[alerta de mensaje] lesly: [ríe]

bruno, me encantó tu corazón. bruno: y tú me encantas a mí.

aunque, la neta, no quería distraerte, porque seguro

estás estudiando. lesly: estaba tratando,

pero estoy cero concentrada. bruno: yo también me la paso

pensando en ti todo el día. lesly: yo creo que va a ser

mejor que nos veamos en tu casa. puedo inventar que tengo

que estudiar con una compañera o, no sé, algo.

bruno: uy, es que en mi casa no se va a poder.

lesly: ¿por? bruno: mi mamá no quiere

que vengas. para ella, tú eres la culpable

de que yo no estudie lo que ella quiere.

lesly: ya estamos igual. no te lo iba a decir,

pero mi papá tampoco quiere que vengas a la casa.

bruno: ¿y ahora por qué se están manchando tanto

los jefes? lesly: pues, no nos hagamos.

tú y yo la regamos, y bien feo. bruno: ay, híjole.

o sea, sí la regamos, pero no tan feo.

fue una pintita pequeña. lesly: no está bien,

yo tengo beca. bruno: sí, ya sé.

sí estuvo mal. es que--

no sé, no puede ser que, al fin que ahora estamos juntos,

nos logramos quitar de encima a tino y a pao, y que sean

tu papá y mi mamá los que no quieren que andemos.

lesly: ¿sabes una cosa? muero por verte.

bruno: yo mejor ni te digo. porque me voy a volver loco loco

si no te veo. lorenza: entonces, ¿lo de

marcelo es muy grave? marisa: eso parece.

pero, por favor, lorenza, por favor, no le vayas a contar

a nadie porque él no quiere que se sepa y me va a matar

si se entera que te dije. lorenza: me ofendes, prima.

tú sabes muy bien cómo manejo yo los secretos.

marisa: pues precisamente por eso te lo digo.

y, bueno, como yo voy a estar acompañando a marcelo a todos

sus estudios médicos, necesito que tú me eches

la mano con la empresa. lorenza: sabes que cuentas

conmigo, y más tratándose de marcelo.

ay, pero qué mala pata, justo ahora que nicole empezaba

a llevarse tan bien con su papá. marisa: sí.

no sabes lo mal que me siento. porque por mi culpa estuvo

sin su papá todos estos años. y ahora que lo encontró,

pasa esto. lorenza: no, no, marisa.

esto no es tu culpa. marisa: no dejo de pensar

que sí es mi culpa. que, a lo mejor, todo hubiera

sido diferente si yo le hubiera dado una oportunidad

antes a él para estar con su hija.

lorenza: a ver, a ver, tranquila.

de entrada, el hubiera no existe.

marisa: es que hay tantas cosas que no hice bien, lorenza.

pero la peor de todas fue pensar que mi hija era de mi propiedad,

solo mía. lorenza: bueno, tal vez,

pero estabas tratando de protegerla.

tampoco seas tan dura contigo misma.

marisa: no, lorenza. fui completamente egoísta,

orgullosa. ojalá que nicole y marcelo

algún día puedan perdonarme. jaquie: ¿periodista? ¿de dónde?

¿en serio? ¿entrevista para qué? oiga, pero ¿dónde va a salir

eso? ah, ok.

bueno, pero de una vez le digo que yo no hablo de mi vida

privada, ¿eh? no, no, no, yo trabajo

en esa discoteca. a ver, señorita, la pelea

no fue por mí, ¿quién le dijo eso?

ay, pues qué chismosos los clientes, porque eso

no fue así. sí, sí, el otro día el pato

bedoya me pidió que anduviéramos pero la verdad es que--

sí, sí, yo le dije al pato que no.

¿bueno? ¿bueno--?

ay, qué vieja grosera. marisa: mamá, ¿de dónde vienes?

nena: de la casa de mi amiga vivi, la que te dije que está

muy enferma. marisa: ¿tomaste?

nena: una copa, hija. es que lo hice para animar

a la vivi. marisa: ah, o sea,

está muy enferma, pero sí puede tomar.

nena: pero poquito. el doctor le dio permiso

porque puede ser su última copa. marisa: ay, pobrecita.

y yo me chupo el dedo, ¿no? tú has estado saliendo

con tus dos galanes. nena: ¿tú cómo sabes que tengo

dos galanes? en vez de estarme regañando,

deberías darte de saltos porque tienes una mamá

muy alegre, llena de energía y de vida como yo.

y a todo esto, ¿cómo está marcelo?

marisa: hasta ahora, muy tranquilo.

demasiado, diría yo. lo veo como...

como resignado. me voy a poner a buscar

alternativas para su tratamiento.

nena: me da mucho gusto que lo apoyes ahora que él

te necesita tanto, hija. hay que seguir luchando.

marisa: sí, claro, mamá. eso intento.

bueno, te veo al rato. voy a ver a marcelo

para proponerle una idea que tengo.

nena: todo me da vueltas, todo me vueltas.

[timbre] bruno: hola, buenas noches.

ezequiel: ¿y ahora? ¿qué se te perdió por aquí?

bruno: eh, don eze, don-- ezequiel: ezequiel para ti.

bruno: necesito hablar con usted.

amanda: ezito, no seas maleducado.

invita a cenar al muchacho con nosotros...

lesly: bruno, mejor hablamos mañana, ¿no?

ezequiel: ¿no oíste que me vino a ver a mí?

brayan: papá, ya déjalo entrar porque se van a enfriar

los tacos. ezequiel: ya, silencio.

a ver, dime rápido lo que tengas que decir.

porque, como ya te diste cuenta, estoy cenando unos tacos,

y se me van a enfriar. bruno: sí, señor, yo entiendo

que esté enojado. y le vuelvo a ofrecer

una disculpa, porque lo que hicimos estuvo mal.

nomás le pido que piense que somos chavos, que la regamos

y cometimos errores y-- brayan: si lo sabré yo.

¿qué? ezequiel: ¿y para decirme esto

me levantaste de la mesa? ¿era todo lo que querías decir?

bruno: no. no, vengo a pedirle que me deje

ver a lesly. porque yo la quiero.

todos: iah! ezequiel: [chista]

bruno: ella me importa mucho. y de verdad le doy mi palabra.

no estoy jugando. marisa: perdón por venir

sin avisar, pero es que quería decirte que estuve pensando

mejor las cosas. marcelo: ¿y?

marisa: quiero que sepas que ni nicole ni yo

nos vamos a separar de tu lado. las dos vamos a estar contigo.

marcelo: te lo agradezco, pero es muy triste ver

que ustedes solo van a estar conmigo por lástima.

es más duro. marisa: marcelo, por favor,

no digas eso, eso no es verdad. los dos somos los papás

de nicole y tenemos que apoyarnos.

si algo así me ocurriera, yo estoy segura que harías

lo mismo por mí. marcelo: sí, pero sería

muy diferente. porque tú eres la mujer

que yo amo, y tú sabes que yo daría mi vida por ti.

por eso mismo no les quiero causar más dolor.

marisa: ahora no pienses en nosotras, ¿sí?

tienes que pensar solamente en ti.

y tienes que saber que voy a estar a tu lado en todo

momento para apoyarte. y juntos vamos a agotar

todas las posibilidades. marcelo: ¿tú de verdad crees

que valga la pena? marisa: por supuesto que vale

la pena. te lo pido por nuestra hija.

marcelo: quisiera pensar que hay alguna esperanza.

marisa: y la hay, marcelo, no te rindas, por favor.

yo voy a acompañarte a los tratamientos que tengas

que hacerte, pero lo primero es estar seguros

de que el diagnóstico está correcto.

marcelo: ¿cómo? claro que es correcto.

marisa: bueno, pero tenemos que estar cien porciento

seguros. marcelo: no es necesario.

marisa: sí, lo es. mira, por eso me atreví a buscar

otro oncólogo, para que nos dé una segunda opinión.

mañana mismo tenemos la cita. [música]

Cargando Playlist...