null: nullpx
Cargando Video...

Te Doy La Vida Capítulo 23

14 May 2020 – 12:00 AM EDT

Comparte

[música]

nelson: ¡gina, gina!

[llama a la puerta]

gina, gina, gina.

¿qué hiciste, qué hiciste

mi vida, qué hiciste, mi amor?

no me hagas esto.

gina, gina, reacciona,

por favor, gina...

[jadea]

gina, gina.

>> 911, ¿cuál es su emergencia?

nelson: mi hija no reacciona.

se tomó unas pastillas.

>> ¿qué pastillas?

nelson: clonazepam.

ayúdeme, por favor,

no quiero que se muera.

>> deme su dirección.

nelson: abedules 36.

>> la ambulancia va en camino.

mantenga la calma,

¿qué edad tiene su hija?

nelson: 28 años.

elena: hablé con vicky.

ernesto: ¿pasa algo con nicolás?

elena: no, le pedí ayuda

para mí, le dije que tenemos

problemas y me recomendó

una terapia de pareja.

ernesto: pero ¿por qué

hiciste eso?

nuestros problemas

son solamente nuestros,

no tenías por qué ventilarlos.

elena: es que desde que pasó

lo de pedro no eres el mismo.

te pones muy agresivo,

no es tan fácil hablar contigo--

ernesto: ¿otra vez con lo mismo?

ya te dije por qué me puse así,

mi amor, ya te ofrecí disculpas,

te pedí perdón.

¿qué más quieres que haga?

elena: es que ve, ve, exacto,

así como te pones es muy difícil

hablar contigo.

necesitamos ayuda

de un profesional.

elena: no, yo no necesito ayuda

de nadie, yo sé que puedo

cambiar cuando yo quiera.

simplemente que--

perdóname, perdón.

sí, perdí el control.

perdón, perdón, mira,

reconozco que últimamente

no he estado bien,

no he estado estable.

mi carácter ha cambiado,

pero mira, yo quiero

que solucionemos

nuestros problemas.

es por eso que estamos aquí,

mi amor.

yo te prometo que voy a hacer

todo mi esfuerzo por cambiar.

no te quiero perderte,

no quiero perderte.

nelson: cuidado, cuidado.

cuidado.

rosa: ¿qué le pasó?

nelson: se tomó una caja

de pastillas,

se quiso quitar la vida.

cuidado, cuidado.

rosa: ¿adónde la van a llevar?

>> clínica cruz del sur.

[sirenas]

ernesto: ¿te gustaría que el fin

de semana fuéramos a conocer--?

elena: ¿no vas a estar

muy ocupado con la inauguración

de la sucursal?

ernesto: tuvimos que posponer

la fecha, así que tengo tiempo.

elena: bueno, vamos.

a nico le va a gustar.

ernesto: sí.

[celular]

elena: ah... papá, qué gusto,

¿cómo estás?

horacio: muy bien, con muchas

novedades, y quiero que tú seas

la primera en saberlas.

elena: a ver, cuéntame.

horacio: mónica y yo hemos

decidido vivir juntos.

elena: bueno, no esperaba

que fuera a ser tan pronto,

pero supongo que lo pensaron

muy bien.

horacio: sí, la verdad

es que estamos muy contentos.

elena: me alegro por ti, papá.

horacio: gracias, hija.

además, hablé con ernesto,

me dijo que las cosas entre

ustedes ya van mucho mejor.

elena: sí, estamos haciendo

lo posible por mejorarlas.

horacio: me da gusto.

mientras haya amor,

todo se puede.

elena: oye, ¿y mis hermanas

ya saben de tus planes de vivir

con mónica?

horacio: no, eres la primera

a la que se lo digo.

espero que no reaccionen mal.

elena: si lo hacen,

espero que lo entiendas.

mi mamá está de por medio

en todo esto, y no es fácil

aceptar que de buenas a primeras

mónica ocupe su lugar.

horacio: lo entiendo,

pero espero que con el tiempo

lo acepten.

dale un abrazo a nico

de mi parte,

dile que lo quiero mucho, ¿sí?

elena: yo le digo, pa,

gracias, buenas noches.

ernesto: ya está viviendo

con mónica.

elena: tal parece.

ernesto: se salió con la suya.

¿adónde vas?

elena: a ver a nico

y por un vaso de agua.

¿quieres algo?

ernesto: que vuelvas pronto,

aquí te voy a estar esperando.

rosa: ¿cómo está?

nelson: no sé,

no me han dicho nada.

>> familiares de georgina lópez.

nelson: soy yo, soy su padre,

¿cómo está mi hija, doctor?

>> delicada, la vamos a someter

a un lavado gástrico.

el reporte de los paramédicos

indica que su hija

ingirió clonazepam,

¿saben qué presentación,

de cuántos miligramos?

¿qué cantidad tomó?

nelson: no, no tengo idea,

solo me encontré la caja vacía.

por favor, dígame

que se va a salvar.

>> vamos a hacer todo

lo posible.

¿es alérgica

a algún medicamento,

padece alguna enfermedad?

nelson: no es alérgica a nada,

es muy sana.

>> muchas gracias.

nelson: doctor, por favor,

haga lo que tenga que hacer,

pero sálvela, por favor.

>> sí, señor, con permiso.

nelson: gracias.

soy un imbécil,

no le creí que estaba deprimida.

le hablé fuerte,

le dije que no le creía nada.

que era una inmadura,

una caprichosa.

entré al cuarto y la vi,

y sé que estaba muerta.

¿de dónde habrá sacado

esas malditas pastillas?

[pitido]

>> está convulsionando,

sujétela, por favor.

>> ¿la va a sedar, doctor?

>> por el tipo de medicamento

que ingirió, no es posible.

inmovilícele la cabeza,

por favor.

[televisión]

andrea: ay, siéntate un rato

a ver la tele conmigo.

¿quieres?

son belgas,

con eso que ando de viaje.

irene: mamá, háblale a elena,

está preocupada por ti,

te ha llamado varias veces

y no le has contestado.

andrea: es que no he querido

hacerlo porque meto la pata

con lo que digo.

así que calladita

me veo más bonita.

tengo que llegar al final

de mi viaje sin que nadie

descubra que nunca me fui.

sobre todo tu papá, hombre,

no voy a quedar como una tonta

ante él, ¿no?

oye, ¿no se te ocurre algo

como que--que sirva para que yo

me vea más convincente?

irene: no, y no quiero pensar

en eso porque no es mi problema.

andrea: qué poco solidaria

eres con tu mamá.

tengo que comprar algún

souvenir, ¿y cómo le hago?

si ni siquiera puedo salir.

ay, por internet.

nelson: ¿qué pasa?

ya se tardaron mucho,

¿por qué nadie nos dice nada?

rosa: cálmese,

todo va a estar bien.

nelson: cómo la vi,

parecía una muñeca de trapo.

sentí que me moría,

ay, dios mío.

doctor, ¿cómo está mi hija?

>> bien, ya se le hizo el lavado

gástrico, afortunadamente

se le dio la atención a tiempo.

se va a quedar internada

para mantenerla en observación.

si los análisis salen como

espero, mañana le doy de alta.

nelson: muchas gracias.

¿puedo pasar a verla?

>> cinco minutos, le están

tomando muestras de sangre.

nelson: gracias, doctor.

andrea: hijita, necesito

que me ayudes,

¿quién se va a europa

y regresa con las manos vacías?

tengo que traer souvenirs.

gabriela: ay, mamita.

andrea: intenté comprar algo

por internet, pero no sé qué.

gabriela: está bien, mañana yo

te ayudo a comprar algo,

¿y qué tal un bien aquí?

¿alguna lista?

andrea: ah, y otra cosa:

pili me está pide y pide

que le mande fotos,

y no sé qué hacer.

gabriela: puedo hacer

unas fotos con algunas tuyas

y otras que encuentre.

y mira, ve a cambiarte

y ponte algo que haga pensar

que estás de vacaciones

y de paseo y regresas.

y yo mientras enciendo

la computadora.

andrea: ¿y qué vas a hacer?

gabriela: un montaje,

hazme caso, ve a cambiarte.

andrea: ahorita vengo.

[música]

samuel: hola, rosa,

buenas noches.

rosa: disculpa que te llame

a esta hora, pero pasó algo

que creo que pedro debe saber.

samuel: ¿qué pasó?

rosa: gina trató de suicidarse.

samuel: no me digas, ¿está bien?

rosa: sí, nelson la descubrió

a tiempo y se la trajo aquí

a la cruz del sur, estoy con él.

samuel: gracias por avisar,

ahora le digo a pedro.

me acaba de llamar rosa

para decirme que gina

está en la cruz del sur.

trató de suicidarse.

pedro: ¿qué?

samuel: debe haber estado

muy deprimida.

pedro: voy a verla.

samuel: te acompaño.

pedro: vamos,

gina se quiso quitar la vida.

ambos: ¿qué?

pedro: vamos a la cruz del sur.

>> qué barbaridad, dios mío,

pero ¿cómo está ella?

samuel: me dijo rosa que nelson

la encontró a tiempo,

espero que esté bien.

>> pobre nelson, ningún padre

se merece que un hijo

le haga eso.

>> ¿no será contraproducente

que vayas?

tú de alguna manera

eres el causante

de la depresión de gina.

pedro: una cosa es que no haya

querido casarme con ella

y otra muy diferente, papá,

es que no me importe

lo que le pase.

>> sí, hijo,

yo creo que deberías ir.

samuel: yo lo acompaño, ma.

pedro: vamos.

>> tal vez tenga que llamarle

a nelson.

>> no, no, mejor espérate

a ver qué nos dice pedro

cuando regrese.

>> pobre nelson.

ernesto: no vas a creer

lo que dice este libro.

elena: ¿qué?

"comportamiento disfuncional

en la pareja".

es libro de autoayuda.

ernesto: sí, para la pareja.

elena: ¿y de dónde lo sacaste?

ernesto: ya lo tenía,

no lo había querido leer,

pero de acuerdo a la plática

que tuvimos, creo que ya es hora

de quitarle el velo

y realmente ponerle ganas

a nuestra relación.

para que veas que tus palabras

sí me llegan, amor.

tengo todas las ganas de superar

nuestros problemas.

elena: me da mucho gusto.

este ernesto está

mucho más cerca del hombre

del que me enamoré.

ernesto: te prometo que voy

a volver a ser el de antes.

yo sigo igual o más enamorado

de la mujer que eres.

juiciosa, hermosa, emprendedora,

amable, apasionada.

diosa.

no voy a forzarte a nada, nada.

quiero que cuando te vuelvas

a enterar de mí sea porque

no me has dejado de nuevo.

elena: gracias.

nelson: ¿cómo te sientes?

gina: mal, y voy a seguir así

si no me ayudas.

nelson: ¿cómo dices eso

si te ayudo en todo

lo que me pides?

y lo voy a seguir haciendo

porque eres mi vida.

gina: ¿entonces por qué

no recontratas a pedro?

nelson: porque no, eso sería

perder mi dignidad y con uno

en la familia que la pisotee

es suficiente.

gina: papito, ya te dije

que a mí no me importa

la dignidad, lo que quiero,

papá, lo que necesito

es que no me apartes de pedro.

nelson: él se apartó solito,

mi amor, ¿que no entiendes?

de verdad me estás preocupando,

voy a tener que llevarte

a un psiquiatra y no me importa

lo que cueste.

mira que todo esto que acabas

de hacer habla muy mal

de tu estabilidad emocional.

gina: ya, papá,

no me hables así,

tú no sabes lo que me duele.

nelson: perdona, mi hijita,

perdóname, perdóname.

ya, ya, mi amor, ya, perdóname.

gina: y si te prometiera que es

lo último que te pido.

mira, si después de esto

ya no convenzo a pedro

de que regrese conmigo,

nunca más, te lo juro,

jamás te vuelvo a pedir

una cosa así, te lo juro.

nelson: hija.

gina: papito, papito, por favor,

te lo ruego, papá.

nelson: ya, mi amor, ya, ya.

está bien, está bien,

no te preocupes, ya.

gabriela: pero sonríe, mamita,

¿con esa cara quién te va

a creer que estás disfrutando

del viaje?

andrea: voy, voy.

gabriela: así está mejor.

cambia posición.

haz de cuenta que estás viendo

una escultura, un edificio,

lo que sea.

pero más natural, mamá,

relájate, parece que te están

fichando en la delegación.

imagínate que estás viendo

la torre eiffel.

andrea: hijita,

pero supuestamente estoy

en ámsterdam, no en parís.

gabriela: es un decir.

andrea: está bien.

gabriela: imagínate entonces

los canales.

listo.

si quieres,

mañana te tomo otras.

andrea: ¿ahora qué vas a hacer?

gabriela: ay, ya verás,

tú confía en mí.

rosa: ay, qué bueno

que vinieron.

pedro: ¿cómo fue?

¿qué fue lo que hizo?

rosa: se tomó un montón

de pastillas.

gracias a dios,

nelson la encontró a tiempo.

cuando llegué la estaban sacando

en una camilla, no saben

lo que sentí, pensé lo peor.

pedro: ¿se puede hablar

con ella?

rosa: sí, está con nelson.

por ese pasillo

llegas a los cuartos,

pregunta en cuál está.

pedro: tranquila, gracias.

nelson: ¿a qué vienes,

a ver el final de tu obra?

pedro: ¿cómo está gina?

nelson: como quieres que esté.

pedro: ¿puedo pasar a verla?

nelson: si por mí fuera,

no te lo permitiría.

pero muy a mi pesar,

sé que mi hija te ama

y te quiere ver.

así que me voy a tener

que tragar todo mi orgullo.

está en el 104.

pedro: gracias.

nelson: pero te advierto:

ay de ti si la dejas peor

de lo que está.

pedro: nelson, por favor,

la quiero bien.

si no, no estaría aquí.

rosa: no sabes cómo me afectó

lo que hizo gina, soy su amiga,

me siento culpable de no poder

haberlo evitado.

samuel: pero tú no tienes culpa

de nada.

rosa: pero debí haberme dado

cuenta que su dolor por lo que

le hizo pedro era tan grande--

samuel: tranquila, tranquila.

gracias a dios las cosas

no pasaron a mayores.

rosa: te extraño tanto.

samuel: rosa...

rosa: ¿a qué hora se me ocurrió

portarme tan tontamente contigo?

espero que algún día puedas

olvidar todo lo que te dije

y perdonarme.

te quiero, samuel,

nunca he dejado de quererte.

gina: pedro, sí viniste.

pedro: ¿por qué lo hiciste?

gina: se me cerró el mundo,

mi amor, no pude--

no pude con tu desprecio.

pedro: no llores por mí,

no vale la pena.

gina: ¿cómo no va a valer

si eres el hombre de mi vida?

sin ti, nada tiene sentido.

pedro: no digas eso, ya verás

las cosas con más claridad,

pero más adelante.

gina: yo sé muy bien

lo que quiero, eres el único

motivo que tengo para vivir.

estoy dispuesta a perdonar

lo que me hiciste,

regresa conmigo.

pedro: gina, no te hagas

más daño, por favor.

te ofrezco mi amistad

para siempre,

pero el amor es otra cosa,

yo no te lo puedo dar.

gina: no es cierto, tú me amas.

pedro: el día que ames

a una persona de verdad

te vas a dar cuenta

que lo que dices sentir por mí

no es más que una obsesión.

gina: no es cierto,

no es cierto.

pedro: lo siento, pero es mejor

que lo sepas de mi boca.

no voy a volver contigo,

no sigas haciéndote ilusiones.

gina: me quiero morir,

me quiero morir.

pedro: no digas eso

que no te va a servir de nada,

no voy a cargar con una culpa

que no me corresponde.

gina...

gina: [llora]

vete, ya no te quiero ver.

no te quiero ver.

imbécil, estúpido.

[música]

[música]

>> [gime]

mi amor, mi amor, tu teléfono.

horacio: [gime]

>> amor, no vaya a ser

algo urgente.

andrea: "mira cariño

de lo que te estás perdiendo".

samuel: qué bueno que nelson

encontró a gina a tiempo.

que si no... ¿cómo la viste?

pedro: mal, estaba dispuesta

a perdonarme lo que le hice.

samuel: ¿y?

pedro: le pedí que ya

no se hiciera más daño.

que podíamos ser amigos.

tiene que entender que una vez

la amé pero eso ya se acabó.

empezó a llorar y a repetir

que se quería morir, imagínate.

samuel: no sé hasta dónde

sea cierto que quiso quitarse

la vida, igual y todo lo hizo

para manipularte.

pedro: si eso quería, no lo va

a lograr, me siento una pared.

nelson: ¿cómo te sientes, hija?

¿te hizo bien la visita

de pedro?

gina: sí, muy bien.

me quiere, pedro me quiere.

nelson: ¿te lo dijo?

gina: no, pero esas cosas

se saben, esas cosas se sienten.

si no me amara,

no hubiera venido.

nelson: hija--

gina: voy a lograr que vuelva

conmigo, papá, vas a ver.

ernesto: "voy a hacer todo

lo que esté en mis manos

para volver a ser

el hombre que amabas".

>> ¿y qué fue lo que hizo gina?

pedro: se tomó las pastillas

para dormir.

>> ay, qué barbaridad.

ojalá que nelson la lleve

con un psicólogo

para que la ayude.

pedro: sigue pensando

que tenemos que volver.

y lo está convirtiendo

en una obsesión.

>> espero que no le hayas

dado alas.

pedro: por supuesto que no.

>> perdón, pero a mí se me hace

que lo que hizo

fue pura manipulación.

pedro: también lo he pensado,

pero no me voy a dejar.

me voy que quedé de verme

con un cliente que me va

a comprar el coche, ma.

>> suerte, hijo, suerte.

pedro: provecho.

>> suerte.

pedro: llamo más tarde.

>> a mí me da gusto que tenga

claro que lo de gina

fue pura manipulación.

y sabiendo de lo que ella

es capaz, a mí no me gustaría

nada que pedro cayera

otra vez con ella.

>> eso no va a pasar.

no se va a dejar llevar

por las tonterías

de esa muchacha.

elena: qué rico huele.

ernesto: buenos días.

te hice hotcakes.

elena: ya veo, muchas gracias.

y también por la rosa.

ernesto: la mejor parte

de mi día es cuando

estoy contigo.

>> hay hotcakes.

elena: sí, y tu papá los hizo,

imagínate.

>> [grita]

ernesto: te amo.

voy a tener que dejarlos,

tengo trabajo.

pero esta tarde la paso

con ustedes, ¿sí?

así que vayan pensando

qué quieren hacer.

mi amor, disfruta tus hotcakes,

chiquito precioso.

pero no te me los vayas

a comer todos.

te amo.

>> muy buenos días, horacio.

te llamo porque necesito

unos documentos para comprobar

que la empresa que ahora tienes

es la misma ferretera

que recibiste como herencia

de tu padre, y que tú la hiciste

crecer transformándola

en el grupo comercial ferretero.

horacio: si así fue,

¿cómo podemos comprobarlo?

>> mira, necesito el acta

constitutiva de la ferretera

y el testamento donde tu padre

te la hereda a ti, ¿los tienes?

horacio: sí, claro.

pero no están en mi poder,

están en mi casa.

es más, puedo ir a recogerlos.

y más ahora,

que andrea anda de viaje.

>> me avisas en cuanto

los tengas.

horacio: sí, claro.

voy a tener que ir a casa

de andrea por unos papeles

que me pidió abreu.

y de una vez aprovecho

para traerme ropa, ¿cómo ves?

¿qué tal quedaron?

>> deliciosos.

horacio: estoy--bueno,

ahí vamos dándole, ¿no?

irene: hola, elena.

elena: hola, ya me escribió

mi mamá y me mandó

algunas fotos, irene.

lo que no entiendo es cómo está

en el museo de van gogh

y con una cama al lado.

irene: es que debe ser

porque es surrealista.

elena: lo bueno es que ya tengo

noticias de ella.

te dejo, voy a salir

con nico, ¿va?

irene: ay, mamá, si se metieron

a este lío de las fotos,

por lo menos háganlo bien.

elena te acaba de ver

en el museo de van gogh

con una cama al lado.

andrea: ay, qué bárbara.

¿cuál le habré mandado

a horacio?

irene: ay, mamá, ¡mamá!

andrea: ¿qué?

irene: por favor, ya párale

a esa tontería.

andrea: no, no.

irene: me voy a la oficina.

¡gabriela!

nelson: pasa, ya pasa.

vete a recostar.

mientras te voy a preparar algo

de desayunar, todavía hay pollo,

hay pastel de boda.

gina: papá, no quiero nada.

tengo el estómago revuelto

todavía.

nelson: ay, qué raro,

a lo mejor no te lavaron bien.

gina: me voy a recostar, papá,

de verdad, con la noche que pasé

necesito descansar.

nelson: lo que sea de cada

quien, te atendieron muy bien.

gina: papá, te quiero ver

que te hagan un lavado

de estómago

en tus cinco sentidos.

[música]

agustín: rosa, ¿sabes algo

de la caja de velocidades

que se mandó arreglar?

rosa: hablaron para avisarme

que ya estaba lista,

pero nelson no me dejó dinero

para pagar, y llamó para avisar

que no iba a venir.

agustín: ¿y eso?

rosa: se quedó a cuidar a gina.

es que no sabes.

agustín: ¿qué?

rosa: anoche se tomó una caja

de pastillas para dormir.

agustín: ¿y cómo está?

rosa: bien, pero le tuvieron

que hacer un lavado de estómago.

agustín: ¿sabes qué?

voy a verla. voy a verla.

nelson: te traje un tecito

de manzanilla,

te va a caer muy bien.

gina: no, no quiero nada, papá.

nelson: me dijiste que sientes

el estómago revuelto.

aunque sea dale unos traguitos,

vamos.

¿estás cómoda?

¿te traigo otra almohada,

una cobija?

gina: no, papito, gracias,

así estoy bien.

nelson: ¿quieres que veamos

una película?

gina: no tengo ganas

de ver una película.

¿que no ibas a ir al taller?

nelson: no, no, le pedí a rosa

que cualquier cosa

que se ofrezca, que me llame.

me quiero quedar contigo

para que no estés solita,

mi amor.

hija, tú eres mi vida

y yo te adoro.

gina: sí, papi,

ya me lo has dicho.

[llaman a la puerta]

voy a ver quién es.

gina: si no es pedro,

no quiero ver a nadie, papá.

nelson: ah, agustín, pasa.

agustín: gracias.

me enteré de lo de gina

y pasé a verla.

nelson: te agradezco mucho

que hayas venido, pero está

dormida, le digo que pasaste

a saludarla.

agustín: ¿cómo está?

nelson: sigue deprimida,

espero que pronto se recupere.

agustín: yo también.

me duele mucho verla así.

nelson: imagínate a mí.

agustín: por ahí escuché

que los chocolates ayudan

cuando estás deprimido.

y pues, me permití traérselos.

¿se los puede dar?

nelson: sí, sí, claro,

yo se los doy.

y gracias por preocuparte.

y ahora regrésate a trabajar--

agustín: también esto,

¿le puede dar esto, por favor?

nelson: sí, claro que sí.

agustín: gracias.

nelson: vamos, vente al taller,

que se hace tarde.

saludos a todos por allá,

y yo no voy a poder ir.

gracias, gracias, agustín.

[suspira]

[llaman a la puerta]

gina: ¿quién era?

nelson: agustín, quería saber

cómo estabas, te trajo esto.

gina: ¿y rosa qué tenía

que estarle diciendo nada?

nelson: no te enojes, hija.

están preocupados por ti.

gina: ¿me puedes dejar sola, pa?

nelson: si necesitas algo,

me llamas.

gina: sí, papi, sí.

agustín: "me enteré de lo que

pasó y me tiene roto el corazón.

sé que me dijiste que la noche

que hicimos el amor fue un error

pero yo no puedo olvidarla.

aunque sé que solo

es una ilusión.

anido la esperanza de que algún

día me veas con otros ojos.

sé que te puedo hacer feliz,

dame la oportunidad

de demostrártelo".

gina: ay, pero qué estúpido es.

pedro: se lleva un buen coche.

>> no lo dudo.

[motor]

muy bien, nos vemos la próxima

semana para ver cómo vas

con lo de la camioneta.

pedro: aquí lo veo.

don anselmo, en la hora

de la comida, ¿puedo salir?

>> sí.

pedro: tengo un asunto personal.

>> no hay ningún problema.

pedro: gracias.

>> mande.

[celular]

agustín: gina, qué gusto

que me hables,

¿recibiste mi nota?

gina: sí, la recibí,

y además de ser muy ingenuo,

eres muy idiota.

agustín: ¿por qué me dices eso?

gina: en primera, porque no sé

en qué momento te pasó

por la cabeza que yo podía

hacerte caso a ti.

y en segunda, ¿cómo se te ocurre

escribirme esa cantidad

de idioteces en una tarjeta?

¿que no te das cuenta?

mi papá la pudo haber leído.

agustín: no lo hice

por molestarte.

me salió del alma,

es lo que siento.

gina: me importa muy poco

lo que sientes, ya te dije

que el único hombre

al que yo amo es a pedro.

¿cuántas veces quieres

que te lo repita?

lo que pasó entre nosotros

fue una mala noche.

es más, la peor de mi vida,

además estaba muy tomada.

en mis cinco sentidos,

jamás me hubiera acostado

contigo, agustín, jamás.

no me vuelvas a buscar,

¿me oíste?

olvídate de mí,

olvídate de lo que pasó.

[música]

samuel: yo tampoco he podido

dejar de pensar en ti.

rosa: jamás pensé que ayer

íbamos a terminar besándonos.

no sé tú, pero yo me siento

muy feliz de haber regresado

contigo.

samuel: yo también,

no me esperaba que iba

a suceder, pero me alegro.

te extrañaba.

rosa: y yo a ti.

ayer que volví a sentir

tus labios no comprendo

cómo pude haber estado

todo ese tiempo alejada de ti.

samuel: vamos a recuperar

el tiempo perdido.

¿nos vemos a la noche?

rosa: sí, desde que amanecí

no pienso en otra cosa

que en volverte a ver.

samuel: voy a tu casa en cuanto

salga de la universidad.

te mando muchos besos.

gabriela: ¿con quién hablabas?

samuel: con rosa.

linn: no me digas

que volvieron.

samuel: sí, anoche.

gabriela: ¿cómo puedes volver

con una persona

que te lastimó tanto?

¿ya se te olvidó todo

lo que te dijo?

samuel: me explicó por qué

lo hizo.

gabriela: ¿y se puede saber

qué explicación te dio?

samuel: me dijo que nunca ha

pensado que soy un tipo aburrido

e infantil, lo hizo

porque estaba celosa de ti.

porque creía que nosotros

teníamos algo, pero--

gabriela: no lo puedo creer.

samuel: es que lo siento mucho,

de verdad no creo haber dado pie

para que lo pensara,

pero así es ella.

gabriela: ¿sabes qué?

para que la señorita deje

de preocuparse y no me vaya

a armar un escándalo

como el que gina le armó

a mi hermana, pinto una raya.

ni novia, ni amiga, ni nada.

samuel: a ver, no, gabriela,

espérame, por favor, gabriela.

no entiendo,

¿por qué se enojó tanto?

horacio: pásale, por favor,

permíteme.

alma, alma.

parece que no está.

>> ¿te vas a tardar mucho?

horacio: no, las escrituras

de la ferretera y todos

los papeles están en el estudio.

no me tardo, ¿sí?

>> no, voy contigo,

no vaya a ser que regrese

alguna de tus hijas y no creo

que les parezca muy bien

encontrarme aquí.

horacio: ese problema

ya lo vamos a solucionar,

voy a invitar a cenar a mis

hijas para decirles que tú y yo

ya estamos juntos, ¿sí?

vamos, vente.

domingo: don isaac, ¿cómo está?

habla domingo garrido.

sí, del nelson turbina,

solo que ya no trabajo ahí.

le llamo para decirle que estoy

dando servicio a domicilio,

por si le interesa.

ah, muchas gracias.

y le voy a agradecer

que me recomiende

con sus amigos.

en cuanto guste que lo atienda,

este es mi número.

espero su llamada.

>> ¿qué te dijo?

domingo: me dijo que él iba

al taller por mí y que me va

a recomendar.

>> ¿ves, viejo? te lo dije.

es que eres muy buen mecánico,

nelson es un tonto

que no te sabe apreciar.

domingo: y mira lo que mandé

hacer, ¿qué te parece?

>> "servicio a domicilio.

mecánico domingo garrido".

ay, te quedaron bien bonitas,

viejo.

domingo: me da como estilo, ¿no?

ernesto: eso.

[celebra]

>> ¿viste lo que hizo?

elena: sí, mi amor.

ernesto: ¡eso, por fin!

todos: [celebran]

ernesto: dame cinco.

otra vez, venga.

horacio: por aquí tienen

que estar los papeles.

uy, mira lo que me encontré.

>> ay, qué lindas.

horacio: cómo las disfruté

a esa edad.

aquí estábamos en acapulco,

en el mar.

de pronto llegó una ola enorme,

yo corrí tras elena,

andrea agarró a gabriela

y la pobre de irene, híjole,

la ola le dio una revolcada

que la fui a encontrar

ahí en la arena toda raspada.

y desde entonces

no me meto al mar.

>> no inventes, siempre te has

llevado muy bien con ellas.

horacio: sí, para mí

son lo más importante del mundo.

irene es reservada, cerebral,

y siempre fue muy madura

para su edad.

elena es intuitiva,

cariñosa, noble.

y gabriela es despreocupada,

alegre, siempre se está riendo.

pero es muy sensata.

ellas son el motor de mi vida.

>> yo también quisiera

llevarme muy bien con ellas.

no me gustaría que pensaran

que les voy a arrebatar

tu cariño.

quiero que me vean como alguien

en quien puedan confiar.

horacio: mira nomás.

tengo que encontrar

esos papeles.

andrea: irene, tu papá está aquí

con la fulana.

vino por unos papeles,

pero eso no es lo que importa.

oí que las va a invitar a ti

y a gabriela para que

le aprueben a la tipa esa.

no pueden ir a esa cena.

irene: cálmate, mamá.

andrea: prométeme que no van

a ir, convence a tu hermana,

por favor.

no se pueden poner en contra mía

y del lado de tu padre.

irene: nadie se va a poner

en contra de nadie.

ya cálmate, mira,

todavía ni nos llama y ya estás

haciendo un escándalo.

¿sabes qué? tengo muchas cosas

que hacer, te dejo.

ay, me choca estar metida

en medio de sus problemas,

qué fastidio.

horacio: voy a buscar una maleta

para llevarme todo lo que pueda

aprovechando que andrea

no está aquí, ¿sí?

cuando regrese de su viaje

no quiero que encuentre nada,

absolutamente nada mío.

pasa, pasa, pasa.

pedro: ey, agus, soy yo.

agustín: ¿qué hubo, qué pasó?

pedro: voy al taller para ver

a nelson, ¿está ahí?

agustín: no, avisó que no venía,

está cuidando a gina.

pedro: ¿supiste lo que pasó?

agustín: sí, sí, es una pena.

¿para qué quieres saber eso?

no me digas que estás

pensando en regresar.

pedro: no, ¿cómo crees?

quiero pagarle lo que gastó

en la boda para cortar

toda relación con él.

pero bueno, te marco más tarde,

nos vemos.

amigo, voy a cambiar

la dirección.

horacio: no sé ni para qué

me llevo todo esto,

ya ni los uso.

pero no quiero dejar nada aquí,

ahí está.

>> oye, lo que yo no veo

son corbatas.

andrea: [burla]

horacio: ¿traigo algo más?

[ruidos]

>> ¿qué fue eso?

horacio: no sé.

>> me pareció que fue

dentro del clóset.

horacio: debo haber sido yo

que estoy sacando cosas.

ahí está.

trajes me falta,

estos son sacos, ¿no?

los trajes.

gracias.

¡andrea!

pedro: vengo a pagar tu video.

nelson: pasa.

pedro: ¿lo quieres contar?

nelson: no, así está bien.

pedro: con esto queda saldada

nuestra deuda.

espero no volver a verte.

nelson: ¿ni siquiera vas

a preguntar por gina?

pedro: ¿cómo está?

nelson: mal, deberías pasar

a verla.

pedro: no, no tiene caso.

no quiero que se haga ilusiones

de algo que no puede ser.

gina: pedro, no, no te vayas.

pedro: gina, no tengo nada más

que hacer aquí.

gina: yo sí, mira, mi papá

ha estado pensando mejor

las cosas y quiere hablar

contigo, dile, papá.

nelson: eh... bueno,

viéndolo bien, no tenemos

por qué mezclar el trabajo

con los asuntos personales.

y he estado pensando que ya

que me pagaste todo

lo que acordamos,

con eso considero que la deuda

está saldada, así que puedes

volver al taller.

pedro: no, ya tengo trabajo,

muchas gracias.

gina: bueno, pero de seguro

nunca como lo que mi papá

te puede pagar.

ofrécele más sueldo, papá.

pedro: no van a convencerme,

gina, es mejor así, en serio.

gina: ¿cómo dices eso?

yo sé que el taller ha sido

tu vida.

pedro: sí, pero todo

ha cambiado.

y no te preocupes,

que haciendo lo que me gusta

cualquier lugar es bueno.

gina: papá, dile algo.

nelson: ¿qué quieres

que le diga?

¿no ves que está decidido?

pedro: así es, ya está decidido,

pero gracias, con permiso.

gina: pedro, pedro, pedro--

nelson: gina, gina, ya, ya.

ya, ya, no me voy a arrastrar

a rogarle, eso sí que no.

y tú ya deberías empezar

a recuperar tu orgullo,

te ves bien--

mejor ni te digo.

todos: [ríen]

ernesto: vamos, corre, corre.

tú tienes zurda.

elena: a segunda, a tercera.

ernesto: no la pisaste,

no la pisaste.

dios mío.

elena: ay, ya, yo me doy,

me doy, me doy.

ernesto: yo también.

tiempo, tiempo, tiempo.

>> no aguantan nada.

ernesto: amaneció con mucha más

energía que nada.

elena: sí, pero la que no tiene

condición soy yo.

ernesto: ni falta que te hace.

>> ¡los caché!

todos: [hablan a la vez]

elena: ¡ay, bolita, bolita!

¡cosquillas a papá!

todos: [hablan a la vez]

ernesto: ¡por favor, por favor,

por favor, por favor!

Cargando Playlist...