null: nullpx
Cargando Video...

Papá A Toda Madre Capítulo 18

13 Jun 2020 – 12:00 AM EDT

¡Nuevo!

Presiona aquí para reaccionar

Reacciona
Comparte

locutor: televisa presenta...

>> a ver, vero, creo

que no me estás entendiendo.

lo que quiero decirte

es que tú estás sobrecalificada

para este puesto.

no debieron ofrecerte

el cargo de ingeniera.

verónica: ¿en-tonces?

según yo, era la única vacante.

>> en eso tienes razón.

hasta el día que llegaste

era la única, pero,

ahora, que nuestra empresa

sigue creciendo,

el dueño decidió abrir

un cargo nuevo y es,

precisamente, en tu área, vero.

verónica: y--y, entonces,

voy--voy a trabajar

con alguien más.

o, ya entendí, quiere contratar

a otras personas.

o, ¿cómo?

>> vero, desde hoy,

eres la directora

de innovación y sistemas.

digo, si aceptas el cargo.

verónica: [ríe]

[exhala]

>> qué rápido salió de su junta,

ingeniera.

verónica: ay, sí, la verdad,

esperaba malas noticias,

pero me fue tan bien

que hasta la tarde libre

me dieron.

>> qué bueno,

así tiene tiempo de celebrar

antes de que la traigan

para arriba y para abajo

otra vez.

verónica: sí, y todavía

me tengo que organizar

y sacar unos pendientes,

pero--pero yo creo

que sí puedo ir a festejar

con mi familia, ¿no?

¿me conseguiste la dirección?

>> sí, ingeniera.

verónica: eso.

>> es esta.

verónica: ¿a ver?

>> aquí tiene.

falcón: si quiere ir, páguese

usted el viaje, mauricio.

mauricio: esto no es un tema

mío, señor falcón.

¿sí se da cuenta?

asistir a esta feria

es una oportunidad

para volver a poner al logatoys

en el candelero internacional.

dile, fabián, explícale.

falcón: eh, ¿por qué mejor

no somos discretos?

en lugar de ir a dar pena ajena

en ferias internacionales--

mauricio: ¿pena? ¿pena?

pero ¿por qué?

mire, se lo digo porque

parece que usted no lo sabe,

pero logatoys es una empresa

pionera muy importante,

y debemos tener presencia

en esos eventos.

fabián: tranquilo, quieto,

veneno.

mauricio: si estoy tranquilo,

estoy tranquilo.

lo que creo es que a usted

no le interesa esta empresa,

porque parece que quisiera

que se quede en el hoyo.

falcón: ¿por qué querría yo eso?

le recuerdo que invertí

mucho dinero en esta empresa.

yo solo quiero que logatoys

sufra el menos riesgo económico

posible.

¿qué tiene eso de malo?

mauricio: nada, solo que es

una actitud bastante mediocre.

[voz de niña] ay, mira,

quiero invertir

en un viaje a miami.

¡ah!

[voz de hombre] ¿dónde está

el riesgo? ¿a ver? ¿eh?

falcón: está bien.

vaya...

pero quiero resultados.

mauricio: resultados.

papirux, quiere resultados.

obvio.

verónica: hola, buenas tardes.

disculpe, señorita,

¿aquí es la editorial

santa mona?

>> ajá.

si es agente de ventas,

ahorita, no están comprando

nada, ¿eh? digo,

para que no pierda su tiempo.

verónica: no, no, en realidad,

vengo de visita.

¿me podría decir, por favor,

dónde está la oficina del

ingeniero antonio barrientos?

>> ¿oficina?

no, señito, aquí el único

que tiene una es el director.

los demás, cuando mucho,

llegan a escritorios.

pero pase, está ahí al fondo.

mauricio: ♪ "welcome to miami"

bienvenido a miami ♪

[ríe]

¿tú crees que tengan

alguna mesa libre

en la "terrace" de south beach?

fabián: no empieces con

champañas y gastos innecesarios.

no, no, mau,

las cosas no están para eso.

mauricio: fabiux, fabiux--

[llaman a la puerta]

fabián: adelante.

las cuentas de la--las cuentas

de la empresa están vacías.

[llaman a la puerta]

¡adelante!

jorge: perdón.

[carraspea]

¿interrumpo?

mauricio: dios mío.

jorge: señor, tengo,

eh, novedades

acerca del colegio de su hija.

mauricio: ¿qué pasó, gerónimo?

jorge: jorge, señor, jorge.

bueno, eh, armé una cita con...

[exhala]

el padre cutberto,

un hombre excelente,

el director del colegio zamora.

mauricio: ah, increíble,

increíble, mil gracias.

jorge: sí.

mauricio: oye, por cierto,

¿ya tienes la información legal

que te pedí?

jorge: precisamente, señor,

estaba atendiendo ese asunto.

déme un par de horas

y les paso la información

a don falcón y a usted.

mauricio: no, no, no,

a falcón no le digas nada, ¿mm?

esto es top secret,

todo lo hablas conmigo.

ando proponiendo

un nuevo juguete,

y él todavía no sabe nada.

jorge: no sabe nada.

s--señor, con permiso,

pero creo que eso no es

muy acertado.

sí, al final del día,

es el señor falcón

quien toma las decisiones,

quien aprueba los presupuestos.

mauricio: por eso

quiero darle una sorpresa

con nuestro prototipo, ¿mm?

así que tú...

calladito.

jorge: bien, bien, con permiso.

mauricio: ah, ah, otra cosa.

jorge: sí.

mauricio: [carraspea]

[exhala]

¿sabes en qué universidad

estudia renée?

jorge: no--

mauricio: digo, por casualidad.

jorge: sí, no,

podría averiguarlo.

con permiso.

verónica: qué bueno que

te encontré aquí, amiga, porque

vas a decir que estoy loca,

pero no puedo llegar a mi casa

antes de que llegue antonio

y mis cachorros.

renée: pues, qué bueno,

porque tú, ahorita,

estás para celebrar,

no para terminar

echando lavadoras.

verónica: ¡ah! ¡ya sé!

renée: mejor brindemos

por tu ascenso.

verónica: sí.

renée: aunque sea con limonada.

verónica: va.

[exhala]

renée: salud.

[ríe]

mmm, quedo.

azúcar.

verónica: sí, un poco dulce.

todavía no puedo creer

que me hayan ofrecido

ese puesto.

no llevo ni una semana

trabajando ahí.

renée: eso quiere decir

que tienes un jefe inteligente

que sabe apreciar tu talento.

¿eh?

verónica: gracias, amiga,

pero no te creas.

hoy que vi en dónde

y cómo trabaja antonio,

me siento miserable.

renée: para nada, vero,

pero es que no es tu culpa

que él no tenga

una buena chamba, ¿o sí?

verónica: no, no es mi culpa,

pero cualquier hombre

se siente herido

en su orgullo masculino.

imagínatelo, él en una empresa

francamente mediocre

sintiéndose chinche,

y yo voy a llegar

presumiendo mi puestazo, ¿no?

va a parecer burla.

¿qué hago?

renée: a ver, tú no piensas

que lo correcto sería

que él fuera el que tuviera

un mejor trabajo, ¿verdad?

porque es que eso no es cierto.

o sea, las mujeres de antes,

y no te estoy diciendo vieja,

eso es lo que creían.

¿tú no dices eso siempre?

verónica: sí, sí, sí lo digo,

sí lo digo y lo creo,

porque, además, toño y yo

siempre hemos estado

en igualdad de condiciones.

digo, de repente,

le gusta hacerse el macho

y le entramos igual a todo,

al final.

y si lo vieras de amo de casa.

[ríe]

el otro día, no sabes el drama,

se le fue un calcetín rojo

en la ropa blanca.

¡ah!

renée: hombres.

verónica: hombres.

ambas: [ríen]

verónica: exacto.

renée: oye, bueno,

hablando de tareas domésticas,

la verdad es que no sé

qué voy a hacer

con el ofrecimiento de mauricio.

verónica: oye, ¿y no será

que el exjefe te está estrujando

ese corazón que ni lupe ni nadie

han podido ni mover?

renée: ay, no, claro que no.

ya, mejor tómate tu agüita,

ándale.

mira, ¿y--y sabes qué?

como él mismo dice,

"no way", "impossible".

no.

verónica: ajá.

mauricio: [distorsiona la voz]

por favor, con el área

de servicios escolares.

sí, espero.

sí, hablo del departamento

de recursos humanos

de la empresa logatoys

para hablar sobre los trámites

de la maestría

de una alumna suya.

renée sánchez moreno.

sí, gracias.

[suena el teléfono]

adriana: ¿sí?

ok, pásamela.

buenas tardes, habla la maestra

adriana menchaca,

¿en qué puedo ayudarlo?

mauricio: maestra,

buenas tardes,

le hablo del departamento

de recursos humanos de logatoys

para avisarle que hemos becado

a su alumna renée sánchez,

y que, a partir de hoy, de hoy,

la empresa estará realizando

todos, todos los trámites

con la universidad de maryland.

adriana: renée no me comentó

nada.

¿con quién hablo?

mauricio: soy gonzalo ramírez,

responsable de recursos humanos,

humanos.

seguramente, renée la estará

buscando pronto para informarle.

adriana: entiendo.

déme unos minutos

y le paso el estatus.

por lo pronto, yo voy a estar

informando al contacto

en maryland de este cambio

para que se comunique con usted.

¿me puede proporcionar

un correo donde le pueda enviar

información?

mauricio: sí, claro, es

recursoshumanos@logatoys.com.

cantante: ♪ hoy aprendí

de la vida

a valorar la mañana

un buen café en una mano

y lo que se dé en mi ventana

cómo me duele este mundo

a veces pierdo las ganas

pero el amor verdadero

también mueve las montañas

y cuando llega la noche

quiero abrazar mi familia

y tengo buenos amigos

que a mí me adornan la vida

y de andar tantos caminos

es que me encuentro conmigo

cuando regreso a lo mío

soy tan feliz

cuando llego a casa

se detiene el tiempo

vuelve el arma al cuerpo

y si estoy contigo

me olvido el resto

cuando llego a casa

llegan los momentos

llegan las canciones

y encuentro más

puro sentimiento ♪

coro: ♪ cuando llego-- ♪

cantante: ♪ hay buena comida

para todo el mundo

y bajo la luna te voy a cantar

cuando llego a casa

y me abre tu sonrisa

pase lo que pase

tú eres mi lugar ♪

coro: ♪ me quedo en casa ♪

cantante: ♪ la fiesta

está buena ♪

¡oye!

♪ cuando llego

cuando llego a casa ♪

antonio: oye.

verónica: ¿eh?

antonio: si siempre salieras

tan temprano como hoy,

los niños estarían más felices

de que comemos todos juntos

como antes.

es verdad.

verónica: pues, sí.

antonio: oye,

pero no te pregunté

por qué saliste tan temprano.

verónica: porque tuve una junta

fuera de la oficina

que estuvo...

duró muy poquito

y, como estaba muy lejos

para regresarme, ya.

pero ¿a ti cómo te fue?

cuéntame.

¿tuviste mucho trabajo?

antonio: ah, muchísimo.

no, no, muchísimo, muchísimo,

pero no pasa nada,

yo me las arreglo perfecto

con las emociones fuertes.

verónica: fuertes.

antonio: fuertes, bien fuertes.

¿y tú todo va bien? ¿segura?

porque, si, por ahí,

te dieran la opción

de quedarte medio tiempo,

yo--para que estés

menos presionada, yo

me sacrifico sin problemas, ¿eh?

verónica: no, de verdad,

no te apures, toño,

ahí la llevo.

antonio: a ver, a ver,

a ver, a ver, veme.

andas medio rara.

a ver, ¿pasó algo o qué?

verónica: sí, toño.

antonio: ajá.

dime.

verónica: nos van a cargar

más la mano en la empresa,

¿lo puedes creer?

viene un recorte,

hay que trabajar doble.

[exhala]

pero, pues,

más vale chamba fea que sobre,

y no chamba padre que falte.

¿no?

antonio: ah, está bueno,

está bueno el refrán.

verónica: sí.

antonio: pero, bueno, ya,

no te preocupes tanto.

si ya no quieres trabajar ahí,

pues, yo te apoyo, obvio.

fabián: hacerte pasar

por alguien de recursos humanos,

fingir la voz,

ya, ya es el colmo, mau,

estás viendo y no ves.

acabas de ver el show de falcón

para autorizar tu viaje,

¿y, ahora, sacas esto?

mauricio: a ver,

"take it easy, bro".

siéntate, "sit now".

te explico, te explico.

fabián: a ver, a ver,

¿qué me vas a explicar?

explícame de dónde va a salir

el dinero para esta chaba,

para esa beca.

y, además, ¿por qué te estás

metiendo en ese rollo?

¿que ya--ya la estás

conquistando--?

mauricio: no,

"time out, time out",

yo nada que ver con renée.

todo esto es

un acuerdo comercial.

es mi manera de agradecer

que vaya a cuidar a la enana.

fabián: ah,

y con ese agradecimiento

también le vas a pagar

la universidad gringa--

mauricio: no, no, no,

el dinero va a salir

de las ganancias

de los nuevos productos.

en la feria

nos va a ir muy bien.

quiero decir,

de mis ganancias, ¿ok?

además, cuando ella

esté trabajando otra vez aquí,

lo voy a ir pagando

de su sueldo.

fabián: ¡eres espléndido!

¡también le ofreciste empleo!

mau, tú no sabes

si algo va a salir en miami.

mauricio: a ver,

ya no seas tan "amargator".

yo sé que vamos a tener éxito.

apóyame en esto, hermano,

no te pido más.

bueno, bueno, no, sí te pido.

échame la mano para que generen

esa cuenta que di

aquí en mi máquina, ¿sí?

eso te lo pido como jefe.

fabián: ¿algo más, jefe?

mauricio: sí, eh, dile a gladys

que todas las llamadas

de la maryland university

me las pase a mí

y no le digas más.

ya ves que es muy sociable.

fabián: estás mal, "bro",

eso sí lo sabes, ¿verdad?

mauricio: ya, ya,

quita esa cara, hombre,

la maestría y renée es un rollo

que voy a resolver fácil, ¿eh?

"don't worry".

fabián: ok, "don't worry".

mauricio: "easy, man"--

fabián: "easy".

mauricio: "flow, no problem".

[ríe]

"easy".

[ríe]

[puerta se cierra]

ay, güey.

ya, quita esa cara de funeral

que no me vas a convencer

para que cancele, enana.

renée: ay, qué linda blusa, ani.

¿adónde vas tan elegante?

anifer: a mí no me gusta,

pero mauricio dijo

que me la pusiera

que vamos a ir a ver

mi nueva escuela.

renée: ah, pues, qué bien.

vas a ver que te vas a sentir

mucho más contenta,

en un salón padre,

con niños de tu edad.

va a ser mucho mucho

más divertido, vas a ver,

que en una fábrica

con pura gente grande.

mauricio: exacto.

anifer: ¿y si tú también

me llevas a la escuela?

renée: ay, es que, pues,

yo ya iba de salida porque

tengo varias cosas que hacer.

anifer: mauricio, dile que vaya.

mauricio: por mí

no hay problema, al contrario,

de--de hecho, "no pressure",

pero, pues, si ya decidiste

algo, sería un buen momento

para--sí.

anifer: ¿decisión de qué?

no entendí.

renée: eh--

mauricio: ah, de nada, de nada.

renée: sí, cosas de grandes.

anifer: entonces, renée,

¿nos acompañas?

aunque sea para que conozcas

la escuela.

mauricio: pues, ¡exacto!

renée: [exhala]

>> buenos días.

flor: qué gacho eres, ¿eh?

ni siquiera me preguntaste

cómo me fue en mi casting.

>> ya te dije que yo no me voy

a meter en tus argüendes,

esa es tu bronca, tuya, de ti.

allá tú.

bueno, y, a ver,

¿de qué van a ser esas fotos?

flor: ah, ¿no que no

te importaba que era bronca mía,

de mí--?

>> oh, pues,

te estoy preguntando.

flor: pues, así, son unas fotos

así normalitas, casuales,

así con todo de fuera,

así sin "brasier".

>> ¿qué?

¿enseñando todo el chicharrón?

anifer: no está fea,

pero está muy seria.

renée: la verdad,

a mí tampoco me gusta.

no creo que sea la escuela

para ella.

mauricio: no sé, pero es

lo mejor que puedo conseguir

de momento.

no está cara, pues,

tiene buenos planes de pago.

[ríe]

renée: ¿qué? ¿qué pasó?

¿de qué se ríe?

mauricio: yo estoy hablando

como señor rancio,

qué flojera me doy a mí mismo.

renée: ¿por qué mejor

no reconoce que a usted

tampoco le gusta el lugar

y buscamos otras opciones?

mauricio: pero ¿cuáles otras?

yo no sé de estas cosas.

aunque tú podrías ayudarme.

renée: mm.

mauricio: justo

en asuntos como este

es donde yo te necesito.

renée: pues, aún no he dicho

que sí a su oferta,

así que no se emocione.

cutberto: ¿qué tal?

¿cómo están,

señor y señora lópez-garza?

es un enorme placer conocerlos.

¿cómo están?

renée: no, es que nosotros--

mauricio: nosotros estamos

encantados de estar aquí, ¿eh?

el placer es todo nuestro,

padre cutberto.

renée: [ríe]

[música]

nerón: ni "mais", paloma,

¡te prohíbo que salgas enseñando

todo el teclado

así como si nada!

nomás eso me faltaba.

flor: oye, tú espérame tantito,

déjame que te explique--

nerón: sí, ya sé qué me vas

a decir, que son unas fotos

artísticas, que es que de muy

buen gusto y que las hilachas,

pero ¡ya me voy!

que, ahorita,

estoy que no me caleta

ni la jennifer lópez--

flor: no te vas a ningún lado,

espérate tantito.

a ver, tranquilízate.

nerón: nera, ¿que no te das

cuenta que, si te eligen

para esas méndigas fotos,

qué ejemplo le vas a dar

a milady?

flor: ay, ¿ejemplo?

ejemplo el que deberías

de pensar tú, ¿eh?

tampoco no te hagas la víctima.

nerón: ¿y eso qué tiene que ver?

flor: no, ¿qué tiene que ver?

pues, porque si tú estás ahí,

trabaje y trabaje,

pero también le tienes que dar

tiempo a tu hija

y convivir con ella,

porque también ella es tu hija,

¿eh?

nerón: mira, fíjate que

yo--yo--yo juego con ella los

domingos, ¿eh? ¡y ya me voy!

no, ¡ya me voy!

flor: ¡a mí no me dejas

hablando sola!

¡nerón! ¡nerón!

nerón: ¡ya me voy!

cutberto: ¿me acompañan,

por favor, señores lópez-garza?

por acá.

renée: disculpe, hay un error.

cutberto: ¿un error?

¿qué quiere decir?

¿decía, señora?

renée: no, nada, solamente

espero que no sea un error

traer a anifer a esta escuela.

cutberto: no, no, no entiendo,

¿cómo por qué?

mauricio: ah, verá, padre,

anifer es un poquito inquieta

y, pues, aquí todo es

tan tranquilo que--

cutberto: bueno, no se preocupe.

mire, justamente

esa es nuestra misión,

volver a todos

unos verdaderos angelitos.

mauricio: [ríe]

cutberto: ahora, sí, por favor,

por aquí, pasen, vengan.

mauricio: ¿vamos, mis amores?

lo seguimos, padre.

[suena el celular]

flor: [chista]

¿aló?

ah, con ella mera habla.

>> qué bueno, señora,

le llamo para informarle

que usted fue la modelo

seleccionada

en el casting de fotos.

¿confirma su asistencia

para la sesión fotográfica?

flor: o sea,

¿quiere que le dé un sí o un no?

¿o qué es lo que quiere?

>> es lo que suele hacer

la gente.

flor: achis, este,

¿y tiene que ser así ahorita,

ahoritita, así ya, así ya,

ahorita?

cutberto: y, aparte de nuestras

magníficas instalaciones,

hay algo mucho más importante

que enseñamos aquí.

¿qué creen que puede ser?

renée: eh, eh, pues,

hacerse los misteriosos, quizá.

cutberto: los valores

cristianos.

renée: o sea,

a rezar el padre nuestro, a

cantar canciones de misa y así.

mauricio: no, está excelente.

eh, ya me contó

el del bono de turrubiates

que aquí se aprende todo eso

tan importante.

renée: ajá.

mauricio: sí, ¿verdad, mi amor?

renée: ajá.

[suena el celular]

jorge: yuriria.

yuriria: te agradezco mucho

las rosas, pero, por favor,

ya, ya te lo dije,

dejemos todo como está.

jorge: bueno, ¿qué tiene de malo

que te mande unas rosas?

solo es un detalle.

no me malinterpretes,

ya sabes que no soy

el tipo de hombre que se podría

calificar como romántico.

yuriria: [ríe]

pero a mí no me engañas,

yo te conozco perfectamente.

jorge: es que tengo ganas

de verte, me haces mucha falta.

yuriria: ay, jorge,

si esto me lo hubieras dicho

hace diez años,

pues, a lo mejor,

pero, ahorita, ya...

ya es muy tarde.

jorge: no, al contrario.

yo creo que es

el momento idóneo,

preciso para hacer las cosas

como siempre debieron ser.

yuriria: ¿y tú te has puesto

a pensar

todo lo que podría pasar?

¿te imaginas en tu familia

que--que supieran

que tú y yo...?

¿sabes qué, jorge,

te voy a colgar?

perdóname, ¿eh?

adiós.

jorge: [exhala]

hija, soy yo, ¿cómo van?

mira, valentina,

no voy a poder ir a comer,

voy a llegar tarde a la casa,

¿sí? se me juntó mucho trabajo.

valentina: no te preocupes,

papi, samy y yo estamos bien.

él está en su cuarto

haciendo su tarea.

ahorita, le hablo para comer.

jorge: bueno, pues, buenísimo.

hija, pórtense bien, ¿sí?

y, por favor, no me vayan

a hacer ninguna tontería.

valentina: no, de verdad,

no vamos a hacer

ninguna tontería, te lo juro.

sale, bye.

[exhala]

kika: hola, mi gente hermosa.

¿cómo están

mis chivitas adoradas?

las saluda chiquinquirá braun,

pero ya lo saben,

mis panamás íntimas,

o sea, ustedes,

me pueden llamar kika.

[suena el celular]

antonio: [carraspea]

¿qué pasó, amor?

¿todo bien?

no, no te preocupes

por los niños ni por la casa.

yo tengo todo bajo control,

o sea--

verónica: no, nada más

para saber cómo están.

antonio: tú tranquila.

a ver, cuéntame, ¿cómo vas?

¿vas a llegar temprano?

verónica: ay, toño, ¿qué crees?

que está durísimo el trabajo

y se me hace que voy a llegar

más tarde que otros días.

antonio: ah, eso es lo malo

de que se te junte la chamba.

mira, yo por eso me apuro,

me apuro toda la mañana,

toda la mañana

y me voy sin pendientes, ¿ves?

y como me encanta la chamba--

verónica: mm.

antonio: pues,

se me va rapidísimo.

verónica: pues, igual y terminan

dándote tiempo completo

cuando se den cuenta

de lo bueno que eres.

antonio: no, bueno, pues,

eso es--eso quién sabe,

ya sabes cómo son esas cosas.

mira, ahorita lo que importa

es lo que me dijiste

de ir juntando

para pagar las tarjetas.

porque el mínimo

viene bien pesado, ¿eh?

verónica: bueno, por eso

ni te apures, ¿eh, barrientos?

porque esta quincena

pido el saldo

y yo lo pago de contado.

antonio: [exhala]

cómo crees.

si es un lanón.

acuérdate que todo

lo que nos gastamos en orlando,

mira que no comimos nada.

verónica: claro que me acuerdo,

barrientos.

[suena el teléfono]

uy, mi vida, te tengo que dejar

porque me está hablando mi jefe.

te veo en la noche, bye.

[beso]

jefe.

anifer: mau, ¿qué le dijiste

a mi mamá de la nueva escuela?

porque a ella no le gustan

mucho los padres.

mauricio: sí, sí, ya le conté

y quedó encantada, ¿ok?

[chasquea la lengua]

además, como voy a tener

que irme a miami unos días,

lo mejor es que vayas a clases.

[relincha]

anifer: extraño mucho a mi mamá.

¿cuándo voy a hablar con ella

otra vez?

mauricio: ¿qué? ¿no te gusta

estar conmigo o qué?

anifer: sí, pero es que extraño

mucho a mi mamá.

mauricio: te prometo que

cuando regrese del viaje,

organizamos la llamada, ¿ok?

anifer: ¿y cuándo te vas?

mauricio: ya casi,

pero no te preocupes,

son pocos días, ¿mm?

anifer: mi mamá también

se iba a trabajar y me dejaba

con los compañeros del pueblo.

ojalá que tú no te tardes mucho

en regresar.

mauricio: a ver,

solo son tres días.

"promess, cross my heart".

anifer: ¿y con quién

me voy a quedar?

mauricio: con renée.

la van a pasar increíble,

no te preocupes, ¿eh?

anifer: ¿ella ya te dijo

que sí se queda conmigo?

mauricio: mm, técnicamente no,

pero estoy seguro

que así va a ser, ¿mm?

confía en tu papá.

[relincha]

renée: ¿es en serio?

adriana: a partir de mañana,

quien va a gestionar

directamente el tema económico

con todo tu proceso

para que te acepten en maryland

es la gente de logatoys.

renée: ¿y, entonces, qué es

lo que va a pasar con usted?

adriana: yo encantada

voy a seguir siendo

tu asesora de tesis

y tutora para cualquier

otro tema académico.

lo único que ya no

me corresponde es el contacto

con maryland para tramitar

toda tu maestría.

eso ya lo van a hacer

directamente desde la fábrica.

renée: o sea, que los trámites

ya no tendría que hacerlos

desde aquí.

adriana: no, renée, ya no.

siéntate, por favor.

ya todo está en manos

de logatoys,

eso te da la ventaja

de que, con ese apoyo,

lo económico está asegurado.

y eso te va a garantizar,

prácticamente, la mitad

de tu ingreso a la maestría.

renée: ay, se me queman

las habas por saber

qué van a pedir para el proyecto

como para que valga

la otra mitad.

adriana: [ríe]

por eso también

te pedí que vinieras,

porque justo hoy me llegó

la información que faltaba

y lo que piden.

siento que va a ser

un excelente reto para ti.

renée: perfecto.

adriana: me da mucho gusto

que, por fin, te llegó el apoyo.

[música]

renée: lo que quiero saber

es cómo dicen que me van

a apoyar económicamente

si la empresa va

derechito en picada.

mauricio: ey, ey, ey,

tampoco, tampoco.

se hunde "step by step".

pero así, así, en picada, no.

renée: no, no, no, pues,

así como dice usted me quedo

mucho más tranquila, ¿eh?

mauricio: la verdad

es que no tienes nada que temer.

logatoys cumple

con sus compromisos.

y siempre tenemos "money"

apartado para

ese tipo de ayuda benéfica,

"superexecutive",

a colaboradores "high potential"

con problemas de "cash,

you know".

renée: ¿mm? ¿qué?

no le entendí, hable en español.

mauricio: puedo enseñarte

los números, pero

si no quieres, no pasa nada.

"it's up to you".

[exhala]

¿sabes? dime de una vez,

¿ya te decidiste?

¿vas a vivir

con anifer y conmigo?

renée: no, pues, es que,

la verdad, no tengo de otra.

pues, sí.

mauricio: ¡"yes"!

renée: no, no, no,

pero en su momento, ¿eh?

porque tengo una aclaración,

bueno, no, mejor dicho, dos.

mauricio: muy bien,

ya avanzamos algo.

dime cuál es el pero número uno.

renée: el número uno

es que necesito tiempo

para terminar mi tesis

y preparar

todo lo de la maestría.

mauricio: hecho.

renée: y el otro es que,

aunque yo disfrute de convivir

con anifer, la tarea de papá

tiene que seguir siendo suya.

yo solamente me voy a hacer

cargo cuando usted no esté.

y, claro, para que no extrañe

mis sándwiches, pues, yo cocino,

arreglo la casa

y todas esas cosas

que, de plano,

usted no puede hacer.

mauricio: eh, mira

qué ganona saliste.

¿alguna otra cosita

que se nos pase?

renée: sí, sí, de hecho, mire,

necesito unos días para mudarme

en lo que consigo un inquilino

para mi casa y muevo mis cosas.

mauricio: ¡"fa"!

y hay espacio de sobra

para tus cosas, si quieres.

y--y en cuanto al inquilino,

¿qué crees?

ya te conseguí uno.

renée: ay, ¿en serio?

¿que usted pensó en todo?

mauricio: yo siempre

pienso en todo.

¿"deal"?

renée: no, a ver,

aquí estamos en méxico

y no hablamos inglés.

se dice trato, pacto,

trato, en español.

dígalo, no, trato.

mauricio: suena más bonito

en inglés.

renée: no, no, no, no, no,

es trato, trato.

mauricio: [balbucea]

¿ok?

[balbucea]

anifer: ¿qué?

mauricio: [balbucea]

anifer: no te entiendo nada.

mauricio: que te apures, ¿mm?

con los padrecitos no se juega.

hay que llegar a tiempo

al primer día de escuela, ¿mm?

anifer: pero si yo ya

estoy lista.

mauricio: ay, ¿con ese greñero?

a los rastafaris los quemaban

en la inquisición, chamaca.

anifer: ¿qué? no te entiendo.

mauricio: a ver, a ver,

déjame ayudarte

a ver si te puedo peinar.

anifer: ¡ay!

mauricio: tranquila, tranquila

que yo de esto sé mucho, a ver--

anifer: ¡ay!

mauricio: qué onda con tu pelo,

caray, no se queda.

anifer: me jalas.

[llaman a la puerta]

mauricio: ¡"help"!

renée: ¿qué pasa?

mauricio: mira esos pelos, mira.

renée: ¡ah!

ay.

a ver,

acuérdese que hoy me mudo.

yo acomodo un poco

y recojo a anifer en la escuela.

mauricio: no, bueno,

no sé si es la influencia

del padre cutberto,

pero hasta tengo ganas

de darle gracias al cielo.

aleluya.

renée: esto que estoy haciendo

se llama cola de caballo, ¿mm?

apréndaselo porque, a lo mejor,

y, algún día,

usted es capaz de hacer una.

mauricio: cola de caballo, ajá.

jorge: la verdad,

que les quiero decir que me da

mucho gusto, mucho gusto

que las cosas en casa,

pues, estén volviendo

a la normalidad, ¿sí?

¿y ustedes por qué creen

que esto es así?

¿esto se debe a qué?

a la estricta disciplina, hijos,

a la estricta disciplina.

solo siendo

absolutamente rigurosos

vamos a poder sacar adelante

esta familia

que formamos los tres.

por eso les pido a los dos, ¿sí?

que sigan obedeciéndome, ¿y?

¿y?

y portándose bien, hijos,

portándose bien.

valentina: ah, sí, papá, sí.

jorge: gracias.

bien, ¿entendido esto?

valentina: ajá, sí.

jorge: samuel, ¿entendido tú--?

porque es que estás

muy callado, estás raro,

estás como lento.

¿te pasa algo, samuel?

samuel: no, nada, pa.

mauricio: te vas a portar bien

y le vas a hacer caso en todo

a renée porque ella va a venir

por ti en la tarde, ¿mm?

y no quiero quejas

cuando vuelva de miami,

¿"all right"?

anifer: ¿pero me prometes

que sí vas a venir por mí

y no me vas a dejar aquí solita?

renée: ay, no, mi amor,

te lo prometo, aquí voy a estar

a la hora de la salida, ani,

¿ok? tú no te preocupes

por nada.

anifer: ok--

renée: tú haz muchos amigos

en el recreo, juega

todo lo que tú puedas, ¿va?

anifer: va.

>> disculpen, señores,

pero ya vamos a cerrar.

nena, despídete de tus papás

y entra al colegio, ¿sí?

mauricio: ¡eh!

eh, te portas bien, enana, ¿eh?

anifer: ¡sí!

mauricio: [exhala]

renée: se va a ir

directo al aeropuerto, ¿verdad?

mauricio: sí, sí,

a--apenas voy a llegar.

te encargo mucho a la enana,

por favor--

renée: sí, sí, sí,

no se preocupe.

concéntrese en la feria,

promueva bien los proyectos

y, de seguro, le va a ir

muy bien a logatoys.

mauricio: no me había fijado

que cuando sonríes

pareces otra persona.

hasta podría decir

que no me odias.

renée: mm, mire, fíjese

que a usted le pasa lo mismo,

se ve tan diferente que, pues,

podría hasta pensar

que le caigo bien.

mauricio: sí.

ah, ah, está llegando mi taxi.

renée: sí, sí, vaya, vaya.

si no se apura,

lo deja el avión.

mauricio: sí.

bye.

renée: sí, sí, bye.

mauricio: ¡gracias!

>> a partir de hoy,

anifer será su nueva compañera.

quiero que le den la bienvenida.

todos: ¡bienvenida, anifer!

>> ese será tu lugar.

anifer,

dentro del salón no se corre.

y aquí ni los varones

se sientan de ese modo

tan fuera de lugar.

así que fíjate

en tus compañeritas

y siéntate igual que ellas

para que aprendas a hacer bien

las cosas, niña.

y me resuelven

estos dos problemas

que están en el pizarrón.

tienen cinco minutos.

[música]

antonio: ándenle.

ó--órale.

ahí, cuida.

[exhala]

qué tiradico.

[exhala]

jorge: bueno, hay un tema

que les quiero--que les quiero

comentar.

eh, ha surgido, bueno, un viaje

en logatoys, en la empresa,

y, bueno, pues,

no he podido decir que no.

me han comendado una tarea

muy importante.

valentina: ¿y con quién

nos vamos a quedar?

jorge: ¿con quién

se van a quedar?

valentina: ajá.

jorge: ah...

[carraspea]

bueno, bien, precisamente

por eso, pues, eh,

les estaba platicando, ¿no?

sobre la disciplina, el orden,

la confianza.

la confianza que voy a depositar

en ustedes, hijos,

porque se van a quedar solos.

valentina: solos.

jorge: solos.

solos, sí, sí,

haciéndose compañía.

valentina: mm.

jorge: y compartiendo

las tareas del hogar.

¿sí?

valentina: bueno, sí, papi, eh,

por nosotros, no te preocupes,

vamos a estar muy bien.

jorge: bien,

me da mucho gusto escuchar eso.

de verdad que sí.

de todas maneras,

le voy a pedir a mi hermano,

pues, que se dé una vuelta

de vez en cuando así sin avisar

y, en cualquier caso,

pues, también van a tener

a todos los vecinos, nerón,

antonio, verón--

valentina: oye,

¿y adónde te manda la empresa?

jorge: a--a los ángeles.

valentina: a los ángeles.

jorge: sí, california,

los ángeles.

[carraspea]

bueno, vamos a comer.

verónica: [exhala]

barrientos.

antonio: ¡ah! ¿qué?

un kilito de ají, tomate, doña.

pero--pero--

¿qué te pasa? ¿por qué--?

casi me infarto.

verónica: ¿qué--qué me pasa

a mí?

antonio: a ver, ¿por qué?

pensé que también

llegabas tarde.

ah, ya sé, ya sé, ya sé,

renunciaste o te tocó recorte.

verónica: ninguna de las dos,

antonio, ¿ok?

tengo mucho trabajo

y decidí venir a la casa

para organizarme tranquilamente.

ve nomás, toño, en buena onda,

no inventes, o sea, además,

hoy es día de natación

y de ballet.

¿ya se van o qué?

antonio: no, sí, o sea,

pero a ver, a ver...

[exhala]

pero ya que llegaste,

pues, date la vuelta con ellos.

para que te extrañen menos,

amor.

verónica: ay, qué buena onda

eres, toño, qué bárbaro, ¿eh?

pero, la verdad,

prefiero que vayas tú,

por favor.

antonio: a ver,

pero no te enojes,

porque te escucho como enojada,

y yo te estoy diciendo

para que no te extrañen.

verónica: mm.

antonio: no, o sea, digo,

pues, no te ven en todo el día,

pero como tú quieras, ¿no?

verónica: claro, bueno,

a menos que tú estés así

ya supercansado, porque sigue

muy duro el trabajo, toño--

antonio: cañón.

verónica: cañón.

antonio: cañón, no tuve tiempo,

ni siquiera,

para un triste café.

verónica: cómo crees.

antonio: así de cañón.

verónica: ay, mi amor,

pobre de ti.

antonio: eh.

[chasquea la lengua]

verónica: toño.

antonio: ¿eh?

verónica: toño, ¿hasta cuándo

vas a seguir mintiendo?

antonio: ¿de qué?

¿de qué hablas?

verónica: yo ya sé lo mal

que estás en el trabajo,

y te juro que me duele muchísimo

que tengas un puesto

muy por debajo de tu capacidad.

pero más me duele

que me estés diciendo mentiras,

antonio.

¿por qué?

[exhala]

¿mentiras, toño?

¿en serio?

antonio: pero, a ver,

¿y tú cómo lo sabes?

verónica: porque te fui a buscar

y te vi, pero decidí mejor

no acercarme y no hablarte.

antonio: ah, ¿o sea,

que me fuiste a espiar?

verónica: ah, a ver, a ver--

antonio: eso no se hace,

verónica.

verónica: ah, eso no se hace,

pero decir mentiras sí, ¿no?

¿por qué no me dijiste

lo que estaba pasando?

antonio: bueno, ahora,

ya lo sabes, ya.

que me siento igual de miserable

que tú en el trabajo ese

donde te explotan.

estamos a mano, ¿no?

verónica: no, porque también

de eso quiero hablarte, toño,

porque, pues, resulta

que me pusieron a prueba

y salí sobrecalificada,

¿tú crees? entonces--

antonio: ¿te subieron?

espera, no, no,

¿te subieron de puesto?

verónica: sí.

antonio: ah.

verónica: sí.

antonio: o sea,

que todo este tiempo

tú me has estado viendo la cara.

¿quién es la que está diciendo

mentiras aquí?

verónica: no--

antonio: a ver, a ver,

¿quién dice--?

no, ¿quién dice mentiras?

¿quién?

>> ah.

renée: con que me los dejen

aquí, yo, luego, los acomodo.

[ríe]

ay, ya--

gracias, padrino,

por echarme la mano, ¿eh?

gracias.

>> no, con mucho gusto, renée,

ya sabes que aquí andamos.

nerón: ya sabes que,

si se te ofrece otra cosa,

tú nomás di rana,

y nosotros saltamos.

todos: [ríen]

nerón: lo único es que ojalá

que el patrón

no te vaya a quedar mal

y te cumpla como debe ser, ¿eh?

con todo lo que te prometió.

renée: mire, padrino,

no se preocupe,

yo sé que todo esto suena raro,

pero, estando de por medio

la maestría, todo lo vale.

nerón: nada más por eso me

aguanto como los meros machos

que me has salido traidora, ¿eh?

porque como quieras

te entiendo, mi hija,

nomás mucho ojo, mucho, ¿eh?

órale, vámonos a la cachetona.

>> pero ¿cuál?

si cálmese, si eso ya está

todo torcido, mejor--

nerón: es la ciática,

¿cuál torcido?

renée: anifer, entre tanto

ir y venir a mi casa,

ya ni me terminaste de platicar.

¿cómo te fue en la escuela?

cuéntame.

anifer: más o menos.

renée: mira.

es el día que les tomaron

las fotos.

no creí que ya habían salido.

ay, sales preciosa, ¿eh?

qué bonita.

anifer: y mauricio

se ve muy guapo, ¿verdad?

renée: sí.

ay, no, no, no, ay,

que diga, no, claro que no.

¿guapo? no, hombre,

guapo, este, el que sale

en las telenovelas.

¿ya sabes cuál?

el grandote ese.

ese sí está guapo, no, hombre,

¿este guapo?

ya quisiera, no.

[música]

verónica: ¡mi intención

no era mentirte!

antonio: entonces,

¿para qué me mientes?

¿para qué lo estás haciendo?

verónica: antonio, ¡escúchame!

antonio: tú dime,

¿por qué lo estás haciendo?

verónica: escúchame, yo no

quería que te sintieras peor

y no era mala onda, toño,

era porque me sentía culpable

por tener un trabajo

mejor que el tuyo.

no hace sentido lógico,

pero así me sentía,

no sé por qué.

antonio: bueno, pues,

a mí no me afecta para nada

tener un trabajo

así de pinchurriento como ese.

¡puedo con eso y mucho más!

verónica: ah, ¿en serio?

antonio: claro.

verónica: ah, pues,

mira qué--qué locura,

porque hace un ratito

dijiste exactamente lo opuesto,

me dijiste que en ese trabajo

te la estás pasando muy mal

y que te sientes miserable,

y yo te vi además.

antonio: bueno, por eso,

si me quejo, malo,

si no me quejo, también mal.

a ver, esa es la chamba que

tengo, ¿qué quieres que haga?

verónica: ¡que la dejes!

[solloza]

antonio: ¿es broma?

verónica: no.

te estoy hablando más en serio

que nunca, antonio.

a partir de hoy, no tienes

que seguir en esa editorial.

renuncia, toño, renuncia

a ese trabajo indignante.

flor: salen dos órdenes

de empanaditas,

pescaditos fritos

y dos cups--para

mis caballeros de la cachetona.

>> ah, muchas gracias,

seño flor, todo se ve riquísimo.

nerón: oye, pero, pues,

esto te ha de haber salido

uno--de la carótida, ¿no?

flor: [niega]

nerón: ¿no?

flor: es que me agarré

un ofertón loquísimo, papiringo.

oye, es que sabes

qué te quería comentar.

nerón: ¿qué?

flor: que para

el bautismo de la milady,

estaba pensando en poner así

como--como unos adornos

así bien de lujo,

como de jardín así bien de lujo.

nerón: ¿que no habíamos quedado

que, con toda esta gastadera

de la cachetona,

nomás íbamos a hacer así

una misa tranqui y ya?

¿eh? pues, habíamos quedado.

flor: es que sí

habíamos quedado, pero--pero

es que yo he estado ahorrando

muchísimo, ¿va?

y he estado estirando

el biyuyo, papiringo.

y la milady se merece todo,

¿va? se merece todo,

todo lo mejor.

>> sí, señor, eso sí.

antonio: ¿cómo no vas a querer

que me enoje si

me estás pidiendo que renuncie?

¿o qué? ¿ya se te subió?

¿que ahora

quieres mantenerme o qué?

verónica: a ver,

no tendría nada de malo

que dejaras ese trabajo

y te dedicarás aquí

de tiempo completo a los niños.

y--y yo cubro los gastos.

eso es apoyarnos

y no es ser un mantenido.

antonio: yo soy

el hombre proveedor.

eso no va conmigo.

aparte no creo que nos alcance

para todo con tu sueldo.

¡por dios, piensa,

hay que ser realistas!

verónica: ok, ok, toño,

ven, acompáñame.

ven tantito, por favor.

antonio: a ver.

verónica: ven,

te quiero enseñar algo.

antonio: ¿qué?

verónica: esto es a la quincena.

¿te parece suficiente o no?

antonio: ¿qué? ¿neta?

¿que--que vas a ganar

toda esta lanototota?

no importa, como sea, como sea.

a ver, yo--yo--yo no me sentiría

a gusto de estirar la mano

para que tú me des el gasto.

nada más eso me faltaba.

yo no voy a vivir así, verónica.

verónica: a ver, barrientos,

dime la verdad,

vamos a netear, por favor.

es en serio.

¿prefieres pasártela frustrado

en un trabajo que odias?

no sé, aunque sea,

déjalo por un tiempo.

en lo que consigues

algo que te guste,

algo que esté a tu altura, toño,

por favor.

antonio: a ver, no--no creas

que ya se me pasó

que me echaste mentiras.

verónica: no, los dos--los dos

nos mentimos, toño.

y lo hicimos

para no lastimarnos.

vamos a dejar esto por la paz.

tú nada más piensa

lo que te propuse, ¿ok?

piénsalo como una posibilidad.

antonio: a ver--

verónica: no, ahorita,

ni me digas nada.

tú nada más piénsalo--

>> mamá, ¡quiero hacer popó!

verónica: [ríe]

antonio: ¿vas?

verónica: ok.

antonio: vamos.

verónica: piénsalo, voy yo.

voy yo.

ay, ¿quién quiere hacer popó?

[ríe]

vamos, vamos.

antonio: ¿te cae

que esto te van a pagar?

pues, cómo le hiciste.

mauricio: ¿chafa?

chafa es poco, güey,

esto ni es stand ni es nada,

eso es un chiste, "really".

fabián: ¿y qué quieres

que te diga, "bro"?

es el presupuesto

que nos dieron.

lo siento.

mauricio: es que si vieras

el tamaño que tienen

los de las otras empresas,

n--no es que sea

david contra goliat,

es david, sí, pero, además,

cojo, feo, manco y viejo.

fabián: bueno, pero también

seguro eres el único

dueño de empresa que está ahí,

así que sonríe, pon buena cara.

mauricio: sí, obvio, sí,

solo que está difícil.

además, falcón me pone un espía.

fabián: no, no.

[ríe]

no, no, tampoco es para tanto,

no, no es cierto,

no es un espía,

es uno de seguridad de logatoys

que está ahí para ayudarte.

tampoco hay, "bro",

estás así como que siendo

un poquito paranoico, ¿no?

¡gol! ¡gol, papá!

mauricio: bueno, pues, a ver,

si haciéndome el merolico,

cae algo.

te dejo, "brother",

esto es la ruina, de verdad.

kika: guau, igualita.

gracias.

oh, "my gosh",

no me la creo, qué chévere.

¿no me reconoces a mí?

esto debe ser obra del destino

y, ahora sí,

no te me vas a escapar.

Cargando Playlist...