null: nullpx
Cargando Video...

El Chavo - Las tortas de doña Florinda

28 May 2020 – 12:00 AM EDT

Reacciona
Comparte

locutor: televisa presenta...

[música]

>> este es el programa

número uno de la

televisión humorística.

el chavo.

interpretado por el súper

comediante chespirito.

con carlos villagrán,

como quico.

ramón valdez,

como don ramón.

florinda meza,

como doña florinda.

rubén aguirre,

como el profesor jirafales.

angelines fernández, como doña

clotilde, la bruja del 71.

y maría antonieta de las nieves,

como la chilindrina.

dirección, enrique segoviano.

doña florinda: quico, tesoro.

hey.

corazón.

cariño.

quico.

chilindrina: ¿qué?

doña florinda: ¿dónde estás,

tesoro?

chilindrina: entre los cuernos

del toro.

doña florinda: ¿dónde, mi rey?

chilindrina: entre los cuernos

del buey.

doña florinda: ¿qué estás

haciendo ahí?

chilindrina: entre los

cuernos--ay, con permisito.

doña florinda: tenía que ser la

mosca sotaca.

chilindrina: entre los cuernos

de la vaca.

doña florinda: ah, oye, chavo.

ve a buscar a quico y dile que

venga.

chavo: no.

doña florinda: gracias.

¿qué?

chavo: pues, es que yo no "sepo"

dónde está quico.

doña florinda: no se dice

"sepo".

chavo: no "sabo".

doña florinda: tampoco.

chavo: no "sobo".

doña florinda: menos.

chavo: entonces ¿cómo se dice?

doña florinda: no "sé".

chavo: ah, pues, si usted

tampoco sabe ¿por qué anda

corrigiendo a los demás?

doña florinda: ay, mira.

olvídalo.

¿me puedes hacer el favor de ir

a buscar a quico?

chavo: sí.

si lo encuentro, ¿qué le digo?

doña florinda: que lo ando

buscando.

chavo: no es cierto.

el que lo va a andar buscando,

soy yo.

doña florinda: mira, ve y dile a

quico que venga.

chavo: ah, bueno. así, pues, sí.

quico.

cachetes de marrana flaca.

quico.

doña clotilde: quico.

¿de casualidad no has visto a la

chilindrina?

quico: ay, sí, muchas veces.

es una chaparrita así, toda

salpicada, pecosa--

doña clotilde: ya, ya, ya.

la conozco, ya.

pregunto que si no sabes dónde

está.

quico: ahí está.

doña clotilde: ¿dónde?

quico: ahí está lo malo, que no

sé.

doña clotilde: eh, ¿tampoco

sabes dónde está el chavo?

quico: seguro que está en su

barril.

chavo, te anda buscando la bruja

del 71.

doña clotilde: ¿cuál bruja del

71?

quico: pues, usted.

doña clotilde: sí, pero yo no

soy ninguna bruja del 71.

quico: ah, ¿ya le cambiaron el

número?

a ver.

no, mire. sigue siendo 71.

doña clotilde: pero no soy

ninguna bruja.

quico: ¿qué me decía del chavo?

doña clotilde: que si me puedes

hacer el favor de buscarlo.

quico: sí, ¿cómo no?

si lo encuentro, ¿qué le digo?

doña clotilde: pues, que

necesito que me haga un favor.

quico: ajá, muy bien.

y si no lo encuentro, ¿qué le

digo?

doña clotilde: ay, ay, qué bruto

eres.

chilindrina: y ahora, ¿qué?

chavo: te quería preguntar que

si no has visto a quico.

chilindrina: no lo he visto y si

vuelves a molestarme, vas a ver

lo que te pasa.

chavo: ¿qué me pasa?

chilindrina: te pego con este

ladrillo.

chavo: ay, no.

chilindrina: pues, este.

te lo advertí.

[música]

[música]

doña florinda: ven acá, tesoro.

quico: sí, mami.

doña clotilde: espera un

momento, chavo. no te vayas a ir

de aquí.

chavo: no.

doña florinda: toma, tesoro. ve

a la panadería de la esquina y

me compras el pastel más grande

y sabroso que encuentres.

quico: ¿un pastel?

doña florinda: sí, tesoro. nada

más que nadie debe saber que lo

compraste.

quico: uh, pues, eso sí que no

se va a poder.

doña florinda: ¿por qué?

quico: porque lo tiene que saber

el panadero.

doña florinda: ah, bueno, pero

nada más él.

quico: y también lo voy a saber

yo.

doña florinda: claro.

quico: y también lo vas a saber

tú.

doña florinda: por supuesto.

lo importante, es que no lo sepa

el profesor jirafales.

quico: ¿por qué?

doña florinda: ay, es que le

prometí un pastel al profesor

jirafales y no he tenido tiempo

de hacerlo.

y le voy a decir que yo hice el

pastel que tú vas a comprar.

quico: ¿vas a engañar al

profesor jirafales?

doña florinda: eh--ay, bueno,

pero no más--

quico: siquiera deberías esperar

a casarte con él para que

empezaras a engañarlo.

doña florinda: tesoro, ve a

hacer lo que te dije.

quico: como tú digas.

doña clotilde: mira, chavo.

chavo, necesito que me hagas un

favor muy especial.

toma.

chavo: gracias.

doña clotilde: no, pero no es

para ti.

chavo: ¿entonces?

doña clotilde: no, es para don

ramón.

mira, se lo vas a llevar y le

dices que se lo hice yo, con mis

propias manos.

chavo: sí, pero "ron damón" no

está ahorita en su casa.

doña clotilde: bueno, pues.

tanto mejor.

mira, te metes por la ventana.

se lo dejas en la mesa, junto

con un recado que voy a

escribir.

chavo: sí.

¿me meto por la ventana?

doña clotilde: sí.

chavo: deténgame tantito.

doña clotilde: bueno.

chavo: gracias.

doña clotilde: bueno, podrías

haber entrado por la puerta,

¿no?

chavo: usted me dijo que por la

ventana.

doña clotilde: no, porque yo

pensé que la puerta estaba

cerrada y entonces ¿por dónde--?

bueno, mira, olvídalo.

toma.

deja esto junto al pastel,

pero no lo vayas a leer.

chavo: ¿por qué?

doña clotilde: porque es una

falta de educación leer lo que

escriben los demás.

chavo: entonces, ¿tampoco puedo

leer los libros de la escuela?

doña clotilde: no, porque--

chavo: porque los libros de la

escuela también los escribieron

los demás.

doña clotilde: bueno, sí, pero--

chavo: y tampoco puedo leer los

"peródicos".

doña clotilde: me refiero a las

cosas que escribe la gente,

con carácter de privado.

chavo: bueno, pero no se enoje.

doña clotilde: [imita]

bueno, no digas tonterías.

y anda, apúrate. apúrate, antes

de que llegue don ramón.

chilindrina: y tú ¿qué?

chavo: ¿qué?

chilindrina: ¿y ese pastel?

chavo: no lo toques.

chilindrina: si serás.

si serás.

[música]

[música]

doña florinda: pásale, tesoro.

pasa, tesoro, la puerta

está--

profesor jirafales.

profesor jirafales: tesoro.

doña florinda.

perdóneme que haya llegado un

poquito antes de lo acordado,

pero me estaba matando la

impaciencia por llegar a verla.

doña florinda: [suspira]

igual que a mí.

digo, ¿no gusta pasar a tomar

una tacita de café?

profesor jirafales: ¿no será

mucha molestia?

doña florinda: ay, por supuesto

que no. pase usted.

profesor jirafales: después de

usted.

doña florinda: yo ya pasé.

profesor jirafales: [ríe]

cierto.

con permiso.

[murmura]

creo que es mejor por la puerta.

doña florinda: sí.

pase.

chilindrina: no, chavo.

no, chavo.

¿a dónde vas, chavo?

vas a ver. te voy a acusar con

mi pa--

¿y ese pastel?

quico: [chista]

chilindrina: ah, entonces

ahorita no puedes pasar.

porque si el profesor jirafales

ve el pastel, va a saber que fue

comprado.

quico: pues, claro que sí.

chilindrina: y tu mamá quiere

que el profesor piense que ella

lo hizo.

quico: sí.

chilindrina: pero ella no lo

hizo.

quico: no, claro que no.

chilindrina: lo compraste tú,

en la panadería.

quico: ajá.

chilindrina: y el profesor

jirafales va a pensar que ella

lo hizo.

quico: ah, ya, cállate, cállate,

cállate,

que me desesperas.

chilindrina: me vuelves a gritar

y te doy una hora diaria de

cachetadas.

quico: ¿quién?, ¿tú a mí?

chilindrina: yo a ti.

ambos: [gritan]

don ramón: silencio.

¡silencio!

bueno, ¿qué?, ¿nunca van a

aprender a discutir sin gritar?

¿qué?, ¿no saben que solamente

gritan los pelados y los que no

tienen educación?

chilindrina: [murmura]

don ramón: sí, ya sé.

quico no te quiere dar pastel,

¿no?

quico: no, es que el pastel no

es para mí.

don ramón: ¿entonces?

quico: es para--no le puedo

decir, don ramón, porque es un

secreto de mi mamá.

don ramón: a mí, los secretos de

tu mamá me importan un cacahuate

y ya no quiero oír gritos.

carambas.

don ramón, el pastel lo preparé

yo misma, con mis propias manos.

acéptelo como un obsequio de

quien lleva mucho tiempo de

amarlo en secreto, sin atreverse

a decírselo de viva voz.

quico: no, es que el pastel

no es para mí.

don ramón: ¿entonces?

quico: es para-- no le puedo

decir, don ramón, porque es un

secreto de mi mamá.

[música]

[música]

quico: híjole.

y ahora ¿cómo le hago para

entrar a mi casa sin que el

profesor jirafales se de cuenta

de que el pastel es comprado?

chilindrina: pues, muy sencillo,

quico.

mira, dígale a tu mamá que vaya

a dar una vueltecita con el

profesor jirafales.

y cuando ya se hayan ido, tú

metes el pastel al horno y

cuando ellos regresen le dices

"ya está listo el pastel, mami".

quico: qué buena idea.

chilindrina: quico, espérate.

no puedes entrar con el pastel.

lo va a ver el profesor

jirafales.

quico: ¿y entonces?

chilindrina: pues, ni modo.

yo te lo detengo.

quico: ¿no te lo comes?

chilindrina: quico.

¿tú crees que yo soy capaz de

comerme el pastel?

si el muerto de hambre es el

chavo, no yo.

quico: ah, bueno, eso sí.

toma.

no me tardo, ¿eh?

chilindrina: no, si quieres,

tárdate. vete sin descuido.

uy.

don ramón: óyeme, presta para

acá, que esto es mío.

chilindrina: no, papá--

don ramón: no me discutas y trae

aquí.

chilindrina: no, papá--

don ramón: cállate.

chilindrina: no, pa--

don ramón: cállate.

ambos: [indistinto]

chilindrina: [llora]

chavo: ¿por qué estás llorando?

chilindrina: es que mi

papá--¿qué hiciste?

chavo: me lo comí.

chilindrina: [llora]

quico: [murmura]

¿y el pastel?

chavo: me lo comí.

¿por qué me pegas?

quico: porque te comiste el

pastel.

chavo: ¿y a ti qué te importa,

si no era tuyo?

quico: ¿qué no?

ambos: [gritan]

profesor jirafales: realmente,

nunca me imaginé que a usted le

gustaran los paseos de a pie,

doña florinda.

doña florinda: me encantan.

además, así damos tiempo para

que esté listo el pastel que

tengo en el horno.

profesor jirafales: ¿un pastel?

¿preparado con sus blancas y

delicadas manos?

doña florinda: sí.

jirafales: ¿para mí?

don ramón: no, para mí.

y está delicioso, ¿eh?

gracias, muñeca.

profesor jirafales: ¿qué pasó?,

¿qué pasó?, vamos ahí.

óigame, ¿cómo se atreve?

don ramón: y ya le di una

probadita.

doña florinda: no entiendo.

don ramón: ¿no?

profesor jirafales: señor mío--

don ramón: ¿suyo?, no, viejo.

no más de ella.

¿verdad, mi amor?

doña florinda: le juro que estoy

desconcertada.

profesor jirafales: ¿cómo estaée

yo?

doña florinda: pero es que--

don ramón: [chista]

es inútil seguir fingiendo,

mi amor.

doña florinda: ¿fingiendo qué?

usted debe estar ebrio.

don ramón: eh, sí. estoy ebrio,

pero de amor.

digo, ¿por qué mejor no lo

cortas de una vez?, ¿no?

doña florinda: ¿a quién?

don ramón: ¿cómo a quién?, al

ferrocarril parado este, que no

más está haciendo sombra ahí.

profesor jirafales: ta, ta, ta.

doña florinda, espero que pueda

usted dar una explicación

satisfactoria sobre esto.

chilindrina: si quiere, yo se la

puedo dar.

don ramón: ¿tú?

chilindrina: sí.

don ramón: oye, pero ¿qué?,

¿ya sabes?

chilindrina: quico me lo explióo

todo.

lo que pasa es que doña florinda

engañó al profesor jirafales.

profesor jirafales: ¿qué?

chilindrina: si no, pregúntele

al panadero.

profesor jirafales: con permiso.

doña florinda: espere.

don ramón: déjalo, déjalo que se

vaya--

doña florinda: profesor

jirafales.

don ramón: no cabe duda.

así son todas.

primero amor, amor, amor.

y después, zacazonapan.

quico: [grita]

don ramón: tenía que ser el

chavo del ocho.

chavo: fue sin querer queriendo.

don ramón: [imita]

pues, ahora yo lo voy haciendo

queriendo con querer.

toma.

chavo: [llora]

don ramón: [imita]

no te doy otra no más porque--

quico: qué bueno, qué rete

bueno.

[indistinto] eso te pasa por

haberte comido el pastel.

chilindrina: no se lo comió.

el pastel está en--sí se lo

comió.

el pastel no está en mi casa.

[indistinto]

papito lindo, ¿me das una

probadita del pastel?

don ramón: no.

chilindrina: ¿por qué no?

don ramón: porque todo empezó

por este condenado pastel.

de manera que mira lo que voy a

hacer con él.

hazte a un lado, quítate.

[golpe]

[música]

Cargando Playlist...