null: nullpx
Cargando Video...

Crónicas: Masacre en El Paso

2 Mar 2020 – 12:00 AM EST

Comparte

[música]

[gritos y sirenas]

[disparos]

locutor: por odio

a los hispanos,

[disparos]

sembró el pánico.

adria: y cuando

le dio a un señor.

cuando la gente

estaba gritando

cuando la gente

estaba llorando.

[disparos]

corra, corra, señora,

corra.

corra, corra.

>> [gime]

adria: ay, señora,

por el amor de dios,

levántese.

>> no puedo.

adria: señora,

ese hombre viene acá

para matarnos. vamos.

>> no puedo. no puedo.

adria: ¿qué tiene? vamos.

[disparo]

locutor: noticias univisión

presenta...

crónicas.

esta noche,

masacre en el paso.

félix: muy buena noche.

gracias por estar

con nosotros

para una nueva edición

de crónicas,

historias que hacen

historia.

les saluda félix de bedout.

maría: buenas noches, félix.

y maría antonieta collins.

gracias por acompañarnos.

el tres de agosto de 2019,

una tragedia tocó el corazón

de la ciudad de el paso,

en texas.

en un día que comenzó

como cualquier otro, félix,

para cientos de familias

hispanas.

félix: muchos fueron a hacer

compras al supermercado

walmart de cielo vista,

con la tranquilidad de estar

en una de las ciudades

más seguras

de los estados unidos.

nadie, nadie podía imaginar

que el odio mortal

de un asesino

estaba a punto

de cambiarlo todo.

[disparos]

maría: luis ever calvillo

peleó en la guerra de irak.

desde su regreso a casa,

intentaba dejar atrás

las secuelas

que lo perseguían

de día y de noche.

[disparos]

luis: [grita]

[jadea]

marcela: no pasa nada, mi

amor.

fue solo una pesadilla.

luis: [solloza]

es una tortura vivir

todo lo que vi en irak.

luis: ver a contrarios

muertos,

gente de tu propio

"platoon" muerto.

tus amigos disparados.

tus amigos baleados.

cuando explotaban

las bombas.

maría: el amor y la

paciencia

de marcela, su esposa,

lo ayudaban sobrellevar

el trauma.

marcela: mi vida,

estás aquí en tu casa,

con tu familia,

en el paso.

estamos seguros

y nada de la guerra

puede pasar aquí.

vamos a seguir durmiendo.

maría: luis ever, marcela

y emily, la hija de ambos,

junto a otras familias,

organizaron una actividad

que les daría puntos

para el equipo

de fútbol femenil

del que el luis ever

era uno de los entrenadores.

luis: hola, amigos y

familia.

aquí luis ever calvillo

invitándolos a que nos

apoyen

hoy en esta vendimia

que estamos haciendo

aquí en el parqueo

de el walmart de cielo

vista.

miren nomás,

les voy a mostrar.

cuando yo llegué a walmart,

me puse en un facebook live.

invitando a toda la...

pues a todos mis amigos,

conocidos, gente del equipo,

gente que ya nos conocía,

pues invitándolos

a que nos ayudarán

con la venta

de los chicharrones

y del agua

que estábamos vendiendo.

así que jálenle para acá.

y de paso,

nos apoyan.

jugadora: sí, por favor

ayúdenos con

su colaboración.

un tornado destruyó

nuestra cancha de fútbol

y necesitamos

dinero para reconstruirla.

además, todo está riquísimo.

luis: así es.

a ver, aquí mi papá,

jorge calvillo está mandando

un mensaje que dice...

[ríe]

mi papá nos dice

que le guardemos

chicharroncitos

y su agua fresca de limón.

dale, jefecito.

aquí te esperamos.

mi papá se da cuenta

que yo estoy en vivo

y me comenta.

ahí voy en camino.

para que me prepares

unos chicharrones y un agua.

sí, claro que sí.

>> pues ahora me voy

con ustedes

a pedir cooperación

en la entrada.

vamos, niñas.

vamos, vamos.

maría: el equipo ep fusion

quería que su puesto

de aguas frescas

y chicharrones

fuera el mejor

para ganar mucho dinero

y poder ir a viajes

de competencia.

patrick crusius,

un joven de 21 años de edad

que había viajado

más de 14 horas

desde su hogar,

en las cercanías de dallas,

comenzó con su macabro plan.

emily: muchas gracias

por colaborarnos.

maría: en el walmart

de cielo vista,

las niñas futbolistas

estaban dedicadas de lleno

a recolectar fondos.

jugadora: hola.

disculpa,

¿quisieran colaborar

para nuestro equipo

de fútbol?

adria: ay, claro que sí.

ay, solo que, "please",

espérame que salgamos

porque ahorita

no tengo "cash".

¿ustedes van a estar aquí?

emily: sí.

y también estamos vendiendo

chicharrones y aguas

frescas,

por si quieren comprarnos.

pero nosotros vamos a estar

aquí mismo.

adria: entonces

nos vemos al rato.

nos vemos aquí.

emily: gracias.

madre: gracias.

maría: adria gonzález

y su madre

habían ido al walmart

como todos los sábados,

para hacer

la compra de la semana.

luis: [murmura]

jorge: luis ever, hijo,

ya vine por mis

chicharrones.

luis: papá,

qué bueno que viniste.

jorge: tráeme mi agua de

limón

y mis chicharrones.

luis: no seas flojo, papá.

bájate a saludar.

luis: yo fui el que le

insistí

que se bajara para saludar

a los papás,

para saludar a mi hija.

y, sí, se paró así a un

ladito

de donde estábamos.

marcela: suegro, qué bueno

que vino a apoyarnos.

jorge: tú sabes que yo

siempre

estoy puesto para ayudarlos.

marcela: lo saludo y regreso

a donde yo estaba parada,

y se comienzan a oír...

ahora sé que son disparos,

pero en ese momento

yo no sabía que eran

disparos.

se comienza a oír

ruidos, estallidos

muy fuertes.

patrick: quieto.

ya te agarré.

>> [gime]

[disparos]

luis: ¡agáchense que está

disparando!

luis: empecé a escuchar

los disparos a lo lejos.

no más, dando...

disparando, disparando.

pero no me imagino

de lo que se trataba,

¿verdad?

me imagino...

no sé, me imagino un robo

o algo diferente.

nunca me imaginé

las razones por las cuales

este sujeto decidió,

pues, atacarnos.

maría: patrick crusius

estaba cazando seres humanos

con el rifle de alto poder

ak47

que había comprado

por la internet.

patrick: te agarré.

maría: a cada víctima que

caía,

le deseo lo mismo.

patrick: te agarré.

emily: ¿qué es eso?

>> niñas, vámonos para

dentro

de la tienda.

no sabemos qué está pasando.

maría: en cuestión

de segundos,

reinó la desesperación

total.

pocos entendían

lo que estaba pasando.

luis: yo lo primero que hago

es tratar de cubrirme a mí

y a los que están alrededor.

terminó en un de las...

atrás de una de las hieleras

que teníamos ahí.

patrick: ya te agarré.

ya te agarré.

marcela: en ese momento

yo volteo y veo a un hombre,

en frente de nosotros,

cerca,

con un arma.

veo un hombre con un rifle

y nos está disparando.

fue cuando yo me di cuenta

que alguien

nos estaba esperando.

la verdad, corrí.

yo en ese momento,

mi única reacción fue

correr.

luis: [gime]

siento el primer balazo

que me pega.

pega en mi pierna izquierda.

me pega, me empiezo a tocar,

a poner presión

y de mi perfil,

de la manera en como se ve

uno del perfil,

así que alcanza a ver

uno para atrás,

alcanzo a ver yo a este

sujeto

que nos estaba disparando

directamente a nosotros.

patrick: te agarré.

[gritos]

patrick: te agarré.

maría: te agarré.

el pistolero fue entonces

sobre quien sería

su siguiente víctima.

alguien que le estaba dando

la espalda.

[disparo]

[gemido]

[disparos]

luis: [gime]

tengo un impacto en mi

pierna.

[gime]

cuando estaba tirado,

yo solo pensaba en mi hija.

y en las niñas,

que no les...

o sea, que sus disparos

no fueran a las niñas.

nunca me acordé

que estaba mi señora,

que estaba mi papá,

nunca.

o sea, en esos momentos,

cuando yo estuve tirado,

no más pensaba

en respirar adecuadamente,

de no gastar mis energías.

y yo me la agarraba,

me la tocaba.

me ponía presión.

presión para que...

para que no se saliera

la sangre

y me veía

y mis manos estaban

cubiertas de sangre.

maría: dentro

del supermercado,

una empleada sabía

que algo grave pasaba.

>> corre, corre,

corre.

maría: de pronto,

vio entrar a las niñas

futbolistas.

emily: un hombre comenzó

a disparar en el parqueo

y ya viene para acá.

>> cálmense que aquí

no va a pasar nada.

si el hombre

que está disparando

se viene para acá,

no nos vamos a dejar.

maría: lo único que alcanzó

a hacer la mujer

fue protegerlas

y darles algo

para defenderse.

luis: mi niña me cuenta

que les dieron

hasta cuchillos.

que les dijeron,

si alguien se llega a

acercar,

no duden en atacar

todos juntos.

maría: 20 minutos antes

de entrar al walmart

y desde su auto,

crusius,

subió a las redes sociales

de un grupo extremista

antiinmigrante

un manifiesto

en donde explicaba

lo que estaba haciendo

en aquellos

primeros momentos.

félix: el documento hablaba

de una invasión hispana

en texas

y decía, y abro comillas,

que si se deshacían

de suficientes de ellos,

la forma de vida

sería "más sostenible".

¿qué sucedió después?

lo vemos al regresar.

[música]

[música]

félix: en los primeros

minutos

del ataque,

nadie en el estacionamiento

del walmart del paso,

comprendía que eran víctimas

de un pistolero racista,

que abrió fuego

contra civiles desarmados

por el único motivo

de ser hispanos.

maría: félix, y de acuerdo

a los testimonios

de los sobrevivientes,

al escuchar el sonido

de los disparos,

pensaban que eran

fuegos pirotécnicos

y por eso no se imaginaron

que era en realidad

un arma de guerra.

el pistolero ahora se

dirigía

al interior de la tienda

que, como de costumbre,

y en sábado,

estaba llena de clientes.

félix: la situación de

marcela

era terrible.

agazapada,

pudo ver de frente

al pistolero

mientras corría a esconderse

entre los autos.

la sangre se le heló

al pensar que las niñas

estaban todavía

en la entrada

del supermercado.

marcela: tengo que ir a

buscar

a mi hija y las niñas

a la tienda.

el hombre estaba

más cerca de la puerta

donde se encontraba mi hija.

entonces yo no pude correr

para esa puerta.

yo corrí para el otro lado.

y entré a walmart.

entré a walmart corriendo.

recuerdo, entrar

a walmart corriendo,

cuando casi llego

al otro lado

que es la puerta

donde estaba mi hija,

este hombre entra

a walmart disparando.

félix: finalmente,

patrick crusius

logró su objetivo.

entrar a la tienda.

lo primero que hizo

fue ir a la zona

de las alarmas

contra incendios

para hacerlas sonar.

[alarma]

[disparos]

madre: ¿qué es eso?

adria: espérame acá, mamá.

voy a ver qué pasa.

quédate acá.

[disparos y gritos]

adria: fui al frente de

walmart

y es cuando vi todo.

cuando...

vi cuando le dio a un señor.

cuando la gente

estaba gritando.

cuando la gente

estaba llorando.

era un caos.

total caos.

pero yo tenía que pensar

"o soy yo o es mi gente".

[disparos y gritos]

félix: las ráfagas seguían

incesantes mientras crusius

repetía lo mismo.

[disparos y gritos]

de inmediato,

volvió junto a su madre

que se aferraba angustiada

al carro del supermercado.

adria: vamos.

madre: yo estoy temblando.

y yo no me puedo mover.

adria: mamá,

tenemos que escondernos.

hay un hombre que le está

disparando a todos.

vamos, vamos.

corre, corre, mamá.

madre: hija, ven.

adria: mira, métete allá

en esa puerta.

métete allá. corre.

madre: pero, ven.

adria: no, yo voy a tratar

de salvar al que más pueda.

vete, espérame allá

y espérame adentro.

madre: pero ten cuidado.

ve, corre.

félix: una vez su mamá

estuvo a salvo,

adria gonzález

decidió ayudar a otros.

se quitó la gorra

y con ella,

guio a cuantos pudo

a un sitio seguro.

adria: corra, señor.

señor, hay una puerta

de emergencia. ahí.

corra,

corra.

una puerta

de emergencia, señor.

señora, corra. ahí.

la gente sí me hizo caso.

no toda.

porque pues con un susto

así,

cada persona

reacciona diferente, ¿no?

pero la mayoría de gente

sí me hizo caso

y sí, este,

estaban en shock,

pero yo con la cachucha

que tuve y con mi mirada

y con mis reacciones y todo,

pues ya me estaban,

este, haciendo caso, ¿no?

corra, corra, señora,

corra.

corra, corra.

félix: al ver a la mujer

en el piso,

intentó ayudarla.

adria: levántese.

>> no puedo.

adria: señora, ese hombre

vine acá para matarnos.

vamos.

>> no puedo. no puedo.

adria: ¿qué tiene? vamos.

>> no puedo.

[gritos]

adria: vamos.

vamos.

félix: adria gonzález

no tuvo más remedio que

irse.

adria: había una señora

que yo no puede salvar

y la dejé

y supe que esa señora

que trataba de ayudar

no vivió.

porque ya

se estaba acercando.

[solloza]

no pude.

y...

y su sobrina

me mandó un mensaje,

me estaba buscando

para decirme gracias

y que no...

que no me sintiera mal.

que hice lo que pude.

[disparos]

[alarma]

>> no,

si ya me asocié

con un señor,

pero ya está muerto,

tiene dos balazos.

uno en la pierna...

marcela: dicen que

se tardaron

seis minutos en llegar.

pero, a mí, la verdad,

se me hizo un tiempo eterno.

guardia: una balacera

ha ocurrido

en el walmart de cielo

vista.

se necesitan refuerzos.

operadora: ¿cuál es la

situación?

guardia: estoy en el

estacionamiento.

hay muertos y heridos.

luis: auxilio.

me estoy desangrando

en la pierna.

no me di cuenta

que me estaba desangrando,

pero sí que estaba herido.

yo...

yo lo único que...

yo lo que sentí

fue que estaba herido

de mi pierna.

guardia: calma.

ya llega la ayuda.

operadora: ¿el atacante

está ahí?

guardia: no lo sé.

podría estar dentro

de la tienda.

manden refuerzos por favor.

félix: en ese momento,

nadie podía imaginar

la dimensión del ataque.

y menos aún,

que había sido motivado

por el odio

contra los hispanos.

[música]

[música]

maría: a este punto

de la masacre, en el paso,

las autoridades

no sabían a ciencia cierta

qué pasaba dentro y fuera

de la tienda.

según algunas declaraciones,

patrick crusius

primero había entrenado

sin armas.

félix: y siguiendo

las instrucciones

de su manifiesto de terror,

lo hizo para reconocer

el terreno,

y ver ahí a tantos clientes,

en su mayoría hispanos,

fue a su auto

y volvió a la tienda

armado

para consumar

lo que había escrito.

[gritos y sirenas]

maría: en medio de aquella

confusión,

adria gonzález

siguió protegiendo

a quienes había salvado.

adria: si el hombre entra,

todos le caemos encima

para inmovilizarlo.

somos más.

él es uno solo.

podemos dominarlo.

>> pero hay que salir de

aquí.

y tenemos que salir pronto.

adria: ese hombre puede

estar

por ahí todavía.

tiene un arma grande.

de esos rifles militares.

maría: en el pánico,

algunos decidieron correr

hacia el estacionamiento.

adria: ok, salgamos,

pero con cuidado y en fila.

no cada uno por su lado,

¿eh?

vamos.

algunas personas

se iban al estacionamiento,

pero yo les decía

"no, no es el momento

de ir por el carro

ni por nada.

maría: marcela había logrado

salir de la tienda

y buscaba desesperadamente

a las niñas.

marcela: dios mío por favor,

que las niñas estén bien.

maría: de pronto,

el alma le volvió al cuerpo.

las vio sanas y a salvo.

marcela: ¡emily!

veo el número cuatro

de mi hija

en la camiseta,

en su espalda

y me volvió el alma al

cuerpo.

gracias a dios, emily,

que estás viva.

emily: mami.

fue horrible.

qué miedo que tuvimos.

marcela: ya,

mi amor.

en ese momento,

todo ese grupo de niñas

que estaba con mi hija

llorando,

preguntando por sus papás,

mi niña preguntando

¿dónde está mi papá,

donde está mi papá?

en ese momento,

pues no, yo no...

yo sabía...

yo no sabía

que mi esposo estaba herido.

maría: una mamá

del equipo de fútbol

que venía sangrando

con heridas

en un brazo y una pierna

se acercó a marcela.

no le tenía buenas noticias.

>> marcela,

luis, tu esposo,

está herido.

marcela: ¡no!

¡no, no!

>> y tu suegro,

él también está herido.

[gime]

¿cómo estás?

>> bien, mamá.

marcela: sí, por favor,

necesita ayuda médica.

>> ¿ustedes y las niñas

están bien?

marcela: gracias a dios,

nosotras sí, pero ella no.

por favor ayúdela.

maría: todos ahí, comenzaron

a ayudar como pudieron.

los heridos eran llevados

en ambulancia,

pero también en los carros

del supermercado

que sirvieron como camillas.

[sirena]

con la experiencia

de los combates en irak,

luis ever sabía que estaba

al borde de la muerte.

>> no se mueva por favor.

tiene impactos

por varias partes.

luis: yo eso no lo sabía.

yo no sabía que estaba

herido de la espalda.

maría: había recibido

cinco disparos.

tres en la espalda

y dos en la pierna.

luis: no puedo respirar.

mis pulmones

se me estaban colapsando.

del mismo shock,

les empezó a entrar agua

a los pulmones.

>> tranquilo, tranquilo.

está en buenas manos.

maría: la rapidez

de los traumatólogos

le salvó la vida.

alejandro: nosotros

los cirujanos entramos

a los quirófanos

con la ropa de calle.

era una emergencia

donde no había tiempo

que perder para cambiarse.

porque teníamos que salvar

a los heridos que llegaban.

maría: tan tranquilo

como llegó

y comenzó a disparar,

crusius salió de la tienda

sin que lo vieran,

hasta que fue detenido

a una cuadra de distancia

y él mismo se identificó.

patrick: soy el pistolero.

yo le dispare a todos.

policía: no te muevas.

refuerzos.

"someone drive,

biscayne boulevard".

tenemos el pistolero.

maría: crusius no ofreció

resistencia alguna.

luis: vino con razones

de matar a gente hispana,

gente latina.

no es una persona

de aquí del paso,

es una persona

que viene de dallas.

y él esperaba, pues,

que lo mataran

adentro del walmart,

pero salió vivo.

y lo arrestaron.

maría: el racismo y

xenofobia

de aquel hombre

contra los hispanos

no tenía límites.

[sirenas]

marcela estaba haciendo

la llamada más devastadora.

marcela: bueno.

eva: hola, marce,

¿cómo andas?

marcela: ay, señora,

hubo una balacera.

alguien nos disparó

aquí en el walmart.

>> no me diga eso.

cálmate.

marcela: señora.

le dispararon a mi suegro

y a luis ever.

>> ¿y cómo están?

marcela: le digo

"no sé, señora".

"no sé cómo están".

yo no los vi.

la verdad.

yo no los vi.

cuando yo salí de la tienda,

era tanto mi pánico

que yo no vi,

yo no vi

si había gente tirada.

yo vi una persona

y me impresionó mucho.

solo vi una persona

en el estacionamiento.

maría: el calvario de eva

apenas comenzaba.

su vida, de pronto,

había dado un giro

aterrador.

y solo quería

encontrar a jorge.

eva: buenas tardes.

doctora: buenas tardes.

eva: ¿me permite pasar?

necesito saber si ese

paciente

es mi esposo.

doctora: por favor,

adelante.

eva: gracias.

era la cara de mi esposo.

y yo salí,

y entonces me dijeron

que estaba muy mal.

que le habían cortado

parte del colon,

que tenía heridas

en el estómago.

que estaba muy grave.

maría: en ese momento,

ella pensó que sus plegarias

habían sido escuchadas

y que jorge calvillo,

su esposo,

había sobrevivido.

eva: voy a quedarme aquí

para cuidarlo.

maría: médicos como el

doctor

alejandro ríos tovar,

y en general,

todos los médicos

de todos los hospitales

del paso,

reaccionaron rápidamente

ante la tragedia

que azotó por sorpresa

a una de las ciudades

más seguras

de los estados unidos.

félix: pero no solo

los médicos,

maría antonieta,

sino todos los empleados

del hospital,

incluso, el personal de aseo

dijo "presente" sin cobrar.

además, miles de personas

se presentaron

a donar sangre,

a llevar comida,

a hacer lo que pudieran

por ayudar en medio

de semejante tragedia.

volvemos con esta nota.

[música]

[música]

félix: para los familiares

de las víctimas,

cada minuto

después de la masacre

se convirtió en un infierno.

todos buscaban a los suyos

por los hospitales

con la esperanza

de que nada malo

les hubiera pasado.

maría: sí, félix.

lo que la familia calvillo

vivió con jorge perdido

y luis al borde de la

muerte,

fue una cruel realidad.

luego de la llamada

de marcela,

su nuera,

eva calvillo

se dedicó a buscar a su

esposo

hasta que finalmente supo

que estaba en un hospital.

[pitido]

félix: para eva calvillo

las horas pasaban

más lentas que nunca.

pero nada le importaba.

había encontrado a jorge.

[puerta se abre]

>> buenas.

¿la señora calvillo?

eva: sí.

para servirles.

>> somos detectives

del departamento de policía

del paso.

>> ¿es su esposo?

>> sí.

es jorge calvillo, mi

esposo.

>> ¿podemos verlo?

>> claro que sí.

>> con permiso.

eva: pasen, adelante.

félix: a eva le extrañó

que aquellos detectives

revisaran a su esposo

tan minuciosamente

y que se mirarán extrañados

por un descubrimiento.

>> ¿su esposo tenía

tatuajes?

eva: no.

>> desafortunadamente,

señora,

él no es su esposo.

eva: madre santísima.

¿cómo me dicen eso?

>> este nombre

no es su esposo.

este hombre tiene un tatuaje

en el brazo.

félix: desesperada,

fue a corroborar

lo que los detectives

le dijeron.

eva: y me metí corriendo

a verlo.

y él tenía un tatuaje

que decía "lupita".

y no era mi esposo.

pero yo vi que era mi

esposo.

pero no era él.

félix: hasta ese momento,

la ilusión

la había sostenido.

pero su mundo,

comenzaba a derrumbarse.

eva: y entonces,

¿mi esposo dónde está?

>> desafortunadamente,

señora,

su esposo falleció.

>> lo sentimos mucho.

de verdad.

eva: gracias.

no sé.

dios me ha dado las fuerzas.

o sea, yo lo único que sé

es agradecerle a dios que...

que no se haya llevado

también a mi hijo.

sin esposo

tuvo que sacrificarse

por mi hijo,

le doy gracias también a él.

>> permiso.

félix: con resignación,

eva calvillo

salió de la habitación

aceptando la cruel verdad.

jorge estaba muerto.

maría: él estuvo en walmart

durante tres días tirado.

ahí los dejaron.

porque estaban investigando.

eso pasó un sábado

y los levantaron

hasta el lunes.

félix: desde el primer

momento, eva y marcela

sabían que el luis ever

se debatía entre

la vida y la muerte.

marcela: ay, suegra,

aquí están haciendo

todo por salvarlo.

y todos los días,

lo están operando de algo.

félix: en el centro de

traumas

de la universidad texas

tech,

los médicos estaban

en una carrera

contra el reloj.

especialmente, porque

las balas tenían

un efecto destructor.

alejandro: los pacientes

tenían materialmente

huecos enormes.

no era cortar el intestino

y volver a conectarlo.

fueron heridas devastadoras

que requirieron

múltiples cirugías.

muchos de los pacientes

aún tienen que ser operados

por estas lesiones.

félix: luis ever

era una de las víctimas.

en los primeros días,

tuvo cinco operaciones.

los proyectiles

le dañaron los pulmones,

el hígado

y la vena femoral.

marcela: tenía tubos

en los pulmones

porque sus pulmones

estaban drenando líquido.

entonces, ya el lunes lo...

lo operan

y ya nos dio

un poquito de esperanza.

ya el lunes el doctor

nos dijo...

"está estable.

está crítico, pero estable".

[pitido]

félix: siete días después,

luis ever despertó del coma.

no sabía cuánto tiempo

había estado inconsciente.

marcela: ¡mi amor!

mi amor.

eva: mi hijo.

luis: ¿y las niñas?

¿cómo están?

¿cómo está emily?

marcela: todo está muy bien,

mi amor.

están bien.

félix: luis trataba de

entender

por qué no estaba allí su

papá.

luis: mi señora estaba

en un lado mío,

mi mamá estaba a un lado.

toda mi familia estaba,

menos mi papá.

y fue cuando...

cuando yo en mi mente...

pues yo empiezo a...

adarme cuenta,

pues de que algo

estaba pasando, ¿verdad?

luis: ¿y mi papá?

eva: hijo,

tienes que ser fuerte.

a mí me preocupaba

cómo decirle a luis ever

que su papá había muerto.

félix: eva se armó de valor

para darle la peor noticia.

marcela: el psiquiatra

dijo...

"entren y díganle la verdad.

díganle lo que pasó

con su papá.

el trauma no se maneja

poco a poquito.

él tiene que saber

lo que le pasó a su papá

y lo que le pasó a él".

luis: ¿qué pasó, mamá?

eva: tu papá

no sobrevivió.

luis: yo no sabía

que mi papá había muerto.

félix: nada podía mitigar

el dolor de aquel

terrible momento.

luis: y se me cayó el mundo.

se me cayó el mundo entero.

¿dónde lo enterraron?

quiero ir a verlo.

eva: tuvimos que cremarlo.

para que tú pudieras

despedirte de él.

decidimos que apenas

tú salgas del hospital,

vamos a hacer el funeral.

por lo pronto,

yo tengo las cenizas

de mi panzón en la casa.

así me siento acompañada.

luis: era mi mejor amigo.

no sé cómo voy a poder

vivir sin él.

félix: no hubo herida

que le doliera más a luis

ever

que saber que su padre

había sido asesinado.

[música]

[música]

félix: el tiempo pasó

y poco a poco,

tuvieron que enfrentar

sus miedos.

madre: ¿recuerdas que aquí

las niñas nos pidieron

la colaboración?

adria: sí.

afortunadamente,

no les pasó nada.

¿qué te pasa?

¿por qué te paras?

félix: adria buscó sigilosa

en cada rincón.

adria: ¿viste algo?

madre: no.

no, no puedo...

adria: ¿qué cosa no puedes?

madre: no puedo entrar.

me voy.

yo te espero en el carro,

¿vale?

adria: al irse la madre,

adria quedó ahí,

a merced de sus temores.

pero alguien vino a su

rescate.

>> tú eres la que salvó

muchas vidas aquí, ¿verdad?

adria: sí.

yo soy.

>> ¿quieres entrar?

yo te acompaño.

adria: no.

no puedo.

>> no va a pasar nada.

todo está bien.

adria: me agarró la mano...

entramos juntos.

y me empezó a dar

antes ansiedad

y me abrazó y me dijo,

"tú puedes".

félix: lentamente,

ella y todos

los sobrevivientes

supieron que deshacerse

de aquel dolor

no sería fácil ni rápido.

adria: ya no pude.

porque ya los flashbacks

ya me están regresando.

la masacre, la sangre,

la gente gritando.

no pude.

no pude ya.

adria: gracias.

yo me voy.

[llora]

maría: adria gonzález

recibió un reconocimiento

del gobierno de texas

por haber salvado aquel día

a más de 50 personas.

félix: impresionante.

maría: poco después

de la masacre,

recibió una terrible

noticia.

félix: su primo,

andre anchondo,

junto con su esposa jordan,

habían muerto,

al cubrir con sus cuerpos,

a su bebé de solo

dos meses de edad

que sobrevivió

milagrosamente.

ya regresamos

con más de esta nota.

bronceador,

[música]

[música]

maría: tras meses de terapia

intensiva en el hospital,

luis ever calvillo

tenía que retomar

por completo su vida,

y para eso,

debía volver a entrenar

a su equipo

y también lidiar

con un doloroso adiós.

félix: si hay algo

a lo que luis ever nunca

faltó,

aunque fuera

a larga distancia,

desde la cama de un

hospital,

fue a los entrenamientos,

precisamente, de su equipo

de fútbol femenil.

maría: las niñas del equipo

ep fusion se acostumbraron

a que sus dos coaches,

luis y memo,

estuvieran en el hospital

heridos tras la masacre.

marcela: vamos,

hay que entrenar duro,

niñas.

>> pongan atención al balón.

>> ¡vamos, vamos!

maría: aprendieron a

entrenar

sin su presencia física

en el campo.

>> marce, ¿cómo sigue luis?

marcela: se está mejorando

muy rápido.

ya lo peor pasó,

gracias a dios.

>> ¿y tú cómo sigues?

marcela: ¿qué te puedo

decir?

el otro día,

traté de ir a la tienda.

me estacioné

y no pude hacer más.

soy una mujer

que vivo con miedo.

que vivo con miedo

de que vuelva a suceder.

[celular vibra]

luis me está llamando.

maría: marcela era la fuerza

de la familia.

la que sostenía a luis

desde su cama de hospital.

marcela: hola, mi amor,

¿cómo estás?

luis: pues viendo cómo están

las niñas

y con ganas de entrenar.

así que pon el teléfono

cerca del campo

que quiero ver

cómo lo están haciendo.

maría: ni los dolores

ni estar postrado

detenían a luis

para entrenar a sus niñas.

marcela: niñas,

coach luis está viéndolas.

>> ¡hola,

coach!

¿cómo anda?

díganos, ¿lo estamos

haciendo bien o no?

¿qué tenemos que mejorar?

luis: acuérdense de correr

más rápido.

si corren más rápido,

eso las llevará a hacer un

gol.

y cuidado con dejar

a la portera sola, ¿eh?

>> sí, usted siempre nos

dice

que si dejamos sola

a la portera,

es un gol seguro

que nos hacen.

luis: así es.

así que sigan entrando

que yo desde aquí

las estoy vigilando.

todas: vamos, vamos,

vamos...

marcela: mi vida, al rato

me voy al hospital a verte.

luis: bye, amor.

al rato nos vemos.

marcela: chao.

luis se recuperó muy rápido.

sus heridas comenzaron

a sanar.

eva: ¿qué te pasa, hijo?

luis: [llora]

no puedo dejar de pensar

en mi papá.

lo extraño mucho.

eva: tienes que echarle

ganas

y salir adelante.

luis: sí, mamá.

pero es que no me saco

de la cabeza que fui yo

el que lo llamó ese día

para que fuera a vernos.

jorge: luis ever, hijo,

ya vine por mis

chicharrones.

luis: papá,

qué bueno que viniste.

no seas flojo, papá,

bájate a saludar.

[disparos]

eva: es lo que le digo,

"mi hijo, tú no tienes

culpa de nada".

tu papá, era su momento,

mi hijo.

o sea, entiéndelo.

o sea,

son los designios

de dios.

o sea, dale gracias a dios

que nos lo prestó

durante muchos años

y fue un hombre ejemplar.

maría: finalmente,

78 días después del ataque,

luis ever calvillo

pudo estar presente

en el funeral de su padre.

maría: jorge era mi

compañero,

mi amigo,

mi confidente,

mi amor,

mi todo.

o sea...

y gracias.

no más.

gracias.

marcela: mi suegro era

una persona

fuera de lo normal.

extraordinario.

y no puedo decir más que

nos va a hacer mucha falta.

pero que en su honor,

saldremos adelante.

lo veo a él más...

ve la vida diferente.

ve la vida diferente.

el haber perdido su papá

fue un dolor muy grande.

pero también yo sé que él

agradece estar segunda

oportunidad.

luis: pues yo le puede decir

a dios.

yo no le pude decir adiós

al día siguiente ni nada.

tuvieron que pasar

casi tres meses.

eva: les agradecemos

que nos hayan acompañado

en este funeral.

como lo prometimos,

cuando mi hijo

estuviera fuera del

hospital.

maría: luis ever

estaba fuera de peligro.

[celebraciones]

luis: niñas,

tienen que comunicarse

una con la otra

mientras corren.

>> ¡welcome, welcome!

maría: pero quedaba

algo más por cumplir.

luis: ¿cómo están?

sus sonrisas.

sus lágrimas también.

lágrimas de los papás.

lágrimas de las niñas que...

pues que veían que...

que gracias a dios,

habíamos salido adelante.

>> coach, pero

¿podrá seguirnos

entrenando?

luis: claro que sí.

¿por qué parar?

ya nuestras vidas

son un antes y un después

del ataque en la tienda.

pero somos fuertes.

recuerden que también

sigue en el hospital

nuestro coach memo.

debemos rezar mucho por él

y por su familia.

él está muy delicado.

pero pronto saldrá

para reunirse

en su casa con su familia.

>> ¿cómo se puede superar

una tragedia como esta

que vivimos?

eva: a una tragedia,

yo pienso que solamente

se va a sobrevivir

agarrada de la mano de dios,

con mucha fe.

maría: la pregunta de miles

era la misma.

como seguir viviendo

con algo tan difícil a

cuestas.

luis: perdonando.

perdonando al que vino aquí

al paso a matar hispanos.

dios nos hará justicia.

dios se va a encargar.

si le llegan a dar

la pena de muerte,

pues que lo hagan.

no importa.

pero que se encargue

el de allá arriba.

nosotros no somos nadie

para quitarle la vida a

nadie.

>> ¡que viva coach luis!

todas: ¡que viva!

maría: luis y su equipo

no dejaron que nada

les arrebate

la pasión que él y sus niñas

tienen por el deporte.

miles juraron entonces

que el paso strong,

el paso más fuerte que

nunca,

iba a convertirse

en el lema de una ciudad

que decidió levantarse

de la peor tragedia

jamás imaginada.

un total de 90 cargos

fueron levantados

contra patrick crusius

por la muerte de 22 personas

y agresiones que recibieron

24 más que sobrevivieron.

los funerales se realizaron

en ambos lados de la

frontera

tanto en méxico

como en el paso, texas.

félix: en el estacionamiento

de walmart de cielo vista

se erigió un monumento

que honra a las víctimas.

se llama "the grand

candela".

son 22 arcos

de aluminio perforado

y amarrados juntos,

iluminados por la noche

y que se pueden ver

desde las dos fronteras.

maría: pues así llegamos

al final de esta crónica.

nos vemos pronto.

félix: que descansen.

buenas noches.

buenas noches.

buenas noches.

Cargando Playlist...
Actualizaciones importantes Hemos actualizado nuestra Política de Privacidad a partir del 19 de febrero de 2020.