null: nullpx
Cargando Video...

Como Dice el Dicho - 'Para mentir y comer pescado, hay que tener mucho cuidado'

Univision1 Jun 2019 – 12:00 AM EDT

Comparte

locutor: televisa presenta...

samuel: pásale, ponte cómoda.

tanja: gracias.

samuel: ¿quieres algo de tomar?

tanja: no, muchísimas gracias.

oye, está superpadre tu depa.

samuel: pues, normal, ¿no?

oye, nada más ten cuidado ahí

con esos jarrones

porque son muy caros.

tanja: ok.

¿y vives solo?

samuel: sí, sí vivo solo.

¿por qué viviría con mis papás?

tanja: ¿ah, sí?

samuel: ajá.

tanja: ¿y dónde trabajas?

samuel: soy doctor.

tanja: [ríe]

¿no eres muy chico

para ser doctor?

samuel: pues, digamos

que fui un niño genio

y soy doctor desde los 15 años.

tanja: guau, increíble.

[celular]

samuel: dame un segundo, ¿sí?

¿sí?

[suspira] mira--

no, mira, a mí no me importa

que seas actriz, lo que sea,

yo no voy a salir contigo, ¿sí?

mira, te voy a pedir un favor,

deja de acosarme.

sí, te voy a colgar.

ajá, bye.

perdón, ¿eh? ya sabes.

tanja: sí, me imagino.

oye, hay algo muy extraño en ti.

samuel: ¿mm?

tanja: no puedo creerlo,

cómo alguien como tú

puede estar soltero.

>> [resuella]

isamuel!

camilo: hermano, qué bien

te la estás pasando, ¿eh?

samuel: mamá, ¿qué haces aquí?

>> no, ¿tú qué haces aquí?

tanja: dijiste que no vivías

con tu mamá.

>> no, claro que vive conmigo.

pero aquí, no.

¿qué hacen aquí?

tanja: ¿cómo?

samuel: nada, nada, mi mamá

que le gusta venir de visita

y se enoja por nada.

>> ¿visita?

ah, ok, soy una visita.

mi trabajo es rentar

este departamento, señorita,

y por lo que veo,

mi hijo lo usa

para conquistar a sus chicas.

tanja: o sea, ¿no eres doctor?

camilo: [ríe]

¿doctor?

no, ¿cómo crees?

ni en sueños.

samuel: no les hagas caso,

mi amor.

tanja: no, no me "miamorees".

y seguramente no tienes 22 años.

camilo: sí, sí los tiene,

solo que en cinco años

los cumple.

tanja: ay, no puedo creerlo.

eres un escuincle, ¿qué te pasa?

samuel: tanja, cálmate,

por favor.

>> samuel,

¿en qué estabas pensando?

camilo: yo sí sé

en qué estaba pensando.

tanja: yo mejor me voy.

esto es indignante,

me siento como una idiota.

disculpe, señora.

samuel: te marco, ¿va?

oigan, no manchen.

por lo menos

hubieran tocado la puerta, ¿no?

>> samuel,

estás en serios problemas, ¿eh?

samuel, ven acá,

necesitamos hablar.

samuel: no quiero hablar, mamá.

>> no es una pregunta,

es una orden.

samuel: a ver,

me hicieron quedar en ridículo.

>> ay, mi hijo,

por el amor de dios.

el ridículo lo hiciste tú

diciendo todas esas mentiras.

camilo: lo que yo no entiendo

es cómo te creyó

que eras doctor.

yo jamás me dejaría checar

por un doctor como tú.

samuel: a ver,

tú cállate, metiche.

camilo: tú, mentiroso.

>> ay bueno, ya,

por el amor de dios, ¿sí?

samuel: tú le fuiste

con el chisme a mi mamá,

¿verdad?

>> eso no importa.

lo que importa es que tú

no puedes estar utilizando

los departamentos que yo rento

y decir que vives ahí.

bueno, ¿qué te pasa?

¿te averguenzas de lo que eres?

¿crees que es necesario

para que alguien te quiera?

samuel: pues, la neta, sí.

sí lo creo, mamá.

siendo realistas,

en un mundo tan materialista

como este, ¿tú crees

que una chava como ella

me va a pelar?

>> ay, mi vida,

por el amor de dios,

pero si eres hermoso como eres.

samuel: no es suficiente, mamá.

no soy suficiente.

>> samuel...

[suspira]

camilo: ¿qué onda?

oye, te juro

que yo no quería decirle nada,

pero ya sabes cómo es mi mamá.

ella sabe

cuando le estoy ocultando algo

y pues, me sacó la sopa.

además, ¿yo qué iba a saber

que ibas a meter a una chava

a ese departamento?

¿estás loco?

¿y todas esas mentiras?

samuel: déjame solo, ¿sí?

camilo: es mi recámara también.

samuel: lárgate.

camilo: es mi recámara también.

samuel: ique te largues!

camilo: icuántas veces

te voy a decir

que es mi recámara también!

samuel: a ver, a ver,

por tu culpa me cacharon,

¿entendiste?

camilo: ¿por mi culpa?

samuel: sí, ipor tu culpa!

>> ¿qué está pasando aquí?

samuel: eres un idiota.

>> oyeme, tranquilo,

es tu hermano.

y por cierto, corazón,

estás castigado, ¿eh?

no vas a poder salir

hasta dentro de dos meses

durante todos esos fines

de semana.

samuel: mamá, por favor--

>> "mamá" mangos.

cuando tengas tu departamento

y un diploma de doctor,

hasta ese momento

vas a poder decir: "no".

mientras tanto, estás castigado.

¿entendimos?

samuel: por tu culpa, rajón.

bruno: te lo juro

que para este sí estudié.

lili: [ríe] seguro.

bruno: guau, guau, guau,

miren quién viene aquí.

el doctor.

[ríe]

¿qué pasó, doctor?

oiga, ¿cuándo nos invita

a una de sus fiestas

en su departamento?

samuel: ¿de qué estás hablando?

bruno: ¿que no viste?

oigan, oigan, oigan,

escuchen esto:

a samuel lo acaban de ventanear

en la página de la escuela.

samuel: ¿qué?

bruno: sí, fíjate.

dejaron una historia

bien bonita.

una tal tanja dice, ahí te va:

"tengan cuidado.

un niño de esta escuela

llamado samuel--"

o sea tú, te etiquetó...

"y engañó--"

samuel: cállate y deja de leer.

lili: ¿es neta?

samuel: no le hagas caso, lili.

bruno: a ver, ¿puedo continuar?

"me engañó diciendo

que tenía 22 años

y que era doctor.

además, usa el departamento

que renta su mamá

diciendo que es de él".

samuel: por supuesto que no.

ies una mentira!

es una loca

que estaba enamorada de mí,

eso es todo.

lili: ¿qué onda contigo, sam?

bruno: qué perdedor.

neta, qué fracasado.

camilo: ya no le hables así

a mi hermano.

samuel: tú no te metas.

bruno: ¿qué, el doctorcito

ya se está enojando?

samuel: por supuesto que no.

bruno: ¿ah, no?

lili: ey, dejen de--

todos: ipelea! ipelea! ipelea!

samuel: suéltame, suéltame.

directora: ¿creen que la escuela

es un "ring" de boxeo?

samuel: a ver, señora directora,

bruno fue el que empezó.

bruno: no, no, no, no, a ver,

yo nada más leí un mensaje

que una chica mandó diciendo

que aquí samuelito utilizaba

una casa que renta su mamá

para conquistar mujeres.

samuel: imentira!

eso es una mentira.

directora: sea como sea,

no hay ninguna excusa

para pelear, y mucho menos

como si fueran animales.

bruno: no, no, pero es que

él se me lanzó primero.

samuel: pues, porque tú

me estabas molestando.

bruno: ay, pero fue

por perdedor.

directora: isuficiente!

quiero que se ofrezcan

disculpas.

bruno: no, no, no, prefiero--

directora: discúlpate.

bruno: [suspira]

lo siento, ¿ya?

directora: ¿samuel?

samuel: perdón.

directora: ahora

vete a tu clase.

no, no, no, tú no.

samuel, quiero hablar contigo.

samuel: dígame.

directora: tus calificaciones

han bajado.

[ríe] sin contar las peleas.

por eso quiero que vayas

con la psicóloga,

te va a hacer bien.

tu mamá está de acuerdo.

samuel: a ver, yo no voy a ir

con una psicóloga

porque yo no estoy loco.

directora: [ríe]

pero es que ir al psicólogo

no es de locos, es simplemente

para que tengas un espacio

para poder compartir

lo que sientes.

samuel: no gracias,

así estoy bien.

directora: samuel,

te va a hacer bien.

inténtalo.

no puedo obligarte, pero--

pero sería bueno

que lo hicieras.

samuel: ¿ya me puedo retirar?

directora: piénsalo, por favor.

samuel: gracias.

jana: tú debes de ser samuel.

samuel: ajá.

jana: ¿no quieres entrar?

samuel lira, ¿no?

yo soy jana.

me encanta conocerte.

no eres de muchas palabras,

¿verdad?

hoy tuviste una pelea...

¿quieres contarme?

samuel: [niega]

jana: ¿quieres hablar?

samuel: ¿de qué?

jana: no sé,

de qué está pasando contigo.

samuel: nada.

jana: ¿nada?

samuel: [niega]

jana: samuel,

yo estoy aquí para ayudarte.

yo no te voy a juzgar,

esto no es ningún examen.

lo que tú me digas aquí

yo lo voy a respetar.

samuel: no me pasa nada.

[música]

[música]

lili: ¿y sí estudiaste?

bruno: más o menos,

pero sí sale.

te lo juro que sí sale.

lili: no, tienes que salir bien,

no que "sí sale", o sea--

samuel: hola.

lili: hola, sam, ¿cómo estás?

bruno: ¿qué pasó, perdedor?

oye, me dijeron por ahí

que te mandaron

con la psicóloga, ¿no?

samuel: qué rápido

vuelan los chismes, ¿eh?

oye, ¿nos vamos a clase?

bruno: no te preocupes,

yo la llevo.

tú vete a tratar

con la psicóloga.

lili: ¿pueden dejar de pelear?

bruno: ay, bueno.

oye, a ver cuéntame, samuel,

¿por qué estás tan loco?

es que, psicóloga,

la verdad necesito inventar

que soy doctor

para que alguien me pele

y que me den un beso...

ay, soy un fracaso.

samuel: ¿tú quieres

que te vuelva

a partir el hocico, ¿verdad?

bruno: ¿qué, nada más

sabes responder con golpes?

samuel: no te metas conmigo,

bruno.

lili: a ver, ¿a qué

están jugando ustedes dos?

son un par de niños.

dios...

bruno: ¿ya viste--

ya viste lo que haces?

samuel: pues,

no te metas con ella.

bruno: pues, no es tu novia.

samuel: pues, tuya tampoco.

bruno: mira, eso está por verse.

yo puedo tener

a la chava que quiera.

esas son las grandes ventajas

de ser popular

y aparte de ser guapo.

mientras tanto, pues, tú--

híjole, te tienes que ir

a tratar con la psicóloga.

samuel: pues, mira,

si voy con la psicóloga

no es porque estoy loco.

es porque ella misma

ha pedido de hablar conmigo.

es más, rogó para que así fuera.

bruno: ¿cómo?

samuel: es solo

lo que te voy a decir, bruno,

porque lo que pase

entre jana y yo--

la psicóloga y yo,

es un asunto privado.

muy privado.

jana: samuel, qué sorpresa.

decidiste regresar.

samuel: sí, es que usted

me cayó muy bien.

jana: ay no, nada de usted,

por favor, ¿va?

samuel: va.

jana: [ríe] te recuerdo

que aquí tienes

toda la confianza de hablar

y de expresarte

así como tú eres.

no te sientas presionado

ni nada de eso porque yo

no te voy a juzgar, ¿ok?

samuel: ok.

jana: ¿quieres contarme

cómo te sientes en la escuela?

¿samuel?

samuel: [suspira]

es que es muy difícil

estar en la escuela.

por lo menos en esta.

todo el mundo

está esperando a ver quién cae.

¿y quién es la burla

del momento? yo.

pero yo no quiero ser ese,

yo quiero ser popular.

jana: ¿y por qué

quieres ser popular?

samuel: porque aquí solo importa

cuántos seguidores tienes,

si eres el rey, si tienes novia.

esto es peor que la selva.

jana: ¿por qué lo dices?

samuel: porque no importa

si pasaste el examen

de matemáticas,

sino cuántos "likes" tuviste.

pero bueno,

a eso tú no lo entiendes.

jana: samuel, a tu edad

todos pensamos que ser popular

es lo más importante.

y pensamos

que tenemos que destacar

y hacerle creer a los demás

que somos especiales.

pero ¿te digo algo?

al único al que le debe

de importar eso, es a ti.

samuel: ¿quién se va

a creer eso?

jana: es verdad,

estar en la escuela no es fácil.

la presión social

es muy fuerte, lo sé,

y hay algunos chavos

que son crueles.

samuel: muy crueles.

jana: cómo me hubiera encantado

que cuando yo tenía tu edad,

alguien me hubiera dicho

que todo iba a estar bien.

que todo pasa

y que esas personas crueles

solo tienen miedo...

como todos.

samuel, no tengas miedo

porque al único

al que le debe de importar

lo que tú hagas o seas,

es a ti mismo.

lili: entonces, ¿sí?

bruno: sí, sí, sí claro.

sí va a quedar, todo bien.

lili: ok, perfecto.

oye, no lo vayas a molestar,

por favor, ¿eh?

bruno: no, no, espera.

es en buen plan, te lo juro.

¿qué pasó? ¿cómo estás?

oye, estoy organizando

una fiesta el viernes.

samuel: déjame en paz, bruno.

bruno: oye, a ver, espérate,

yo vengo en buena onda.

ve cómo te portas, papá.

samuel: bueno,

¿y qué onda esa fiesta?

bruno: mira,

va a ser en mi casa.

todos van a venir.

lili viene conmigo y pues,

tú puedes llevar a tu novia, o--

pe--perdón,

no tienes novia, ¿verdad?

discúlpame, te lo juro--

discúlpame,

no quería hacerte sentir mal.

samuel: eres un idiota.

bruno: ¿yo?

samuel: mira,

y para tu información,

sí tengo chava.

bruno: ah, a poco.

oye, pero si es imaginaria

no vale, ¿eh?

samuel: no tienes ni idea.

y mira, además no es una chava,

es una mujer.

una mujer que no se fijaría

en un pobre "loser" como tú.

bruno: [ríe] a ver, bueno,

¿y quién es, entonces?

samuel: es un secreto.

bruno: ay, bueno,

pues claro que es un secreto,

porque no existe.

samuel: [ríe]

cree lo que quieras, ¿eh?

jana: isamuel!

samuel: hola.

solo vengo a decirte

que me hizo muy bien

hablar contigo.

jana: ¿de veras?

samuel: sí.

¿te puedo dar un abrazo?

jana: claro.

lili: es que no lo puedo creer.

a ver, ¿samuel con la psicóloga?

bruno: así es.

o sea, yo lo vi, así--

todo con mis ojos.

perfecto, se abrazaron

y se tocaron todo.

lili: bruno, ¿estás seguro?

bruno: o sea,

no se alcanzaba a ver muy bien,

pero me lo dijo entre líneas.

que estaba saliendo

con la psicóloga.

lili: no,

es que no lo puedo creer.

bruno: no, es que imagínate,

yo tampoco lo puedo creer.

¿un perdedor como él?

no, pues, ¿quién lo iba a decir?

lili: a ver, pero pudo

haber sido un abrazo cualquiera.

a ver, es un alumno

con la psicóloga de la escuela.

es algo muy grave, muy fuerte.

bruno: yo lo sé.

yo sé que es muy grave,

pero ¿has visto a esa psicóloga?

híjole...

lili: eres un idiota.

bruno: ¿qué--qué dije?

iey, lily!

[música]

[música]

marieta: aquí tienes.

jana: gracias.

marieta: de nada.

¿vas a querer algo más?

jana: no, así está bien.

gracias.

marieta: perfecto y con permiso.

roberto: hola, mi amor.

[ríe]

ya, jana,

no estemos peleados, ¿sí?

dame una segunda oportunidad.

jana: roberto, lo mejor

es que dejemos las cosas así.

por favor.

necesito un tiempo para pensar.

roberto: no tienes nada

que pensar, ¿eh?

somos el uno para el otro.

jana: no, es que no puedo

estar con alguien que es capaz

de levantarme la mano.

roberto: a ver,

ya te pedí perdón mil veces,

¿sí? no seas dramática.

jana: es que no quiero

un perdón, quiero un adiós.

roberto: pues,

nunca lo vas a tener.

tomás: ¿eh?

roberto: lo siento.

tomás: aparte del grito,

¿todo bien?

roberto: sí, todo está bien,

señor, muchas gracias.

tomás: eso espero.

roberto: sí, señor.

camilo: ¿qué andas saliendo

con la psicóloga de la escuela?

samuel: ¿qué?

camilo: eso están

diciendo todos.

samuel: ¿dónde lo escuchaste,

o qué?

camilo: bruno lo está diciendo.

samuel: [ríe]

camilo: ¿de qué te ríes?

es la psicóloga.

samuel: ¿ya la viste?

ven a verla, ven.

mira.

camilo: a ver.

samuel: está guapísima.

camilo: bueno, ¿y qué importa

que esté guapísima?

te vas a meter en un problema.

ella es una señora

y trabaja en la escuela.

¿en serio

estás saliendo con ella?

samuel: sí, somos amantes.

¿y?

roberto: lo siento.

yo sé que he actuado mal

y que soy muy celoso, pero--

pero mírate.

¿quién no estaría celoso

de una mujer como tú?

jana: quiero una relación sana,

roberto.

roberto: a ver, yo también.

pero no puedo evitar sentir

que te estoy perdiendo.

jana: porque sí

me estás perdiendo.

roberto: no digas eso, ¿sí?

jana: mira, roberto,

yo te quiero

y me preocupo por ti.

eres mi amigo.

eras mi novio.

pero tengo mucho miedo de ti

cuando te enojas,

y yo no le quiero tener miedo

a la persona que amo.

roberto: mira, te prometo

que voy a cambiar.

en verdad te lo prometo, ¿sí?

jana: no, no sé.

roberto: mira, mi amor,

dame una segunda oportunidad,

¿sí? por favor.

jana: es que no sería

la segunda oportunidad,

sería la milésima oportunidad.

roberto: bueno,

dame una última oportunidad.

por favor, mi amor, ¿sí?

>> sí, eso dicen.

lili: a ver, ¿ya pueden

dejar de decir ese chisme?

no creo que ande

con la psicóloga.

samuel: hola, niñas.

todas: hola, sam.

samuel: hola, lili.

lili: hola.

samuel: nos vemos más tarde.

lili: oye, sam, ¿podemos comer?

samuel: uy, no sé si pueda, ¿eh?

tengo una cita más tarde.

lili: ¿con la psicóloga, o qué?

samuel: [ríe]

jana: y cuando quieras,

mis puertas están abiertas

para ti, ¿ok?

>> gracias.

jana: isamuel!

samuel: ¿se puede?

jana: claro, pasa.

¿en qué te puedo ayudar?

¿pasa algo?

samuel: no, para nada.

desde que vengo aquí

todo está perfectamente bien.

jana: ¿has podido concentrarte

un poco más en clases?

samuel: ajá.

jana: me da mucho gusto.

sabes que es superimportante--

samuel: pero me preguntaba

si tú y yo

en nuestra siguiente cita--

o sea, ¿qué--

qué te estaba diciendo?

jana: ¿estás nervioso?

samuel: sí, un poco.

es que me preguntaba si tú y yo

en--

si te puedo invitar un café,

o vamos al cine.

mira, hay una película

de terror, ¿te gustan?

a mí me encanta.

hay una película

de fantasmas, ahí...

y bueno,

obviamente hay fantasmas

y es en un bosque

y todas esas cosas.

jana: samuel, espera, mira,

la verdad es que--

samuel: mira,

esta la hice yo.

es para ti.

jana: samuel, escúchame.

yo soy tu psicóloga.

te agradezco muchísimo

la invitación

y creo que eres

todo un caballero,

pero nuestras citas

solo tienen que ser

como psicóloga y alumno.

y tienen que ser

aquí en mi consultorio, ¿va?

y perdón

pero no te la puedo aceptar.

isamuel!

lili: ¿estás bien?

¿estás seguro?

no parece.

samuel: me acuerdo cuando--

cuando éramos chiquitos

y jugábamos.

lili: [ríe]

y a ti no te gustaba jugar

porque no te gustaba

jugar con niñas.

[ríe]

samuel: pues sí,

pero mentía por jugar

y por convivir.

lili: qué bueno que lo hacías.

a mí me gustaba jugar contigo.

samuel: a mí también.

bruno: ¿qué onda, lili?

¿nos vamos?

lili: sí.

vamos a ir a tomar algo,

¿quieres venir?

bruno: ¿por qué

lo estás invitando?

lili: porque es mi amigo.

samuel: no, vayan ustedes.

yo estoy esperando a alguien.

bruno: ¿ah, sí?

samuel: sí.

suerte, que les vaya bien.

lili: pues, como quieras.

ya vámonos.

bruno: mira, vas a ver

que va a esperar a la psicóloga.

lili: ay, ¿ya puedes dejar

de decir eso?

bruno: no, no, no, mira,

vamos a escondernos.

vas a ver que tengo razón.

ven.

lili: ay, bueno.

samuel: ¿te ayudo?

jana: gracias, samuel.

te estuve buscando para hablar

pero te fuiste muy rápido.

me quedé muy preocupada.

samuel: es que tenía clase.

jana: ¿estás bien?

no quiero que lo que pasó

cambie nuestra relación.

mira, es que a veces las cosas

se malinterpretan y--

samuel: bueno, pero podemos

seguir siendo amigos, ¿verdad?

jana: claro.

y quiero que sigas

confiando en mí

como tu psicóloga.

samuel: muchas gracias.

[música]

[música]

jana: gracias, roberto, pero--

roberto: ¿me las estás

rechazando?

¿o sea, no me vas a dar

otra oportunidad?

jana: ro, es que todavía

estoy confundida.

roberto: hay alguien más,

¿verdad?

jana: no, claro que no.

roberto: bueno, si no es eso,

¿entonces qué es?

jana: ya te lo dije.

estoy cansada de tus celos

y ya no quiero seguir--

roberto: es alguien más,

¿verdad? ¿quién es?

jana: ¿me estás escuchando

lo que te estoy diciendo?

te digo que es por tus celos

y me respondes con celos.

roberto: yo no soy celoso.

lo que pasa es que tú

eres una mentirosa.

jana: no, yo no te estoy

diciendo ninguna mentira.

aquí la única mentira es tuya

cuando dices que vas a cambiar

pero yo sé que no es verdad,

roberto.

y como dice el dicho:

"para mentir y comer pescado,

hay que tener mucho cuidado".

roberto: mira, si existe

alguien más, te juro

que soy capaz de--

jana: ¿de qué?

¿de qué?

roberto: tú ya sabes qué.

yo te amo y por amor

hago lo que sea.

jana: pues yo no quiero

ese tipo de amor, roberto.

no lo quiero.

roberto: mira, ven acá.

ven acá.

jana: iroberto!

roberto: ven acá.

marieta: oiga, señor,

suéltela por favor.

roberto: mira, tú no te metas.

tomás: por favor,

se calma o le pido

que se retire.

pato: aquí no se lastima

a nadie, señor,

mucho menos a una mujer, ¿eh?

roberto: jana, por favor...

marieta: ¿estás bien?

jana: sí, sí, sí, sí.

marieta: siéntate.

¿quieres que le hable

a la policía?

tomás: ve por un vaso con agua.

jana: no, está bien, gracias.

está bien.

samuel: jana, jana, jana,

¿estás bien?

jana: ¿samuel?

¿qué haces aquí?

¿me estás siguiendo?

samuel: no, no, para nada.

este... vine a tomar algo

nada más.

jana: perdón, es que estoy

un poco alterada.

gracias.

samuel: oye, ¿todo bien?

¿quién era ese tipo, eh?

jana: ¿lo viste?

pero dices que acabas

de llegar, ¿no?

samuel: sí, pero, eh...

lo vi salir, eso es todo.

jana: perdóname, samuel,

pero me tengo que ir.

samuel: no, espérate, espérate.

déjame invitarte algo de tomar,

por favor.

jana: hablamos mañana

en la escuela, ¿ok?

camilo: sam, mira.

samuel: ¿qué?

camilo: todos están

hablando de ti.

tengo 30 mensajes

y todos me preguntan lo mismo.

samuel: ¿neta?

camilo: sí, por tu supuesta

relación con ella, la psicóloga.

samuel: pues la supuesta.

camilo: samuel, te vas a meter

en un problema por andar

con ella.

samuel: pero vela, mira.

¿o que no está buenísima?

camilo: sam, te van a expulsar.

samuel: a ver, ¿y por qué?

mira, ahorita soy la sensación

del momento, ¿mm?

todo el mundo está

hablando de mí aparte.

y bruno, se ha de estar dando

de topes en la cabeza.

camilo: ¿qué? no entiendo.

¿estás con ella solo

para que hablen de ti?

samuel: pues digamos

que es para que les quede claro

que yo puedo tener la chava

que yo quiera.

camilo: de veras,

estás jugando con fuego

y te vas a quemar.

además es una mentira.

samuel: no es una mentira.

¿entendiste?

camilo: ¿cómo no va a ser

una mentira?

>> ¿qué está pasando?

¿están peleando otra vez?

camilo: no, ma.

samuel: todo está bien.

todo está bien.

¿cómo te fue?

>> bien.

directora: aquí el señor

prefecto y yo estamos

muy preocupados por un rumor.

samuel: ¿qué rumor?

directora: un rumor que dice

que tú y la psicóloga

de la preparatoria

tienen una relación--

ay, amorosa.

samuel: ¿que yo--?

directora: samuel,

es un asunto complicado.

necesito que me digas la verdad.

samuel: bueno, pero son--

son cosas mías.

son muy privadas, ¿no?

directora: la señorita

jana garcía es una empleada

de esta institución.

es una situación muy grave.

samuel: pero usted no tiene

porqué meterse.

directora: eres menor de edad.

samuel: sí, pero, usted

no tiene porqué meterse,

se lo vuelvo a repetir,

señora directora.

la verdad si yo quiero estar

con jana, con una marciana,

con una reina,

ese es mi problema.

directora: no, no, no, no.

creo que no has entendido

la gravedad de la situación.

eres un alumno,

ella es una empleada

y tú eres menor de edad.

samuel: sí, pero nos queremos.

nos queremos y si fuera por mí

ahorita en este momento

lo grito por toda la escuela.

directora: [suspira]

entonces es verdad

que tienes una relación

con la psicóloga de la escuela.

samuel: es verdad.

directora: ¿cómo empezó?

samuel: mire, no quiero hablar

de los detalles ahora,

por favor.

directora: samuel--

samuel: no quiero hablar

de los detalles,

señora directora.

¿me puedo retirar, por favor?

directora: retírate.

samuel: gracias.

directora: dios.

[música]

[música]

jana: ¿por qué me pregunta eso?

directora: ¿qué es el alumno

samuel lira para ti?

jana: ¿samuel lira?

es solo uno de los que viene

a terapia conmigo.

usted me lo mandó.

¿por qué me pregunta eso,

señora directora?

directora: quería hablar contigo

antes de--de convocar

a una junta extraordinaria.

es que necesito toda la verdad.

jana: ¿pero por qué me está

preguntando eso?

claro que no tengo nada que ver

con samuel.

¿por qué cree eso?

directora: es que todo empezó

como un rumor y--y--

jana: ¿un rumor?

¿que yo tengo algo que ver

con un alumno de la prepa?

ay, por favor, ¿pero quién

cree algo así?

directora: jana, cálmate.

jana: no, ¿cómo me voy a calmar?

me están acusando de algo

que no hice.

es una mentira,

señora directora.

¿quién dijo eso?

samuel: y yo al principio

no entendía bien qué onda,

pero ella me dijo que era

el más guapo de la prepa.

bruno: ay, sí, cómo no.

samuel: te lo juro.

yo me quedé con cara de

¿qué onda con esa señora?

¿me está tirando el can

la psicóloga?

bruno: a ver, a ver,

¿pero luego qué pasó?

samuel: pues nada,

le dije que estaba guapísima.

¿no? y pues se fue desabotonando

botón por botón--

bruno: no...

samuel: en serio.

te lo juro, te lo juro.

bruno: a ver, síguele, síguele.

samuel: y pues, cerramos

las cortinas y pasó lo que tenía

que pasar y en horario

de clase, ¿eh?

bruno: oye, a ver, pero espérate

cuenta los detalles.

desmenuzadito todo.

samuel: no, no, no, no, no.

mi mamá dice que un caballero

no tiene memoria, ¿eh?

acuérdense de eso.

bruno: ya, ándale.

ya, ya, cuéntanos.

no te hagas de rogar.

samuel: no, no, no.

no, no, tranquilos, tranquilos.

camilo: sam, ¿podemos hablar?

bruno: oye, espérate.

nos está contando.

camilo: ¿qué estás haciendo?

samuel: los estoy mofando,

¿por qué?

aguántenme tantito, ¿eh?

camilo: ya te llamaron

de la dirección.

toda la escuela lo sabe.

estás metido en problemas,

¿y todavía le sigues?

samuel: guey, ¿esto te parece

estar metido en problemas?

mira cómo las tengo.

mira como tengo a las chavas

babeando por mí, ¿eh?

camilo: ¿no entiendes?

vas a meter a la psicóloga

en problemas.

la estás ventaneando

por toda la escuela.

samuel: ay, pero--

camilo: samuel, soy tu hermano.

¿ok? conmigo no tienes

que inventar nada.

todo lo que pasó con ella...

¿es neta?

¿ustedes dos tuvieron algo?

jana: ies una gran mentira!

directora: tranquila, jana.

jana: no, ¿es que cómo cree eso?

yo jamás andaría con un alumno

de la prepa, por favor.

¿quién cree algo así?

directora: sí, sí, sí.

si lo mismo pensé yo, pero--

ay, es que es el alumno parece

tan seguro de lo que dice.

jana: ¿qué?

no--no puedo creerlo.

directora: tienes que decir

la verdad.

jana: pero es que claro

que estoy diciendo la verdad.

yo nunca he tenido nada que ver

con samuel.

ningún beso, ninguna mirada.

nada.

directora: samuel.

samuel: señora directora,

ya dije todo lo que tenía

que decir.

directora: sí, lo sé.

samuel: mire, no quiero

hablar más del tema.

además tengo clase.

directora: samuel,

este es un asunto muy delicado.

samuel: pero...

directora: ¿pero qué?

necesito que me digan la verdad.

samuel: es que mire--

jana: isamuel!

di la verdad.

idile a la directora la verdad!

dile que esto era una broma.

tú y yo nunca hemos tenido

una relación más allá

de lo profesional.

dile.

directora: vamos a la oficina--

jana: no, a samuel

solo le va a costar

un segundo decir que todo

es una mentira.

samuel.

samuel: no puedo creer

que me tengas que negar,

pero te entiendo, jana.

si no quieres luchar

por nuestro amor, lo entiendo.

jana: ¿qué?

idi la verdad, samuel!

idi la verdad!

directora: jana, por favor,

cálmate, cálmate.

samuel: esa es la única verdad.

jana: no, es que no lo puedo

creer--

directora: vamos a la oficina.

están haciendo mucho escándalo.

vamos, vamos.

jana: itú y yo nunca

hemos tenido nada, samuel!

idi la verdad!

samuel: ila única verdad

es que tú me sedujiste!

directora: ia la oficina ahora!

samuel: ijana!

directora: llamen

a la enfermera, por favor.

ipronto, por favor!

samuel: jana, por favor.

[música]

[música]

directora: ¿estás bien?

jana: estoy bien, gracias.

señora, le juro que yo nunca

tuve ninguna relación

con samuel--

directora: descansa, por favor.

jana: no, es que tengo

que aclarar las cosas.

samuel tiene

que decir la verdad.

directora: jana, espera.

las cosas se complicaron mucho.

jana: ¿qué?

directora: es que el chisme

se fue volando.

tu foto con samuel

está en todas las redes

y ya sabes cómo es ahora y--

que los padres de los alumnos

no paran de llamar.

jana: pero--

directora: la junta--la junta

está en sesión en este momento.

es que todo se salió de control.

jana: es que yo no hice nada.

le juro que jamás

estuve con samuel.

nunca lo haría.

directora: jana, a mí

no me tienes que convencer

de nada.

las autoridades tienen

la última palabra.

jana: ¿qué?

directora: estuviste

con un menor de edad.

jana: es que claro

que no estuve con ningún

menor de edad.

tienen que creerme.

directora: jana, jana,

las cosas no van a ser

tan fáciles.

tienes que estar preparada

para lo que viene.

jana: ya estoy preparada.

solo tengo que decir la verdad

y ellos me tienen que creer.

samuel: mami.

>> ay, mi hijo.

¿qué está pasando?

samuel: nada, mamá.

no está pasando nada.

>> pero si dicen

que estás en una relación

con una empleada de la escuela.

mi hijo, tu perfil

está invadido de mensajes.

samuel: mamá, ¿pero a ellos

qué les importa?

>> ¿cómo que qué les importa?

por favor, reacciona.

samuel: mamá--

>> mi hijo, por el amor de dios,

quiero saber si es verdad.

mira, si esa mujer fue capaz--

no se le va a acabar, ¿eh?

samuel: pero, mamá--

>> mi amor, quizás ahora

no lo ves, pero ella

cometió un delito

al meterse contigo.

samuel: mamá, es que el amor

no es un delito.

>> samuel, por favor,

dime la verdad.

¿estuviste con esa mujer?

¿no estarás mintiendo,

verdad?

recuerda el dicho:

"para mentir y comer pescado,

hay que tener mucho cuidado".

marieta: hola, buenas tardes.

¿qué le voy a servir?

roberto: disculpa.

¿no han visto a una mujer

que siempre viene a tomar café

aquí?

marieta: sí,

a la que maltrataste, ¿no?

roberto: es mi novia.

marieta: bueno, pero la tratas

como si te cayera muy mal.

roberto: estamos pasando

por una mala racha.

eso es todo.

tomás: bueno, deberías

tratarla mejor si quieres

que siga siendo tu novia.

roberto: a ver, no quiero

ser grosero, ¿sí?

solamente pregunté

si sabían de ella.

tráeme un americano, ¿sí?

por favor.

marieta: con permiso.

[alerta de mensaje]

roberto: [protesta]

[vajilla]

camilo: ¿qué onda?

¿cómo estás?

samuel: bien.

camilo: ¿qué les dijeron

en la escuela?

>> pues, mañana tu hermanito

tiene que declarar.

esa mujer va a pagar

todo lo que le hizo a mi hijo.

samuel: a ver, mamá, ella

no me hizo nada, ¿entendiste?

>> oyeme, samuel...

samuel, te estoy ha--

de veras, es que,

¿qué voy a hacer con este niño?

camilo: oye...

¿tú crees que sea verdad?

>> ¿sabes? ya no sé.

se ve tan seguro.

pero sí tengo miedo

de que sea una mentira

y que se le haya salido

de las manos.

samuel: ma.

¿van a correr a jana

de la escuela?

>> pues, claro.

samuel: ¿por mi culpa?

>> no, es culpa de ella

por meterse contigo.

samuel: pero ella no abusó

de mí, mamá, fue amor.

>> ay, mi vida.

de verdad que no entiendes nada.

recuerda que es un delito.

ella va a pagar como se debe.

samuel: ¿y cómo?

>> obviamente, con la cárcel.

camilo: buenas,

¿qué se le ofrece?

roberto: ¿eres tú?

camilo: ¿quién?

roberto: ¿que si eres tú?

camilo: no sé de qué

me está hablando.

roberto: ¿eres tú

el que se está acostando

con mi novia?

camilo: ¿tú eres

el novio de jana?

roberto: entonces sí eres tú,

¿verdad?

camilo: no--

roberto: icállate!

nadie se mete con mi novia.

y mucho menos un escuincle.

camilo: por favor--

roberto: [dispara]

>> ay, dios mío.

samuel: un disparo, mamá.

>> no, no, no, no.

¿qué pasó? ¿qué pasó?

camilo--camilo, ino!

hijo, dios mío,

por el amor de dios.

¿qué es esto? ¿qué pasó?

[solloza] ¿qué pasó, camilo?

por favor, ayúdenme.

iauxilio! iauxilio!

samuel, ¿adónde--?

mi hijito, ¿qué te pasó?

samuel: ¿dónde estás, maldito?

¿dónde estás, desgraciado?

roberto: jana, por favor.

samuel: es él.

[jadea]

[celular]

jana: ¿bueno?

samuel: jana, soy yo, samuel.

jana: ¿cómo conseguiste

mi número?

samuel: mira, eso ahorita

no importa.

jana: mira, no quiero, ni puedo

hablar con un mentiroso como tú.

samuel, tienes que retractarte.

samuel: sí lo voy a hacer.

pero tienes que esconderte,

por favor.

jana: ¿por qué?

samuel: ¿dónde estás?

jana: ¿qué te importa?

samuel: itu novio le disparó

a mi hermano!

ino sé qué habrá pasado!

seguramente me confundió con él.

jana: ¿qué?

roberto: ijana!

jana: iauxilio! iauxilio!

samuel: jana, ¿qué está pasando?

aguanta, voy a llamar

a la policía, por favor.

seguramente va para allá.

aguanta por favor, jana.

roberto: [ríe]

te dije

que no me engañaras.

policía: ialto ahí!

iarriba las manos!

roberto: tranquilo, poli.

tranquilo.

es del mercado.

es de plástico, oiga.

tranquilo, tranquilo,

tranquilo, tranquilo.

ahí.

ahí, ya, ya, ya.

ya.

ya.

samuel: una mentira

me llevó a otra y no pude

salir de ahí.

dicen que para mentir

y comer pescado hay que tener

mucho cuidado.

y a mí no me importó

ni mi familia, ni jana...

solamente me importó

mi popularidad y lo que dijeran

de mí y mi imagen.

¿y qué gané?

mi hermano en el hospital.

directora: gracias a dios

tu hermano está bien.

samuel: ¿pero qué va a pasar

conmigo?

directora: por lo pronto,

estás expulsado de la escuela,

samuel.

lo demás, lo decidirá

la justicia.

samuel: ¿me van a meter

a la cárcel?

directora: eso dependerá

de las autoridades.

estás cerca de la mayoría

de edad pero eres primo

delincuente y no sé

qué vayan a decidir.

fue una mentira

con graves consecuencias

para jana y más para ti.

mi hijo,

las tienes que asumir.

jana: no, bueno,

yo solo quiero olvidarme

de todo lo que pasó.

es que nunca me imaginé

que iba a estar metida

en una mentira así.

pato: no y luego el chavo este

pensaba que podía mentir

y que no iba a pasar nada, ¿no?

marieta: sí, pero es que

hasta para mentir hay que tener

mucho cuidado.

tomás: bueno, lo importante

es que reconoció

que era una mentira

y tu imagen quedó limpia.

como debe ser.

jana: sí, bueno pero--

siento lástima por roberto

que ahora está en la cárcel.

pero bueno, esas son

las consecuencias, ¿no?

la peor mentira es la que ataca,

la que daña a los demás

tomás: la mejor cura

para el alma es la verdad.

pato: don tomás tiene

mucha razón de que la cura

es la verdad, pero--

pues también un pastelito

de chocolate.

jana: ay, sí.

pato: ¿le sirvo?

jana: sí, por favor.

pato: don tomás, vaya nomás.

tomás: ¿yo?

pato: no, no, es cierto.

no, no, voy yo.

voy yo.

jana: [ríe]

Cargando Playlist...