null: nullpx
Cargando Video...

Como Dice el Dicho - 'Con dinero baila el perro'

30 Jul 2020 – 12:00 AM EDT

¡Nuevo!

Presiona aquí para reaccionar

Reacciona
Comparte

locutor: televisa presenta...

beto: ♪ ya los pajarillos cantan

la luna ya se metió ♪

ya sóplale, porque se va

a apagar esto.

eulalia: ay, hijito, estoy

tan emocionada.

es la primera vez que me sacas

a festejar mi cumpleaños.

cómo has crecido, ya eres todo

un hombre hecho y derecho.

beto: ya, ma, que nos van a oír.

eulalia: ¿y qué tiene?

no hay nada más hermoso

que un hijo y una madre unidos

como nosotros.

te quiero tanto, mi amor.

este es el mejor cumpleaños

de mi vida.

beto: bueno, ya, sóplale

para que nos vayamos.

[aplaude]

eulalia: hay que pedir un café,

¿tú no quieres algo de comer?

beto: no, madre, no traje

dinero, solamente traigo

para el pastel.

eulalia: ay, no te preocupes,

mi hijo, yo pago.

beto: no, ¿cómo crees?

tomás: claro que no.

[ríe]

escuché, y menos siendo

la festejada.

eulalia: gracias, don tomás.

tomás: tenemos el café del día,

¿saben qué?

es donación de otros clientes.

beto: ¿en serio, don tomás?

ah, pues, eso está superbién, yo

quiero uno.

eulalia: y más en estos tiempos

que ya nadie regala nada.

tomás: siempre hay un poquito

que puede ayudar a mucho.

la generosidad no tiene que ver

nada con pesos y centavos.

eulalia: pues, ¿quién sabe, don

tomás? ya ve que como dice

el dicho: con dinero baila

el perro.

parece que todo lo hacemos

por interés y por dinero.

¿lo partimos?

beto: sí, ma.

juana: ¿qué onda? pues, raro

el café del día, ¿no?

pato: oigan, no es por nada,

pero ustedes siempre que vienen

piden café del día.

marcos: pues, es gratis, ¿no?

pato: sí, pero las personas que

necesitan el café

del día gratis.

juana: óyeme, óyeme, ¿y qué?

¿tú crees que a nosotros

nos sobra el dinero o qué?

marcos: acá la carnala tiene

razón.

¿a poco tenemos pinta de banda

rica o algo así?

juana: ah, ¿ya viste cómo

con dinero baila el perro?

vámonos, no le voy a rogar

por un mugre café.

tomás: ey, ey, tranquilos.

hay café para todos.

pato, sírveles y a mí dos tazas

más para la mesa cinco,

por favor.

pato: sí, don tomás.

eulalia: cuídate mucho, mi hijo,

y que te vaya muy bien

en la escuela, ¿eh?

beto: gracias, ma.

eulalia: ¿ya decidiste qué

vas a estudiar?

beto: pues, todavía no sé, ma,

pero acuérdate que no hay dinero

para pagar una carrera.

yo creo que mejor me voy a poner

a trabajar.

eulalia: no, no, mi hijo.

ya sabes que yo siempre te he

sacado adelante y te voy a dar

una carrera.

ya veré cómo me las arreglo.

oye, te voy a dar este dinerito

para tus pasajes, porque ya

gastaste mucho en la cafetería,

¿eh?

y córrele que se te va a hacer

tarde, ándale.

beto: sí, sí.

marcos: la cartera y el celular,

carnalito.

eulalia: ¡óyeme!

beto: ma, no te acerques.

eulalia: no te metas

con mi hijo.

beto: pero ¿por qué

te acercaste así, ma?

te puedo haber hecho algo ese

tipo.

eulalia: ¿no te das cuenta

que tú eres lo más importante

que tengo?

daría la vida por ti sin

pensarlo, el corazón me dijo

que algo no andaba bien,

por eso regresé.

beto: ah, pero yo tampoco podría

vivir si algo te pasa.

juana: ¿qué ondas? ¿qué sacaste?

marcos: nada.

lo intenté con un morro que

estaba ahí, pero ya ni se pudo.

juana: a mí se me hace

que se te escapó.

últimamente todo te sale mal.

¿sabes qué? en lugar de la perra

te vamos a decir la gallina.

marcos: mira, juana, que no se

te olvide que yo soy el que hace

todas las cosas que tú

no quieres hacer, ¿eh?

juana: vienes hasta atrás,

¿verdad?

mira, te voy a decir algo,

las cosas están difíciles.

así que si no quieres que

te falte tu vicio, vamos a tener

que pensar qué hacer.

marcos: ¿qué vicio, eh?

¿qué vicio? ¿de qué hablas?

eulalia: ya la hicimos.

beto: ¿qué pasó, ma?

eulalia: vas a estudiar

la carrera que quieras.

beto: ¿y eso por qué?

¿te sacaste la lotería o qué?

eulalia: pero cuando naciste tú.

beto: ya, en serio, ma,

¿qué pasó?

eulalia: saluda a la nueva

chofer de taxi.

voy a empezar a trabajar

unas horas por la noche para

que de día te cuide como siempre

y pueda seguir con mis ventas

por catálogo.

beto: oye, pero eso es muy buena

noticia, ma.

entonces, ¿puedo estudiar

lo que yo quiera?

eulalia: sí, mi amor.

claro que sí, mi hijo.

¿ya decidiste qué carrera

quieres?

beto: bueno, pues, mi "coach"

de clavados dice que tengo

posibilidades de llegar muy

lejos.

quiero ser clavadista

profesional.

no te lo quería decir para no

presionarte por el dinero.

eulalia: pues, así va a ser,

mi amor.

sé la ilusión que te da ir

a la alberca y todo eso.

así que cuentas con mi apoyo,

campeón.

beto: gracias, ma.

te prometo que voy a ganar

todas las medallas, ¿eh?

bueno, mañana mismo empiezo

con el trámite para inscribirme

en el campeonato nacional, ¿va?

eulalia: sí.

beto: gracias, ma.

marcos: bueno, ¿y qué?

¿qué vas a hacer?

juana: vamos a hacer.

lo primero es encontrar

un taxista que te pase

a las chavas estas que salen

del antro borrachas.

en lugar de llevarlas

a sus casas.

marcos: ¿y luego qué?

juana: ya después las colocamos

con los clientes que, la neta,

nos van a pagar retebien.

ya, la neta, lo que hagan

con ellas a mí me viene valiendo

un cacahuate.

[sirena]

[ríe]

malditas ricachonas.

disfruten su noche que van a ser

el comienzo de un muy buen

negocio.

eulalia: servidos.

que tengan buena mano y me den

mucha suerte, porque

son mi primer viaje.

ah, y con cuidado, ¿eh?

diviértanse, pero no abusen

del alcohol.

yo también soy mamá y fui chava

como ustedes.

si gustan me llaman y las llevo

de regreso.

>> sí, gracias.

eulalia: adiós.

juana: órale.

eulalia: cuidadito, ¿eh?

marcos: no manches, esa doña

me vio hace rato, me va

a reconocer,

¿y para qué queremos broncas?

juana: no, de veras ya

me estás hartando, ya me estás

hartando.

dámelo, dame el dinero, ándale.

¿qué pasó, doña? ¿usted es

la que nos va a pasar

a las niñas o qué?

eulalia: ¿de qué hablas?

¿cuáles chavas?

juana: ay, de las que salen

borrachas, para colocarlas

con los clientes.

eulalia: por supuesto que no,

me estás confundiendo.

y además, te voy a acusar

con la policía.

juana: ¿está segura?

¿va a dejar ir este negocio

millonario por solo una noche?

eulalia: soy pobre, pero

honrada y nadie me va

a convencer de hacerle daño

a unas inocentes.

juana: ay, por favor, inocentes,

si estas muchachas lo que vienen

buscando es un macho.

nosotros nomás les damos

el empujoncito.

eulalia: claro que no, al menos

yo no pienso así.

tú y yo no tenemos nada de qué

hablar.

y en serio, te voy a acusar

con la policía.

juana: no, no, a ver, a ver, si

no le quiere entrar al

"business", no le entre, pero no

se meta donde no la llaman.

eulalia: ¿o qué?

juana: o la encuentro, así esté

del otro lado del mundo,

para matarla. ¿cómo ve?

eulalia: ay, sí, mira,

no te tengo miedo.

juana: está advertida,

está advertida.

[murmura]

eulalia: tengo que avisar

a la policía.

>> perdón, señora, perdón.

beto: ¿qué crees, ma?

eulalia: ¿qué, mi hijo?

beto: gané mi pase

a la selección local, voy a ser

el que va a representar

a todos en la alberca.

eulalia: qué bueno, mi amor,

felicidades.

un fuerte abrazo.

beto: solo que hay que--

pues, hay que comprar

un uniforme nuevo y pagar

el boleto de avión a guadalajara

porque ahí es el campeonato.

eulalia: ¿y eso no te lo pagan?

beto: no.

pero, pues, es que como tú

me dijiste--

eulalia: sí, beto, era solo

una duda, ¿y cuándo es?

beto: aquí, mira, aquí viene.

oye, ¿y cómo te fue

en tu primer noche de taxista?

ya no me dijiste nada ni supe

a qué hora llegaste.

eulalia: me chocaron el auto

después de mi primer viaje.

beto: ¿qué?

pero ¿estás bien? ¿te pasó algo?

¿qué pasó?

eulalia: no, no me pasó nada,

estaba estacionado y me pegaron

atrás.

gracias a dios estoy bien

y no llevaba pasaje.

pero la aplicación de taxis no

me deja trabajar hasta

que el coche esté reparado.

así que va a estar guardado

en el taller mientras llega

el nuevo convertidor catalítico

de este modelo.

beto: entonces, eso significa

que no tienes dinero.

eulalia: no, pero te prometo que

vas a ir a tu campeonato.

beto: no, ma, pero ¿de dónde

vas a sacar esa lana?

eulalia: voy a cobrar

algo que me deben.

te hice una promesa y voy

a cumplirla.

a ustedes los quería encontrar.

par de desgraciados, tenían que

ser cómplices.

juana: ¿qué pasó, doña?

¿ya está de terca de querernos

acusar con la policía o le va

a entrar al "business"?

eulalia: ni una cosa ni la otra.

necesito dinero, pero te aviso

que no voy a hacer lo que tú

querías.

juana: [ríe]

¿entonces?

eulalia: pues, mira, hazme

un préstamo, si quieres

velo como chantaje, pero estoy

desesperada.

no puedo fallar a una promesa

que le hice a mi hijo.

juana: no, doñita, no, yo no soy

banco ni hago préstamos.

vámonos.

eulalia: oye, por favor,

ayúdenme.

he luchado sola por mi hijo, él

sí va a triunfar en la vida.

juana: pues, como que se ponga

a trabajar, ¿no, doña?

eulalia: ¿así como ustedes?

par de delincuentes, buenos

para nada.

juana: a ver, a ver, con eso sí

no se meta, ¿no?

cada quien se rasca

con sus propias uñas.

marcos: a ver, ya, doña.

¿cuánto es lo que necesita

o qué?

eulalia: menos de lo que debería

cobrarles por no denunciarlos.

juana: lo tenemos que pensar,

¿cómo ve?

eulalia: ¿qué haces aquí?

¿cómo supiste dónde vivo?

juana: ¿va a querer la lana

o qué?

eulalia: sí, pero te hice

una pregunta.

¿cómo supiste dónde

encontrarme?

juana: ay, pues, para que vea

que yo soy bien efectiva.

a mí no se me escapa nada, pero

bueno, traje lo que me pidió.

eulalia: ¿de verdad?

ay, gracias.

pero vamos a otro lado, no

quiero hablar contigo aquí.

juana: a ver, cálmese, señora.

yo nomás necesito su carro y ya,

a cambio de la lana que le voy

a dar.

así que váyale cayendo

con las llaves.

eulalia: pero--

beto: oye, ma, mira.

eulalia: ese auto no es mío.

me lo dieron a trabajar.

por favor, vámonos.

beto: hola, hola,

no te preocupes ya por el traje

de baño, mira, este me queda

todavía bien.

¿y no me vas a presentar o qué?

eulalia: ahoritita regreso, ¿eh?

tenemos prisa, vámonos.

beto: bueno, yo soy beto.

juana: mucho gusto, beto.

¿se te perdió la playa o qué?

beto: no, no, lo que pasa es que

soy clavadista.

entreno en la alberca

de san hipólito.

eulalia: bueno, ya

se presentaron y dije que ya

nos vamos.

juana: pues, mucho gusto, beto.

yo soy juana.

beto: juana.

juana: una pasajera.

beto: ok.

eulalia: por favor, olvídanos

y también olvida todo

lo que te dije.

ya no quiero hacer tratos

contigo.

juana: ¿qué? ¿ya se está

arrepintiendo después de tanto

que me rogó o qué?

eulalia: pues, sí, y no

me importa.

tú me dejas en paz y yo te dejo

en paz.

ya lo pensé bien, no quiero

involucrar a mi hijo con dinero

mal habido.

juana: ah, ya salió el peine.

usted tranquila, doña.

pues, ¿quién le dijo que

íbamos a invitar al clavadista?

yo solo necesito su carro

y listo.

eulalia: pues, yo ya te dije que

no y es definitivo.

estamos a mano, tú me dejas

en paz y yo no te denuncio.

fue una estupidez buscarte.

juana: ah, pues, sí.

pues, ¿cómo ve que a mí nadie

me hace perder mi tiempo?

eulalia: ah, ¿sí?

pues, no me puedes obligar,

fíjate.

quítate de mi camino, estúpida.

juana: pinche vieja.

esto no se queda así.

>> vamos a darle, vamos.

vamos, vamos.

juana: no, espérate.

de veras que este beto me va

a servir de mucho.

marcos: ¿como para qué?

juana: ya te dije que me quiero

fregar a la ruca esa.

de paso me voy a robar su coche

para que podamos hacer nuestro

negocito.

marcos: ¿como qué tienes

en mente, eh?

juana: primero me voy a ligar

al beto, ya después él va

a hacer todo lo demás.

beto: juana, mira este clavado,

este va por ti.

juana: no, si esto va a ser más

fácil que quitarle un dulce

a un niño.

[música]

[música]

juana: vas a estar bien.

beto: qué oso que falle

el clavado que te dedico.

juana: ay, no te preocupes.

igual estuvo bien chido verte.

además, te veías bien galanazo

ahí arriba.

beto: gracias, también estás

bien guapa.

ojalá mi mamá tenga más

pasajeras como tú.

juana: ¿cómo que más?

no, pues, ya conmigo, ¿no?

¿o de cuántas te gusta traer?

beto: bueno, ¿cómo?

¿a poco sí vas a ser mi chava?

juana: pues, por eso estoy aquí,

¿no? la neta, me lates

muchísimo.

beto: bueno, a mí también

me gustas.

pero--

juana: ven, te ayudo a pararte.

beto: [gime]

juana: ¿cuál es tu duda?

beto: ¿quién era el chavo

con el que estabas?

juana: ¿cuál?

beto: con el que--

juana: ah, no, ese es mi carnal.

pero, pues, qué importa, si

ahorita, ahorita lo que importa

es que estamos tú y yo, ¿no?

eulalia: hola, mi hijo.

beto: ma, me tienen que operar

del hombro lo antes posible.

eulalia: ay, dios mío, pero no

puede ser, ¿cómo pasó todo esto?

¿en qué momento, beto?

beto: bueno, ya, eso es

lo de menos, ma.

lo que importa es que tengo

que estar listo antes

del campeonato.

eulalia: ¿qué médico te vio?

¿de dónde son estas placas?

beto: bueno, ya te dije que eso

no importa, ma.

eulalia: claro que importa,

beto.

¿cómo pagaste estas placas?

beto: bueno, una amiga las pagó.

eulalia: ¿qué amiga?

beto: tu pasajera, juana.

eulalia: no puede ser, pero

¿por qué no me hablaste a mí?

beto: ¿qué tiene de malo?

bueno, juana y yo nos gustamos

y yo quiero que sea mi novia.

¿cuál es el problema?

eulalia: no, eso nunca.

te prohíbo que vuelvas a verla.

¿me oíste?

y mucho menos que le aceptes

un solo peso.

beto: pero ¿por qué?

eulalia: hazme caso, yo nunca

te he mentido ni te mentiría.

esa mujer es negativa y lo único

que puede traernos son

problemas.

beto: bueno, a ver, si es

negativa, ¿por qué la trajiste

a la casa? ¿qué hacía ella aquí?

eulalia: mira, mira,

vamos a tranquilizarnos,

mi beto.

voy a conseguir el dinero

para tu operación.

pero por lo que más quieras,

aléjate de juana.

beto: mira, ma, si no me dices

la razón, yo no tengo por qué

hacerte caso, ¿sí?

merezco saber qué pasa con ella.

eulalia: ahora sí vamos a hacer

negocios.

te ofrezco el dinero para

la operación de beto.

contéstame, ¿qué quieren hacer

con mi hijo?

marcos: a ver, a ver, tranquila,

señora.

usted sabe que la bronca

no es conmigo.

eulalia: dime dónde está esa

desgraciada.

marcos: a ver, señora, no sé de

qué me está hablando usted, ¿eh?

eulalia: ¿en dónde está juana?

marcos: tranquila, señora.

si se calma y me dice para qué

la quiere igual y le digo.

eulalia: me está orillando

a aceptar su dinero enredando

a mi hijo y eso no se lo voy

a permitir.

a ver, dime, ¿qué son juana

y tú además de ladrones?

marcos: juana y yo no somos

nada, juana es mi carnalita,

los dos crecimos en la calle,

señora.

eulalia: ah, pero en lugar

de hacer algo positivo, buscan

a quién perjudicarle la vida.

marcos: perjudicarle la vida.

no, yo no quiero perjudicarle

la vida a usted ni a nadie, ¿eh?

eulalia: y eso que te lo crea

una tonta.

marcos: mire, doña, yo sé que yo

no soy la persona de confianza

para usted, pero sí le voy

a decir una cosa.

neta, acepte la ayuda de juana.

que juana ayude a beto, ¿ok?

después de eso, yo le prometo

que beto jamás se vuelve

a acercar a juana.

eulalia: ¿y tú por qué harías

eso?

marcos: porque no quiero a beto

cerca de juana.

eulalia: [suspira]

me cuesta mucho confiar en ti.

pero no tengo otro remedio.

marcos: vea, yo ya le dije cómo

está la cosa, allá usted.

pato: ¿qué les voy a servir?

juana: ¿qué? ¿hoy no hay café

del día o qué?

pato: no, hoy no hay café

de día.

es que no han hecho donaciones

y don tomás no está, así que no

se puede, ¿cómo ves?

juana: no, pues, ¿cómo ves qué?

si traigo lana para pagar.

¿así que qué? ¿cómo te quedó

el ojo?

pato: digo, no sé, me reservo

los comentarios porque yo nomás

estoy aquí para tomarte

la orden.

¿qué vas a querer?

juana: ¿ya viste cómo con dinero

baila el perro?

yo voy a querer un americano

y un pastelito.

beto: para mí agua solo, pato.

pato: ¿de la llave o de--?

ahorita te lo traigo.

juana: se pasan, de verdad, ¿eh?

la neta, me gusta este lugar.

beto: sí, a mí también me gusta

mucho.

y bueno, disculpa que no tengo

lana para comprarte, aunque--

juana: ay, ya, eso no importa,

aquí la que paga voy a ser yo.

aquí lo único que importa es que

me encantas y estamos aquí

juntos.

beto: tú también me encantas

cañón, en serio.

marcos: a ver, ya estuvo,

¿no o qué?

juana: órale, ¿qué te pasa?

marcos: no, ¿qué te pasa a ti?

beto: no, ¿qué te pasa a ti?

no le vas a hablar así, ¿eh?

a mi novia la respetas, ¿eh?

pato: tranquilos, tranquilos.

juana: oye, espérate, ¿tú qué

te metes?

déjalos que se arreglen.

pato: ellos pueden hacer

lo que quieran, pero no aquí

adentro.

lárguense, afuera, aquí

se respeta.

juana: solo por eso no te voy

a consumir nada, ¿eh?

marcos: cuídese, carnal.

beto: perdóname, pato, en serio,

no sé qué me pasó.

perdóname, perdóname.

[silbato]

>> ok, descanso.

superbién, superbién, estuvieron

geniales, vamos.

oye, anímate, campeón.

tienes un gran futuro y estamos

todos aquí para apoyarte,

¿verdad, chavos?

vamos.

beto: gracias, chicos, gracias,

gracias, coach.

pues, espero estar pronto al 100

para no dejarlos solos

en la competencia.

>> ¿y qué te dijo el médico?

beto: pues, que después

de la operación unas dos semanas

de recuperación y ya podré

entrenar, espero no fallarles.

>> y así será.

te lo mereces, ánimo.

beto: gracias, coach.

nos vemos, chicos, sigan

entrenando, échenle.

aguas con el brazo,

aguas con el brazo.

marcos: ¿qué tranza, beto?

beto: ¿tú qué haces aquí, eh?

marcos: cálmate, carnal, que no

vengo a echar pleito.

beto: pero yo no tengo nada que

hablar contigo, así que mejor

lárgate.

marcos: necesito que te alejes

de juana, brother.

beto: ¿otra vez con lo mismo?

¿no entendiste?

a mí no me importa lo que haya

habido entre juana y tú, ¿sí?

pero ahora ella está conmigo.

aunque te arda, ella me quiere

a mí.

marcos: juana no quiere a nadie,

carnal.

¿a poco estás tan bruto que no

te das cuenta que lo único que

quiere es robarle el coche

a tu mamá?

beto: ¿qué? ¿de qué estás

hablando?

juana confía en mí.

yo confío en ella.

el único ladrón aquí eres tú,

así que órale.

marcos: pues, si te interesa

juana yo creo que vas a tener

que conocerla un poquito más.

en serio, cuando menos te des

cuenta te va a estar pisoteando,

carnal.

beto: te mueres de celos,

¿verdad?

marcos: simón, sí me muero

de celos, pero no porque juana

esté contigo, sino porque tú

no estás conmigo.

[música]

[música]

beto: ¿estás diciendo

que te gusto?

marcos: [ríe]

¿cómo crees, carnal?

pues, no, pero la neta,

sí te tengo un buen de envidia,

brother.

por la mamá que tienes.

esa señora es capaz de hacer

lo que sea por ti.

beto: ¿qué, tú no tienes

mamá o qué?

marcos: [ríe]

mira, brother, te voy a contar

mis dos más grandes sueños

en la vida.

el primero es conocer el mar

y el segundo es saber dónde está

mi mamá.

ni siquiera sé si está viva.

beto: bueno, ¿no tienes

familiares o alguien que vea

por ti?

marcos: estás tonto,

¿verdad, carnal?

te estoy diciendo que yo crecí

solo, brother, crecí

en la calle.

yo no tuve mamita que viera

por mí, que me acariciara, que

me sirviera la cena, brother,

que le interesara si tengo

hambre o frío.

beto: bueno, bueno, ya.

discúlpame, no quise lastimarte.

pero solo te voy a decir

una cosa, yo no pienso separarme

de juana, ¿entendiste?

marcos: no sé ni para qué vine

a hablar contigo.

beto: dime la verdad, juana,

¿marcos y tú andan en cosas

chuecas?

juana: pues, la neta, hacemos

lo que hacemos por necesidad.

pero no me gusta hablar de ese

tema, ¿por qué o qué?

beto: pues, me dijo que solo

estás conmigo porque te quieres

robar el coche de mi mamá.

juana: ya fue de chismoso.

pues, te lo está diciendo porque

está celoso, porque estoy

haciendo algo por ti.

y que ni te sorprenda que

te siga diciendo más cosas, ¿eh?

beto: bueno, pero ¿es o no es

verdad que quieres el coche?

juana: pues, sí.

ese coche me iba a servir

para pagar tu operación,

¿cómo te quedó el ojo?

beto: ¿cómo?

juana: pues, la neta,

al principio le quería ayudar

a tu jefa a conseguir la lana.

pero, pues, luego decidí

que te lo voy a dar yo,

porque te quiero.

porque sí te quieres operar,

¿no? ¿o vas a dejar que tu jefa

se siga partiendo el lomo

por ti?

beto: bueno, pero ¿si le pasa

algo al coche? o peor aún,

¿si le pasa algo a mi mamá?

juana: no, beto, no va a pasar

nada, yo nomás necesito el coche

para hacer unas entregas.

y lo más importante es que ya

estás bastante grandecito

como para que mami te siga

manteniendo, ¿no crees?

beto: tienes razón.

mi mamá ya se ha rifado mucho

por mí y ahora me toca a mí.

gracias por preocuparte, juana.

te amo.

juana: al ratito.

órale, perra, levántate.

levántate, perra.

marcos: ya, juana, déjame

en paz.

ya deja en paz al beto también.

juana: tú eres el que nos va

a dejar en paz a nosotros dos,

¿me oíste?

marcos: ¿quieres que beto

acabe igual que tú y que yo?

juana: ¿qué tanto te preocupa

el beto a ti, eh?

además, si tanto me odias,

deberías de estar contento que

ya te dejé libre.

escúchame bien, si te vuelvo

a ver una vez más, te mato.

¿me oíste?

marcos: ¿me quieres matar?

órale.

pero no quiero vivir así.

órale, carnalita, venga.

juana: pues, ya deberías

de saber que para ti y para mí

no hay de otra, no hay salida.

quítate.

beto: ¿quién soy?

juana: no, espérate, a mí no

me hagas esas estupideces.

beto: ya, tranquila, amor,

te quería dar una sorpresa.

juana: no, pues, a mí ya nada

me sorprende, lo deberías

de saber.

beto: [ríe]

bueno, supongo que esto sí.

juana: órale.

¿y qué hiciste para conseguirlo?

¿nos tenemos que ir corriendo

o qué?

beto: no, el coche está

en una pensión, mi mamá no se va

a dar cuenta que lo tomaste.

¿y qué vas a hacer o qué?

juana: pues, usted váyase

preparando para su operación,

que una de esas hasta llega

a las olimpiadas.

beto: ah, pues, muy bien.

juana: ya espérate, espérate,

no me gustan tanto los besos.

eulalia: ¿cómo te fue

en el retiro deportivo?

beto: bien, ma, bien, gracias.

¿qué crees? como que ya hasta

me siento un poco mejor

del hombro, ¿eh? en una de esas

yo creo que ya ni voy

a necesitar operación.

eulalia: sería un milagro, pero

lo dudo mucho, ¿eh?

beto: no, te lo juro, me siento

bien.

eulalia: ay, nov me terquees.

además, te tengo una sorpresita.

ya estoy trabajando para juntar

el dinero de tu operación

y hasta para tu campamento.

te dije que no te iba a fallar.

beto: o sea, ¿volviste

a agarrar el taxi?

eulalia: no, ay, no, ojalá.

sigue parado en la pensión.

los de la agencia creen que

hasta la siguiente semana llega

la pieza.

beto: bueno, y entonces

¿de qué es tu trabajo?

eulalia: ah, me conseguí

una chambita en una tintorería.

ahora lo que importa es que

a más tardar en dos meses ese

hombro va a estar como nuevo.

¿te has tomado tus analgésicos?

beto: sí, pero, oye, ma, mira,

voy a sacar mi permiso y yo voy

a manejar ese taxi

en las noches.

tú ya has hecho todo por mí

y ahora me toca a mí ayudar.

me voy a dar un baño.

eulalia: no, mi hijito.

espérate.

eso es maravilloso, ahora sí

eres todo un hombre.

beto: ay, ma, ya.

eulalia: déjame darte un beso,

porque siempre vas a ser

mi chiquito.

beto: mamá, ya, ya, ya no soy

un niño, soy un hombre, sí, ya.

eulalia: [ríe]

juana: ¿qué pasó, güerita?

¿fuiste la que me habló?

ándale, vámonos.

te ayudo.

>> yo puedo, estoy bien.

llévame a mi casa.

juana: con harto gusto.

marcos: no, no, tengo

que detenerla.

juana: ¿qué onda? ahí anda

tu pollita en el asiento

de atrás, cáele con la lana.

>> quiero ver primero si es

la de las fotos que me mandaste.

juana: pues, vele lo que

quieras, pero a mí me vas

pasando mi lana.

>> está buenísima, es más,

te doy un poco más si me prestas

tu carro ahorita.

juana: órale, pero como vas,

que no tengo mucho tiempo.

>> tú también estás buenísima,

mamita, éntrale tú también.

juana: quítate, yo no le entro

a esas cosas, animal.

marcos: ¿qué dice la dama,

carnal?

vámonos.

juana: órale, a lo que vas.

¿tú qué haces aquí?

nadie te pidió

que me defendieras.

además, te dejé muy claro que no

te metas en mis negocios.

marcos: perdóname, juana, pero

eres la única persona que tengo

en el mundo, carnala.

juana: sí, exactamente,

no tienes a nadie.

y a mí me viene valiendo un--

marcos: no te das cuenta

de la bronca en la que te estás

metiendo, ¿verdad?

te van a meter a la cárcel.

¿a poco no sientes feo lo que

le están haciendo a esa chava?

juana: ¿tú crees que yo

siento feo?

¿a ti ya se te olvidó que a mí

me criaron las amigas

prostitutas de mi mamá?

¿tú crees que a mí me afecta ver

sexo por dinero?

pareciera que no me conoces.

marcos: pues, yo lo único que

quiero es que no te pase nada,

juanita.

¿sabes qué es lo peor?

que te estás llevando al pobre

de beto entre las patas.

juana: ¿sabes qué? ya me estás

cansando, ¿sí?

ándale, ¿qué necesitas? ¿lana?

órale, como vas, como vas.

y tú también, apúrate.

eulalia: buenos días, mi hijo.

¿por qué te levantaste

tan temprano?

pero, mi amor, estás

con la misma ropa de ayer.

y estás ardiendo en calentura.

beto, por favor, contéstame.

beto, ¿qué te pasa?

¿por qué no me hablaste?

beto: ma, estoy bien, solo

es una gripa, no tengo nada,

estoy bien.

eulalia: hay que bajarte

la calentura a como dé lugar.

beto: ma, ya déjame.

[gime]

eulalia: ¿y esto, beto?

beto: no es nada, ya,

que me dejes, por favor.

eulalia: ¿cómo quieres

que te deje?

esto es una curación,

¿qué te pasó?

beto: pues, no, no me preguntes

nada, ya, respétame, por favor.

no te metas en mi vida, ya.

eulalia: dime que no es cierto

que te operaste.

¿eso es la cicatriz

de la operación?

¿te fuiste a operar?

beto: mira, ma, no voy a

contestarte, porque tú lo único

que quieres es que siga siendo

yo un niño.

eulalia: no, no, no es cierto.

yo solo quiero tu bien.

a ver, déjame verte, a lo mejor

está infectado.

por eso tienes calentura.

beto: pues, sí, me fui a operar.

¿sí? me fui a operar gracias

a juana, como ya sé que no estás

de acuerdo con eso, por eso no

te dije nada.

así que ya déjame en paz, por

favor, no te metas en mi vida.

eulalia: no, hijo, tú no te vas,

al menos no así.

beto: si quieres volverme a ver,

déjame en paz.

eulalia: claro que no.

beto: no te estoy preguntando,

ya te dije que no soy un niño.

así que adiós.

eulalia: mi hijo, mi hijo,

no te vayas.

mi hijo.

¡mi hijo, no te vayas!

beto: juana, ¿qué hiciste?

[música]

[música]

beto: ¿para esto querías

el coche de mi mamá?

juana: pues, para que vayas

aprendiendo, porque además me

tienes que pagar tu operación,

¿cómo ves?

beto: está muerta.

¿por qué la mataste?

juana: yo no la maté si eso

es lo que te preocupa, no soy

ninguna asesina y tampoco

te estoy pidiendo que tú

lo seas.

mi trabajo nomás es agarrar

a las chavas de los antros.

beto: entonces, ¿quién la mató?

juana: ay, ¿eso qué importa?

mejor ayúdame, vámonos si no

quieres que nos carguen

a la muerta.

beto: ¿irnos a dónde?

al único lugar donde tú vas a ir

es a la cárcel.

juana: ¡cállate, cállate!

a mí ningún hombre me amenaza

y menos un escuincle baboso,

¿me escuchaste?

vámonos.

beto: [gime]

juana: despiértate, baboso,

órale.

beto: ya déjame ir.

tú dijiste que no iba a pasar

nada malo.

[gime]

mi brazo.

juana: ya deja de quejarte si no

quieres que yo misma

te lo corte.

beto: no me puedes obligar

a estar contigo.

mi mamá tenía

razón, eres una loca.

estás loca.

[gime]

maldita.

juana: para que vayas

aprendiendo que ahora mismo

me perteneces, grábatelo.

grábatelo.

¿en dónde tienen a mi hijo?

contesta.

tú tienes que saberlo, dime,

¿dónde está juana y mi hijo,

dímelo?

¿dónde están?

marcos: juana quiere matar

a beto, señora.

eulalia: dime, tú sabes dónde

están, ¿en dónde están?

contéstame, ¿dónde está mi hijo,

maldito drogadicto?

dime dónde están.

marcos: sálveme a mí también,

señora.

eulalia: ¿dónde está mi hijo?

¿dónde está mi hijo?

¿dónde está? dímelo.

marieta: ma, sálvame.

[solloza]

eulalia: ¿dónde está?

dime dónde está mi hijo,

por favor, dímelo, ¿dónde está?

marcos: mamá.

eulalia: hijito, hijito.

juana: ey, ey, señora, lárguese.

ahora me pertenece a mí, yo ya

pagué por él.

eulalia: no, lo estás matando,

urge que lo vea un médico.

¿quién le hizo esa operación?

juana: pues, si su hijo no

se lo dijo, yo menos voy a abrir

el pico, ¿cómo ve?

¿y sabe qué? mejor lárguese

si no quiere que se los cargue

el diablo a los dos.

marcos: ya, juana.

juana: perra, perra.

no, perra.

perra, perra, no te mueras,

perra.

no, perra.

perra, perra, voltéame a ver.

perra, no te mueras.

perra, tú eres mi única familia,

perra.

¡perra!

perra, no te mueras.

[solloza]

perra, no te puedes morir,

eres mi única familia, perra.

perra.

beto: gracias por venir, señor,

de verdad sé que es muy

importante.

beto está muy delicado de salud.

eulalia: mi hijito está luchando

por su vida y todo

por ese disque doctor al que

juana sobornó para que operaran

a mi beto.

>> él es un campeón y va a salir

adelante.

todos creemos en él, ¿verdad,

chavos?

vengan aquí, está la madre

de beto, ¿verdad que todos sí

creemos en beto?

>> obviamente.

eulalia: gracias, entrenador.

gracias a todos.

si mi hijo pudiera verlos, pero

ni siquiera sé cuándo salga

del hospital.

>> sé que es muy difícil

solventar los gastos

del hospital, pero por eso hemos

organizado una colecta

y le queremos pedir que acepte

nuestra colaboración para pagar

la cuenta del hospital.

aquí se la doy.

eulalia: gracias.

no tengo nada que decirles más

que gracias, muchas gracias,

gracias, de veras, gracias.

>> también cada uno de ellos

le escribió un mensaje

de aliento a beto para que sepa

que todos estamos aquí pensando

en él, aquí se lo dejo.

eulalia: gracias, que dios

los bendiga, muchas gracias.

>> no hay de qué.

[música]

[música]

marieta: ¿se acuerdan de beto,

el clavadista?

tomás: por supuesto,

sus compañeros de la alberca

se unieron para hacer una

colecta para sus gastos médicos.

marieta: sí, exactamente, pero

ya está mucho mejor del brazo

y hoy es el campeonato nacional

de clavados.

pato: eso solo demuestra

una cosa, como dice el dicho:

"con dinero baila el perro".

tomás: no, no, con dinero no.

en este caso fue el sentimiento

de las personas que quieren

y valoran a beto,

que lo apoyaron y ganó.

marieta: don tomás tiene razón,

no hay que confundir las cosas.

el sentimiento es lo más

importante y gracias a eso,

beto va a ser todo un campeón.

eulalia: ¡vamos, hijo!

demuestra de lo que estás hecho.

tú puedes.

>> ¿lo ve? beto sí iba a estar

aquí para el campeonato.

>> ¡dale, beto!

eulalia: mi hijo nació

para ganar.

vamos, mi hijo.

tú puedes.

[aplausos]

>> perfecto, simplemente

perfecto.

>> ¡eso, beto!

eulalia: ¿ganó?

>> claro, con su clavado, beto

y todos estamos en primer lugar.

¡sí!

eulalia: bravo, mi beto.

[ríe]

¡ganaste, mi beto, ganaste,

felicidades!

beto: gané, ma, gané.

eulalia: eres bicampeón.

beto: gracias.

>> ♪ beto, beto, beto, beto ♪

eulalia: ese es mi beto.

beto: gracias, chicos.

eulalia: sabía que lo lograrías.

beto: gracias a ti, ma.

eulalia: ay, hijo.

[aplausos]

eulalia: bravo, bravo,

bicampeón.

beto: la verdad, pensé mucho

en marcos cuando estaba a punto

de tirarme el clavado.

eulalia: no debemos olvidar

a ese muchacho.

que todo el tiempo estuvo

buscando el amor y que el amor

no se compra con dinero.

beto: oiga, don tomás, ¿podría

hacerle alguna modificación

al dicho?

¿de "con dinero baila el perro"?

eulalia: ¿y qué modificación

le quieres hacer?

beto: pues, de que no siempre

con dinero baila el perro,

don tomás.

tomás: sí, tienes toda la razón,

sobre todo cuando el dinero se

utiliza con malas intenciones.

beto: así es.

y mire, quiero entregarle esto

a usted.

tomás: ¿la cuenta?

beto: no.

tomás: ¿dos mil pesos?

oye, es demasiado dinero.

bueno, ten, bueno, déjalo.

beto: es parte de lo que gané

en la competencia y quiero hacer

una donación para el café

del día, para que realmente

lo ocupe la gente que en verdad

lo necesita.

pato: qué buena onda, campeón.

felicidades, además,

eres generoso.

oye, ¿puedo verla?

beto: sí, claro.

pato: a ver, a ver.

uh, qué bien.

eulalia: estoy tan orgullosa

de ti, hijito.

beto: tengo una gran maestra.

brisa: ♪ yo no soy una muñeca

plástica

saca el pie del freno

y déjate llevar ♪

Cargando Playlist...