null: nullpx
Cargando Video...

Como Dice el Dicho - 'Al que no quiere caldo se le dan dos tazas'

Debido a su inseguridad, un niño sufre bullying por parte de su maestro de matemáticas, quien lo humilla y termina conquistando a su madre. El padre del joven lo salva y descubre la razón por la que el maestro molesta a su hijo.
3 Ago 2021 – 12:00 AM EDT
Reacciona
Comparte

[música] [música]alberto: sofi, felicidades, mi hija.y, lorena, no solo eres bonita. eres inteligente.muy bien. sin embargo, siempre hayalguien que nos decepciona. no sé si seapor falta de capacidad, de que no le echó ganaso simplemente se le quedó la neurona dormida.[timbre] salgan con cuidado, niños.felicidades, muchachos. bueno, no a todos.diego: profe, ¿será que puede volver a checarmi prueba? alberto: ¿ahora yo tengola culpa? diego: no, digo porque mire.está medio borroso el número. alberto: medio borroso.¿yo tengo que adivinar lo que dice ahí, niño?mira, chavo. yo no sé qué basuratengas en la cabeza, pero las matemáticasson exactas, no medio exactas. diego: ¿entonces me vaa reprobar? alberto: mi materia necesitatrabajo y materia gris. sin eso no puedo hacer mucho,mi hijo. diego: pero, profe,yo me esforcé mucho-- alberto: a ver.entonces, de lo que estamos hablando es...de vacío, niño.janet: esto debe ser tu culpa. pablo: ¿ah, mi culpa?janet: sí. pablo: o sea, el niñotiene problemas en la escuela. janet: sí, claro.pablo: ¿y yo soy el de la culpa? con todo y él vive contigo.janet: eres el mal ejemplo. entonces, ¿yo tengo la culpa?¿yo soy la responsable solo porque el niño vive aquí?diego: ya sé que no soy el mejor en matemáticas,pero es que el maestro-- janet: por favor, diego.desde que nos divorciamos tú estás muy afectado.pablo: ah, entonces, el problema de todoes el divorcio. diego: no, a ver, oigan,es que el divorcio no tiene la culpa.janet: ¿perdón? yo lo único que esperoes que diego no siga tus pasos en la vida y se conviertaen un al-- pablo: ¿en un qué?dilo. ¿en un borracho?janet: pues no lo dije yo. pablo: pero lo pensaste.janet: pues sí, sí lo pensé. diego: a ver, ya.no reprobé matemáticas por el divorcio,ni porque papá sea un bo-- eso.reprobé porque le caigo mal a ese maestro.janet: ay, diego, ¿por qué no buscasuna excusa más original? pablo: por favor, no le echesla culpa al maestro. diego: es verdad.me dice las cosas de una manera que me hacesentir muy mal y no sé por qué.janet: pues empieza a superarlo porque vas a tener que seguirviéndolo. diego: ¿cómo?janet: sí, vas a tomar clases extracurriculares con él.diego: ¿qué? janet: es un programapara que no te atrases. diego, por favor.pablo: ¿y hay que pagarlo? janet: ¿qué?¿querías que fuera gratis o qué? no hemos terminado, diego.diego: y yo no voy a tomar clases con ese tipo.no me pueden hacer esto. janet: diego, por favor,estamos hablando. diego: ma, ese profesores muy mala onda. cree que soy un idiota.janet: nadie puede creer eso de ti.diego: pues él sí. mis amigos se burlan de mípor su culpa. janet: no, diego.estás tomando por el lado equivocado.yo lo conozco. alberto solo quiere lo mejorpara ti. diego: mamá, lo que él quierees humillarme. janet: ya, diego, por favor.no empieces con tus cosas. en serio.¿no crees que tengo suficiente con mantener la casay dos hijos yo sola? de verdad, diego,necesito que me ayudes. y lo único,lo único que tienes que hacer es estudiar.diego: ¿qué onda? ¿solo vamos a ser nosotros treso va a haber alguien más? bianca: al parecer solo vamosa ser nosotros tres. alberto: ¿cómo están, muchachos?celulares a la caja. lo recogen al final de la clase.eh, ¿resolvieron los problemas que les envié?¿o van a salir con excusas, diego?están muy bonitas sus piernas, mi hija, pero no me vasa distraer con eso. baja los pies.diego: profe, ¿qué problemas? alumno: los que nos enviaronpor mail. diego: pero a mí no me llegónada. alberto: sabía, soy vidente.sabía que me ibas a salir con una excusa.bien, bien, un punto para la bestia uno.bianca: ey, disculpa, pero no le puedes decir"bestia". alberto: cuando me entreguensus trabajos y se ganen mi respetopodemos negociar lo que tú quieras, niña.mientras tanto se van a atener a las consecuencias.diego: pero no sabía, profesor. alberto: [se burla]a ver. esta es tu segunda oportunidad,mi hijo, para que entre algo a lo que debe de haberen esta cabecita, que se llama cerebro.¿entendiste? diego: pero--alberto: a ver, ¿entendiste? quiero que repitas conmigo."entendí, profesor alberto". te escucho.diego: entendí, profesor alberto.alberto: bien. ahora vamos a hablarde aritmética. ¿sí lo recuerdano me van a salir con excusas? anota, mi hijo, anota.mira, yo sé que esto puede ser un poco difícilpara tus limitadas capacidades, pero yo te pidoque hagas el esfuerzo. anoten este problema.diego, pasa al pizarrón y resuélvelo.diego: es dos, profe. alberto: ¿dos?¿cómo lo resolviste? diego: multipliqué la fórmula.no, no, dividí. y...alberto: abre los brazos, diego. diego: ¿qué?alberto: abre los brazos. acá.abre los brazos. así te vas a quedartoda la clase. y pobre de tique muevas un segundo las manos. me haces enojar, niño.anota esta multiplicación. y resuelvan en su cuaderno.bianca: él no quita celulares para prestar atención.él nos lo quita para que no grabemoslo que te hace. diego: sí, ya sé.oye, y gracias por lo de la respuesta.bianca: pues no te sirvió de mucho.diego: bueno, aun así gracias. oye, y no piensesque soy un tonto por lo de las matemáticas.bianca: ¿qué, te importa lo que yo piense?diego: sí, porque me caes bien. bianca: ok.en ese caso, te voy a decir lo que pienso.diego: va. bianca: no crees que seas bruto.simplemente creo que ese tipo es un patány creo que tienes miedo. ese tipo te traeentre oreja y oreja. no sé por qué, pero lo hacesentir bien hacerte menos. pero no eres menos,eres uno de los pocos seres aquí en la secuque sonríe en los pasillos y sin importar a quien.eso es lo que pienso. ¿alguna otra pregunta?menos mal que la trae contra ti. así se olvida de míy no me está haciendo chistes machistas y estúpidos.diego: me dice que no tengo materias gris,que me dejaron caer de pequeño y miles de cosas más.marieta: ¿en serio eso te dice? pero eso es bullying,y además de un maestro. diego: ya sé.y ya les dije a mis papás, pero nadie me cree.creen que es una justificación. marieta: híjole, es que asíestá cañón que te entre algo en la cabeza, es imposible.pero sabes qué, no te dejes. no te dejes, denúncialo,repórtalo. no te quedes callado.bianca: y ahora tú ¿qué te pasa? parece que te dioun ataque de ansiedad. diego: pues tal vez sí, no sé.no puedo entrar. neta, no puedo entrar.bianca: a ver, a ver, respira. diego: el maestrome da mucho miedo. me da mucho miedo.bianca: a ver, inhala. exhala.inhala, exhala. toma, te voy a dar algopara que te relajes. diego: [tose]esto no es agua. bianca: no me digas.diego: ¿cómo puedes traer alcohol a la escuela?bianca: pues mira, de alguna manera tenemosque aguantar a ese tipo. la mía es con un poco de ayuda.diego: estás loca. bianca: pues sí, solo un poco.oye, ¿pero a poco nunca lo habías probado?a ver, mejor tranquilo, cállate, bebe y ya.janet: solo está daniela en casa y recuerdo que diego estáen sus clases de matemáticas. pablo: ¿podemos hablar?janet: ¡dani! ¡ya llegó tu papá!pablo: creo que deberíamos volver.estoy cambiando. estoy en recuperación.janet: qué bueno. ¡dani!pablo: tiene más de siete semanas que no tomo nada.mi amor-- pablo: mi amor no.te recuerdo que yo ya no soy tu esposa.pablo: pero si eres-- eres mi familia.eres mi vida. janet: pablo, ¿se te olvidaque tú destruiste esta familia por tus adicciones,tus mentiras, tu falta de cariño?no, discúlpame, pero tú no puedes venir ahoritay pretender recuperar todo lo que has perdido.bianca: a ver, a ver, oye, ya, tranquilo.déjame algo pues. bueno, ¿estás listo?ah, pero antes te tengo que enseñar algo.diego: ¿tu celular? bianca: una chica preparadaes una chica lista. lo vamos a grabar.hoy lo vamos a atrapar en clase, como a un ratón.y tú eres el queso.pablo: yo sé que fui un maldito animal.pero ya me cansé. janet: pablo, párale, por favor.pablo: solamente te estoy pidiendo una oportunidad.janet: ¿y ya se te olvidaron las tres mil oportunidadesque te di? ¡dani!pablo: pero esta es ahora. ahora estoy en recuperación.ahora necesito una oportunidad. janet: sí, pero es que yano te creo. ya no quiero exponer a mis hijosa lo mismo otra vez. daniela: pa, ¿ya nos vamos?pablo: sí, mi vida. janet: ¿llevas todo, mi amor?¿cepillo de dientes? daniela: cepillo de dientes.janet: pablo, lo único que esperoes que diego no siga tu mal ejemplo.alberto: si una persona recorre ocho y un cuartoy al día siguiente recorre-- persona uno.cuatro y cinco octavos. ¿cuál es la operaciónque tenemos que realizar para calcular la distancia?a ver, vamos a darle una oportunidad a...diego. diego: ¿eh?alberto: ¿estás poniendo atención, niño?te voy a hacer otra vez la pregunta,¿o es que tu cerebro está fundido, niño?¿cuál es la distancia que recorrió esta persona?diego: eh... alberto: eh...pasa al pizarrón ya. pasa al pizarrón, [...].bianca: diego. alberto: ah, ¿qué es eso, niña?un teléfono. otro teléfono.muy bien.[música]bianca: oye, ¿estás bien? a ver, óyeme, ¿tú qué crees?tú no puedes estar haciendo esto.o sea, él no está bien. y sabes qué, a nadiele gusta venir a tus clases. alberto: y ahora quierenque los trate como princesitas. ¿o qué me propones, niña?bianca: te propongo que me regreses mi teléfonoahorita mismo. alberto: sí, claro.borré unos archivos por seguridad.diego: oye, tenemos que ir a la dirección.alberto: ¿perdón? diego: ¡ya no aguanto más!y voy a hablar de esto con el director.alberto: [se burla] órale pues.bianca: se la pasa insultándolo. diego: sí, me hace sentircomo un estúpido. alberto: disculpe que me ría,señor director, pero es que me sorprendela imaginación de estos dos estudiantes.quieren culparme a mí por su falta de rigory de trabajo. yo no lo quería hacer, diego,pero es mi responsabilidad. diego no solamentequiere estudiar matemáticas sin el mínimo esfuerzoy sin el mínimo rigor, sino que el jovencitoaquí presente llega a clases borracho,señor director. director: ¿cómo dice?alberto: así como lo escucha. huélalo para que entiendalo que le estoy diciendo. diego, acércatecon el señor director y sóplale.diego: no. alberto: ¿tienes miedode la verdad o qué? diego: no, no puedo.alberto: claro que puedes. acércate.diego: no puedo. [vomita]director: ¿qué es esto? lleven a este joven a un baño.elvira, elvira. alberto: señor director,estos jóvenes no tienen remedio. piensan que nos pueden engañar,por dios. director: elvira, por favor.llame a los padres del joven. alberto: no, no, elvira,no es necesario. yo ya lo hice.su mamá viene en camino. mejor vaya y traiga algopara limpiar esta porquería. elvira: sí, señor.director: esto es inadmisible. no lo puedo creer.alberto: vamos. vamos.deberían expulsarte. tú no mereces estar aquí, niño.diego: prefiero que me expulsen a tener que tomar más clases--alberto: a mí no me hables así. ya estoy cansadode tus estupideces, niño. quiero que te metas algoen la cabeza, soy tu maestro, no soy tu compañero de clases.y si creíste que me ibas a dejar en ridículote equivocas, mocoso. a ver, diego.quiero que me cuentes conmigo, mi hijo.quiero ser tu amigo, tu guía en esto,no solo tu maestro. confía en mí.janet: diego. diego: ma.janet: ¿qué fue lo que pasó? alberto: bueno, los dejopara que platiquen. ahí voy a estar, mi hijo.janet: ay, diego.yo sé que-- que no he sido la mejor mamá.en verdad no quiero que te parezcas a tu padre.y sé que te he dejado solo, que no he estado contigo24/7, pero, diego, creí que podía confiar en ti.y me duele pensar mucho que estaba equivocada.diego: ma, no estás equivocada. janet: ah, ¿no?¿hace cuánto que estás tomando? diego: yo no tomo.fue solo hoy. janet: ¿y la vez que te tomastetodo el vino de la casa? diego: eso fue una travesura.aparte, lo de hoy lo hice para soportar la clase de mate.janet: diego, por favor, deja de darme tantas excusas.diego: mamá, es que no son excusas.janet: ah, ¿no? diego: ¿por qué lo defiendestanto? janet: porque gracias a albertono te van a expulsar de la escuela,porque abogó por ti. por eso lo defiendo,porque solamente te está ayudando.diego: ma, lo hace para quedar bien,para luego hacerme bullying en el salón.janet: ay, diego, estoy tan decepcionada de ti.sabes qué, me duele mucho, pero estás castigado.y vas a tener que estudiar el dobleporque al que no le guste y al que no trabajetrabaja el doble, ¿me entiendes? nada de videojuegos.nada de televisión. y a ver cómo le haces.más bien, a ver cómo le hago yo para soportar todo esto.pablo: ¿qué onda, flaco? tu mamá me contó lo que hiciste.diego: ya sé. fue una estupidez.pablo: es mi culpa, ¿verdad? diego: ¿cómo que tu culpa?pablo: no quiero que sigas mi ejemplo.sé que soy el menos indicado para decirte esto,pero el trago me quitó lo que más quería.me alejó de ustedes. diego: pa, es que yo ni siquierallevé esa botella a la escuela. pablo: ¿entonces quién?diego: eso no importa. lo que importaes que sé lo difícil que ha sido para tiy no lo hice porque: "ah, quiero ser como mi papá".no. lo hice porque fue mi escape.pablo: ¿escape de qué? diego: de la clasede matemáticas. ese profesor es muy mala ondaconmigo y me hace sentir mal. pablo: hijito, yo séque las matemáticas pueden ser difíciles.diego: papá, pero es que no es-- pablo: déjame terminar.hay profesores que pueden ser mala onda,pueden ser muy duros, pero tú no puedes--tú no tienes que ser tan débil. no te puedes salir corriendoa la primera de bastos. tiene que ser más fuerte.tú eres muy fuerte. tu mamá y tu hermanadependen mucho de ti. eres...eres el hombre de la casa.janet: diego, vas a ir a tu clase.diego: no quiero. janet: ¿ves?puedes, pero no quieres. y aquí el querer no valecomo el poder. diego: mamá, pero es que tampocopuedo. me pongo nerviosoy empiezo a temblar. janet: bueno, ¿tú me quieresver la cara? diego, vas a ir a la clase,así te tenga que llevar de esos pelos,que no te has cortado. diego.diego, ven acá.maestro alberto. alberto, ¿estás ahí?ay, vaya. con lo que tienes que batallar.alberto: oye, diego no vino a clases.¿qué pasó? janet: es que estáirreconocible. insiste en que le da mucho miedovenir a clases. no, no quiero que parezcaque te estoy echando a ti la culpa, pero si fuerasmás flexibles con él. alberto: a ver, yo lo que creoes que tu hijo te está manipulando.o sospecha algo. janet: ¿tú crees?alberto: a ver. ¿por qué mejor no entrasy lo hablamos en privado? janet: está bien.diego. baja a cenar.alberto: muchas gracias. janet: de nada.diego, ¿no vas a saludar? alberto: a ver, dieguito,explícanos por qué no fuiste a clases.diego: ma, ¿qué está haciendo él aquí?alberto: a ver, mi hijo, ven. ven, siéntate y, digo,estás en tu casa, literalmente. janet: sí, literalmente.diego: no entiendo nada. janet: mira, hijo.alberto: ¿me dejas explicarlo a mí, por favor?mira, diego, yo sé que nuestra relación es difícil,pero en el fondo sabes que todo lo hagopara que aprendas, para que entiendas, no sé,que las matemáticas son como el amor.janet: inexplicables. alberto: no, eso no.las matemáticas, de hecho, siempre tienen una explicación.no, lo que quería decir es que son como el amor.fascinantes. janet: ay, sí, eso sí.diego: ¿y ahora voy a tener clases en mi casa?alberto: no. janet: alberto no vinoa darte ninguna clase, mi amor. diego: ¿entonces?janet: porque me parece que es una persona muy culta,interesante. daniela: ma, no le des vuelta.están saliendo. janet: daniela.daniela: pues es neta. ¿o no?alberto: bueno, no es tan sencillo, dani.diego: no me pueden hacer esta broma.sé que no soy el mejor, mamá, pero ¿es neta?janet: mi amor. diego: mamá, no.¿es que cómo puedes estar saliendo con este tipo?o sea, dime que no, mamá. janet: diego.alberto: janet. lo va a entender, tranquila,lo va a entender. [música][música] diego: ¿qué haces?janet: checando unos documentos. ¿quieres hablar?diego: ma. ¿en qué momento pasó todo?janet: hay cosas que ustedes no entienden--diego: no, mamá, no me intentes tratarcomo un niño porque ya no lo soy.janet: a alberto lo conozco desde hace algún tiempo,ya te lo había contado, ¿no? diego: sí, pero no penséque de esa forma. janet: solo fue hastaque empezó a llamar preocupado por tus bajas calificacionesy nos empezamos a frecuentar. al principio sí,tú eras el tema, pero-- pero después ya no.diego: y, entonces, si son amigos o novios,¿por qué me odia tanto? janet: ya párale.alberto no te odia. es exigente.diego: mamá, alberto me hace bullying.y ahora resulta que es tu novio. janet: es que quierelo mejor para ti. diego: mamá, yo también sélo que es mejor para mí y no es que me estén diciendoque soy un idiota descerebrado. janet: no, te estásconfundiendo. alberto es una buena personay jamás te diría algo así. diego: pues sí me lo dice, mamá.y me hace sentir muy mal. janet: pues seguramentelo estás sacando fuera del contexto.él es bueno contigo. sí, es fuerte,pero quiere que aprendas. diego: pues lo únicoque he aprendido con él es que no puedo contarni con mi mamá. janet: no, diego, por favor.diego, no seas injusto conmigo. ay, diego.bianca: tienes que escapar. diego: ¿y a dónde?bianca: india. tailandia.alaska. o a japón.dicen que es muy bonito. diego: pues sí,pero ¿con qué lana? bianca: mira.armemos bien el plan, ¿ok? te diría que te quedarasen mi casa, pero-- diego: ¿pero qué?bianca: pero me da miedo que ese tipo te busque ahí.la verdad es que no quiero a ese tipo cerca de mí.diego: sí, yo tampoco. pero pues no tengoa dónde escapar. bianca: ¿y tu papá?diego: lo pensé, pero no quiero estar con él.bianca: ¿no dijiste que ya está en rehabilitación?diego: sí, pero... supongo que hay recuerdosque siempre se quedan con uno. y al ver a mi papá como un locoy a mi mamá tratando de salvarnos de él,pues es algo que no puedo olvidar.me gustaría poder salvar a mi mamá de alberto,pero pues ¿cómo? bianca: pues mira, lo primeroes que tú estés seguro. diego: no sabes.siento el mismo miedo al llegar a casa.¡mamá! ¡mamá!alberto: ¿dónde estabas, diego? tu mamá estaba preocupadapor ti. diego: mamá.alberto: salió a buscarte a la calle.diego: daniela. alberto: está con tu mamá, niño.diego: ¿qué quieres? alberto: ¿qué quiero?que aprovechemos el tiempo y aclaremos un par de cositastú y yo. diego: aquí tú no eresmi maestro, yo-- alberto: yo, yo...¿qué, tienes miedo? diego: yo no te tengo miedo.alberto: no, ¿no me tienes miedo?[ríe] cálmate, chamaco.igual y en algunos meses somos hasta familia.diego: eso nunca. alberto: nunca digas nunca.la vida es más compleja de lo que tú piensas, niño.son como las matemáticas. si no le agarras el gusto,te vas a aburrir. diego: ¿por qué me odias?alberto: [gime] diego: estás--¿estás celoso de mi mamá o simplemente coincideque me odies y te guste mi mamá? alberto: a ver, voy a empezarpor aclararte que no te odio. diego: entonces, ¿por quéno me dejas en paz? alberto: ok, pareceque no entiendes nada. ok, mira, diego,yo no quiero ser solamente tu maestro de matemáticas.quiero ser tu maestro de vida. no me interesaque resuelvas ecuaciones o problemas matemáticos.quiero que aprendas a ser un hombrecito.a resolver problemas de la vida cotidiana.eso es lo que quiero. diego: aquí el único problemaque tengo que resolver eres tú. alberto: ¿y el alcohol?no te estoy juzgando, niño. yo de verdad te entiendo,dieguito, te entiendo. tener un papácomo el que tienes, pues no es fácil, ¿no?diego: no metas a mi papá en esto.alberto: "no metas a mi papá en esto".lo que me cuenta tu mamá que hizo tu papá, ¡uf!digo, a mí me hace entender tu retrasito, tú--lo que te cuesta trabajo entender las cosas.¿qué, qué es eso? ¿me quieres golpear?diego: no te metas conmigo. alberto: ¿me quieres golpear,niño? ok, golpéame.aquí golpéame, chamaco.janet: dios mío, ¿qué pasó? diego, ¿estás loco?por amor de dios. diego: pero, mamá.alberto: estoy, estoy. janet: vete a la recámara,por favor. ¡vete!¿estás bien? alberto: estoy bien,estoy bien, flaca, estoy bien.janet: no, es que no entiendo. déjame, voy a ir por hielo.alberto: ok. janet: acompáñame, dani.alberto: pega fuerte tu hijo. [música][música] bianca: a ver, respira,porque no te entiendo nada. diego: soy un idiota.bianca: a ver, ¿qué pasó? diego: no me aguanté másy le di un golpe al idiota ese. no pude más.¿te acuerdas de lo que hablamos la otra vez?del plan. bianca: ¿escapar?diego: sí, escapar. ya no puedo vivir aquí.ya no puedo estar más con ese tipo.bianca: a ver, ¿por qué no vienes aquí y lo hablamos,ok? estoy en el dicho.diego: va, ahí voy.alberto: ¿a dónde crees que vas? ¿ves por qué piensoque las personitas como tú no deben de tener un celulara la mano? luego empiezan a crear planes,¿no? dame el celular.dame el celular y te explico por qué.dame el celular.bianca: es que ya debería de estar aquí.marieta: ¿y si le pasó algo con su nuevo papá?bianca: le voy a marcar. [celular]alberto: ¿bueno? bianca: diego.diego, ¿dónde estás? te estoy esperando.alberto: diego no te puede contestar porque está ocupado,pero si me dejas tu mensaje yo se lo entrego.diego: no. alberto: ¿quién habla?ah, eres tú, bianquita. mi hija, pues mira, diegono creo que se pueda escapar para ir a verte,porque está en una clase donde va a aprendera ser hombrecito. bianca: déjalo en paz.alberto: la que lo tiene que dejar en paz eres tú.porque algo me dice que la mala influenciade la historia eres tú. eres la borracha aquí, ¿no?no quiero que le vuelvas a marcar, niña.marieta: ¿qué pasó? alberto: esta niñano es una buena amistad. janet: bueno, ¿qué pasó?diego: mamá, ayúdame. me está volviendo loco.me quitó el celular. alberto: no, mira,tu hijo está-- está un poco confundido.pero yo me encargo. janet: pero ¿qué fuelo que pasó? alberto: ¿por qué no nos regalasun vasito de agua? ¿sí?por favor. janet: está bien.alberto: mira, mocoso, tienes dos opciones.o te portas bien y te relajas un poquitoo te largas a vivir con tu padre para volverteun borracho miserable como él. tú decides, eh.¿me vas a dejar con la mano estirada?diego: lárgate de mi cuarto. no te voy a contestar.alberto: [se burla]flaca. yo no quería llegar a esto,pero no encuentro otra solución.janet: ¿qué quieres decir? alberto: ¿qué quiero decir?ok, mira, yo he hecho el esfuerzo.todos los días me repito: "alberto, tú puedes ayudara diego, puedes guiarlo por el buen camino,puedes ser su guía", pero, híjole, es imposibletu hijo, yo ya no puedo. janet: ¿por qué?alberto: me golpeó la cara, janet.digo, no es el golpe, es la acción.no es la primera vez, escúchame. no es la primera vezque tiene una reacción así. yo con tu hijo ya no puedo.janet: no, lo siento, alberto, de verdad lo siento mucho.alberto: sí. lo sientes mucho,pero creo que ya es hora de que tomes una decisión.janet: ¿qué, qué quieres decir? alberto: eso, que tomesuna decisión. yo no puedo estar con una mujerque tiene un hijo que me odia. janet: ¿qué?¿estás loco? alberto: no, creo que lo mejores que tu hijo, pues, se vaya a vivir con su papá.janet: pero ¿tú estás loco? yo no voy a correr a mi hijode su casa. alberto: veme la cara, [...].janet: ya lo sé, pero jamás en mi vidale voy a decir a mi hijo que se vaya de su casa.alberto: ah, pues entonces haz lo que quieras.janet: pero tú estás loco, me estás condicionando.diego: mamá, no me lo tienes que pedirporque yo ya me voy. janet: ¿qué?no, no, diego, espérate. diego: yo no puedo vivir aquí.alberto: ey, déjalo ir. déjalo que se vaya.bianca: yo le tengo mucho miedo. nuria: bianca, pero ¿por quéle tienes miedo? tú eres alguien muy, muy fuerte.bianca: eso creía. marieta: ¿cómo que eso creías?no, no, no, jovencita. eso eres, ¿ok?nuria: puedes confiar en nosotras, bianca.janet: no, no, no, entiende que no te vas a ir.alberto: déjalo que se vaya, flaca, déjalo.janet: pero no tiene a dónde ir.diego: sí tengo. y me voy a ir con mi papá.janet: eso nunca, mi vida. alberto: déjalo que se vaya.si tu hijo se quiere convertir en un borrachode cantina barata, que se estrellecontra el mundo. tu hijo no tiene remedio.yo ya lo intenté y es su decisión.janet: disculpa, pero mi hijo no es un caso perdido.no, es-- diego: papá.janet: pablo, diego no se va a ir a vivir contigo.que eso te quede muy claro de una buena vez.pablo: ¿este es tu famoso maestro?janet: disculpa, alberto. él es mi exesposo, pablo.alberto: hola, pablo. soy alberto.pablo: yo a ti ya te conozco. alberto: no lo creo.pablo: sí, claro, de la universidad.eres beto. beto el teto.alberto: ¿el teto? no, no sé de qué está hablando.pablo: por supuesto que sabes. alberto: no, no lo sé.pablo: lo que no me queda claro. ¿este es el tipo que dicesque te está bulleando? alberto: no soy un tipo.soy alberto. pablo: [ríe]bianca: siempre me había hecho comentarios pasados de lanzaa mí y otras compañeras, pero no lo enfrentabaporque sabía, sabía que me iba a ir peor.fue cuando diego no fue a clases y el otro chavo ya se había ido.estaba a solas con-- alberto: a ver, mi hija,¿no te gustaría pasar la materia de otra manera?bianca: ¿qué haces? alberto: ¿a poco no quieres?bianca: no, suéltame. alberto: a ver, si las niñasrebeldes como tú siempre saben lo que quieren.bianca: ¡no, déjame! janet: maestro.maestro alberto. alberto.bianca: menos mal que llegó la mamá de diego.que sin saberlo me salvó. pero, si no, ya se imaginanlo que hubiera pasado, ¿verdad? es que yo me sentíatan indefensa que no podía, no puedo.marieta: tranquila. [música]pablo: esto es algún tipo de venganza.por eso estás saliendo con janet.por eso le estás haciendo bullying a mi hijo.janet: ¿qué? alberto: no sé de qué estáhablando tu marido. pablo: no, sabes qué,ya creo que todo está muy claro. no se trata de janet.tampoco se trata de mi hijo. tú quieres hacerme daño a mí.alberto: oh, sí. pablo: sí.janet: pablo. pablo: a mí.vamos, dime la verdad. ¿quieres vengarte de mí?diego: papá, ya vámonos, por favor.alberto: llévate a tu hijo de aquí ahorita.janet: pablo, por favor, está diego ahí.pablo: [resopla] alberto: hueles a alcohol,pablo. no vayas a manejar.pablo: ahí nos vemos, teto. alberto: sí, sí.ya tranquila. todo va a estar bien.diego: supongo que por eso la agarró contra mí.bianca: tuviste que pagar los platos rotos.diego: algo así. bianca: bueno,pero sea como sea, ese tipo va a tenerque enfrentar a la justicia. diego: ¿por?bianca: mira. no es fácil para míhablar de este tema, sabes, preferiría que no me hicieraspreguntas al respecto. tal vez con el tiempopues lo logre asimilar mejor, pero...[resopla] lo denunciépor tentativa de violación. diego: ¿qué?bianca: la verdad es que hacer esa denunciame trajo mucha paz. además, lo expulsaronde dar clases en cualquier colegio.y pues los alumnos al ver lo de mi casofueron con el director y también denunciaron.por eso te necesito ahora más que nunca aquí a mi lado.diego: sí, sabes que siempre puedes contar conmigo.bianca: y algo muy importante es que estés siemprecon tu mamá. ella te necesita mucho.no puede pasar ni un segundo más al lado de ese delincuente.diego: sí. alberto: no me gusta verte así,flaca. tranquila.janet: no me gusta que me digas "flaca".alberto: ¿ahora no te gusta? ¿qué, ya no me quieres o qué?janet: no, es solo que estar sin diego en la casame pone muy mal. alberto: ya, tú tranquila,mi hija, tranquila. todo va a estar bien.¿qué? janet: ¿cómo creesque todo va a estar bien? mi hijo se fue de la casa.alberto: pues estamos mejor sin él, ¿no?janet: ¿perdón? alberto: no, no, a ver,me expresé mal. lo que digo es que si tu hijo--sí, sí me expresé mal. si tu hijo decidió irsecon su papá, pues, seguramente va a estar bien,¿no? janet: alberto.alberto: ¿qué? janet: ¿cómo se te ocurre pensarque puedo estar bien sin mi hijo?alberto: porque yo estoy aquí. janet: no.alberto: ¿qué? janet: yo creo que lo mejores que te vayas. alberto: ok.entiendo que quieras estar sola un rato.¿te parece si salgo--? janet: no, quieroque te vayas para siempre. discúlpame, pero no puedo estarcontigo después de todo lo que ha pasado.alberto: ok, a ver, ahora sí no te estoy entendiendo.¿estás cortando conmigo? janet: lo siento.de verdad lo siento. alberto: ¿lo siento?o sea, después de todo lo que hice por ti,¿me terminas con un "lo siento"? janet: ¿qué hiciste por mí?alberto: aguantar a tu estúpido hijopara que le entrara algo en la cabeza.eso hice por ti. janet: disculpa, pero mi hijono es ningún estúpido. alberto: entonces, ¿qué [...]?janet: cálmate, por favor. alberto: no, cálmate tú.janet: bueno, entonces, vete de mi casa.alberto: no me voy a ir de tu casa hasta que expliquespor qué estás cortando conmigo. janet: alberto, si no te vas,voy a hablar a la policía. alberto: quiero que me expliquespor qué [...] cortando conmigo. janet: alberto, por favor,cálmate. alberto: no me voy a irde tu casa. janet: ¿qué te está pasando?diego: mamá. janet: mi amor.qué bueno que ya llegaron. diego: ¿estás bien?janet: sí, claro. solo estaba esperandoque alberto se fuera de la casa. alberto: muy bien.me voy a ir, janet, pero te voy a decir antes algo.sí te mereces la familia que tienes.diego: y tú te mereces la cárcel, que es justodonde vas a ir. alberto: ah, ¿sí?diego: sí. de hecho, te están esperando.y ya sé que nunca he sido el mejor estudiantede matemáticas, pero ahora sí me la pusieron difícil.marieta: como dice el dicho, "al que no quiere caldose le dan dos tazas". nuria: sí, pero a diegole dieron un montón de ollas de ese caldo.marieta: nuria. bianca: y, bueno,son los juegos del destino. a veces lo que no quieres hacero tener es lo que te llega y en grandes cantidades.pues a veces son las pruebas que el destino te pone.brisa: ♪ no soy presa fácil tú a mí no me asustasconozco tu juego pruébamellévame, es lo que quiero quiero ser, tú no te atrevesde una vez, ya no lo pienses somos fuego ardienteacércate, salvaje y lento tómame, se acaba el tiempodéjate, seré tu infierno ♪