null: nullpx
Cargando Video...

Carita de Ángel Capítulo 78

Fausto lleva a cabo sus planes para correr a Clarissa de la su casa. Luciano decide que Dulce María vuelva a estar de interna en el colegio. Clarissa idea un plan para evitar que Fausto la deje en la calle.
20 May 2021 – 12:00 AM EDT
¡Nuevo!

Presiona aquí para reaccionar

Reacciona
Comparte

locutor: televisa presenta... silvestre: no me vayan a hacernada, ¿eh? los muerdo. los muerdo si mehace algo. ¡ah!no, no, no ¡ay, no me vayan a quemar!¡no me vayan a quemar! ¡soy alérgico al fuego![llora] ¡ay, no me hagan nada!niños: [cantan] silvestre: ¡no, no, no!¡no me vayan a quemar! no.¡estoy como pollo rostizado! ay, ay.¡me siento juana de arco! ¡no!¡me quemo! ¡me quemo!¡no me quemen! yo ya--¡no me echen agua! ay, no te...señor. niños: oh-oh.dulce maría: papito, ven a jugar.luciano: quítenme-- me voy a--ah. dulce maría: [ríe]luciano: ay. dulce maría: llegaronlos refuerzos de cara pálida. tribu piel roja, a huir.silvestre: no, no huyan, cobardes.no huyan. no...dulce maría: ¡rápido! luciano: dulce maría.¡dulce maría! dulce maría: aquí estoy, papito.no grites. luciano: ya lo séque estás aquí. cecilia: [jadea]dios mío. estefanía: luciano.silvestre. cecilia: [ríe]¿no creen que están demasiado creciditospara jugar a los pieles rojas? estefanía: [ríe]dulce maría: creo que están demasiado creciditos.fausto: contéstame, clarisa. clarisa: no tengo nadaque contestar. fausto: ¿de cuándo a acáte volviste tan respondona? no se te olvide que todavíasoy tu esposo. clarisa: dejaste de serlocuando me pediste el divorcio. fausto: legalmenteseguimos siendo marido y mujer. y todo por tu necedad.por no ir a la última junta de venecia.el asunto se complicó. clarisa: estoy dispuestaa dejarte libre, pero no en las condicionesque tú exiges. fausto: no pienso transigir,clarisa. de mí no verás un centavopartido por la mitad. clarisa: fausto, por favor.yo no te pido dinero. sólo déjame la casa.no tengo dónde vivir. fausto: ese no es mi problema.clarisa: ¿por qué eres tan cruel conmigo, fausto?fausto: si hubieras firmado el divorcio voluntario,tal vez habrías sacado algo de mí.clarisa: mi abogado me dijo que--fausto: tu abogado es un estúpido.y escúchame bien, clarisa. no enredes más las cosas.liquidemos este asunto a mi modo te voy a dejar en paz.luciano: ¡mi casa! ¡reducida a escombros![gruñe] ¿y todo por qué?porque mi hija en vez de jugar con sus muñecas,¡le dio por jugar a los pieles rojascon una pandilla de chiquillos! dulce maría: papito, el fuegoera de a "mentis". perdóname.noé: tu hija tiene razón. estefanía: ese es un puntoa su favor. luciano: ¡no se trata sólode la travesura cometida por una partida de mocosos!un adulto... ¡fue su mayor cómplice!silvestre: señor, los niños, los indios,necesitaban sacrificar a un cara pálida.luciano: la cara la deberías tener pálida, pero de vergüenza.¡retírate, silvestre! silvestre: sí, señor.luciano: retírate o no respondo de mí.silvestre: perdón, este, una pregunta.¿no quisieran un cafecito? luciano: sil-ves-tre.ve a tu baño, llenas la tina de café,y te sumerges en ella. silvestre: me parecemuy buena idea, pero no creo que alcance el caféque hay en la casa, señor. ya me voy. ya me voy.noé: luciano, los niños desordenaron todoy, por eso parece que los daños fueran considerables,pero en unos días la casa quedará como nueva.estefanía: todos ayudaremos hasta que nos quedesúper limpia. cecilia: ay, mi amor.de acuerdo, tienes razón. los niños se excedieron un poco,pero ya dulce maría te ha pedido perdón.luciano: el arrepentimiento de mi hija, ¡no me devuelvelas paredes limpias! ¡ni el orden!¡ni mi traje! dulce maría: papito,tengo mi alcancía de cochinito. la rompes y compramos pinturay pagamos la tintorería. chiripa: yo también le entroa la cooperacha. cecilia: la pobrecita ofrecesus ahorros. estefanía: es hermosolo que dices, mi muñeca. luciano: es muy bonitolo que dice. ¡pero no lo que hace!ah, pero no creerán que este destrozose arregla con un berrinche mío, y con un castigo de rutina.no. claro que no.a grandes culpas, grandes castigos.dulce maría, regresas al colegio.cecilia: ¿cómo que vuelve al colegio?si no lo ha abandonado nunca. luciano: regresa de interna.todos: ¿de interna? luciano: ¿hablo en japonés?digo: [imita japonés] no.no hablo en japonés. hablo en castellano.y digo que dulce maría vuelve a estar de internaen el colegio. dulce maría: papá, te prometoque nunca más volveré a jugar a los pieles rojas.cecilia: luciano, no puedes hacerle esto a la niña.luciano: antes, ella me hizo esto a mí.estefanía: escúchame. dulce maría no hizo estoa propósito. noé: los niños cometentravesuras. en ellos es como una obligación.luciano: un estropicio como este no es una travesura.nadie dirá que no quiero a mi hija, y que no he sidotolerante con ella, pero si el amor de un padreno tiene límites, la tolerancia de un padre sí los tiene.estefanía: luciano. luciano: es mi última palabra.noé: nosotros creemos que esta lección--luciano: noé. no nulifiquen mi autoridad.he dado una orden. y la orden se cumple.aunque me duela. esta noche regresasde interna al colegio. dulce maría: ya no tendré mamáque me ayude a rezar, ni me dará el besode buenas noches.clarisa: voy a hacer lo que me pide fausto.firmaré el divorcio voluntario y,y desocuparé la casa. abogado: no lo hagas, clarisa.al estar casada con régimen de sociedad conyugal,tienes derecho a la mitad de los bienes.clarisa: yo me casé con fausto por amor.pero nunca por interés. ¿qué me importa perderlo material si ya no tengo su cariño?abogado: eres una mujer excepcional.clarisa: eso no es verdad. soy tan poca cosa.por eso fausto se aburrió de mí. ojalá que la mujer que se vaa casar con él le dé la dicha que yono supe darle. [llora]fortunata: ya. ya, mi criaturita.tienes que descansar. cierra tus ojitos y duérmete.dulce maría: no puedo, fortunata.no me quieren. mi papito no me quiere.luciano: perdóname. debo educarla, ¿no es verdad?cecilia: luciano. luciano: ¿qué?cecilia: ¿qué haces? luciano: nada.[suspira] cecilia: mi amor, sufres.luciano: ¿quién no sufre por sus hijos?cecilia: por favor, piensa en tu infancia.¿cuántas travesuras cometiste? luciano: muchas.cecilia: ¿lo ves? luciano: pero nunca destrocéla casa de mis padres. cecilia: acabas de decirlo."mis padres". luciano: ¿cómo?cecilia: que tuviste la dicha de tenerlos a los dos,y eras feliz. ahora piensa en la soledadde tu hija, huerfanita de mamá. luciano: mi hija ya no lo es.te tiene a ti. cecilia: no es lo mismo.luciano: ¿por qué eres injusta contigo?dios te ha permitido remediar el dolor de dulce maría.cecilia: ¿remediarlo y ahora duerme en la camade un internado? luciano: olvídalo.olvídalo y acuéstate. cecilia: pero antes dimecuándo la perdonarás. luciano: ya le he perdonado.cecilia: es un perdón con la pequeña lejos.te pregunto cuándo le permitirás que regrese a casa.luciano: ese regreso deberá ganárselo.cecilia: ¿cómo? luciano: no me pregunteslo que todavía no sé. pero estoy seguro que mi hijapasará una buena temporada de interna.[música][música]>> hagan buena letra. no quiero tachones ni borrones.bárbara: yo siempre escribo muy limpiecito.en cambio, otras... dulce maría: pero yo escribomuy rápido. frida: por eso tu cuadernoes el más cochino de todo el salón.frida y bárbara: [ríen] madre superiora: y díganme,en estos días que han pasado, ¿el señor larios ya le levantóel castigo a dulce maría? estefanía: no tanto como eso,pero hemos podido sacarle una promesa.madre superiora: ¿qué promesa? cecilia: en clase siemprese considera a fin de mes qué alumna presentael mejor cuaderno. madre superiora: sí,por supuesto. esa es la costumbre.estefanía: luciano permitirá que mi muñeca vuelva a casasi su cuaderno resulta el mejor. madre superiora: ceciliapuede decírselo. ella fue maestra de la niña.su cuaderno... [ríe]nunca ha sido precisamente una obra de arte.estefanía: por eso queremos hablar con dulce maría.para pedirle que haga un esfuerzo.cecilia: mi pequeña siempre ha sido un poquito desesperada.hace todo a la carrera, pero esta vez se tratade un caso muy especial. y que requerirá, por supuesto,una total honestidad de nuestra parte.madre superiora: ¿a qué te refieres, cecilia?cecilia: nosotras podríamos a escondidas ayudarla,pero eso sería desleal con luciano.madre superiora: sí. así es.efectivamente. estefanía: si el cuadernode dulce maría resulta el mejor del grupo,se deberá exclusivamente a su propio esfuerzo.cecilia: confío en que lo logrará.silvestre: señor, el departamento está quedandomejor que antes. luciano: me conformocon que quede igual. silvestre: [ríe]vio usted, señor. luciano: ¿vi qué cosa?silvestre: tanto desgarriate que hicimos,y en menos que canta un gallo, [chasquea]hemos remediado el estropicio. luciano: esa es la reflexiónde un cara pálida. silvestre: mm.permiso, señor. les voy a servir un caféa los pintores, para que después trabajencon mayor entusiasmo. luciano: erraste la profesión,silvestre. silvestre: ¿por qué lo dices?luciano: en vez de mayordomo, deberías tener una cafetería.silvestre: una... no, no es mala idea.ya alguien me lo sugirió una vez.dulce maría: pero mamá, pero tiuchis,yo nunca podré tener el mejor cuaderno de la clase.cecilia: si pones todo tu amor y toda tu voluntad,¿por qué no? dulce maría: es que tengouna letra como patas de araña peluda.zaz-zaz-zaz-zaz. zarazáz.fortunata: eso te pasa porque escribes a una velocidadde cohete espacial. [imita cohete]estefanía: [ríe] pero si lo haces con pacienciay despacito, tu cuaderno puede sertan brillante y hermoso como cualquier otro.dulce maría: yo digo, ¿no podrían darme una ayudadita?¿una ayudadita chica? estefanía: [niega]dulce maría: ¿chiquita? cecilia: no.dulce maría: ¿chiquitita? estefanía: no, mi muñeca.ni tú, ni nosotras debemos engañar a tu papá.cecilia: lo harás, pequeña. ¿pondrás todo lo mejorque hay en ti? dulce maría: sí, ceci.ya no puedo vivir sin la mamá que me arropa y me besatodas las noches. cecilia: esmérate, mi amor,y volverás a tener a tu mamá y yo a mi hijita querida.fortunata: ¿qué haces aquí, dulce maría?tus compañeras ya están aseándose para merendar.dulce maría: hermanita, déjame otro ratito.debo seguir pasando en limpio mi cuaderno.fortunata: has trabajado todo el santo día en él.tanto esfuerzo podría hacerte daño.descansa un poco. dulce maría: no puedo,fortunata. quedan tres díaspara la revisión. fortunata: hay tiempo, criatura.tú sabes que la reverenda nos tiene prohibidoque las alumnas estén de noche en los salones.dulce maría: híjoles. ¿cómo le hago para que ellano se dé cuenta? fortunata: a verqué se nos ocurre. dulce maría: tengo tantas ganasde que mi mamá me vuelva a llevar el desayuno a la cama.fortunata: ay, ese querubín. ¿quién tuviera esa suerte?mm, el desayuno en la cama.todas: ♪ yo soy una flor chiquita,chiquitita yo soy una flor chiquita,chiquitita tan, tan, pero tan bonitatan, tan, pero tan bonita que mira el sol♪>> bravo. >> muy bien.vamos a jugar.lluvia: dulce maría me acaba de mostrar su cuaderno.está quedando precioso. frida: va.en los dos últimos meses el mejor fue el de bárbara.bárbara: y también lo será este mes.lluvia: yo no tan súper segura. >> yo tampoco.bárbara: digan lo que digan. mi cuaderno será el mejor.el me-jor.cecilia: mañana la madre superiora revisarálos cuadernos de las niñas. luciano, es imprescindibleque el de dulce maría sea el mejor.luciano: totalmente. cecilia: ¿no bastaríacon que estuviera limpio y bien hecho?luciano: no, cecilia. esa es mi condición.debe ser el mejor de todos.pascual: ¿cómo vas, chamaquita? dulce maría: muy bien.hoy tengo que terminar. gracias, pascualito.pascual: ah, ¿qué agradeces?dulce maría: que me dieras permiso de trabajar aquí.en la cocina el cuaderno se hubiera manchado de grasa.pascual: mira, yo lo que quiero es que vuelvas a dormiren tu casa, con tu familia. [llaman a la puerta]fortunata: ya estoy aquí. ay, criatura.si la madre superiora te descubre trabajandoa deshoras, el cuaderno no llegará a manos de tu papá.dulce maría: santa cachucha. que no se entere la reverenda.porfi, fortunata, no le vayas con el chisme.fortunata: ay, si yo no soy chismosa.mi mayor cualidad es la discreción.pascual: perdóneme, hermana. la leche era de la chamaquita.fortunata: fue un descuido. como la vi tan blanca.me quedaré para acompañarte, ¿eh?no para ayudarte. tuyo es el cuadernoy tuyo es el padre. ay, ese padre desalmadoque tienes.bárbara: si el cuaderno le queda mejor que el mío,se lo echaré a perder. a mí no me gana nadie.y menos la odiosa de dulce maría.[canto de gallo]pascual: ay, qué raro, cantan los gallos.ah.pascual: hermana, hermanota.hermanota, despiértese. hermanota.fortunata: no, ¿por qué me las quita?ay, dios mío. tuve una pesadilla.soñé que me robaban mis galletas.pascual: nos quedamos bien jetones.[canto de gallo] fortunata: ay, ¿por qué cantanlos gallos? pascual: pues,porque las gallinas no saben. [ríe]no. son las tres de la mañana. fortunata: ¿qué?¿las tres de la mañana? y la niña todavíano se ha acostado. ay, dulce maría.pascual: no la despiertes. pobrecita.guarde sus cosas y yo la llevaré cargando.fortunata: sí. fíjese, pascual.[jadea] qué cosa.pascual: ah. fortunata: terminó de pasarel cuaderno y ha quedado que es una alhaja.pascual: qué a todo dar. la chamaquita pronto volveráa dormir en su casa. fortunata: [ríe]pascual: ninguna recompensa más merecida, ¿eh?fortunata: vamos.no haga ruido, don pascual.pascual: sh.pascual: buenas noches. fortunata: ¡sh![pasos] ¡sh!bárbara: mañana te llevarás la sorpresa de tu vida.fortunata: ¿qué vas a hacer, bárbara?[música][música] fortunata: ¿qué hacescon el cuaderno de dulce maría? bárbara: nada, hermanita.nada. fortunata: ay, ¿cómo que nada?bárbara: quería saber qué tal le quedó.fortunata: dámelo. quedó resplandeciente.mañana será el mejor de la clase.vamos a tu cama, bárbara.pero te lo advierto, si algo le ocurre al cuadernode dulce maría, sabré que fuiste tú.bárbara: pero hermanita-- fortunata: ay, obedéceme pronto.pronto te digo.bárbara: no importa. no importa.[teléfono] silvestre: casa de la familialarios. cecilia: buenos días, silvestre.silvestre: ah, permítame. acaba de llegar.la hermana fortunata quiere hablar con usted.cecilia: ay, gracias, silvestre. silvestre: tiene vozde buenas nuevas, ¿eh? [ríe]cecilia: ¿fortunata, qué sucede?¿alguna noticia? fortunata: te llamo aprovechandoque la reverenda está ocupada con el inventariode los víveres. dulce maría terminó el cuaderno.tuvo que sudar la gota gorda. pero valió la pena.cecilia: ¿quieres decir que resultó el mejor?fortunata: la reverenda dará el fallo después del recreo.pero ya examiné todos y nuestra consentida se llevaráel premio. cecilia: ay, dios te oiga,fortunata. me cuesta vivir sin dulce maríaen la casa. gracias.muchas gracias. era fortunata.luciano: ¿novedades? cecilia: maravillosas.el cuaderno está terminado y es el mejor de todos.silvestre: perdón. su café, señor.luciano: bueno. silvestre: no, no.ya lo creo que bueno, si lo hice yo.[ríe] luciano: ¿quién dijoque el de dulce maría es el mejor de todos?¿la madre superiora? cecilia: la verdad, la superioraaún no los ha visto, pero fortunata sí.y afirma que el triunfo de dulce maría es seguro.¿qué te parece? luciano: me pareceque la opinión de la hermana fortunata es una cosa,y la opinión de la superiora es otra.cecilia: si fortunata lo asegura, podremos quedarnostranquilos. luciano: yo prefiero atenermea los hechos. y si los hechos le dan la razóna la hermana fortunata, eso me hará feliz,pero... ¿pero por qué silvestreme obliga a tomar café si yo no tengo ganasde tomar café? cecilia: [ríe]fortunata: a sus lugares, niñas. silencio.fortunata: ¿y la alumna larios? frida: hermanita,cuando salimos del dormitorio, dulce maríano se había despertado. bárbara: qué vergüenza.no sé cómo permiten estas cosas. fortunata: silencio.iré a buscarla, pero antes prométanme una cosa.¿harán escándalo? todas: ¡no, hermanita!fortunata: no harán escándalo, pero ya lo hicieron.vuelvo a hacerles la pregunta, pero respóndanme sin hablar.moviendo la cabeza. ¿permanecerán calladasy juiciosas? ahora puedo irme tranquila.[alboroto]fortunata: dulce maría. dulce maría, despiértate.dulce maría: tengo sueño. déjenme dormir.fortunata: ay, no es posible. vamos.arriba. si la reverenda averiguaque aún estás en cama, sabría que trasnochaste,y tendremos una buena reprimenda.dulce maría: mi cuaderno. fortunata: [jadea]dulce maría: no está. fortunata: tranquilita.aquí lo tienes. lo he cuidado.claro, cuando una tiene una alhaja, hay que protegerlay cuidarla hasta con la vida si es preciso.dulce maría: no lo soltaré ni un chirris así.fortunata: [ríe] ándale. córrele y vístetevolando, que tus compañeras ya estánen clase. y a esta joya hay que vigilarlamuy bien. apresúrate.dulce maría: de volón pimpón, hermanita.de volón pimpón. frida: se me ocurrió una ideapara que dulce maría no nos gane,pero necesito de tu ayuda. bárbara: seguro, frida.¿qué tengo que hacer? frida: afuera de la capilla,pascual dejó un barril. bárbara: sí, claro.está lleno de agua. ¿y eso qué tiene que ver?>> ahí viene. ahí viene.fortunata: así me gusta. veo que obedecieron.[música]dulce maría: fíjense. fíjense.frida: vamos, vamos. tenemos que hacerloantes que termine el recreo. dulce maría: ¿qué les pareció?lluvia: está súper precioso. >> vas a ver que tú vas a serla ganadora, dulce maría. frida: [ríe]bárbara: oye, dulce maría. dulce maría: ¿qué, bárbara?bárbara: frida tiene ganas de ver tu cuaderno cómo quedó.aunque ella piensa que el mío está mejor que todos.lluvia: enséñaselo para que se dé un súper quemón.dulce maría: ahora les mostraré que el mío es el más primoroso.¿dónde está frida? bárbara: por allá,junto al barril. dulce maría: seguroque cuando vea lo bien que me quedó, se ponechiflis de la cabeza.me dijo bárbara que querías ver mi cuaderno.frida: pura curiosidad. para saber cómo es el que vaa quedar en tercer lugar. dulce maría: pues, esta vezserá en primero. y si no, aquí lo tienes.míralo. míralo bien.frida: no está mal. no está mal.dulce maría: ¿cómo que no está mal?está rete, rete cachetón. frida: ay.bárbara, fíjate por dónde caminas.dulce maría: ¡mi cuaderno! ¡mi cuaderno se cayó al agua!mi cuaderno. >> ¿qué pasa, dulce maría?dulce maría: mi cuaderno. frida: no te apures.trataré de sacarlo. aquí está.el mejor cuaderno de clases salvado.dulce maría: se mojó. mi cuaderno se mojó.ya no sirve. voy a seguir castigada.nunca volveré a dormir en mi casa.nunca. nunca.lluvia: no llores. no llores.frida: cómo lo siento. todo fue por culpa de bárbara.ella me empujó.todas: ♪ dime de qué sirvió de qué sirviótantos desvelos tantos anhelossi un barril de agua se lo llevó la felicidad de dulce maríase quedó a la vuelta de la esquinados niñas traviesas sus sueñoslos hicieron trizas dime de qué sirvióde qué sirvió tantos desvelos, tantos anhelossi un barril de agua se lo llevó ♪madre superiora: una desgracia. una gran desgracia.fortunata: reverenda, le doy a usted mi palabra.no hay otro cuaderno como este. confío en la imparcialidadde su juicio, hermana. pero así como usted dice--fortunata: y si es así, ¿por qué no le concedeel primer premio a dulce maría? madre superiora: ve cómo quedóel cuaderno de la pobre niña. imposible juzgarlo.aparentemente el esfuerzo de dulce maría lo merece.debo ser leal conmigo misma. lo siento, pero solo me quedaesperar a ver el cuaderno el próximo mes.fortunata: pero se lo aseguro. >> reverenda, usted sabeque premiar el cuaderno de dulce maría equivaldríaal perdón de su papá. fortunata: por eso me dueletanto lo que pasó. madre superiora: puedo hablarcon el señor larios, y le contaré lo ocurrido,para que él decida lo que debe hacerse.pero afirmar que un cuaderno para mí desconocidoera el más perfecto de todos, eso sí que no.frida: nuestro plan funcionó, bárbara.bárbara: sí, frida. dulce maría no regresaráa su casa en mucho tiempo. ambas: [ríen]luciano: el regreso de dulce maría a la casaestaba condicionado. estefanía: por dios, luciano.la superiora le acaba de explicar a ceciliacómo ocurrió ese contratiempo. cecilia: sí, por culpade las compañeras que juegan a lo loco, el cuadernode dulce maría cae en un barril de agua.¿cómo dices que dulce maría tiene la culpa?luciano: yo no digo que dulce maría tenga la culpa.estefanía: pero no la sacas de interna.luciano: tiene un mes por delante.noé: ¿otro mes ahora? luciano: otro mes.sí, señor. no le impuse el castigopor una travesura común. me destrozó la casa.en complicidad con el cara pálida.silvestre: los niños insistieron en sacrificarme.era imposible decirles que no, señor.luciano: iré al colegio y hablaré con dulce maría.angélica: mi tortolita tiene su carita llovida.dulce maría: ¿por qué me pasan tantas cosas malas a mí, mamita?siempre es queso salado. eso soy.angélica: no, mi carita de ángel.eres una niña preciosa. y aunque ahora todo parecetriste y oscuro, debes tener confianzaen que todo se arreglará. dulce maría: entonces,¿mi papito me levantará el castigo?angélica: lo hará, mi amor. pero ten un poco de pacienciay tranquilidad. cuando la noche se vuelvemás oscura, es porque pronto el sol saldrá.madre superiora: señor larios, su hija está sufriendo.por lo tanto, le pido que reconsidere su actitud.luciano: por favor, no quiero que usted me juzguecomo si fuera un tirano. madre superiora: ay, no.nadie ha dicho que lo sea. luciano: dulce maría encuentraen todos esa ternura imprescindible para una niñade su edad. madre superiora: ah, todosnecesitamos una cuota de ternura a cualquier edad.luciano: quiero decir, mi severidad es un modode impedir mal educarla. dulce maría sabe que soy severoporque la quiero. ella comprenderá.[llaman a la puerta] fortunata: aquí tiene a la niña.tortúrela si quiere. madre superiora: hermana.dulce maría: hola, papá. luciano: hola, mi chiquita.¿reverenda, podría dejarnos solos?madre superiora: sí, claro. vamos, hermana.fortunata: ¿dejarla sola con este hombre?tengo miedo que le haga algo. madre superiora: ¿qué significaesa falta de respeto? fortunata: a los hijoshay que quererlos, no atormentarlos.madre superiora: con permiso, ¿eh?uh. ah.luciano: ven aquí. ven aquí.parece que tuvimos mala suerte, ¿no?dulce maría: sí, papá. luciano: según noticiasque recibí, conseguiste un buen cuaderno.dulce maría: estaba rete cachetón.luciano: eso me halaga, pero ya habíamos hecho un trato.siento dolor por esto. no tuviste la culpa,pero este trato debemos respetarlo.te traje unos chocolates, para que endulcesel mal momento. dulce maría: gracias, papá.luciano: sabes que te quiero, ¿verdad?tú y cecilia son las personas que más amo en el mundo.cecilia está algo molesta conmigo.ella piensa que soy un poquito malo.¿crees que lo soy? dulce maría: no, papá.no. luciano: ¿tú sabes por quéregresaste de interna al colegio?dulce maría: sí. luciano: te impuse un castigoque se debe cumplir. ¿entiendes?dulce maría: ajá. luciano: dentro de un mesconfío que volverás a la casa. tu nuevo cuaderno serátan bello como el otro. el que se te mojó.un mes pasa pronto. y apenas pase estaremos juntosotra vez. dulce maría: ajá.luciano: ¿quieres darme un beso? dulce maría: siempre quiero,papito.luciano: mi chiquita. estefanía: esta vez lucianose pasó de la raya. está tratando con demasiadaseveridad a mi muñeca. esperanza: en ocasioneslos padres no saben cómo educar a sus hijos.algunos se pasan de tolerantes, y otros de rígidos.noé: ojalá que nosotros sepamos encontrar el justo medio.esperanza: sí. [teléfono]estefanía: ¿bueno? ¿él se ofreció?qué bueno, cecilia. ojalá que gabriel lo hagaentrar en razón. sí.sí, sí. por supuesto.gracias por avisarnos. noé: por lo que escuché,gabriel va a hablar con luciano, ¿verdad?estefanía: ay, sí, noé. él es nuestra últimaposibilidad. si no logra convencerlode su error, mi muñeca tendrá que pasar todo un mesde interna en el colegio. dulce maría: un mes es muchotiempo, a lo mejor hasta nacen los bebés.fortunata: tampoco exageres. para que nazcan faltan muchosmeses. pascual: ánimo, chamaquita.y arriba corazones. fortunata: la hermana cocinerava a preparar pastel de chocolate para la merienda.ven, dulce maría. vamos a ayudarla.dulce maría: nos vemos, pascualito.pascual: adiós. dulce maría: córrele.pascual: adiós, chamaquita.gabriel: ¿lo haces por la buena educación de tu hija?pero por dios. nunca escuché argumentosmás absurdos que los tuyos. luciano: ¿quién te mandópara que me enternecieras? ¿estefanía o cecilia?gabriel: vine por mi propia cuenta.y si vamos a discutir, no quiero que lo hagamos delantede dos mujeres que están embarazadas,y deben vivir tranquilas. luciano: escúchame,tengo mucho trabajo y no me queda tiempo para esto.hablé con dulce maría. ella, que es la más perjudicada,sí me entendió. tú tienes la obligaciónde entenderme. gabriel: no, luciano.porque cuando un padre-- luciano: cómo se notaque no tienes hijos. y junto a los hijos,una tribu de tíos para consentirlos.gabriel: es imposible razonar contigo.luciano: no razones, entonces. gabriel: por eso es que me voy.luciano: ¡todos son unos consentidores!mal criadores de hijos ajenos. [música]>> ay, no. si te digo que no, eva.la hija de luciano le va a sacar canas verdes.eva: es que toda la familia le solapa sus travesuras.empezando por la mojigata de cecilia.pascual: permiso.>> ¿busca a alguien? pascual: al señor larios.eva: ¿él lo citó? pascual: no, señora.¿pues, cómo me iba a citar precisamente a mí?yo soy el jardinero. ambas: ¿el jardinero?pascal: sí, del colegio donde va la chavita de don luciano.por favor, quiero hablarle de ella.dígale. eva: espere un momento.pascual: sí, claro.eva: el señor larios lo espera. pascual: gracias.eva: ay, qué gentuza. >> ahora que me acuerdo,ese es el tipo que fue padrino de la santurrona esa.eva: con razón. él los hace y ellos se juntan.luciano: esta es una sorpresa, pascual.dígame, ¿qué se le ofrece? pascual: tengo una deudade gratitud con dulce maría, y vengo a pagarla.ella... ella sufre, señor.luciano: claro. por supuesto.el accidente de su cuaderno. pascual: señor, yo no vengoa pedirle que la perdone, y que la chamaquita se retachea su cantón. pues, sería, pues,como una mafufada mía, ¿no? además, pues, yo creoque ya se lo pidieron otros. luciano: está usted en locierto, pascual. gente que quieroy que no pudo convencerme. pascual: pues, por eso vine.pa' que usted sepa la meritita verdad.[música]úsica]

Cargando Playlist...