null: nullpx
Cargando Video...

Al Diablo con los Guapos Capítulo 95

Constancio se niega a decirles la verdad a Mili y a Alejandro. Mili decide ayudar a Horacio y a Rocky con su taller. Karla logra engañar a Constancio y a Luciana para ganar un aumento de salario. Mili continúa rechazando a Alejandro.
1 Jun 2021 – 12:00 AM EDT
¡Nuevo!

Presiona aquí para reaccionar

Reacciona
Comparte

locutor: televisa presenta... constancio: le voy a seguirmandando los cheques para su diosesis, pero le voya agradecer que no vuelva a aparecerse por mi casa.manuel: la miligol tiene derecho a saber que usted es su papá,y su hijo tiene derecho de conocer a su verdadero padre.constancio: el verdadero padre de alejandro murió.manuel: no, señor, eso no es cierto, no está muerto.constancio: ¿de qué habla, padre? por supuestoque el verdadero padre de alejandro murió,¿cómo va a dudar de mi palabra? manuel: señor belmonte, yo--manuel: ese hombre murió, murió frente a mí.hasta la propia luciana estaba presente cuando intentóasesinarme, era un loco, era un enfermo.¿sabe? fue muy trágico lo que pasó, por eso es mejorcallar para proteger a alejandro de una verdad tan incómoda.manuel: no, don constancio, es por egoísmo, por cobardía,por las mismas razones que no le dice a milagros que ellaes su hija, por darle más importanciaa una carrera política que a su deber como católicoy como padre. constancio: ya, padre, ya,déjese de sermones, ya. no necesito esos reclamos.es claro que usted nunca ha estado de acuerdo conmigo.vamos a ver el lado positivo de las cosas, al adoptara milagros, mi madre se encargó de que ella formaraparte de mi familia. yo no pienso desampararla nunca,como ve, la verdad ya no es necesaria.manuel: qué fácil resuelve usted las cosas, señor belmonte.no, pues, si es usted todo un político, eh.pero no se confíe, la verdad siempre es necesaria,sobre todo para callar la conciencia.aunque a veces dudo que usted la tenga.buenas noches, señor constancio. valeria: morgan, estos momentoshan sido los más felices de mi vida, nunca los voya olvidar, estoy feliz, feliz en tus brazos.rocky: ay, chiquita, a mí no me preguntes,estoy que no me la acabo. apenas puedo creer que te tengoasí, juntito a mí, mimándote y besándote tanto.valeria: ¿te digo algo? yo también me voy a ponera trabajar, porque quiero ayudar a que logremos ese sueñode casarnos y estar juntos pronto.rocky: pero, pues, hace rato que ni siquiera modelas ni nada.valeria: ese no es problema. mañana mismo me voy a todaslas agencias, voy a dejar mis fotos,voy a retomar mi carrera, pero ya no como hobby,con un fin muy claro, estar contigo para siempre.rocky: chiquita mía, me cae que te lo tomes--pero lo que yo quiero es demostrarle a tu papáque yo puedo solo, que te puedo tenera todas tuercas, ¿sabes? valeria: morgan, no seasanticuado, ya estamos en otros tiempos, ahora las mujerestenemos derecho a trabajar para apoyar a nuestra pareja.somos dos, y los dos tenemos que salir, caminar juntos.rocky: órale, ¿y desde cuándo piensas así?valeria: desde ahora. y además lo leí en una revistaeuropea muy actual, yo siempre voy al día.[música]gamuza: oigan, necesito ganarme una lana para ira la excursión de la escuela. ¿ustedes me puedenechar una mano? luciana: ¿y pues, es mucholo que necesitas? gamuza: pues, algo.gloria: oye, mili, ¿y tú no le puedes echar la manoahora que eres rica? mili: todos dicen eso,que soy rica, pero, pues, la neta, no tengo un clavo.no te me "apachurres", gamu, nosotras te vamosa conseguir esa lana como lo hemos hecho siempre,"chambeando". gloria: ¿vamos a venderestampitas? mili: vamos a ayudara los muchachos en su nuevo negocio, tengo una idea.gloria: [indistinto] andrea: ¿cómo estás?alejandro: ¿no lo ves? empacando mis cosas.andrea: sí, ya lo veo, ¿y cómo te sientes?alejandro: ay, andrea, qué pregunta.pues, salvo la traición de mi madre, bien, me sientobien, liberado. andrea: fue muy feo lo quete hizo luciana. alejandro: feo no esprecisamente la palabra que tengo en mente, andrea.andrea: te entiendo. ¿y cómo vas con tu papá?alejandro: como siempre. andrea: ay, la verdadno entiendo por qué te trata tan mal.alejandro: yo sí, porque lo trato igual.andrea: tú solo respondes a sus agresiones.ay, no entiendo, hasta pareciera que no eres su hijo.alejandro: ¿sabes? muchas veces pensé que no lo era,fíjate bien. pero ahora hasta dudo ser hijode luciana.andrea: vas a ver que todo se arregla.por lo menos con florencia todo bien, ¿verdad?digo, ¿lo del casamiento va bien?hugo: ah, yo venía a pedirte que te fueras, pero veo que yalo estás haciendo, ¿no? siempre un paso adelante,alejandro, muchas gracias por desocupar mi oficinatan pronto. ¿sabes una cosa? me vaa encantar trabajar aquí, eh. ah, no, permíteme, por favor.que te vaya muy bien. alejandro,tu diploma. alejandro: no te lo vayasa querer colgar, tú, que ni estudiaste.hugo: chau. [suspira]compañeros de trabajo, eh.horacio: ¿entendiste, "chamuco"? mira, tú vas a sernuestro ayudante. tienes que atender muy biena la clientela, ofrecerles un cafecito, un refresco,y mantener muy limpio el lugar. y en tus ratos libresconseguir clientes. ah, y sobre todo obedecernos,eh, ¿está claro? >> pues, sí, clarísimo,pero, pues, como que tengo una duda.rocky: ¿qué duda tienes, "chamaquito"? venga.>> pues, ¿qué tranza con la feria?¿cuánto me van a pagar? rocky: ¿pagar?>> pues, claro, pues, ¿cuál va a ser mi sueldo, hijo?horacio: espérate, espérate tantito, "chamu",¿cómo sabemos si eres buen trabajador?a ver, dinos, dinos. rocky: poniéndolo a prueba, eh.horacio: muy bien, muy bien, mi socio, vamos a ponertea prueba. así que primero te vamosa probar y después decidimos cuánto te vamos a pagar.>> ah, tramposo. y a ver, ¿cuánto tiempova a durar la prueba? rocky: yo calculo que unosdos o tres años-- >> ¿qué? ¿años? no, estánlocos, ¿entonces cuándo me voy a casar, eh?horacio: ¿por qué gritas? >> no, están locos, ¿qué pasó?todos: [hablan al mismo tiempo] mili: oigan, les estáquedando bien "chido" el lugar. rocky: ¿qué pasó, qué pasó,mi mili? ¿qué anda haciendo por acá?>> ey, ¿qué tranza con la gloria, eh? ¿por quéno vino con ustedes? mili: ay, no, pues, se quedóa chambear ahí en la casa. horacio: ¿y mi socorrito?¿me extraña mucho, verdad? mili: uy, un chorro,se la pasa recordando tus poemas y todos los piroposque le largas. rocky: mili, ¿y la señoritavaleria? ¿la viste? mili: uy, no, pero me imaginoque está "rete" contenta. todos: [vitorean]mili: bueno, nosotros venimos a echarles la mano en su primerdía de "chamba", ¿cómo la ven? pero a cambio de un porcentajede las ganancias para que gamuza pueda ir a su excursiónde la escuela, ¿cómo la ven? horacio: ah, pues, ni la vemos,mi mili, ¿no ves que no ha caído ni un solo cliente?mili: ¿de veras? bueno, pues, ustedes aguanten--que aquí el gamuzón y yo vamos a salir a buscarlesclientes, y van a ver que al chico rato van a teneraquí llenísimo de clientela. todos: [vitorean][hablan al mismo tiempo] [música]bobby: [ríe] uy, si así jugaras siempreganarías la copa davis para méxico, maestro.alejandro: por lo menos ganaría algo, "güey".bobby: ¿ale, qué te pasa? si te ibas a poner asíno entiendo para qué renunciaste a la empresa.alejandro: porque ya te dije mis razones, "güey".además no pienso seguir siendo un esclavo de mi papá.bobby: ah, claro, muy bien pensado, ahora de ser esclavode papá vas a ser esclavo de domingo echavarría.ese tipo no te va a dejar ni a sol ni a sombra,entiéndelo. alejandro: por eso me voya ir de méxico a dirigir la filial de venezuela.bobby: en serio te voy a extrañar, pero estoy muyde acuerdo en que te vayas para que te alejes lo más posiblede milagros y te olvides de ella, punto.alejandro: ¿por qué me dices eso, "güey"?bobby: ¿cómo que por qué? veo que con ella la pasaspésimo, y me duele, me duele verte así,eres mi amigo. alejandro: es queno lo entiendo, bobby, la veo con mateo y me diceque es su novio, luego la veo con hugo y me diceexactamente lo mismo. pero--no entiendo, porquecuando estoy con ella hay tanto amor en su mirada.estoy a punto de volverme loco, no entiendo nadade lo que está pasando. bobby: ale, ale, ale, hazmecaso, no pienses en mili, sácala de tu cabeza, sácalade tu corazón, de todas partes. alejandro: eso que me estáspidiendo es imposible, bobby, es imposible.mili: uno, dos. ambos: tres.gamuza: oye, si nos llegan a ver poniendo estas tablitascon clavos nos clavan, eh. mili: [ríe]¿y quién nos va a ver, gamuza? a ver, a ver, ¿tienes claroel plan? gamuza: sí, abuelita.mili: bueno, pues, repasemos, en cuanto a un cochese le ponche una llanta aparecemos nosotros, ¿y?gamuza: le ofrecemos echarle la mano y les decimos lo bienque trabajan aquí en la-- de aquí a la vuelta, y lo baratoque cobran. mili: ándale, muy bien, gamuza.¿qué te parece mi idea, eh? gamuza: pues, genial, no, pero,pues, ya me has hecho repetirla como 500 veces.mili: ah, pero, pues, es para que se te grabe bien.bueno, pues, ahora a esperar, ándale, uy.pon esto acá.ay, gamuza, "rete" mensos, eh, escogimos la callemás solitaria. gamuza: no pasó ni un méndigocarro, sí nos vamos a morir de hambre, eh.mili: ah, pues, ya sé lo que vamos a hacer.gamuza: ¿qué? mili: ¿sabes hacerteel desmayado? gamuza: ¿qué?mili: ahí viene un coche, eh.tírate, tírate, tírate, tírate. [solloza]dios mío, no, dios mío-- >> ¿qué le pasó al muchacho?mili: se desmayo el pobrecito. >> vamos a llevarloa un hospital. mili: no, no, gracias, señor,ya llamaron a la ambulancia. >> ¿cómo que ya la llamaron?mili: [balbucea] pero luego reacciona.>> ¿segura que no quieres que lo llevemos a un hospital?mili: no, no--ándale, bueno, si me quiere ayudarpues, corra su coche para que tenga espaciola ambulancia y se va por esa calle--puede ser muy peligroso. >> ¿está segura?mili: sí. >> ¿por esa calle, verdad?mili: sí. [solloza]reacciona. reacciona, dios mío.reacciona.ambos: [vitorean]mili: espérese, espérese, no-- [grita]>> ¿por qué se enoja conmigo, don pepe? a ver, ¿por qué?pepe: ¿cómo por qué me enojo? ¿qué te dije?limpia el gato y ahí vas al gato de la vecinay lo mojas, si te hubiera dicho que mojes al gato de la vecinate digo: "ven, moja el minino". >> ah, espérese, a ustedcasi no se le entiende. pepe: ¿cómo no? se entiende,se entiende, hombre. tu buscas al gato, lo mojas y--[maúlla] pues, te va.>> no, estoy diciendo que cualquiera se equivoca.pepe: le dolerá la boca a tu abuelo, porque yome acabo de cambiar--mira, mira. >> ah, no empiece.rocky: de verdad, horacio, no sé si pusimos unavulcanizadora o un manicomio. horacio: mejor que seauna vulcanizadora, mi rocky. mira, ahí viene un cliente.>> buenas, jóvenes. horacio: buenas-->> se me acaban de ponchar las llantas, ¿me las puedenreparar? horacio: no, hombre, llegóal lugar indicado, ahorita mismo se las arreglamos, eh.>> buenas, buenas, se me poncharon las llantas,necesito que me las reparen. rocky: a la orden, jefe,se las arreglamos. todos: [hablan al mismo tiempo]rocky: órale, mi "chamuco", prepárate unos cafecitospara los señores mientras esperan, hijo.vamos-- pepe: ¿sabes qué estoy pensando?que necesito un local más grande, ¿no te fijasteque nada más entran dos clientes y ya no caben?>> [ríe] pepe: espérate, con cuidado,mira nada más qué rines, son rines de "manganesio",nada más ahí los agarras. horacio: de magnesio, don pepe.pepe: de magnesio, pues, ni que tuvieran úlceras o qué.¿y ahora cómo lo pones? horacio: ahí va.pepe: ni cuando tenía pulpería yo tenía tantos clientes, ¿vio?ambos: [vitorean] [música][llaman a la puerta] constancio: adelante.carla: señor. constancio: ¿qué quiere, carla?carla: pues, sobre lo que hablamos.constancio: ¿lo que hablamos? carla: sí, lo de aumentarnosel sueldo a mi mamá y a mí. además de un dinero muy jugoso.constancio: eso era si usted llegaba a encontrar el reloj,cosa que no ha hecho todavía. carla: pues, está en un error,señor. constancio: ¿qué?carla: ¿es este? constancio: sí, ¿dónde estaba?carla: busqué entre las cosas de la señora y estaba en unade sus bolsas, le apuesto a que pensaba usarloen una cosa muy fea. constancio: sí, sí, para algoque disfruta mucho luciana, para destruirme.carla: ah, eso no lo dudo ni tantito, señor.ahora lo único que usted tiene que hacer es guardarsilencio, si el tema sale a la luz usted lo niega.constancio: sí, sí, gracias, carla, usted va a serrecompensada como quedamos. carla: otra cosa.que de este aumento, pues, no se entere la señora.digo, no vaya a ser que sospeche algo y yo--constancio: usted no se preocupe, el únicoque lo va a saber va a ser braulio porque es quienle entrega sus sobres. le voy a pedir de todas manerastotal discreción. carla: sí, yo--[chista]bueno, muchísimas gracias. constancio: igualmente.carla. todavía faltan las fotografíasque le encargué que buscara. carla: ay, es que esas todavíano las encuentro. pero en eso estoy, solo que esasse cobran aparte, ¿no? con permiso.constancio: [resuella] ay, al menos el reloj.[llaman a la puerta] luciana: adelante.carla: con permiso, señora. luciana: ¿qué quieres?carla: vengo a darle una muy buena noticia.luciana: ¿buena noticia? no me vengas con otrade tus idioteces, porque la única buena noticia queme puedes dar es decirme que ya apareció mi anillo.carla: pues, precisamente. luciana: ay, mi anillo, ¿dóndeestaba, dónde lo encontraste? carla: en uno de los sacosdel señor, y para mí que pensaba usarlo en algo feo.luciana: ay, dios mío, entonces ya lo sabe, estoy perdida.carla: no, no, no, no, señora, usted nada más no abra la boca.claro que debe de tener muchísimo más cuidadode ahora en adelante, ¿verdad? luciana: ¿y si constanciohabla con néstor? carla: ay, no, a ver, ¿ustedcree que su esposo va a aceptar que es un cornudo? no.yo lo dudo, es bastante creído el señor, jamás aceptaríaque usted le pone los cuernos, pues, en sus propias narices.luciana: ¿me estás juzgando, carla?carla: no, claro que no, señora, ¿cómo cree?no, bueno--¿y el aumento de mi mamá y el mío ya vieneeste mes, verdad? luciana: sí, sí, te lo ganaste.carla: nos lo hemos ganado, bueno, mi mamá y yo.¿y también me va a dar los miles y miles y miles de pesosque me prometió? luciana: ajá.carla: ¿y le puedo pedir otro favor, señora?luciana: ¿ahora qué? carla: que el señorno se vaya a enterar de este aumento porque puede sospechar.luciana: sí, sí, no te preocupes, pero ya vete, vete.rocky: híjole, mili, deberías de asociarte con nosotros, eh.me cae que hacemos buen equipo. toma, aquí tienes tu parte.mili: ay, gracias, mi rocky. rocky: no, si los agradecidossomos nosotros. ¿entonces qué? ¿te animasa seguir con el negocio? mili: no, no, ya tenemosla lana que necesitaba el gamu. rocky: pero pueden sacar más.gamuza: sí, mili, la neta la escuela hacen muchasexcursiones. mili: no, pero no puedesir a todas, ambicioso. rocky: mira, con otros doscochecitos hacemos el día, dos "ponchaditas" nada más.ya, ya, anímate, ándale. mili: ¿tú qué dices, gamu?gamuza: que ya me dio flojera desmayarme, ¿no? pero, bueno.rocky: eso. mili: bien, vamos, pero hayque enderezar los clavitos en las tablitas, eh.rocky: ay, órale, pues. todos: [hablan al mismo tiempo][cantan] la mili, gamuza, ra, ra, ra.[vitorean] pepe: el américa, el américa,ra, ra, ra. ambos: [cantan] pedrito se clavóun clavito en la calva de un calvito.en la calva de un calvito pedrito se clavó un clavito,pedrito clavó un calvito en la calva de un calvito--gamuza: mili-- mili: gamu--hay que irse.gamuza: estás loca, si todavía no pasa ningún--ay, caray, sí, tienes toda la razón, mili,hay que irse. ay, ay, ay.mili: ay, es que, pues estábamos levantando las cosas que dejaronahí tiradas. híjole, cómo hay gente--híjole.todos: [hablan al mismo tiempo] [música]>> el juez de menores está en camino.mili: ay, por favor, poli, no sea "gacho", déjenos ir.>> imposible. mili: entonces déjelo ir a élnada más, no fue culpa del "chamaco", fue mía.gamuza: pero yo le puse los clavos a las tablitas.mili: ¿no me das chance de hablar a mí, gamu?oiga, tengo derecho a una llamada, ¿verdad?>> ¿y a quién le vas a llamar tú?mili: pues, ¿cómo que a quién? a mi abogado.gamuza: ¿a tu qué? llámale.fernando: no me vengas ahora con eso, mateo, andas trasesa chava por su lana. mateo: en parte, pero no te voya negar que me encanta. a ti no tengo por qué mentirte,desde que la vi en el rodeo me gustó muchísimo.fernando: sí, claro, y luego cuando resultó ser la herederade una gran fortuna, pues, entonces me imagino quete interesó un poquito más. mateo: ¿y no crees que me puedaenamorar de ella? fernando: ¿la verdad?mateo: sí. fernando: no.mateo: fer, me está pegando muy fuerte, más de lo queyo mismo pensé. en todo el día de ayer no la viy traté de localizarla, y nada. y estoy que me muero,el amor es el amor, amigo. fernando: y el dineroes el dinero, amigo. mateo: bueno, ¿y por quéno me puedes creer? por supuesto que me interesacasarme con ella por la herencia, pero--empiezo a sentir algo por mili, por milagros.[celular] a ver.fernando: ¿qué pasó? mateo: hola.hola, mili, qué bueno que me llamas.¿buscarte? por supuesto que sí, me encantaría de buscarte.¿dónde estás? sí, sí, ahora mismo voy.fernando: ¿qué pasó? mateo: voy a buscarlaa la delegación. fernando: ¿a la qué?mateo: a la delegación.luciana: valeria, hija, ¿dónde te metiste todo el día?valeria: fui a varias agencias a dejar mis fotos,voy a retomar mi carrera de modelo.luciana: ¿pero cómo te fue? no te vayas, ven, siéntate,platícame. valeria: mira, mamá,no pretendas ser mi amiga porque no te queda.y menos después de lo que me hiciste.es más, no quiero ni verte.luciana: alejandro. ¿ya no me saludas?hijo, por favor, no me ignores. no me crucifiquespor una tontería. alejandro: ¿una tontería?lo que hiciste no fue una tontería, mamá.es una traición hacia mí y hacia mi hermana.luciana: alejandro, por favor, tú--tú vas a empezaruna nueva vida, te vas a casar, con eso vas a asegurartu futuro, mi amor, no nos sigamos con este rencor,por favor. alejandro: sí, mamá,voy a empezar una nueva vida. pero lejos, porque ya sabesque me voy fuera de méxico con florencia.luciana: pero no es necesario que lo hagas, esta casaes muy grande, mi amor. alejandro: sí, pero estás tú,mamá. y no quiero estar cerca de ti.la presencia de hugo me molesta,pero mucho más la tuya, porque te veoy no entiendo cómo puedo ser tu hijo.luciana: alejandro, por dios-- alejandro: siempre penséque mi papá no me quería por algo raro, mamá,algo--y llegué a pensar que era adoptado.pero ahora, con tu actitud-- luciana: tú eres mi hijo,te tuve en mi vientre. alejandro: ya sé, lástimaque dejaste de llevarme en tu corazón.porque tú ya no me quieres, mamá.mili: [suspira] qué lindo es ser libre, mateo.yo pensé que me iban a dar cadena perpetua.mateo: ¿perpetua? ¿por unas tablitas con clavos?entonces no sé qué le harían a varias que yo conozco.mili: gracias, abogado. mateo: ¿gracias por qué?solo hice mi trabajo. mili: ¿en qué estás pensando?mateo: en demandarte. mili: ay--¿y se puede saberpor qué a mí? mateo: voy a demandartepor ejercicio ilegal de la belleza.mili: no sabía que los abogados fueran románticos,yo creía nada más eran "chanchulleros".mateo: ¿qué pasa? ¿te pone nerviosa estar a solas conmigo?mili: no, no, porque somos amigos y no hay nadade malo en eso, ¿verdad? mateo: ah, pensé que eratu novio, como se lo comentaste a alejandro.mili: no, pues, no pienses, eh. ándale, va, órale.órale, eh. mateo: ya, ya voy.¿y ese oso? mili: pues, me lo regalóotro amigo. mateo: ah, ¿que tampocoes tu novio? mili: yo no tengo novio.mateo: está bien, ya me voy. tu amigo se despide.alejandro: ¿interrumpo? mili: pues, sí, interrumpes.[música][música] este es mi cuarto, y estoycon mi novio en la intimidad. ¿y todavía preguntassi interrumpes? alejandro: ¿en la intimidad?mili: ajá. alejandro: discúlpenme,no fue mi intención. mili: [chista]¿por qué hiciste eso? ¿qué te piensas que soy?¿una de esas que se pasan las tablas así como así, eh?pues, conmigo te equivocaste. fíjate, órale, te me vaspor donde viniste, pero movidito movidito, ya.mateo: ya, tranquila, tranquila. no me equivoqué contigo, erasla mujer que estaba esperando. perdóname, de corazón.ese beso me hizo comprobar lo que te acabo de decir.mili: los besos no se roban. no, ya decía yo, abogadoromántico, "chanchullero" y cursi, deben ser los peores.mateo: mili, por favor. mili: vete, por favor, vete, ya.lárgate, lárgate, lárgate.adiós, eh, adiós. mateo: adiós.mili: [resuella]alejandro: solo está jugando contigo, ¿sabes?mateo: no tengo tiempo ni ánimos para discutircon una persona como tú. alejandro: no estoy discutiendo,mateo, solamente te estoy diciendo la verdad para queno te hagas muchas ilusiones. milagros no quiere nada seriocontigo, entre ustedes no hay ni habrá nada nunca.mateo: pues, eso no es lo que dice ella, ni los besosque nos damos-- luciana: ¡alejandro!mateo: discúlpeme, señora. con permiso.luciana: ¿es cierto lo que escuché?¿te interesa milagros? mateo: así es, señora,la amo y quiero casarme con ella.luciana: ay, válgame dios con esta niña, pues,¿qué les da? mateo: ¿perdón?luciana: mira, no pierdas el tiempo, si de verdadte quieres casar con ella hazlo pero ya, cásatecon esa infeliz y lárgate de aquí con ella,llévatela lejos.alejandro: ¿ya puedo pasar y hablar contigo, o siguesen la intimidad? mili: no, pues, de pasarya pudiste, ¿no? pero hablar no. alejandro: pues, aunque noquieras me vas a escuchar. mili: ay, ya sé lo que me vasa decir, que no te gustó que me besara mateo, ¿no?alejandro: pues, no, no me gustó.¿qué te pasa, milagros? sales con hugo,con el abogadillo ese y conmigo no quieres saber nada,¿por qué? mili: pues, la neta, sí, eh,fíjate, estoy en una gran bronca porque no sé cuál de los dosme late más. ¿tú qué me aconsejas?alejandro: el que te conviene soy yo porquete amo más que nadie. milagros,veme, no soporto verte con ellos ni que te besenni que te abracen, porque hasta hace poco el únicoque te besaba era yo. mili: sigue con eso.ah, ya entiendo, ¿verdad? tú me besaste primeroy marcaste la vaca, ¿no? claro el dueño marca su ganadoy cuidadito con que alguien se lo toque.alejandro: yo nunca dije que fueras una vaca ni que te sientade mi propiedad, milagros. pero es que ya no me siento--mili: nada, alejandro-- tú haz tu vida que yoya estoy haciendo la mía. y si no nos vemos, mejor,y si no nos dirigimos la palabra,pues, mejor que mejor. tú vas a casarte con la florindaesa, eh, así que olvídate de mí y déjame en paz.alejandro: ¿eso es lo que tú quieres de verdad?mili: ¿tú qué crees?[resuella] perdóname, alejandro,perdóname por hacerte esto, por tener que partirteel corazón.damián: ¿qué hay, andrea? ¿alguna novedad?andrea: ninguna, tu hijo sigue metido en la oficina,al parecer le urge ponerse al corriente.damián: qué bien, eso me da gusto.andrea, aprovechando que te veo, hay un negocio que quieroproponerte, eh. podemos repetir la mancuernay ganar mucho dinero. andrea: ¿ah, sí?damián: sí. ¿tú sabías que las--de la empresa son derivadas a una cuenta fantasma de otraempresa fantasma? ¿sabías? andrea: ¿y tú cómo sabes eso?damián: ah, porque he estado investigando.es un paraíso fiscal, ese dinero da jugosos intereses, y nadieen le empresa sabe, salvo constancio, cuánto sirve.andrea: ah, ¿y para qué me cuentas todo eso?damián: porque te necesito. tienes que sacarle a constancioel nombre del banco donde tiene ese dinero, y el númerode cuenta. andrea: ay, ¿tú creesque me lo va a decir? damián: bueno, si usas tus--tus encantos, no tengo dudas, para eso te alquilas, ¿no?andrea: no, damián, no creas que tu cuñado es tan ingenuo.damián: bueno, entonces róbate la información.andrea: yo no soy una vulgar ladrona.damián: a ver, a ver, no te hagas la mustia conmigo.piensa que si nos hacemos de ese dinero tendrás lo suficientepara no preocuparte cuando constancio te mande al diablo.consúltalo con la computadora y a ver qué me dices.[llaman a la puerta] luciana: un momento.adelante. florencia: hola, luciana.luciana: querida, qué grata sorpresa.perdóname si te recibo en la recámara, pero es queno me he sentido bien. florencia: ¿qué te pasa?luciana: estoy muy deprimida con lo que me esta pasandocon alejandro. florencia, su rechazome tiene muy mal. florencia: precisamente de élte quiero hablar. luciana: ah, ¿sí?florencia: mira, luciana, desconozco las razonespor las que le hiciste esta mala jugada a la empresa,porque tenemos que aceptarlo, fue una mala jugada.luciana: florencia, yo-- florencia: pero tranquila,no vengo a reprocharte nada. me imagino que tienes motivosmuy poderosos para haber hecho lo que hiciste,pero tu hijo está sufriendo mucho, yo no me quiero casarcon un hombre atormentado. dime, ¿qué puedo hacerpara acercarlos? luciana: no sé, no sé,florencia, yo estoy muy descorazonada, no sé.florencia: déjame intentarlo, pero para eso tendríaque saber una cosa, ¿por qué lo hiciste?¿por qué le regalaste tus acciones a hugo?luciana: para salvarlo. florencia: no entiendo,¿para salvar a alejandro? luciana: sí, florencia,para salvar a mi hijo, para salvarlo.gloria: ¿te besó a la fuerza, mili?mili: sí, me agarró desprevenida el muy condenado.lina: ay, hermanita, ¿con qué te bañas que todosquieren contigo? a ver, dame un poco de esa lociónque enamora, ¿no? mili: no, ni creas que me gustamucho eso, los besos no se roban.lina: pues, el tal mateo sí te lo robó.ya me imagino cómo le quedó la cara.mili: ¿por qué la cara? lina: porque te conozco,a ti te dicen "va" y pegas a puño limpio.mili: no, "nel", ni le pegué, lina.gloria: ay, entonces te gustó el beso, eh, mili.mili: no seas tonta, gloria, lo que pasa es queel alejandro entró. lina: ah, ¿el guapito los cachóbesándose? mili: sí, y se fue bien enojado.lina: ay, hermanita, eso me gusta bien mucho porquetú lo quieres a él, y él a ti. ya, mili, no finjas, ¿o qué?¿me vas a decir que no te "rete" fascinó verte celoso?mili: ¿y quién te dijo que estaba celoso, eh?gloria: ¿ah, no? ¿y entonces cómo estaba, eh?mili: celoso, pero-- pero no me gusta, eh.gloria: ¿en serio no te gusta que se pona celoso?mili: no me tiene que gustar. lina: ¿ni un poquito?mili: bueno, pues, un poquitito, ¿sí?ambas: [aúllan] luciana: me duele, estome duele mucho, florencia. florencia: es que no entiendo,no entiendo, ¿qué es lo que te duele?luciana: me duele el secreto, mi secreto.florencia: ¿tu secreto? luciana: siento que si nolo comparto con alguien voy a estallar.florencia: puedes compartirlo conmigo.luciana: ayúdame, florencia, por favor, ayúdame.florencia: sí, por supuesto, yo te voy a ayudaren lo que pueda. luciana: yo le di las accionesa hugo porque mi hermano me chantajeó con decirlela verdad a alejandro. florencia: ¿la verdad?¿qué verdad? luciana: alejandro no es hijode constancio. no lo es, no lo es, florencia.constancio: no te escuché entrar.andrea: quería sorprenderte para darte un besito.constancio: entonces vuelves a entrar y me hagoel que no te veo, nena. andrea: no seas tontito.¿y qué pasó con el reloj? ¿lograste recuperarlo?constancio: sí, sí, aquí está, pero la foto la sigue teniendoluciana. pero tengo una personatrabajando en eso, espero que las encuentre pronto.andrea: por cierto, ¿no se te hace tarde para la juntacon tus asesores políticos? constancio: sí, sí, de hecho ibade salida, sí. van a presentarme el discursoque voy a dar en el arranque de campaña, regreso más tarde.gracias, dios. damián: justamente ibaa buscarte para comentarte algo sobre lo que habíamos--constancio: no, no puedo ahora, damián, tengo prisa,en otro momento. gracias.damián: vaya, actúas más rápido de lo que pensé.dame ese papel. andrea: ni lo sueñes.damián: andrea, no estoy jugando, quedamos en algo.andrea: sí, en que soy más astuta que tú.constancio: ¿qué hacen ustedes aquí?

Cargando Playlist...