null: nullpx
PI Reportajes

Novia se disloca la rodilla en su boda, la atienden en el hospital durante horas y regresa a la fiesta

Con la canción “Stay” de Dave Matthews Band a todo volumen, Paul Richter tomó a Julie Benn y comenzaron a bailar ante la mirada enternecida de sus invitados. En medio de la canción, él hizo un paso de baile para abajo con ella, quien de inmediato sintió un fuerte dolor de rodilla que la hizo gritar.
16 Jul 2021 – 09:54 PM EDT
Reacciona
Comparte
Cargando Video...

Paul Richter y Julie Benn, una pareja de novios que tenía dos años de relación, tuvieron que aplazar su boda en 2020 debido a la pandemia del coronavirus, por lo que acordaron realizarla el pasado 3 de julio en la casa de un amigo en Filadelfia, sin imaginar que ocurriría un suceso que haría viral a la ceremonia.

Aquel día, luego de intercambiar sus votos frente a sus amigos y familiares, y con el ambiente romántico que los dos habían deseado para su ceremonia bien instalado en el lugar, la pareja se preparó para dar su primer baile como esposos.


En ese momento, con la canción “Stay” de Dave Matthews Band a todo volumen, Ritchter tomó a Benn y comenzaron a bailar ante la mirada enternecida de sus invitados. En medio de la canción, Paul hizo un paso de baile para abajo con Julie, quien de inmediato sintió un fuerte dolor de rodilla que la hizo gritar, explicó la revista People.

“No puedo ver el video”, le dijo Richter a la revista sobre el preciso momento en el que la rodilla izquierda de su recién nombrada esposa se dislocó justo en la pista de baile del lugar, tal como Benn se lo dijo en el preciso momento. “Simplemente así, ella lo supo”, rememora Paul, quien no puede olvidar el dolor insoportable de su esposa.

Allí, tirada en una silla y con su gran vestido de novia puesto, Julie fue atendida por una amiga fisioterapeuta ortopédica que era invitada a la boda y por otro enfermero practicante, quien le dijo que su rodilla se había movido completamente hacia el lado derecho de su pierna, una vez que su marido puso todo su peso sobre ella.

Benn tuvo que ser trasladada a un hospital local donde permaneció unas horas, mientras los doctores la atendían en la sala de emergencias todavía con su vestido de novia puesto. En punto de las 8.30 p.m. de la noche, luego de haber sido anestesiada y con su rodilla reajustada, la pareja volvió a la ceremonia donde los estaban esperando todos sus invitados.


"Todos nuestros amigos y familiares estaban allí parados, animándonos y gritándonos", recuerda Julie, quien todavía tiene la rodilla hinchada, por lo que tiene que realizar terapia una tres veces al día.

Aunque muchos pudieran sentir tristeza por lo ocurrido, la pareja ha decidido tomarlo como un suceso de buena suerte. “Hoy no puedo imaginar cómo hubiera sido tener una boda normal en este momento (…) y agradecemos todo el amor y apoyo que hemos sentido”, apuntó Richter.

Loading
Cargando galería
Reacciona
Comparte

Más contenido de tu interés

Default

Default