null: nullpx
Ola de Calor

Ola de calor amenaza a más de 30 millones de personas en el suroeste del país

El Servicio Meteorológico Nacional alertó a la población que los termómetros pueden alcanzar hasta 115 grados Fahrenheit en ciudades como Phoenix. El calor se incrementará a partir de este fin de semana hasta llegar a alcanzar sus máximos el lunes 14 de junio.
12 Jun 2021 – 10:36 PM EDT
Comparte
Cargando Video...

Más de 30 millones de personas de seis estados del suroeste de Estados Unidos se encuentran en riesgo de sufrir los estragos de una ola de calor. California, Nevada, Utah, Arizona, Colorado y Nuevo México serían los afectados.

El sábado se esperaba que llegaran las temperaturas a 115 grados Fahrenheit en ciudades como Phoeni y, 113 en Tucson, en Arizona; a 99 grados en Salt Lake City, Utah, y a 110 grados en Las Vegas, Nevada, por ejemplo.

“Vuelven a subir las temperaturas en la costa oeste y las máximas en Arizona y Nevada superarán los 110º F”, publicó en su cuenta de Twitter Albert Martínez, meteorólogo de Univision. “Evitad las actividades a mediodía, hidrataros bien y revisad el asiento trasero del auto”.

También ofreció un panorama de lo que serían los próximos días de calor en esa costa:

El Servicio Meteorológico Nacional (NWS, en inglés), por su parte, alertó que los efectos del calor se sentirán a partir del domingo.

No obstante, es probable que sea a partir del próximo lunes 14 de junio cuando lleguen a 100 grados o más para la Gran Cuenca, las Montañas Rocosas del norte y el centro y las llanuras del norte, así como en los 110 grados en el suroeste del desierto.

Para el martes 15 de junio, se pronostica que las temperaturas subirán a 114 grados en Las Vegas, 105 grados en Salt Lake City y 117 grados en Phoenix.

La advertencia de calor excesivo está vigente desde este sábado. El NWS ha publicado boletines de calor adicionales, ya que se pueden esperar temperaturas aún más altas durante la próxima semana laboral.

Además, ha dado a conocer recomendaciones y para hacer frente al calor excesivo, entre ellas las que están dirigidas a niños, adultos mayores y personas con padecimientos crónicos.

El NWS dijo que nunca “es seguro dejar a un niño, una persona discapacitada o una mascota encerrados en un automóvil, ni siquiera en invierno”. Alertó que una tragedia puede tardar 10 minutos.

En 2020, 24 niños murieron por permanecer en el interior de autos que se calentaron en 2020 y un niño pequeño que ya murió en abril de 2021.

¿Qué hacer si sube la temperatura?

Las muertes y enfermedades relacionadas con el calor extremo son prevenibles, pero muchas personas sucumben por su causa cada año. Hay dos grandes factores que afectan la capacidad del cuerpo para enfriarse: la humedad elevada, que hace que la transpiración no se evapore rápidamente y evita que el cuerpo libere el calor, y los factores personales, como edad, enfermedades, antecedentes médicos y estilo de vida.

Los adultos mayores de 65 años tienen un alto riesgo de enfermedades relacionadas con el calor, así como los niños menores de dos años y las personas con enfermedades crónicas o mentales. Incluso las personas jóvenes y sanas pueden enfermarse a causa del calor, si participan en actividades físicas extenuantes cuando la temperatura es muy alta.

Los Centros de Control para las Enfermedades instan a la población a tomar medidas para mantenerse frescos, hidratados y también a estar informados. El aire acondicionado es el factor de protección principal contra las enfermedades y las muertes relacionadas con el calor.

Si una casa no tiene aire acondicionado, sus habitantes pueden reducir el riesgo si pasan tiempo en establecimientos públicos con aire y usan vehículos que también lo tengan. En los departamentos de salud local pueden dar información sobre refugios aclimatados. Tener ventiladores no es suficiente.

Mira también:

Loading
Cargando galería
Comparte

Más contenido de tu interés

Default

Default