null: nullpx
Cargando Video...

Reflexión: El brazo izquierdo

Con esta historia, Raúl Brindis nos recuerda que nuestras debilidades pueden también hacernos más fuertes.
4 Feb 2019 – 10:12 AM EST
Reacciona
Comparte

la diferencia entre unapersona aficionada al deporte yun deportista estrella es laconstancia.un joven de 15 años sufró unaccidente con su cuatrimoto,tuvieron que al amputarle elbrazo izquierdo.luego de un año derecuperacón, decidó aprenderjudo.el maestro era un ancianoexperto en este arte marcial.al cabo de tres meses y pesademostrar gran entusiasmo, elmaestro ólo le haía enseñadoun solo movimiento.el joven aprendó a laperfeccón, pero comenó aaburrirse.pidó que enseñaá ás, sinembargo el maestro le dijo queera todo lo que era necesarioaprender.abandoó la páctica.una tarde recibó el llamado demaestro inviándolo a competirel torneo.su adversario era grande ydemostraba mucha destreza,senía poca confianza, pero elmaestro lo alentaba.fue una larga lucha, suoponente pería concentracón.ápidamenteel muchachoaprovecó esto y logó vencerlo.de regreso a casael muchachopregunó: ómo pude ganar untorneo con ólo un movimiento.el maestro contesó: hanlogrado dominar uno de losmovimientos ás diíciles deljudo.laúnica defensa era quepudiera agarrar tu brazoizquierdo.cuando logramos transformar ladebilidad en fortaleza podemosderribar cualquier obsáculo

Cargando Playlist...
Default

Default