Universidades

Grupo pide educación gratuita en la Universidad de la Ciudad de Nueva York

Miembros de la organización CUNY Rising Alliance solicitan al alcalde de la ciudad de Nueva York, Bill de Blasio, y al gobernador, Andrew Cuomo, el financiamiento total de la educación en CUNY, el sistema universitario que entre sus colegios y escuelas tiene en su matrícula a estudiantes indocumentados y minorías.

MANHATTAN, Nueva York. - Flor A. Reyes Silvestre nació en México y llegó a los dos años a Estados Unidos. Dice que no conoce otro lugar que este país, el lugar que será testigo de su logro de convertirse en la primera de su familia en graduarse de la universidad.

Ella cursa su tercer año de la carrera de Ciencias Políticas en el Lehman College que forma parte de la Universidad de la Ciudad de Nueva York (CUNY, por sus siglas en inglés) y, este miércoles, Flor fue una de las voces que le pidieron al alcalde de la ciudad de Nueva York, Bill de Blasio, y al gobernador, Andrew Cuomo, una educación de calidad y libre de costo en el sistema que como parte de su matrícula sirve a estudiantes indocumentados y de minorías.

"A muchos, el dinero no les alcanza para matricularse. El costo de la matrícula lo siguen subiendo año tras año, y no hace posible que obtengamos nuestros estudios", dijo Flor, de 20 años, minutos antes de unirse al grupo que lanzó su reclamo frente a las escaleras de la alcaldía de Nueva York.

Como estudiante indocumentada, Flor ha podido apoyar sus estudios en las becas que ha logrado, pero reconoce que otros alumnos no cuentan con esa suerte.

"Somos inmigrantes y todos los sentimientos que Donald Trump ha despertado por lo que ha dicho, que abusamos de los recursos, que nos robamos los trabajo (...) Eso duele, y no es verdad", expresó la dreamer que considera que un modo de combatir ataques y comentarios que afectan a una comunidad como la hispana es, precisamente, a través de la educación superior.

A juicio de Flor, los indocumentados tienen derecho a aspirar al trabajo que deseen. "Abogados y doctores no se ven mucho entre los inmigrantes. Muchos vienen de comunidades muy pobres, seguimos pobres y no sabemos cómo movernos mejor en la ciudad", dijo. El modo de combartir eso, según la joven, es la educación.

Ella, por ejemplo, apuesta a que será abogada y se aferra a la esperanza de que un día sus cinco hermanos puedan graduarse como ella espera hacerlo, por ella y también por su mamá, quien vende tamales para apoyar a los suyos.

La educación, en el caso de Flor y de muchos más, es el vehículo para creer en un futuro firme.

La petición del grupo CUNY Rising Alliance se basa, entonces, en esa idea de que el financiamiento total de la educación puede ser la vía para que más estudiantes tengan una formación académica que no les suponga una deuda que no puedan manejar.

En CUNY, por ejemplo, el costo de la matrícula por una carrera de cuatro años es de 6,330 dólares al año.

"A medida que más líderes piden una educación superior gratuita, reconocemos que cortes significativos en el presupuesto de CUNY por los últimos 20 años han amenazado su capacidad de proveer una educación asequible y de calidad", expone la petición que impulsa CUNY Rising Alliance y que señala que, al brindar educación a familias de bajos ingresos o clase media, a inmigrantes y minorías, CUNY "actúa como un vehículo poderoso para avanzar la justicia racial y económica" de diversos residentes.

En rueda de prensa, la defensora del pueblo Letitia James sostuvo que "si realmente Nueva York es una ciudad que acoge a los inmigrantes tenemos que abrir las puertas para educación superior para todos pero, en particular, para los inmigrantes".

"Sabemos que CUNY es el mayor motor educativo y económico para hispanos en la ciudad y queremos que CUNY se fortalezca en ese sentido", indicó José Dávila, vicepresidente de Políticas y Relaciones con el Gobierno de la Federación Hispana, al exhortar al alcalde y al gobernador a que cumplan sus compromisos de financiar a CUNY en mayor medida.


El grupo CUNY Rising Alliance publicó una carta de derechos de los estudiantes y un informe a políticos locales y estatales solicitando 2,000 millones de dólares para el financiamiento total de la educación en dicho sistema y para robustecer apoyos como la iniciativa Accelerated Study in Associate Programs, que viabiliza que miles de estudiantes tengan una matrícula libre de costo en CUNY.

Lea también: