publicidad
El estatus migratorio no importa para beneficiarse de la iniciativa de la Ciudad.

NYC ofrece ayuda a los ancianos de bajos recursos para el pago de la renta

NYC ofrece ayuda a los ancianos de bajos recursos para el pago de la renta

Elegibles deben ser mayores de 62 años y tener renta regulada, controlada o estabilizada. Su estatus migratorio no es tomado en cuenta.

El estatus migratorio no importa para beneficiarse de la iniciativa de l...
El estatus migratorio no importa para beneficiarse de la iniciativa de la Ciudad.

MANHATTAN, Nueva York.- El incremento en el pago de alquiler en vecindarios como Harlem, en Manhattan, está desplazando a adultos mayores de sus departamentos de renta regulada, un problema que la Ciudad de Nueva York busca combatir con una iniciativa enfocada en ancianos con ingresos menores de 50,000 dólares al año.

El programa de exención de aumento de alquiler para personas de edad avanzada, también conocido como SCRIE , beneficia a los ancianos de 62 años o más que viven en edificios de renta regulada, controlada o estabilizada y pagan más de un tercio de sus ingresos en arrendamiento.

Jacques Jiha, comisionado del Departamento de Finanzas de la Ciudad de Nueva York, dijo que unos 4,000 ancianos en Harlem son elegibles para SCRIE, pero no solicitan el beneficio por no contar con documentos de residencia legal en Estados Unidos.

“Nosotros no preguntamos el estatus migratorio. El programa ayuda a todos nuestros ancianos a conservar sus hogares y queremos tener el mayor alcance posible en la comunidad”, dijo Jiha.

Tercera edad: Programa de ayuda para pagar el alquiler


La medida está disponible en los cinco condados de la Ciudad de Nueva York. Para solicitar, se necesita tener a la mano:


  • Copias y originales de los comprobantes de edad y de ingresos
  • Documentos correspondientes al alquiler, como contratos firmados por el propietario y los inquilinos
  • Aviso de renta máxima a cobrar

Sheila Voyard, directora de alcance comunitario del Departamento de Finanzas, dijo que es común que los propietarios amenacen con expulsar a los inquilinos cuando solicitan el SCRIE, lo que es ilegal.

“Muchos ancianos no se benefician del programa porque temen perder sus departamentos, pero no saben que la Ciudad los protege”, enfatizó.

Voyard explicó que los propietarios reciben un beneficio fiscal en impuestos por cada inquilino con SCRIE.

publicidad

“Nadie pierde con este programa. Son muchos los beneficios”, aseguró.

La mañana del jueves, un ejército de voluntarios salió a las calles para informar a los neoyorquinos acerca del programa. El Departamento de Finanzas, en colaboración con la Unidad de Asuntos de la Comunidad del Alcalde y la organización Community Service Society, mantienen una campaña que busca aumentar la cifra de beneficiados con SCRIE.

La mayoría de centros para ancianos financiados por el gobierno de la Ciudad de Nueva York cuentan con personal entrenado para realizar el trámite. Para encontrar un sitio cercano a su vecindario, puede llamar al 311 o visitar la página web del Departamento de Finanzas aquí.

El personal del Departamento de Finanzas realizará una jornada de orientación el 21 de junio, a las 2 de la tarde en la Biblioteca Hamilton Grange, situada en el 503 oeste de la calle 145, en Manhattan. Para hacer una cita en español puede llamar al (212) 862-4181 extensión 202. Ese día puede llevar los documentos requeridos y hacer el trámite para el SCRIE.

Lea también:


publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad