publicidad

La Raza lanzó campaña nacional para que el Congreso apruebe el Dram Act

La Raza lanzó campaña nacional para que el Congreso apruebe el Dram Act

La Raza quiere que llamen por teléfono a los congresistas y senadores y les digan que debatan y aprueben el Dream Act.

La Raza lanzó campaña nacional para que el Congreso apruebe el Dram Act...

Vía de legalización

MIAMI - Llame a su congresista y dígale que apoya el Dream Act. Con esta frase, el Consejo Nacional de La Raza (NCLR) inició una campaña nacional en apoyo a una ley que, de ser aprobada por el Congreso, daría residencia a miles de estudiantes indocumentados sobresalientes.

"Este mes la ley Desarrollo, Alivio y Educación para Menores Extranjeros -DREAM) Act- se presentó en la Cámara y el Senado", dijo la Raza en un comunicado. La iniciativa "abre una vía" para que quienes califiquen "obtengan la ciudadanía estadounidense", agregó.

La Raza añadió que el proyecto elimina "importantes barreras para el éxito de los estudiantes inmigrantes trabajadores que fueron traídos a Estados Unidos a una edad temprana y que tienen el deseo de contribuir plenamente a la sociedad americana".

publicidad

La organización pidió el apoyo del público a la iniciativa con llamadas telefónicas a los representantes y senadores "para ayudar a crear el impulso necesario a esta legislación".

"Llame a sus representantes en el Congreso e ínstelos a patrocinar el Dream Act", apuntó La Raza. También urgió al presidente Barack Obama que respalde y pase esta legislación en 2009.

Fases del proyecto

El Dream Act favorece a estudiantes sobresalientes que no tienen papeles de estadía legal en el país. Les concede una residencia temporal y, al término de sus estudios universitarios, podrán solicitar la residencia permanente al servicio de inmigración.

A finales de octubre de 2007 el Senado rechazó una moción para reabrir el debate del Dream Act. La propuesta había sido introducida el por el líder de la Cámara Alta, Harry Reid (demócrata de Nevada), quien contaba con el respaldo de al menos 50 de los 100 asientos del Senado.

Tras la votación se lograron 52 votos. El proyecto requería de un mínimo de 60 para ser aprobado.

Seis años debatiendo

El Dream Act fue presentado por primera vez en el Congreso en 2003. Permite que estudiantes inmigrantes indocumentados que fueron criados en Estados Unidos y se graduaron de secundarias estadounidenses tengan la oportunidad de realizar sus estudios superiores y tener un camino hacia la ciudadanía.

Desde ese año "más de 400 mil de los mejores estudiantes en este país se han graduado de la secundaria con ninguna esperanza de realizar sus estudios superiores", advirtió a finales de julio de 2007 La Raza.

"No podemos dejar que este talento continúe siendo malgastado. Ahora es la hora para que el Congreso la apruebe y permita que el tremendo potencial que estos estudiantes tienen pueda ser aprovechado por nuestras comunidades y nuestro país", enfatizó la entidad.

Sólo con título

Los favorecidos por el Dream Act ganarían la residencia sólo si obtienen un título universitario y si durante el paso por la universidad mantienen el mismo nivel de calificaciones obtenido durante la secundaria.

En 2007 fracasaron al menos tres intentos -sólo en el Senado- por aprobar el proyecto.

El Dream Act no autoriza a los inmigrantes indocumentados a que reciban las ayudas financieras para sus estudios superiores, pero en caso de que algunos de ellos puedan a través del proyecto legalizar su estatus, podrían tener acceso a préstamos y programas de estudio, explicó el senador Richard Durbin (demócrata de Illinois), uno de los autores del proyecto.

El proyecto es respaldado, además de La Raza, por The American Federation of Labor-Congress of Industrial Organizations (AFL-CIO), el sindicato más grande del país, así como por decenas de entidades que defienden los derechos de los inmigrantes.

publicidad

Detalles del plan

El Dream Act permitiría que unos 65 mil estudiantes indocumentados graduados de secundaria ajusten su estatus a residente legal condicionado por seis años.

Además:

  • La visa de residencia temporal se otorgaría sólo si el alumno ingresó a Estados Unidos antes de los 16 años.
  • El alumno favorecido tiene que haber vivido en Estados Unidos durante los cinco años anteriores a la aprobación de la ley.
  • El estudiante tiene que poseer buen carácter moral, demostrar buen comportamiento y no tener antecedentes criminales.
  • Los estudiantes beneficiados ganarán la residencia legal definitiva si durante los 6 años con residencia temporal obtienen un título universitario, y si durante el paso por la universidad mantienen el mismo nivel de calificaciones obtenido durante la secundaria.
  • También deberán servir por lo menos dos años en las fuerzas armadas o realizar 910 horas de trabajo voluntario en programas aprobados por el departamento (ministerio) de Seguridad Nacional (DHS).

¿Qué opina del Dream Act? Comente aquí.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad