publicidad
No permitas que el dinero sea un problema entre tú y tu pareja.

No dejes que el dinero los separe

No dejes que el dinero los separe

“Cuando el dinero sale por la puerta, el amor sale por la ventana”, reza el dicho, pero no tiene que ser así.

No permitas que el dinero sea un problema entre tú y tu pareja.
No permitas que el dinero sea un problema entre tú y tu pareja.

“Cuando el dinero sale por la puerta, el amor sale por la ventana”, reza un dicho que quiere decirnos que los problemas económicos tienen el potencial de dañar las más estrechas relaciones personales. Sin embargo, pese a que sabemos que no hay dinero que sobre, los expertos dicen que la clave para hacerle frente a estas diferencias es una buena comunicación.

“Los problemas de dinero vienen cuando existe un abuso de confianza, pero toman mayor relevancia porque la relación que se fractura se basa en un vínculo afectuoso”, dijo a la web CNN Expansión el profesor de la escuela de Ciencias Empresariales de la Universidad Panamericana, Eduardo López.

El medio añade que las parejas, frecuentemente, tienen en el dinero un gran motivo de conflicto. “El problema se hace evidente cuando se convierte en violencia económica y uno de los integrantes de la pareja controla al otro a través de la restricción del recurso”, añadió el especialista.

publicidad

Analiza los siguientes puntos para evitar que tus relaciones se vean dañadas por motivos financieros.

1. La aportación. Si la repartición de gastos no es igualitaria puede derivar en conflictos. “Cada integrante debe plantear cuánto tiene de ingresos y cuánto puede aportar, si no puede dar dinero podrá compensarlo con trabajo doméstico, de esta manera los dos aportarán de acuerdo a sus posibilidades”, indicó Lina Cruz.

2. Ella gana más. Actualmente hay mujeres con mayor ingreso que los hombres, lo cual no significa de ninguna manera que puedan ejercer violencia económica, como tampoco pueden hacerlo ellos cuando su salario es superior. Estas cuestiones suelen representar un problema cuando los varones tienen problemas de inseguridad o baja autoestima, por lo que debe recurrirse a la terapia para evitar que el asunto llegue más allá.

3. Gastar y gastar. Uno de los miembros podría gastar más dinero en cosas que realmente no necesita, lo que invariablemente llevará a una discusión. “Cuando se desfalca el gasto de la familia, el problema no solo es de pareja sino que involucra a todos los miembros del hogar”, dijo a CNN Expansión Lina Cruz. En este caso, una charla abierta y madura es la mejor solución.

4. Los préstamos. Cuando necesitamos dinero con urgencia, solemos recurrir con frecuencia a familiares o amigos, pero el descontento viene cuando los pagos no llegan a tiempo. “Si los prestamistas no reciben su pago, comenzarán a alejarse o a esconderse de ti y jamás volverán a creer en tus falsas promesas”, señaló Abraham Vergara. Por ello, no dejes espacio para dudas y malas interpretaciones, y si es necesario recurrir al préstamo más vale ser honesto y cumplir con la palabra empeñada.

5. Dividir la cuenta. Es frecuente que cuando un grupo de amigos sale a divertirse, la cuenta se divida en partes iguales para cada uno. Sin embargo, el consumo suele no ser el mismo, por lo que lo mejor "y para evitar problemas futuros"es que cada quien se haga responsable de su propio consumo.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad