publicidad

Cooperativa Latina de Crédito

Cooperativa Latina de Crédito

La Cooperativa Latina de Crédito inauguró su sexta oficina en Carolina del Norte para la comunidad hispana de ese estado.

En Carolina del Norte

CHARLOTTE, Carolina del Norte - La Cooperativa Latina de Crédito, una de las instituciones bancarias minoritarias más grandes del país inauguró el lunes su sexta oficina en Carolina del Norte para captar la creciente comunidad hispana del estado.

La nueva sede de la Cooperativa Latina de Crédito (LCCU) está localizada en la ciudad de Winston-Salem, condado Forsyth, la tercera zona con mayor cantidad de hispanos del estado pero que hasta el momento no contaba con una institución financiera o programa de educación especializado en latinos.

"Este es un nuevo paso para que las comunidades sin acceso al sistema bancario tomen ventaja de servicios y productos financieros justo", afirmó John Herrera, presidentes del Consejo de la LCCU.

Herrera añadió que la oficina ha recibido apoyo de diferentes organizaciones y líderes por considerar que "ayudará a mejorar la economía del área actualmente en decadencia".

Nació para evitar robos

La idea de LCCU surgió en 1999 por el aumento de robos a casas y asaltos a hispanos en Durham, al norte de Raleigh, capital del estado, porque gran cantidad de hispanos "cargaban dinero en los bolsillos o guardaban efectivo en sus hogares".

De acuerdo con LCCU, sólo el 50 por ciento de los hispanos en EU tienen cuentas en bancos y pagan altas sumas por obtener servicios financieros necesarios para el desarrollo normal de sus vidas, como cambiar cheques, pagar por servicios y envío de dinero.

publicidad

Ante esta realidad y con un aumento significativo de hispanos en Carolina del Norte, en mayo de ese año líderes y organizaciones hispanas conformaron un comité para explorar la creación de una cooperativa latina.

En febrero de 2000, la institución recibió el certificado de operación del estado y gracias a que 65 instituciones y cooperativas del país reunieron $6.3 millones en depósitos, inauguraron en junio de 2001 su primera oficina en Durham.

En octubre de ese año abrieron la oficina en Charlotte; en noviembre de 2002 en Raleigh, en junio de 2003 Greensboro, y noviembre de 2003 en Fayetteville.

Los servicios que ofrece la LCCU

"La Cooperativa Latina es una institución financiera comunitaria sin ánimos de lucro en la que los socios son dueños. Ofrecemos servicios financieros bilingües, opciones de crédito y educación a los hispanos de escasos recursos", afirmó Oscar Saavedra, gerente de la oficina en Charlotte.

Para Yolani Castillo, inmigrante hondureño con cuenta en la institución desde 2003, la ventaja de pertenecer a la cooperativa es que "hablan el idioma de uno".

"Me siento muy cómodo haciendo las transacciones bancarias en español y por eso vengo aquí donde el personal es bilingüe", aseguró Castillo, mientras cambiaba su cheque de trabajo en la sede de Charlotte.

Más de 50 mil miembros

Actualmente, la LCCU cuenta con más de 51 mil miembros y $66 millones en activos.

"Decidí el año pasado dejar el otro banco y cambiarme a la Cooperativa Latina. No me cobran tanto por mantener mis cuentas. Así envío dinero rápido a México", aseguró Jesús Luna, otro miembro de la oficina de Charlotte.

La institución ha ganado numerosos premios y reconocimientos nacionales, como el otorgado en 2007 por Wachovia por "Excelencia en Servicio Financiero"; Dora Maxell por "Responsabilidad Social", y en 2006 por "Sobresaliente en Préstamos de Consumo", de la Asociación Nacional de Cooperativas, entre otros.

Herrera, fundador y actual concejal de una ciudad del estado, recibió en junio pasado de la Liga de Cooperativas de Crédito de Carolina del Norte, el premio Ronald J. Hutchins por "Dedicación Extraordinaria al Movimiento de las Cooperativas de Crédito".

Préstamos, tarjetas, cuentas, remesas...

Los productos principales de la Cooperativa Latina incluyen préstamos hipotecarios, automóviles, tarjeta de crédito, personales, cuenta de ahorro, certificados de depósito y cuentas corrientes (cheques).

Además, ofrece transacciones de cambio de cheque, remesas internacionales, tarjeta de débito, acceso a cajeros automáticos, banca por teléfono y giros (Money Order).

Asimismo, talleres informativos dos veces al mes en cada sucursal sobre finanzas y consejería gratuita, en persona, teléfono y en Internet, sobre problemas con el crédito en inglés y español.

publicidad

Según Herrera, la LCCU tiene programa abrir este año otra oficina en Charlotte y en 2009 la segunda en Raleigh.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad