publicidad
Una menor embarazada de 14 años resultó herida luego de que policías mexicanos atacaran a tiros el vehículo en que viajaban ella y uno de sus amigos.

Policías mexicanos balean a una joven estadounidense embarazada

Policías mexicanos balean a una joven estadounidense embarazada

Una menor embarazada de 14 años resultó herida luego de que policías mexicanos atacaran a tiros el vehículo en que viajaban ella y uno de sus amigos.

Una menor embarazada de 14 años resultó herida luego de que policías mex...
Una menor embarazada de 14 años resultó herida luego de que policías mexicanos atacaran a tiros el vehículo en que viajaban ella y uno de sus amigos.

Policías mexicanos hirieron a una joven estadounidense menor de edad, que además se encontraba embarazada, esto en la ciudad mexicana de Reynosa, Tamaulipas.

El tiroteo se desató cuando el acompañante de la joven se negó a detener la marcha del automovil en que viajaban, informó el lunes la fiscalía de la región; asimismo, las autoridades señalaron que la menor y su bebé están fuera de peligro.

La joven de 14 años se encontraba la noche del domingo con un amigo a bordo de una camioneta a punto de partir de una tienda cercana a un puente internacional, que conecta Reynosa con Texas. Ambos fueron interceptados por policías a bordo de "tres patrullas (...) que les ordenaron detenerse", especificó la fiscalía.

publicidad

"Pero el amigo de la menor hizo caso omiso y emprendió la fuga a toda velocidad", lo que provocó que los policías "abrieran fuego contra las llantas de la camioneta para detener su marcha", pero una de las balas hirió a la chica.

"Los mismos oficiales la llevaron a un hospital particular para su atención médica", sostuvo la fiscalía.

La menor "y su bebé están fuera de peligro", mientras que "los policías estatales, se encuentran a disposición" de la justicia, concluyó la fiscalía.

Tamaulipas es la principal puerta comercial entre México y Estados Unidos, y también escenario de una violencia atribuida a un feroz enfrentamiento entre los cárteles del Golfo y los Zetas, aliados hasta 2010.

Entre los varios episodios de violencia registrados últimamente en Tamaulipas está el hallazgo el 30 de octubre de los cadáveres de los jóvenes Érica Alvarado Rivera, de 26 años, y sus hermanos Álex, de 22, y José Ángel, de 21, quienes eran originarios de Progreso,Texas.

Su madre, Raquel Alvarado, sostiene que sus hijos fueron secuestrados el 13 de octubre por hombres armados a los que se enfrentaron después de que golpearan ese mismo día a Érica y a su novio en un puesto de carne asada de Matamoros.

Basada en testimonios que ella misma recopiló, Raquel Alvarado aseveró que esos sujetos armados forman parte de la escolta de la alcaldesa de Matamoros, Leticia Salazar, y que a finales de octubre fueron interrogados por la fiscalía, que aún no ha informado más sobre el caso.


publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad