publicidad

Colombia pide respeto a Chavez

Colombia pide respeto a Chavez

Pide cesar las agresiones contra este país, por su propuesta de dar estatus de beligerancia guerrillas de las FARC y el ELN.

Chávez "confunde"

BOGOTÁ - El Gobierno colombiano envió una nota de protesta a Venezuela en la que pide al presidente Hugo Chávez "cesar las agresiones" contra este país, por su propuesta de otorgar estatus de beligerancia a los grupos guerrilleros de las FARC y el ELN.Chávez "no desaprovecha oportunidad para maltratar a Colombia y a su Gobierno" y "confunde la cooperación con la injerencia" en asuntos internos del país, señala la nota leída por el canciller colombiano, Fernando Araújo.

El mandatario venezolano acusó hoy en Managua a su colega colombiano, Álvaro Uribe, de ser un instrumento de Estados Unidos que amenaza la paz y la integración de Latinoamérica.

El malestar tuvo origen en la propuesta hecha el pasado viernes por Chávez, un día después de que con su mediación las FARC liberasen a dos políticas colombianas que tenían retenidas desde hace más de seis años.

Chávez, que dijo estar en contra del secuestro, planteó ese día la concesión del estatus político al ELN y a las FARC como una vía para la liberación de los secuestrados, pero su propuesta no ha concitado el apoyo de la mayoría de sus aliados, como Argentina, Bolivia y Ecuador, más sí el de Nicaragua.

Venezuela responde

El envío de la nota de protesta el miércoles fue anunciado antes de su entrega oficial por el alto Comisionado para la Paz de Colombia, Luis Carlos Restrepo, lo que motivó una respuesta anticipada del viceministro venezolano de Relaciones Exteriores, Jorge Valero.

publicidad

"Si algo amenaza la soberanía colombiana es la ostensible presencia militar de Estados Unidos en el conflicto interno de Colombia", señaló Valero en una nota de respuesta.

"Llama la atención que uno de los principales defensores del intervencionismo foráneo en su propio país sea quien pretenda erigirse en porta estandarte de la soberanía y acuse al Gobierno venezolano de injerencia en los asuntos internos de Colombia", añadió Valero en referencia a Restrepo.

El contraataque

Desde Managua, donde está de visita, Chávez acusó a Uribe de ser un instrumento de Estados Unidos. "Uribe hace lo que le diga (el presidente de Estados Unidos, George W.) Bush, y Bush no quiere paz, quiere guerra", señaló.

Al referirse a la protesta colombiana, Chávez señalo: "Nosotros también protestamos y sin nota, y si de protesta se habla vamos a seguir protestando porque somos protestatarios de este mundo".

También aseguró que desde Bogotá conspiran para matarlo y para generar un conflicto armado entre Venezuela y Colombia.

Por su parte, el Gobierno de Estados Unidos reiteró hoy a los países miembros de la Organización de Estados Americanos (OEA) su decisión de mantener a las FARC en la lista de grupos terroristas.

En la sesión del Consejo Permanente de la OEA, el embajador alterno de Estados Unidos ante el organismo interamericano, Robert Manzanares, afirmó que la posición de su país es clara: "Quitar a las FARC la calificación de organización terrorista sería un grave error".

Agradecen apoyo internacional

Frente a la postura de Estados Unidos, el representante alterno de Venezuela, Nelson Pineda, afirmó que "no es posible que Colombia alcance la paz por la vía militar, sino sólo por la vía política".

A su turno, el embajador de Colombia ante la OEA, Camilo Ospina, agradeció a los 34 estados miembros del organismo su apoyo en la búsqueda de la paz en Colombia, y recordando las palabras de Uribe subrayó que tiene que ser un "apoyo contra todos los grupos violentos, y no un apoyo contra unos grupos violentos y una censura al Gobierno colombiano, en favor de otros grupos violentos".

En el momento que avance la paz con los rebeldes, subrayó, Colombia "sería el primero en pedir al mundo que, como contribución a la paz, dejen de llamar terroristas a las FARC".

En Bogotá, el Partido Conservador, de la coalición del Gobierno, también rechazó la postura de Chávez respecto de los grupos guerrilleros de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) y el Ejército de Liberación Nacional (ELN).

En un comunicado suscrito por su presidente, el senador Efraín Cepeda, el Partido Conservador recordó que ambas organizaciones están en las listas de terroristas elaboradas por la Unión Europea (UE) y Estados Unidos por ejecutar de manera sistemática "acciones terroristas contra la población civil".

publicidad

La reciente propuesta de Chávez "es contraria a la realidad", afirmó la misma fuente, e indicó que "representa, además, una indebida e intolerable injerencia en los asuntos internos de Colombia".

"Grosero e intervencionista"

El vicepresidente de Colombia, Francisco Santos, acusó al presidente de Venezuela, Hugo Chávez, de ser "grosero con la dignidad del Gobierno y de los colombianos" e "intervencionista" en los asuntos del Estado.

En declaraciones a EFE, Santos explicó que Chávez "ha confundido mediación con intervencionismo" y que su propuesta de considerar a las guerrillas colombianas de las FARC y el ELN ejércitos y no organizaciones terroristas "no tiene la menor posibilidad de ser exitosa".

Santos, que ha participado en la I Conferencia Internacional sobre radicalización y violencia política en Londres, aseguró que estos grupos terroristas ponen minas, mutilan a campesinos y mujeres, secuestran a personas y acaban con la vida de inocentes "sólo para imponer una idea que de todas maneras es equivocada".

En cuanto al interés que suscita el largo secuestro de la política Ingrid Bethancourt, el vicepresidente colombiano indicó que darle un valor superior frente al resto de los secuestrados "no sólo es una injusticia sino además una desproporción que lo único que hace es colocarle un precio tan alto a Ingrid que hará que sea la última en salir".

publicidad

Santos recordó que la libertad es un derecho, no un acuerdo, por lo que exigió a las guerrillas que liberen a los secuestrados y entreguen los cadáveres de las personas asesinadas, de los que en ocasiones no se sabe nada desde hace ocho años.

Además, afirmó que, a pesar de que en "ciertos sectores radicales y minoritarios europeos se justifique la lucha de las guerrillas" en Colombia, la Unión Europea apoya a su país.

El político colombiano participó en las jornadas sobre radicalización política para explicar cómo las guerrillas han movilizado y radicalizado a sectores minoritarios para "llevarlos a la lucha armada y a la muerte", supuestamente por conseguir un mundo mejor mediante la violencia.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad