null: nullpx
Corea del Norte

Trump se reúne con Kim Jong Un en Vietnam por segunda vez

El encuentro se produce a pocas horas de que Michael Cohen, exabogado del mandatario, vaya al Congreso a declarar. Algunas voces críticas en Estados Unidos han advertido a Trump en contra de sellar un acuerdo que haga poco para frenar las ambiciones nucleares de Corea del Norte, y han instado a que Pyongyang tome medidas concretas y verificables para abandonar las armas nucleares.
26 Feb 2019 – 3:54 PM EST

Kim y Trump en Vietnam: la segunda cumbre entre un líder norcoreano y un presidente de EEUU en ejercicio (fotos)

Loading
Cargando galería

HANOI, Vietnam.- El líder norcoreano, Kim Jong Un, y el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, se reunieron este martes en Vietnam en el que es su segundo encuentro en el que supuestamente buscarán llegar a un acuerdo sobre cómo aplicar el compromiso norcoreano de renunciar a sus armas nucleares.

Los dos mandatarios aparecieron ante los medios en un hotel en Hanoi donde se dieron la mano y realizaron breves declaraciones ante los medios. El líder norcoreano avanzó que la cumbre "tendrá un buen resultado", aunque subrayó que han logrado "superar obstáculos y estar aquí hoy" y que para ello se ha requerido " mucha paciencia y esfuerzo" y agradeció además la "valiente decisión" de Trump de dialogar con Corea del Norte.

Por su parte, Trump afirmó que Corea del Norte tiene un potencial económico "tremendo" y prometió que ayudará a Pyonyang a aprovecharlo si prosperan las negociaciones sobre la desnuclearización del hermético país.

"Su país tiene un potencial económico tremendo, increíble, ilimitado... Estoy deseoso de ver cómo ocurre (ese desarrollo) y de ayudar a que ocurra, y ayudaremos a que ocurra", afirmó el presidente estadounidense.

El encuentro se produce solo unas horas antes de que el exabogado personal de Trump, Michael Cohen, declare en el Congreso. Según el testimonio obtenido por varios medios, Cohen afirmará que el presidente sabía del complot de WikiLeaks contra la campaña de Hillary Clinton.


Los dos líderes se reunieron a solas durante unos veinte minutos antes de compartir una cena junto a cuatro de sus asesores, en la primera jornada de una cumbre de dos días centrada en el proceso de desnuclearización de Corea del Norte.

Donald Trump y Kim Jong Un se encontraron por primera vez hace ocho meses en Singapur.

Horas antes de esta nueva cita, el presidente estadounidense intentó convencer a Kim poniendo como ejemplo a Vietnam, un país comunista que abrazó el capitalismo y dejó atrás la confrontación con Estados Unidos.

"Vietnam progresa como pocos lugares en el mundo. Corea del Norte haría lo mismo --y muy rápidamente-- si decidiera deshacerse de su arsenal nuclear", escribió Trump en su cuenta de Twitter, evocando un futuro "ESTUPENDO" para el hermético régimen, objeto actualmente de numerosas sanciones internacionales.

En su tuit, Trump calificó a Kim de "amigo", muy lejos de los insultos y amenazas que ambos líderes se intercambiaban en el momento de mayor tensión por los programas armamentísticos de Pyongyang.

En otro mensaje, el presidente indicó que Kim Jong Un y él tratarán "de trabajar duro en el tema de la desnuclearización y entonces hacer de Corea del Norte una potencia económico".

Kim llegó en tren más temprano, el día después de un viaje de tres días y 3,000 kilómetros desde la capital norcoreana, Pyongyang, a través de China. Completó el último tramo desde una estación fronteriza a Hanoi en coche.

Los líderes, que parecieron entablar una relación cálida en su primera reunión en Singapur en junio pasado, se reunirán para una breve conversación privada el miércoles por la noche, seguida de una cena en la que cada uno estará acompañado por dos invitados e intérpretes, dijo la portavoz de la Casa Blanca, Sarah Sanders, a periodistas en el Air Force One.


Trump y Kim se reunirán nuevamente el jueves, señaló.

Sin avances desde Singapur

Sus conversaciones se producen ocho meses después de su histórica cumbre en Singapur, la primera entre un presidente estadounidense en funciones y un líder norcoreano.

Si bien la primera reunión consistió en romper el hielo después de décadas de guerra y una amarga animosidad entre sus países, es probable que esta vez ambas partes presionen para ir más allá de los vagos compromisos acordados en Singapur hacia la completa desnuclearización de la Península de Corea.

Algunas voces críticas en Estados Unidos han advertido a Trump en contra de sellar un acuerdo que haga poco para frenar las ambiciones nucleares de Corea del Norte, y han instado a que Pyongyang tome medidas concretas y verificables para abandonar las armas nucleares que amenazan a Estados Unidos.

A cambio, Kim esperaría concesiones importantes por parte de Washington en materia de sanciones y también con una declaración formal del fin de la Guerra de Corea de 1950-53.

Trump, que aterrizó en la oscuridad, saludó mientras bajaba del Air Force One y fue recibido por altos funcionarios vietnamitas y estadounidenses. La caravana de Trump pasó por multitudes que agitaban las banderas de Vietnam, Estados Unidos y Corea del Norte en su camino hacia el JW Marriott Hotel, donde se hospedará.

Kim llegó a la estación de trenes en la localidad vietnamita de Dong Dang después de cruzar la frontera desde China. Autoridades vietnamitas estaban presentes para recibirlo en la estación con una alfombra roja, guardia de honor y banderas de Corea del Norte y Vietnam.

El líder norcoreano viaja acompañado por su hermana, Kim Yo Jong, que se ha convertido en una importante asesora.

Hanoi recibe a Donald Trump y Kim Jong Un para su segunda cumbre (fotos)

Loading
Cargando galería
Publicidad