publicidad
Disminuye la presencia de trabajadores inmigrantes en el sector de la construcción en Estados Unidos.

Más inmigrantes autorizados trabajan en sectores cualificados y menos en la construcción

Más inmigrantes autorizados trabajan en sectores cualificados y menos en la construcción

Los trabajadores extranjeros con estadía legal en Estados Unidos migran hacia mejores puestos de trabajo.

Disminuye la presencia de trabajadores inmigrantes en el sector de la co...
Disminuye la presencia de trabajadores inmigrantes en el sector de la construcción en Estados Unidos.

La fuerza de trabajo inmigrante autorizada aumentó en el sector de mano de obra cualificada y de gestión en 180.000 puestos entre 2007 y 2012 en Estados Unidos, mientras que en las áreas de construcción o producción se redujo en cerca de 475,000, según un nuevo informe divulgado hoy por el Centro Pew Research.

Aunque la cifra global no cambió sustancialmente en ese lustro, la participación de los trabajadores inmigrantes no autorizados -o indocumentados- en trabajos cualificados y de gestión creció al 13% en 2012 desde el 10% que se registraba en 2007.

Por contra, la participación en los trabajos de construcción o de producción se redujo al 29%, frente al 34% registrado cinco años antes.

A pesar de estos cambios, los trabajadores inmigrantes no autorizados se concentran en empleos de baja calificación, en mucha mayor medida que los trabajadores nacidos en Estados Unidos, de acuerdo con las nuevas estimaciones del estudio, basadas en datos gubernamentales.

publicidad

Las cifras de 2012

En 2012, el 62% de la mano de obra no autorizada se dedicó a trabajos en los sectores de servicios, construcción y producción, el doble de la proporción de los trabajadores nacidos en Estados Unidos que se desempeñaron en las mismas áreas.

Este dato contrasta con el 13% de la fuerza laboral de inmigrantes no autorizados dedicados a empleos de gestión y mayor cualificación, que es menos de la mitad del 36% de los trabajadores nacidos en Estados Unidos que se encuentran en esas ocupaciones.

Los inmigrantes no autorizados supusieron un 5,1% de la fuerza laboral del país en 2012, lo que supone 8,1 millones de personas que estaban trabajando o buscando trabajo, de acuerdo con los datos presentados en el estudio de Pew Research.

Sin embargo, este número representa una proporción mucho mayor del total de trabajadores en puestos de trabajo específicos, especialmente en la agricultura (26%), limpieza y mantenimiento (17%) y construcción (14%).

La proporción de inmigrantes no autorizados de la fuerza de trabajo alcanzó el 5.4% en 2007, cuando comenzó la crisis económica conocida como la Gran Recesión.

Los sin papeles

Según los datos que arroja la investigación, el número de la población activa de inmigrantes no autorizados ha oscilado de 8.1 millones a 8.3 millones desde 2007.

Pese a la estabilidad del tamaño de la mano de obra inmigrante no autorizada desde 2007, se ha producido un notable descenso en la población inmigrante no autorizada en general, que alcanzó un máximo de 12,2 millones en 2007 y cayó paulatinamente hasta 2009, para después estabilizarse a un total de 11,2 millones en 2012.

Los estados cuya fuerza de trabajo tienen la mayor proporción de inmigrantes no autorizados son Nevada (10,2% en 2012), California (9,4%) y Texas (8,9%), siendo también los estados que tienen más inmigración ilegal.

Qué hacen

El estudio indica además que en 39 de los 50 estados, más el Distrito de Columbia, la mayoría de los trabajadores inmigrantes no autorizados se encuentran en ocupaciones de servicios como el empleo doméstico, cocina o seguridad en inmuebles.

Asimismo, el Pew Research apunta que la construcción y las manufacturas también tienen un alto índice de inmigrantes no autorizados trabajando, aunque es la agricultura donde el porcentaje de trabajadores son extranjeros sin regulación.

Los inmigrantes no autorizados constituyen una proporción mayor dentro de la fuerza laboral que en la población total, debido, según apunta el texto, a que su edad suele estar en el rango laboral, y hay menos posibilidades de que sean muy jóvenes o muy mayores.

En 2012, los inmigrantes no autorizados eran el 3,5% de la población del país y el 26% de todos los inmigrantes.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad