publicidad

Especial La Fiesta del Chivo 5 Resistencia 1

La resistencia

Alguien resumió la dictadura de Trujillo de la siguiente manera: “Amado por muchos, odiado por otros, temido por todos”. El dictador estableció un régimen de terror basado en el miedo, la intimidación, la tortura, la desaparición y la muerte. Se calcula que en los 31 años que estuvo en el poder, Trujillo fue responsable por la muerte de más de 50,000 personas.

A finales de la década de los cincuenta, Trujillo creó el Servicio de Inteligencia Militar (SIM) a cargo del temido Johnny Abbes, quien dirigió muchas sesiones de tortura en lugares como la Cárcel del 9 y la Cárcel de la 40.

La presencia del SIM se sentía también en los barrios. El sonido de los motores de sus vehículos Volkswagen, conocidos como “cepillos”, causaban miedo entre los habitantes cuando pasaban lentamente por sus calles.

No es extraño, por ello, que desde finales de los años cuarenta empezaran a surgir movimientos de resistencia al régimen de Trujillo.

Cayo Confites

Un batallón de dominicanos exiliados y voluntarios de varios países de América Latina salieron de Cayo Confites en Cuba hacia Santo Domingo el 21 de septiembre de 1947 con la misión de derrocar a Trujillo.

La expedición no logró su propósito. Los expedicionarios fueron obligados a desembarcar, y luego fueron apresados y llevados al recinto militar de Columbia, en La Habana.

En junio de 1949 se realizó un segundo intento fallido. Los expedicionarios terminaron capturados o carbonizados en un contraataque del ejército dominicano.

Movimiento 14 de junio

Una nueva invasión procedente de Cuba se llevó a cabo el 14 de junio de 1959. Los insurgentes entraron a República Dominicana por tres puntos: Constanza, Maimón y Estero Hondo.

Tras varios días de combate, los expedicionarios fueron derrotados y trasladados a la Base Aérea de San Isidro, donde fueron torturados. Unos pocos sobrevivieron. La mayoría de ellos fueron fusilados.

A finales de enero de 1960, Trujillo ordenó el arresto masivos de sus opositores, incluyendo al líder del Movimiento 14 de junio, Manuel Aurelio Tavárez, conocido como “Manolo”.

Las Mariposas

Las hermanas Mirabal, Patria, Minerva y María Teresa venían de visitar a sus maridos, todos ellos encarcelados por ser opositores de Trujillo. Minerva era la esposa de “Manolo” Tavárez, líder del Movimiento 14 de junio.

Su vehículo fue detenido por agentes del servicio secreto y todos sus ocupantes fueron asesinados a palo. Luego el auto fue lanzado a un precipicio para simular un accidente.

El entierro de las hermanas Mirabal, conocidas como “las mariposas”, fue la primera expresión masiva de repudio contra el régimen de Trujillo y marcó el principio del fin de su dictadura.

Fotógrafo del horror

Una de las fotografías más espeluznante de la dictadura de Trujillo es una en la que aparece el ex militar José Mesón sentado en la silla eléctrica mientras recibía una descarga.

La imagen fue captada por la lente del fotógrafo Pedro Aníbal Fuentes, quien trabajaba para un periódico hasta que se ganó la confianza de los agentes secretos del gobierno. Estos le encomendaron la misión de fotografiar los horrores de la tortura y de la muerte.

Lo que no sabían sus superiores, era que Pedro Aníbal era un doble agente que ayudaba a la resistencia. Él le entregaba los negativos de sus fotografías a su hermano Gilberto, quien trabajaba para la aerolínea de propiedad de Trujillo. Gilberto se aseguraba de que las imágenes salieran en secreto del aeropuerto de Santo Domingo y llegaran a manos de los exiliados.

Cuando las fotografías fueron publicadas en el exterior, los hermanos Fuentes sufrieron la misma suerte de aquellos que aparecían en ellas. Sus cuerpos nunca fueron encontrados.

Se dice que el ex sargento Mesón, después de ser torturado, fue fusilado por órdenes de Trujillo.