null: nullpx
Criminalidad y Justicia

Una adolescente de Wisconsin enfrenta cadena perpetua por matar a un pedófilo que supuestamente abusaba de ella

La joven, entonces con 17 años, le disparó dos veces en la cabeza, incendió su casa y se llevó su auto. Luego confesó a la policía haberlo matado en defensa propia y dijo que el hombre también la había ofrecido a otros para tener relaciones sexuales.
19 Dic 2019 – 09:09 AM EST

Una adolescente de Wisconsin se enfrenta a cadena perpetua tras confesar el asesinato de un hombre acusado por pedofilia y que presuntamente abusó de ella y la vendió a otros hombres para tener relaciones sexuales.

Chrystul Kizer, ahora de 19 años, admitió haber matado a Randall Volar, de 34, en su casa el año pasado, después de que el hombre la hubiera violado, según el testimonio de la joven.

El incidente tuvo lugar en junio de 2018 en la localidad de Kenosha, Wisconsin, a unas 40 millas al sur de Milwaukee. Al parecer, Kizer disparó a Volar dos veces en la cabeza, incendió su casa y luego robó su vehículo de lujo, dijeron las autoridades.

Cuando se enfrentó a la policía, Kizer, que tenía 17 años en ese momento, confesó haberlo matado presuntamente en defensa propia, porque estaba cansada de que él la agrediera sexualmente. También alegó que él la vendió a otros hombres para tener relaciones sexuales, por lo que sus abogados aseguran que la joven debería estar protegida por las leyes de víctimas de tráfico sexual.

Sin embargo, los fiscales dijeron que la ley que protege a quienes son víctimas de la trata sexual no se aplica por completo en este caso y alegan que no creen que ella se dedicara a la prostitución en el momento del crimen ni que su vida estuviera en peligro en este momento.

Los fiscales también dicen tener pruebas, incluidas comunicaciones de Kizer con su novio, que indican que ella planeó el asesinato con anticipación. Según la acusación, la joven investigó cómo ocultar pruebas y habló con algunas personas de su entorno sobre lo que iba a hacer.


Pero nuevos elementos también se han incluido al caso por la parte de la defensa pues ahora se sabe que Volar, quien ya había cumplido un arresto del que fue liberado a pesar de que las pruebas lo incriminaban, estaba siendo investigado por acusaciones de tráfico sexual infantil. Según los abogados de Kizer, ella era una de sus víctimas.

Cuando la policía confiscó computadoras y otros datos electrónicos de la casa de Volar como parte de su investigación previa encontró imágenes sexuales de Kizer y de otras menores que no han sido identificadas. Además, se sabe que Volar pagó por un viaje de Uber para traer a la chica hasta su casa.

Alrededor de una docena de activistas contra la trata de menores y otras personas asistieron a los tribunales en apoyo a Kizer.

La adolescente enfrenta varios cargos por delitos graves, que incluyen homicidio intencional de primer grado, posesión de un arma de fuego e incendio provocado, según muestran los registros judiciales. Actualmente se encuentra detenida con una fianza de $1 millón.

El caso está programado para ir a juicio en febrero del año próximo y de ser declarada culpable la joven se enfrenta a cadena perpetua.


La historia de Kizer recuerda el caso de Cyntoia Brown, una adolescente víctima del tráfico sexual infantil, que disparó y mató a un hombre que la había comprado para tener relaciones sexuales cuando tenía 16 años.

Brown fue acusada como adulta y sentenciada a dos cadenas perpetuas simultáneas. Los factores atenuantes de su caso (su edad, su trastorno del desarrollo neurológico y el prejuicio arraigado contra las mujeres de color en el sistema de justicia) atrajeron la atención de varias celebridades sobre el caso de Brown, que terminó con un indulto a cargo del gobernador de Tennessee, Bill Haslam, después de que la joven cumpliera 15 años de prisión.

Mira también:

"¿Seré yo la próxima?" Los mensajes de indignación por el asesinato y la violación múltiple de una niña de 8 años

Loading
Cargando galería
Publicidad
Actualizaciones importantes Hemos actualizado nuestra Política de Privacidad a partir del 19 de febrero de 2020.