Policía de Los Ángeles restringe todavía más colaboración con autoridades de inmigración

La policía de Los Ángeles dijo que solo retendrá por tiempo extra detenidos por una determinación judicial.
7 Jul 2014 – 7:50 PM EDT

La  policía de Los Ángeles (LAPD) anunció que únicamente retendrá por tiempo adicional a sus detenidos, a petición de las autoridades de inmigración, en el caso de una determinación judicial o una orden de un funcionario judicial.

El jefe del LAPD, el comandante Charlie Beck informó durante una rueda de prensa conjunta con el alcalde de la ciudad, Eric Garcetti y otras autoridades locales, que la  policía no seguirá manteniendo a los inmigrantes detenidos por tiempo adicional "basados solamente en la solicitud de detención de Inmigración".

A consecuencia de esta decisión, el LAPD retendrá a un inmigrante por solicitud del Servicio de Inmigración y Control de Aduanas (ICE), solamente si existe una "determinación judicial de causa probable" para esa solicitud o una "orden (específica) de un funcionario judicial".

"El gobierno federal es el encargado de hacer cumplir las leyes de inmigración y no nosotros a nivel local", argumentó el alcalde Garcetti, quien anunció que, además, esa responsabilidad recarga el trabajo de los agentes "quienes ya tienen presupuestos reducidos".


El anuncio del LAPD restringe todavía más la colaboración entre la  policía y las autoridades de inmigración en Los  Ángeles.

En octubre del 2012, Beck había anunciado que no seguiría cumpliendo con las solicitudes de retención por parte del ICE sin una revisión previa de la gravedad de la ofensa del detenido y sus posibles vínculos con las pandillas.

Otro argumento que Beck destacó hoy para no cumplir con las solicitudes de retención hechas por el ICE fue "la confianza de la comunidad en las autoridades policiales", que se afecta cuando cumplen funciones de control de inmigración.


"El Departamento de  Policía de Los  Ángeles se compromete a mantener una sólida relación con nuestros colaboradores federales mientras simultáneamente sirve a los ciudadanos de Los  Ángeles, independiente de su estatus migratorio en los Estados Unidos", señaló hoy el LAPD en una comunicación.

Según datos ofrecidos por las autoridades, de los cerca de 105.000 arrestos que realiza el LAPD cada año, recibe aproximadamente unas 3400 solicitudes de detención adicional de las autoridades inmigración

RELACIONADOS:Inmigración

Más contenido de tu interés