null: nullpx
Inmigrantes indocumentados

Una abuela mexicana lleva seis meses retenida por ICE tras un controvertido arresto sin cargos

Xóchitl Hernández es una joven abuela mexicana que encara un proceso de deportación tras ser vinculada con las pandillas. Para su familia todo es un error.
23 Ago 2016 – 7:28 PM EDT

LOS ÁNGELES, California.- La familia de una joven abuela de 40 años reclamó este martes su liberación de un centro de detención del Servicio de Inmigración y Control de Aduanas (ICE) en el que está recluida desde febrero, después de que fuera arrestada en una operación policial en Sur Los Ángeles y encarcelada sin cargos.

La mujer, Xóchitl Hernández, es mexicana, madre divorciada de cinco hijos -todos ellos ciudadanos- y tiene cuatro nietos. Lleva 30 años en Estados Unidos donde fue víctima de abusos por parte de su exmarido, según la Red Nacional de Jornaleros (NDLON), grupo activista que respaldó la protesta celebrada frente a un tribunal migratorio en Los Ángeles.

A jucio de las autoridades, Hernández tiene una afiliación con las pandillas callejeras, algo que quienes la conocen niegan rotundamente.

"No tienen por qué detenerla, no es una criminal", comentó su hija Stephanie Hernández a Univision 34 Los Ángeles. "Nunca se ha juntado con pandilleros, nunca he hecho algo mal", añadió la joven que durante el acto no pudo contener las lágrimas al observar las muestras de apoyo.

Según la versión de la familia, Xóchitl fue una víctima colateral de una operación policial del Departamento de Policía de Los Ángeles y el Departamento de Seguridad Nacional realizada el 24 de febrero en Sur Los Ángeles, donde se buscaba a un sujeto y terminaron por arrestar a la joven abuela sin especificara el delito y automáticamente fue traspasada su custodia a ICE.

Hernández no ha sido acusada formalmente ante un tribunal por asociación con pandillas y sú único registro delictivo corresponde al robo en una tienda cometido hace una década y por el que pasó un día en la cárcel. Actualmente no tiene ninguna causa pendiente con la justicia.


La mujer permanece recluida con una fianza de 60,000 dólares y podría ser deportada, según un comunicado de ICE, aunque su abogada Jordan Cunnings, de Public Council, se mostró esperanzada de que un juez permita que quede en libertad bajo palabra o tras el pago de una fianza que resulte asequible para su situación económica.

"La fui a ver y está muy desesperada porque está lejos de su familia", indicó Cunnings.

Stephanie Hernández criticó el trato que está recibiendo su madre dentro del centro de detención de Adelanto donde los registros de los agentes la han dejado sin dinero, según contó.

"Dice que la maltratan. Se cayó hace dos meses y se lastimó el hombro y necesita una operación", manifestó la joven.

Para la abogada de NDLON, Eme MacLean, Hernández ha sido víctima de un "perfil racial y pandillero" realizado por los agentes del orden que la arrestaron "por vivir en un lugar, hablar con algunas personas o por el color de su piel. No hay ninguna razón para que esté en custodia de 'la migra'", declaró. MacLean habló de "errores" y "mentiras" de las autoridades en el proceso contra Hernández.

Univision Noticias trató obtener aclaraciones por parte de ICE pero en el momento en el que se publicó esta información no se había obtenido ninguna respuesta.

Lea también:


Publicidad