publicidad
Florida anunció días atrás que buscará endurecer sus leyes de control de la "inmigración ilegal".

Condenan en FL proyecto de ley "anti-inmigrantes"

Condenan en FL proyecto de ley "anti-inmigrantes"

Una coalición de líderes políticos y sociales condenaron este lunes el posible avance de un proyecto de ley contra la inmigración ilegal en Florida.

Florida anunció días atrás que buscará endurecer sus leyes de control de...
Florida anunció días atrás que buscará endurecer sus leyes de control de la "inmigración ilegal".

Se oponen

Una coalición de líderes políticos y sociales condenaron este lunes el posible avance de un proyecto de ley contra la inmigración ilegal en Florida, y alertaron que los controles policiales que la iniciativa prevé afectarán el vital sector turístico de este estado.

Convocados a una teleconferencia por la Coalición de Inmigrantes de Florida (FIC), representantes locales de los partidos Demócrata y Republicano y líderes de organizaciones sociales, reclamaron a la Casa Blanca una solución integral al problema inmigratorio a fin de evitar intervenciones parciales en cada estado.

"Este proyecto va a afectar el turismo. Tenemos una gran cantidad de (turistas) latinoamericanos que vienen a Florida. ¿Qué mensaje vamos a darles? ¿No van a tener miedo de venir aquí?", se preguntó Juan Carlos Zapata, un representante del Partido Republicano, que gobierna en este estado.

publicidad

Florida anunció días atrás que buscará endurecer sus leyes de control de la "inmigración ilegal" y dotar a la policía de mayores facultades para detener a personas sospechosas de ser indocumentadas, según un proyecto que impulsa el ministro de Justicia de este estado, Bill McCollum, también candidato a la gobernación.

El proyecto de ley se anunció luego de una fuerte controversia por una legislación similar aprobada en Arizona, y podría ir incluso más lejos que ésta, al contemplar como un delito menor punible con 20 días de cárcel la no portación de documentos migratorios.

Según Mike Pheneger, presidente en Florida de la Asociación Estadounidense de Derechos Civiles (ACLU, en inglés), el proyecto es "innecesario e inconstitucional", y advirtió que esa entidad recurrirá a la Corte Suprema del estado si se aprueba la iniciativa.

Pheneger dijo que la facultad que se le otorgaría a la policía para detener a personas por "una sospecha razonable" de que pueda tratarse de un inmigrante ilegal, dará lugar a abusos y a una discriminación inaceptables, ya que los agentes del orden "actuarán en base al aspecto o cómo alguien suena" al hablar.

De su lado, María Rodríguez, directora ejecutiva de la Coalición de Inmigrantes de Florida, consideró que el proyecto "va a amenazar no sólo la unidad" de un estado multicultural sino "también su economía", debido al impacto en la industria turística, una de las principales de Florida.

Unos 80 millones de visitantes llegan a Florida cada año, de acuerdo a cifras de la gobernación.

La industria turística deja a este estado ingresos anuales por 65.000 millones de dólares, según el último relevamiento realizado en 2008.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad