null: nullpx
BMW

BMW M6 Gran Coupe

BMW continúa ampliando la oferta de su mítica serie M hacia autos más grandes y confortables.           
31 Mar 2016 – 05:41 PM EDT
Reacciona
Comparte

BMW continúa ampliando la oferta de su mítica serie M hacia autos más grandes y confortables. Si bien la M es sinónimo de deportividad y prestaciones, la casa alemana lanza otra vez un M de cuatro puertas, esta vez el BMW M6 Gran Coupé.

El 60 de los dueños de un BMW M en Estados Unidos lo llevan a correr a alguna pista o competición, según la propia marca. Así que el M6 Gran Coupé, una berlina lujosa de grandes dimensiones y pesada, tenía que cumplir en el circuito.

“Es un gran auto para la pista, pero también perfecto para el uso diario”, según Paul Ferraiolo, manager de Producto y Estrategia de BMW.

Esta berlina ofrece la comodidad de las puertas y asientos traseros, un maletero de gran capacidad, el lujo de la serie 6 y además las impresionantes prestaciones de un motor Twinpower Turbo de 4.4 litros V-8 con 560 caballos de potencia que lanza a este vehículo de dos toneladas de 0 a 60 millas por hora en 4.1 segundos. Su velocidad máxima está limitada en EEUU a las 155 mph, pero sin tener que llegar a esos límites lo que más sorprende es su capacidad para entregar la potencia en diferentes situaciones. La capacidad de aceleración siempre está ahí, disponible, gracias a los dos turbocompresores.

Esa potencia se aprovecha al máximo gracias al diferencial activo M, diseñado para competición y ahora disponible en los modelos M, que permite una dirección muy precisa y unas imponente ruedas traseras de 295 mm. Además, el diferencial activo es “inteligente” y aprende de cada situación, de modo que el auto termina “leyendo” qué va a ocurrir inmediatamente después y prepara la distribución de la fuerza hacia las ruedas traseras por adelantado.

“Vendemos emoción”

La caja de cambios es de 7 velocidades, con doble embrague. Los botones M1 y M2 permiten memorizar una configuración de manejo específica, ya se busque más confort o mejores prestaciones. Así, se puede activar o desactivar el control de tracción, endurecer la suspensión, alargar las marchas hasta revoluciones más altas… en cualquier caso, la potencia y la flexibilidad de estos sistemas hacen que el cambio manual (aunque se ofrecerá al mercado) sea innecesario. No hay forma de mejorar manualmente las prestaciones del cambio automático, que busca en cada momento la velocidad que ofrezca la mejor capacidad de tracción.

Aun así, este Gran Coupé sigue ofreciendo las sensaciones de manejo que se esperan de un BMW de tracción trasera.

“Nosotros vendemos emoción-, comenta Albert Biermann, vicepresidente de Ingenería de M-. Si no, haríamos todos los autos con tracción a las cuatro ruedas”.

Para parar una máquina como ésta se necesitan unos frenos poderosos. El M6 Gran Coupé viene con frenos de disco cerámicos reforzados con fibra de carbono que soportan altas temperaturas y se refrigeran más rápido, algo especialmente necesario si se piensa llevar el auto a una pista.

Diseño

El M6 Gran Coupé es inconfundiblemente un BMW de gama alta, con la parrilla frontal tradicional, amplias entradas de aire y faros LED que se orientan hacia el interior de la curva. Lo más llamativo es su techo, gris oscuro, fabricado con fibra de carbono para hacerlo más ligero (como el chasis de aluminio). Y, por supuesto, no faltan los detalles “M” en diferentes puntos de la carrocería.

En el interior nos encontramos con un auto de lujo de gama alta más que con un deportivo, pese a los asientos M. Piel merino en los asientos, totalmente electrónicos con varias memorias y detalles muy cuidados como el interior del techo de ante. Lo único que nos recuerda que estamos en un M6 y no en el por ahora inexistente M7 es el reducido espacio para una tercera persona en los asientos traseros. El M6 Gran Coupé, pese a sus cuatro puertas, sigue siendo un auto para cuatro personas.

¿Y su consumo? Si ha leído hasta aquí y es un fanático de los M seguramente no le importe mucho, pero el M6 Gran Coupé gasta 9.9 litros a los 100 km. La función Auto Start Stop, ya presente en otros modelos de la marca, es uno de los elementos de ahorro de combustible.

Reacciona
Comparte
RELACIONADOS:BMW