Auto Shows

Salón Internacional del Tuning 2011

Una vez más el Salón del Tuning reunió a los autos más escandalosos y a las chicas más sexies para crear una combinación irresistible.
12 Jul 2011 – 4:16 PM EDT

Autos y mujeres, una combinación irresistible

DISTRITO FEDERAL, México.- El Salón del Tuning cumplió cinco años de hacer realidad el sueño de muchos hombres: reunir autos y mujeres sexys.

En la edición 2011 se mostraron desde modelos súper compactos hasta convertibles, deportivos y uno que otro clásico, entre ellos un Batimóvil.

Y no hay duda de que este tipo de exhibiciones son una fiel muestra del talento creativo que hay en México y el crecimiento que ha tenido el tuning en los últimos años, pues este año, el Salón Internacional del Tuning recibió más de 150 autos modificados.

Aunque la constante son los trabajos de pintura especiales y enormes rines, la personalización de los modelos incluye luces neón en cualquier lugar que lo permita, así como alerones y faldones que le dan un look agresivo a la mayoría de los modelos.

El auto también se ha convertido en un recinto tecnológico, por lo que no pueden faltar las pantallas en cualquier lugar que lo permita, ya sea la cajuela, debajo del capó y hasta en donde van los faros delanteros, así como un reproductor de DVD, juegos de luces láser y consolas de videojuegos.

En este salón no sólo compiten los autos más extravagantes; también hay una ardua lucha por saber quién es capaz de poner más decibeles a ritmo de reggaetón.

Hay quienes prefieren compartir con el mundo sus gustos y hacen de su auto un museo ambulante de sus aficiones con modelos temáticos como otra versión de Bumblebee, un auto que rinde homenaje a la caricatura de Los Pitufos; una camioneta repleta de Scooby-Doo y hasta un auto compacto que rinde tributo al grupo de rock argentino, Héroes del Silencio y que viene con todo e imagen de Enrique Bunbury en el capó.

Pero no se puede hablar de una exposición de tuning sin agregar un ingrediente esencial: la presencia femenina.

Para acompañar a los autos estuvieron varias  señoritas que le dieron el toque sensual al evento. Además de recorrer la exposición, animaron a los visitantes con un divertido y sexy car wash y ya encendidos los ánimos, siguieron con un atrevido concurso de bikini, en donde los fanáticos, en su mayoría del género masculino, disfrutaron de lo lindo.

RELACIONADOS:Auto Shows

Más contenido de tu interés