publicidad

Los angelinos detuvieron sus rutinas para ver el eclipse solar y esto fue lo que pasó

Los angelinos detuvieron sus rutinas para ver el eclipse solar y esto fue lo que pasó

Así se vivió en el sur de California el histórico fenómeno que casi detuvo el tiempo en todo Estados Unidos. En Los Ángeles fue parcial y el momento de mayor intensidad fue alrededor de las 10:20 de la mañana, donde miles de personas desde observatorios, centros de ciencia, parques y calles miraron hacia el cielo.

Cientos de personas asistieron al observatorio de Los Ángeles para disfrutar del eclipse solar Univision

LOS ÁNGELES, California.- Eran las 10:25 de la mañana y el sol en el cielo de Los Ángeles estaba parcialmente cubierto por la luna: era el momento de mayor intensidad de este fenómeno que no ocurría hace 99 años. Un grupo de trabajadores de construcción descansaba sobre una acera y uno de ellos miró sin propósito al cielo. "No, ponte estos lentes", le gritó a lo lejos una señora mientras se le acercaba corriendo.

"No vas a ver esto en mucho tiempo, no hay uno desde hace 100 años", le intentaba explicar. El hombre recibió los lentes y se los puso, miró hacia arriba y empezó a compartir la experiencia con sus otros compañeros. Aunque miles de angelinos estaban preparados, otros solo contaron con la suerte de tener vecinos que les prestaron sus gafas especiales para poder mirar directamente y sin dañarse los ojos el gran eclipse solar que se vivió este lunes en EEUU.

publicidad

Desde techos, céspedes en parques y universidades, esquinas en las calles y ventanas de oficina, los californianos miraron hacia el cielo para apreciar un fenómeno que no se daba desde 1979.

En el Observatorio Griffith miles de personas esperaron para ver el momento en que la Luna opacaba al Sol, a pesar de que en el sur de California se vivió un eclipse parcial: solo el 62% del sol se oscureció en esta zona. Sin embargo el histórico evento celestial no defraudó a sus espectadores.

En el oeste de Los Ángeles, docenas de personas hicieron una pausa en su día de trabajo para reunirse en terrazas de estacionamientos y ver el espectáculo, aunque las nubes amenazaban con dañarles el panorama. El pronóstico de la mañana era "cielos nublados".

Otros cientos se fueron a presenciar el eclipse desde parques públicos, librerías, institutos educativos como Caltech, UCLA, USC y centros de ciencia.

En fotos: Así se vivió el eclipse solar del sur al norte de California


El césped de las afueras del Observatorio Griffith se convirtió en una marea de gente que parecían en una fiesta, con snacks y bebidas, para ver al cielo. "Es surreal. Es tan extraño", dijo Gail Carter a la agencia de noticias californiana CNS. "Pensé que sería más oscuro, para ser honesto, pero se siente más como un día nublado".

Aún así, los asistentes al observatorio se sentían especiales de experimentar un fenómeno meteorológico que no sucedía hace 99 años. "Es algo que verás probablemente una vez en la vida", aseguró Jonathan Levy, otro de los que disfrutaban del evento.

En realidad, otro eclipse como este sucederá en Estados Unidos en abril de 2024 y un año antes, en octubre, se espera que haya un evento que bloqueará mucho menos el sol y es conocido como 'Anillo de Fuego', que podrá verse también desde algunas partes de California.

publicidad

"Es un evento tan poco común que quería experimentarlo", señaló una persona afuera del Departamento de Policía de Los Ángeles mientras sostenía dos piezas de papel con hoyos, sus lentes improvisados para ver el eclipse.

En ese mismo lugar, un agente le seguía advirtiendo a las personas que no vieran de frente al cielo si no querían tener daños en sus ojos. "Espero que la gente no se lastime. Esta luz es más fuerte de lo que creen. ¿Por qué arriesgarías unos ojos de un millón de dólares por unas gafas de $1.99?", advertía.

La terraza del piso 27 del Ayuntamiento de Los Ángeles también fue uno de los lugares concurridos para observar lo que ocurría, donde docenas de turistas y trabajadores de la ciudad se amontonaron durante un par de horas mientras estuvo activo el eclipse.

Uno de ellos era Sandra Shields, residente de Palmdale, quien estaba de visita en Los Ángeles y una amiga le sugirió que fueran a esta terraza que era gratis y abierta al público en cualquier momento que el City Hall lo esté. "Una amiga que había estado aquí antes, y nos estaba paseando, mencionó que había un observatorio aquí en el Ayuntamiento, así que dijimos por qué no. Como es día de eclipse, siempre lo recordaremos", dijo Shields.

Y los que no consiguieron lentes para verlo, no se quedaron con las ganas. Kevin Jew, un trabajador de Project Restore, salió preparado con sus máscaras para soldar y repartió otras que tenía para quienes, como él, no tuvieran aún una forma segura de apreciar el eclipse. "Trajé todas las máscaras para soldar que tenía en la casa".

publicidad

Pero no todos los trabajadores dejaron momentáneamente sus trabajos con permiso, algunos incluso se escaparon para no perderse el evento del año. "Solo quería hacer historia hoy. No creo que ninguno de los que estamos aquí haya visto algo así antes, así que solo quería dar una miradita rápida", contó uno de los que no quiso dar su nombre, pues técnicamente debía haber estado trabajando.

Con máscaras, lentes y cajas: así vieron los estadounidenses el eclipse solar (FOTOS)
publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad