null: nullpx
Vix

Según Stephen Hawking, el Bosón de Higgs podría destruir el Universo

Publicado 10 Sep 2014 – 03:00 PM EDT | Actualizado 14 Mar 2018 – 09:48 AM EDT
Reacciona
Comparte

El popular físico teórico y divulgador científico Stephen Hawking nos tiene más que acostumbrados a las polémicas y debatidas declaraciones que, por obvias razones, generalmente se vuelven portada en los principales medios de divulgación científica. Aunque no es el único que lo ha mencionado ni es la primera vez que lo plantea, lo cierto es que su afirmación de que el recientemente descubierto Bosón de Higgs podría ser responsable de la destrucción del Universo conocido, ya está dando la vuelta al mundo. Veamos algunos detalles.

Una burbuja que devora todo

Según Hawking y otros eminentes físicos teóricos plantean, la también llamada “Partícula de Dios” podría ser la responsable de que en el futuro, se produzca una fluctuación cuántica gigantesca que producirá un vacío o “burbuja” capaz de expandirse velozmente por el espacio y consumir el Universo.

Esta hipótesis ha tomado más cuerpo ya pasado un tiempo del descubrimiento de la partícula en el laboratorio CERN, debido a que al poder medir su masa, los físicos pudieron realizar nuevos cálculos que los llevan a comprender mejor la naturaleza de la materia.

Según ellos, la masa del bosón es de unos 126 mil millones de electrón-voltios, es decir, 126 veces la masa de un protón. Esta enorme masa es justo la necesaria para mantener el Universo al borde de la inestabilidad, en una especie de equilibrio que de alterarse sería catastrófico.

Según las teorías, como la materia puede existir en forma líquida o sólida, el llamado campo de Higgs, que llena todo el espacio-tiempo, podría existir en dos estados distintos. Este campo, que surgió con el nacimiento del Universo, podría estar cambiando lentamente a medida que trata de encontrar un equilibrio óptimo de intensidad y la energía potencial necesaria para mantener su fuerza, la cual en este momento está en un estado mínimo.

Sin embargo, una fluctuación cuántica podría desencadenar lo que se conoce como “efecto de túnel cuántico”, que provocaría un vacío que se expandiría a la velocidad de la luz desintegrando los núcleos atómicos, y sólo el Hidrógeno, por su propia naturaleza, sobreviviría a todo esto.

¿Cuándo podría ocurrir todo?

Aún no es posible calcular el momento preciso en el que esto ocurriría, pero según Hawking, podría pasar en cualquier momento y no lo veríamos venir, de hecho, esta “burbuja” ya podría estar en camino desde algún lejano punto del espacio. No obstante, confiesa que el desconocimiento actual de muchos aspectos del espacio-tiempo podría inducir a importantes errores de cálculo.

De hecho, podrían existir otras partículas que ayudarían a estabilizarlo todo, como por ejemplo la materia oscura, que se supone que constituye alrededor del 27% del Universo y no se sabe como interactúa con este, o incluso podría existir una antipartícula al bosón de Higgs, si se cumple la la teoría de la supersimetría que plantea el Modelo Estándar. Esta contraparte podría estabilizar el Universo y la destructiva “burbuja” estaría más lejos aún de producirse.

Como verás, de momento todo se queda en el campo teórico y el desconocimiento de cómo funciona realmente el espacio-tiempo es abismal. Quizás en unos años, a medida que avance el conocimiento de este campo, otra mediática declaración de Stephen Hawking nos hable de manera más optimista acerca del futuro de nuestro Universo, contenida en el prefacio de Starmus, donde una colección de ensayos y conferencias sobre este y otros temas, seguro darán mucho de qué hablar próximamente.

¿Qué crees sobre esta teoría del fin del Universo?

Reacciona
Comparte