null: nullpx
bebe

6 cosas que experimentarás en las primeras 24 horas con tu bebé y son totalmente normales

Publicado 20 Nov 2020 – 12:46 PM EST | Actualizado 20 Nov 2020 – 12:46 PM EST
Reacciona
Comparte

A pesar de que la maternidad es una etapa enriquecedora y llena de magia, también puede ser difícil y agotadora.

Si estás a punto de tener un bebé, debes conocer las seis principales vivencias que experimentarás durante sus primeras 24 horas. Algunas son difíciles, pero otras te llenarán de dicha.

#1 La hora de amamantar

No es un secreto: amamantar por primera vez puede ser difícil y hasta angustiante.

Aunque haya mucha información al respecto, es posible que la realidad quede muy lejos de las expectativas, ya que puede ocurrir que el bebé se duerma o que se quede con hambre. Sin embargo, la constancia y paciencia harán que lo domines poco a poco.

#2 Los cuidados del bebé

Atender al bebé puede causar temor y nerviosismo, sobre todo en las mamás primerizas. Es normal tener miedo de bañarlo o de dejarlo durmiendo en su cuna. Sigue tu instinto, ¡lo harás muy bien!

#3 Mucho cansancio

Nueve meses de embarazo, el desgaste del parto (ya sea natural o cesárea) y el desbalance hormonal se suman a la difícil tarea de cuidar a un pequeño que aún no duerme durante toda la noche y que requiere de muchos cuidados.

Por ende, el cansancio es algo que está presente durante las primeras 24 horas (y más), así que no dudes en pedir ayuda si lo necesitas.

#4 No dejarás de ver a tu bebé

Luego de tanto tiempo de espera, por fin tienes a tu bebé en tus brazos y así te das cuenta de que te fascina cada detalle de él o ella.

Es posible que no quieras dejar de mirarlo, para así no perderte nada de lo que haga.

#5 Tener múltiples dudas

Ninguna mujer nace sabiendo como ser mamá. Sin duda, es uno de los retos más grandes en la vida. Es normal que te preocupes por si llora mucho o si lo hace muy poco, o bien, que no sepas por qué lo hace.

También es común dudar si su popó tiene la composición que debería o no saber exactamente cada cuanto tiempo tiene que comer. ¡No te sientas mal por eso! Es común sentir incertidumbre.

Para responder esas preguntas, puedes acudir al pediatra, a tus familiares o a una amiga que ya sea mamá. Lo importante es que te sientas tranquila.

#6 No querer compartir al bebé

Está claro que los bebés son frágiles y vulnerables, por lo que necesitan vigilancia constante. Es habitual que sientas que sólo estará seguro contigo, pasó 9 meses en tu vientre y ahí estuvo a salvo, lo que también hizo que crearan un lazo muy especial.

En consecuencia, puede resultarte difícil dejarlo al cuidado de alguien más y permitir que lo arrullen o que le cambien el pañal. No te sientas culpable por eso, es tu instinto de protección. Poco a poco, podrás dejar que alguien más lo vigile sin que eso te cause estrés.

En definitiva, las primeras 24 horas de vida de un bebé están llenas de emociones de todo tipo, pero son gratificantes e inolvidables.

mini:


Sigue leyendo:

Reacciona
Comparte