Predicciones para el Caribe 2015

El profesor Zellagro te dice cómo le irá a los principales países del Caribe durante el recién iniciado 2015.

Cuba

El 2015 comienza con el tránsito directo de Saturno en Sagitario y con el movimiento retrógrado de Júpiter en Leo. Se cumplen 56 años del triunfo de la Revolución Cubana el 1 de enero de 1959. El año se marca por una nueva etapa anunciada el 17 de diciembre entre los gobernantes de Estados Unidos y Cuba, un hecho histórico que terminó más de medio siglo de alejamiento diplomático entre ambos países.

Numerológicamente, el año 2015 suma 8 (en Numerología todas las cifras y sumas se reducen a un solo dígito sumándose entre si, en este caso 2+0+1+5=8), vemos entonces la combinación del día en que se realiza simultáneamente en Washington y La Habana el anuncio del restablecimiento de relaciones "día 17 que también suma 8 (1+7=8), y como dentro de la Numerología no existen casualidades, sino causalidades aplicamos este principio también a la clave del día en que triunfó la Revolución (1 de enero de 1959 que al sumarse entre si arroja 1+1+1959=1961 y a su vez el total vuelve a ser 8 pues (1+9+6+1=8) con lo que el 8 se va convirtiendo en un factor muy importante para Cuba.

Por otra parte, cada año entramos en un Año Personal diferente, un ciclo que se calcula sumando el día y mes de nacimiento con el año en cuestión. En el caso del gobernante cubano Raúl Castro nacido el 3 de junio el año 2015 también sumará 8 pues (3+6+2015=2024 que a su vez, al sumarse entre si vuelve a darnos 8). El mes de nacimiento de Fidel Castro, es agosto, que es el mes 8.

El número 8 en Numerología se asocia con la economía, o bien grandes pérdidas, o grandes ganancias. Al mismo tiempo la Revolución Cubana comenzó bajo el signo de Capricornio, que ahora tiene a Saturno directo, y está bajo la égida de Júpiter retrógrado.

Otro aspecto singular relacionado con el número 8 es que en febrero comienza a regir el Año de la Oveja que es el número 8 en el horóscopo chino y que está relacionada con la prosperidad y la paz.

Este ambiente astral, el contexto internacional en el que el peligro del terrorismo internacional basado en el fundamentalismo islámico, los ataques cibernéticos y los conflictos entre las potencias, crea un clima de distensión singular entre ambos países que deberán trabajar juntos para combatir enemigos comunes. Entre ellos, luchar contra el narcotráfico y compartir información sobre huracanes y otros desastres naturales que por la cercanía de ambos países afecta a ambos y requiere cooperación, en lugar de confrontación.

Aunque no significa que el embargo norteamericano se vaya a levantar totalmente, el restablecimiento de las relaciones, el auge del comercio entre Cuba y Estados Unidos y la flexibilización de los viajes de ciudadanos norteamericanos a Cuba y viceversa, así como otras medidas de contenido económico auguran una etapa muy interesante para el país que conllevará a pasos conducentes a una mayor libertad de expresión y movimiento para sus ciudadanos, acceso a Internet y más recursos económicos. Aunque persistirán los focos de oposición y situaciones tensas entre los mismos y el Gobierno el clima será más distendido, las perspectivas de un salto cualitativo para los cubanos son más altas que nunca y una vez superados los escollos iniciales el año se presenta muy bueno para el país.

Durante este año se promoverá más la figura de Miguel Mario Díaz-Canel Bermúdez, el primer vicepresidente del Consejo de Estado de Cuba desde 2013 y el primero nacido después de la Revolución de 1959 para alcanzar ese puesto. El  24 de febrero de 2013, fue elegido primer vicepresidente del Consejo y por lo tanto, el segundo en la línea sucesoria del poder ejecutivo de Cuba lo cual quiere decir que una vez que Rául Castro se retire de su puesto, Díaz Canel posiblemente sería el nuevo presidente cubano según las leyes del país.

Puerto Rico

Como consecuencia directa de la nueva situación surgida en el Caribe con la normalización de relaciones entre Estados Unidos y Cuba y la posibilidad de una flexibilización del comercio y el levantamiento de restricciones a los viajes turísticos, lejos de perjudicarse, el hermano país caribeño se verá beneficiado.

Aunque algunos boricuas temen que el turismo que normalmente visita la Isla del Encanto ahora se desvíe hacia Cuba ese temor carece de fundamento ya que son dos destinos turísticos diferentes pues Cuba es mayoritariamente un centro de interés para los europeos, y Puerto Rico para los norteamericanos. Además, el intercambio comercial, artístico y deportivo que supone ahora este acercamiento entre ambos países, que por cierto nunca han estado separados histórica ni emocionalmente como se lee en los versos de la ilustre poetisa y patriota puertorriqueña Lola Rodríguez de Tió quien profesó un gran amor a Cuba donde pasó la mayor parte de su vida, e inclusive, donde falleció,  “Cuba y Puerto Rico son, de un pájaro las dos alas”, además los vínculos históricos entre ambos países que se remontan inclusive a la fundación del Partido Revolucionario Cubano por José Martí en el siglo XIX y que planteaba, entre otras cosas, la independencia tanto de Cuba como de Puerto Rico de la metrópoli española en su época.

De ahí que la nueva circunstancia cubano-norteamericana lejos de perjudicar, beneficiará a la economía boricua al incrementarse el comercio con su vecino país caribeño con quien comparten idioma, cultura, tradiciones y costumbres.

En otro orden de cosas Puerto Rico deberá continuar su lucha contra la delincuencia que causa desazón en la población e impide el mejor desarrollo del turismo y las inversiones, aunque afortunadamente, el nivel de crecimiento está sosteniéndose y las perspectivas generales del país son muy alentadoras. No obstante, hacia la época ciclónica existe el peligro potencial de un huracán hacia el sur del país, pero el país se preparará adecuadamente para disminuir los efectos que podría causar ese meteoro.

República Dominicana

A pesar de las dificultades, la República Dominicana continúa un ritmo de crecimiento que la coloca al frente de sus hermanos caribeños. Sin embargo, debido a ciertas coyunturas existente en el país aunque el desarrollo ha sido notable, continúan persistiendo males como la pobreza, la delincuencia y la corrupción administrativa.

En este año 2015 el país se enfrentará a grandes retos uno de ellos es garantizar la fiabilidad del suministro eléctrico, la eliminación de las trabas burocráticas que impiden abrir fácilmente un negocio así como las leyes asociadas con la insolvencia económica.

Felizmente se observan elementos claves que permitirán mejorar el  clima de negocios que impulsará la inversión y la creación de puestos de trabajo.  Por otra parte, un gran reto para el Gobierno será propiciar mejoras sustanciales en la cobertura de los servicios públicos que lamentablemente sigue siendo desigual y de baja calidad, en especial para los más pobres.

Con esas metas frente a si, y las potencialidades enormes que brinda la iniciativa del alegre pueblo dominicano, trabajador, entusiasta y dedicado, las perspectivas son halagüeñas y auguran un año 2015 mejor que el anterior.