Familia y Hogar

La envidia te hace daño

Karla te explica en su Blog qué es la envidia y por qué es un sentimiento que hace tanto daño a quien lo experimenta.
31 Ago 2010 – 12:00 AM EDT

De acuerdo a esta definición lo que no le agrada al envidioso no es tanto algún objeto en particular que un tercero pueda tener sino la felicidad en ese otro. Entendida de esta manera, es posible concluir que la envidia es la madre del resentimiento, un sentimiento que no busca que a uno le vaya mejor sino que al otro le vaya peor. Cualquiera sea el caso, la envidia es un sentimiento que nunca produce nada positivo en el que lo padece sino una insalvable amargura.¿Interesante definición verdad? Y esa es la realidad: la persona envidiosa no sólo se alegra de lo malo que te pase, sino que desea que te vaya peor. Cuántas veces hemos escuchado frases como "Ojalá que pierda su trabajo, es una tonta", "Ojalá que la deje el marido", "Ojalá que se quede sin nada", " Esa mujer está horrible", e incluso "Ojalá que se muera". Todas estas frases son consideradas maldiciones. De acuerdo a los expertos, una de las peculiaridades de la persona envidiosa es que necesariamente se disfraza o se oculta, y no sólo ante terceros, sino también ante sí misma. La forma de ocultación más usual es la negación: se niega ante los demás y ante sí misma sentir envidia.La envidia revela una deficiencia de la persona, que no está dispuesta a admitir. Si el envidioso estuviera dispuesto a saber de sí, a reconocerse, asumiría ante los demás y ante sí mismo sus carencias. La envidia es un sentimiento tan fuerte que incluso persiste aún cuando el envidiado haya dejado de existir. Una persona envidiosa acude al ataque de aspectos difícilmente comprobables de la privacidad del envidiado, tratando asi de destruir la imagen que los demás tienen de él. ¿Cómo conseguirlo? Mediante la difamación. Hablar mal de su persona, de su fisico o de sus actos. La difamación es el proceso mediante el cual se logra desacreditar gravemente la buena fama de una persona.El envidioso es una persona carente de algún o algunos atributos. Sabemos de qué carece el envidioso a partir de aquello que envidia en el otro. O lo que en algunas ocasiones critica. Por ejemplo, cuando escuchamos frases como "Qué horrible cabello", "Qué feo cuerpo", "Qué mal hace su trabajo", etcétera.La persona que vive con el sentimiento de la envidia vive deseando la destrucción del envidiado. Si pudiera llegaría incluso a la destrucción física. Y por tal motivo vive frustrada pensando en el otro y olvidándose de sí misma.La envidia es el sentimiento que te aleja de crecer. No puedes crecer si vives pensando en lo que el otro tiene, en lo que el otro es.Las quiero,Karla