null: nullpx
Cine

Katherine Heigl desapareció de televisión muchos años: te contamos lo que le pasó

Publicado 9 Feb 2021 – 05:49 PM EST | Actualizado 9 Feb 2021 – 05:49 PM EST
Reacciona
Comparte

Grey's Anatomy tiene el don de enamorarnos con sus personajes y después destrozarnos con su muerte o despedida del show, tal y como sucedió con Izzie Stevens, interpretada por Katherine Heigl.

Heigl formó parte del elenco principal de Grey's de la primera a la sexta temporada. Su rol como Izzie no sólo nos hizo llorar, amar y finalmente sorprendernos con su abrupta partida, sino también la hizo ganadora del Emmy Award de mejor actriz de reparto en 2007. Sin embargo, después de esta victoria y contrario a lo que se podía esperar, la carrera de Katherine comenzó a sufrir.

¿Qué pasó con la carrera de Katherine Heigl después de Grey's Anatomy?

Antes de dar vida Izzie Stevens, Katherine Heigl ya contaba con varios años en la industria y múltiples roles en series y películas.

No obstante, interpretar a esta soñadora doctora la catapultó a la fama, le concedió su primer premio importante en los Emmy Awards, así como un par de nominaciones a los Golden Globes, y provocó que Heigl brincara al cine y comenzara a protagonizar varias rom-coms.

En la segunda mitad de la década del 2000, Katherine se convirtió en la actriz favorita de las comedias románticas con protagónicos en producciones como L igeramente embarazada, Ámame o muérete, 27 bodas, Bajo el mismo techo y La Cruda Verdad.

Sin embargo, la exitosa carrera que parecía prometerle Hollywood se resquebrajó poco a poco por varios escándalos y tensiones en las que estuvo involucrada.

Uno de los momentos polémicos más sonados y que dio inicio al fin fue cuando decidió retirar su nombre de los contendientes para los Emmy Awards de 2008 –un año después de haber ganado dicho premio– debido a que no consideraba que su personaje tuviera un material bueno para justificar su postulación a la importante premiación.

Esta declaración no sólo dejó en evidencia el disgusto que Heigl tenía hacia la construcción de su personaje en la serie, sino también ocasionó una molestia en la producción de Grey's Anatomy y poco después su personaje, el cual tenía un futuro diferente en la trama con la historia de amor entre Izzie y Alex, tuvo que ser despedido.

Posteriormente, Katherine volvió a tener presencia en los titulares cuando confesó que le fue difícil apreciar en la película que trabajó: Ligeramente Embarazada. Tampoco tenía muy buenos comentarios sobre la trama, ya que la consideraba «un poco sexista».

Dicha crítica no fue tomada bien por los medios, quienes encontraron en varias declaraciones de Heigl sobre sus antiguos trabajos y personajes motivos perfectos para mostrarla como una actriz difícil con quien trabajar.

«Es posible que haya dicho un par de cosas que no les gustaron, pero luego eso escaló a "ella es malagradecida", luego eso escaló a "ella es difícil", y eso escaló a "ella no es profesional".

A pesar de ser tachada durante largo tiempo como una de las actrices más insoportables de Hollywood, Heigl seguía teniendo uno que otro rol en la pantalla chica y grande.

De acuerdo con la actriz, a pesar de ser fuertemente criticada, si seguía generando dinero con sus películas, los estudios pasarían de alto la "mala fama" que le atribuían. Sin embargo, en un momento sus producciones dejaron de tener las ganancias esperadas y poco a poco el ataque de los medios fue tanto que Heigl se lo tomó personal, según comenta en su entrevista para The Telegraph.

«Fue este círculo vicioso. Fue una vergüenza pública. Incluso un poco de acoso público. Y me lo tomé muy, muy personal. Me confundió sobre mi propio valor porque puse todo lo que valgo en las opiniones de otras personas y de repente esas opiniones cambiaron».

A mediados de la década de 2010, fracaso tras fracaso en taquilla y el acoso mediático provocó en Heigl una terrible ansiedad que a momentos la hizo sentir que prefería estar muerta.

Katherine buscó ayuda profesional, se alejó un poco de los reflectores, se dedicó a su familia –Heigl está casada con Josh Kelley y juntos son padres de tres hijos–, y a la vida en su rancho en Utah donde tienen cinco perros, tres gatos, caballos, gallinas, cabras, burros y cerdos.

quote: Quitarme de en medio por un tiempo fue muy curativo. Fue un buen momento para descubrirme a mí misma.

Este break le permitió sanar y regresar con una mayor madurez al medio, en donde realmente no ha sido una total desconocida en los últimos años con sus roles de Samantha Wheeler en Suits y Sadie Ellis en Doubt.

En 2021 Katherine Heigl vuelve a tener una importante relevancia gracias a su protagónico en la exitosa serie de Netflix El baile de las luciérnagas, la cual se ha mantenido en el TOP10 desde su estreno.

También te puede interesar:

Reacciona
Comparte