null: nullpx
Dakota Johnson

Suspiria, la aterradora película que envió a Dakota Johnson a terapia: 10 cosas que debes saber

Publicado 1 Ago 2018 – 12:10 PM EDT | Actualizado 1 Ago 2018 – 03:13 PM EDT
Reacciona
Comparte

El cine de terror sigue cosechando popularidad y elogios de la crítica, y ha probado ser un terreno fértil para la irrupción de nuevos talentos y de películas diferentes y personales que dan una vuelta de tuerca a las convenciones del género.

Esto puede explicar en parte que Suspiria se haya convertido en uno de los lanzamientos más intrigantes y anticipados del año.

El director italiano Luca Guadagnino no es ningún nuevo talento, y viene de arrasar en festivales y premiaciones con su drama romántico Call Me By Your Name, cierre de su especie de trilogía conceptual sobre el deseo (completada con I Am Love y A Bigger Splash).

Pero sí es nueva su incursión en el horror sobrenatural con Suspiria, una adaptación de la clásica película de culto de Darío Argento, estrenada en 1977 y considerada una obra clave del giallo, ese influyente subgénero de terror italiano del que se desprendieron corrientes más populares como los slasher de los 80.

Suspiria podría marcar un hito en el cine de terror de 2018, y estos son algunos de los detalles y consideraciones que explican las grandes expectativas en torno a la película.

1. No es exactamente un remake

El director Luca Guadagnino ha dicho que más que una adaptación es un «homenaje» a la película de 1977, y que lo que intentará replicar es «la poderosa emoción» que sintió al verla.

Recientemente se informó que la nueva versión tiene una duración de casi una hora más que la original, lo que la sitúa en el entorno de las dos horas y media de duración y habla de las ambiciones de Guadagnino y las diferencias con la original.

El argumento general es en esencia el mismo que en la original y contiene a los mismos personajes.

Esta es la sinopsis:

Susie Bannion viaja a Berlín para alistarse en la Academia de Danza Markos, luego de que su directora, Madame Blanc, haya quedado fascinada con el talento de la joven. Tras una serie de misteriosas desapariciones entre los estudiantes, Susie, junto con su nueva amiga Sara y un veterano psicólogo llamado Jozef Klemperer, descubre que la academia podría esconder oscuros secretos y que sus vidas podrían estar en peligro.

2. Tiene un elenco femenino brillante

Dakota Johnson protagoniza Suspiria en el papel de la bailarina Susie Bannion, y aunque es evidente que se trata de una película muy diferente de las de la trilogía Cincuenta Sombras que viene de protagonizar, también parece ser un rol que impone cierta vulnerabilidad e inocencia.

Johnson ya trabajó antes con Guadagnino en la película A Bigger Splash, en un papel más sensual y seductor.

El director quería tener en Suspiria a todo el elenco principal de esa película (que incluye además a Ralph Fiennes y Matthias Schoenaerts) pero finalmente fueron Johnson y Tilda Swinton las que lo siguieron hasta Suspiria.

Tilda Swinton interpreta a la severa y misteriosa Madame Blanc, directora de la academia.

El elenco principal está completado por Mia Goth, Angela Winkler, Ingrid Caven y Chloë Grace Moretz.

Jessica Harper, protagonista de la película original, también aparece en el reparto, en un nuevo rol.

3. Un «actor» debuta en la película

Una curiosidad del casting: el papel del Dr. Klemperer es interpretado por Lutz Ebersdorf, que no es un actor profesional si no un psicoanalista, y que tiene aquí su primera aparición en la pantalla.

Guadagnino quería «desesperadamente» que ese rol fuera interpretado por un verdadero psicólogo.

4. La música la hace Thom Yorke de Radiohead

La banda de sonido original compuesta por la banda Goblin es uno de los aspectos memorables de la película de Argento, y crucial en sus momentos más inquietantes y aterradores.

Para buscar este mismo efecto, la nueva versión convocó a un destacado creador, célebre por su música melancólica y espectral.

Siguiendo los pasos de su compañero de banda Jonny Greenwood (compositor de la música de varias películas muy destacadas), el líder de Radiohead Thom Yorke debuta como compositor de la música original de una película con Suspiria.

5. No será colorida sino «oscura e invernal»

Uno de los cambios más notorios que ha hecho Guadagnino respecto a la original fue renunciar a esa paleta de colores fuertes y chillones (esa sangre casi fluorescente) que dominaban en aquella, y darle ahora un look más pálido y apagado.

Describió la apariencia de su película como «invernal, maligna y realmente oscura».

6. Emocionó a Quentin Tarantino

Luca Guadagnino compartió el jurado del Festival de Cine de Venecia con Quentin Tarantino y desde entonces ambos cineastas han mantenido una amistad.

Así que antes que a muchos, Guadagnino quiso mostrarle Suspiria a Tarantino para que este le diera su opinión o sus consejos.

«Yo estaba nervioso pero también ansioso por escuchar su opinión. La vimos en mi casa y su reacción me emocionó. Estaba muy entusiasmado al verla, y cuando terminó estaba llorando y me dio un abrazo. Porque es una película de horror pero también un melodrama, mi intención es que la audiencia mire de frente al horror sin poder quitar la vista de la pantalla porque está cautivada con los personajes»

7. Guadagnino es algo así como el Kubrick moderno

Tarantino no fue el único asombrado o emocionado con la película y con el talento de Guadagnino.

Chloë Grace Moretz, que interpreta a una de las estudiantes en la academia, dedicó grandes elogios a su director.

Dijo que la película era lo más cercano a un Kubrick moderno que había visto y que tenía mucho de The Shining.

8. Tiene (al menos) una escena MUY perturbadora

Durante el evento CinemaCon de 2018 se proyectó un adelanto de Suspiria que consistió en una única escena.

De acuerdo a las descripciones, en la secuencia Dakota Johnson baila siguiendo las exigentes instrucciones de su profesora, Tilda Swinton, mientras las imágenes se van alternando con otras de una mujer en esa misma sala cuyo cuerpo se retuerce y aplasta al ritmo de los movimientos de baile del personaje de Johnson.

Los reportes de prensa desde CinemaCon dijeron que varios de los presentes habían quedado «traumatizados» con la escena y muchos habían abandonado la sala rápidamente.

Un crítico la describió como «horripilante y difícil de ver» y consideró que la película «hará sentir incómoda a mucha gente».

9. Dakota Johnson tuvo que ir a terapia después del rodaje

No solamente el resultado final es perturbador. Para Dakota Johnson también lo fue el rodaje, como reveló en una entrevista que ya ha sido muy citada y se ha convertido en el dato más curioso de Suspiria.

La actriz describió las arduas condiciones del rodaje, quizá deliberadas por parte del director para lograr el efecto deseado y situar a los actores en el estado de ánimo adecuado:

«Estábamos en un hotel abandonado en la cima de una montaña. Teníamos 30 postes telefónicos encima del techo, por lo que había una tensión eléctrica pulsando en todo el edificio, y todo el mundo se daba corriente entre sí. Hacía un frío tremendo, y todo estaba seco»

10. Falta muy poco para su estreno

Suspiria será proyectada en el Festival de Cine de Venecia en septiembre, y luego llegará al público general en noviembre, de la mano de Amazon Studios.

Sigue leyendo:

Reacciona
Comparte