null: nullpx

¿Te despiertas siempre a las 3 de la mañana? Descubre por qué

Ana Mercedes Rueda, escritora y asesora angelical, nos comparte su punto de vista para explicarlo.
4 Sep 2019 – 10:50 AM EDT
Reacciona
Comparte
1/13
Comparte
Unos dicen que fue porque tomaron mucho café ese día; otros dicen que es porque su cerebro está acostumbrado y por eso les sucede frecuentemente; otros dicen que es porque comieron comida muy pesada en la noche antes de ir a dormir. Crédito: Shutterstock
2/13
Comparte
Sea cual sea la razón, a través de los años he escuchado muchas historias – y yo también lo experimento personalmente – en las que repentinamente uno despierta y al mirar el reloj son las 3:00 am, 3:03 am ó 3:33 am. Crédito: Shutterstock
3/13
Comparte
¿Por qué sucede esto? Sin poder dar obviamente una respuesta general que aplique a todos ya que cada caso es particular, existen algunas razones desde el punto de vista espiritual que pueden explicar este suceso. Crédito: Shutterstock
4/13
Comparte
1. En la Biblia se pueden leer varios pasajes que cuentan cómo Jesús oraba en la madrugada o incluso pasaba toda la noche solo en oración. Crédito: Shutterstock
5/13
Comparte
2. Los romanos dividían el día en cuatro vigilias, siendo la cuarta de tres a 6 de la mañana. Hay también en la Biblia varios pasajes que narran sucesos en esas horas específicas del día. Crédito: Shutterstock
6/13
Comparte
3. Existen diversas teorías que hablan cómo el mundo espiritual es muy activo a esa hora pues la mayoría de los humanos estamos durmiendo y por lo tanto la actividad mental y racional está en pausa, y por lo tanto, no está ejerciendo resistencia. Crédito: Shutterstock
7/13
Comparte
Si tú eres una de esas personas con este tipo de experiencia, te entrego las siguientes recomendaciones: Crédito: Shutterstock
8/13
Comparte
1. Ora antes de dormir y pide a Dios que te cubra con su luz protectora y de amor. Crédito: Shutterstock
9/13
Comparte
2. Dile que quisieras confirmar si Él desea entregarte algún mensaje y por eso te está despertando a esa hora de la madrugada. Crédito: Shutterstock
10/13
Comparte
3. Cuando te despiertes, ora también. Ponte en la presencia de Dios. Crédito: Shutterstock
11/13
Comparte
La oración te ayudará a sentirla claramente y también te protegerá de cualquier cosa que llegara a inquietarte o intranquilizarte. Crédito: Shutterstock
12/13
Comparte
4. Repite mentalmente varias veces: “Dios está conmigo; Dios está en mí. Dios está conmigo; Dios está en mí”. Esta frase protege y fortalece. Crédito: Shutterstock.com
13/13
Comparte
*Ana Mercedes Rueda es la autora de los libros “¿Por Qué Pido y no Recibo?”, “El Cielo te Habla” y “¿Por Qué No Fluye el Amor en mi Vida?”. www.mensajedeangeles.com. Conéctacte con ella en redes sociales: @anamercedesrueda. Ana Mercedes Rueda
Reacciona
Comparte

Más contenido de tu interés